Página:Grierson Primeros Auxilios.djvu/8

De Wikisource, la biblioteca libre.
Saltar a: navegación, buscar
Esta página ha sido corregida


-8-

Por esto, cada persona debe poseer estos conocimientos y cada centro de la Cruz Roja no tiene otro papel que preparar á los ciudadanos en estos conocimientos para el momento oportuno.

Cada miembro de la «Sociedad Argentina de Primeros Auxilios», debe esforzarse en hacer propaganda y los médicos prestarse á esparcir esta instrucción popular, dando cursos teórico- prácticos en diversos centros, aún á un corto número de oyentes que podrían ser socios activos previo examen de la asociación. Estos deben empeñarse, á su vez, en ser útiles á la humanidad, sabiendo prestar primeros auxilios bien y rápidamente y como socios llevar, como hacen los de la «Samaritana» de Alemania, prendas de vestir, útiles para desempeñar,un primer auxilio (fajas, tiradores, ligas y cinturones elásticos, pañuelos de Esmarch, con láminas de vendajes, etc.). Luego comunicar á su centro respectivo los auxilios realizados para honor y gloria de la «Sociedad Argentina Primeros Auxilios», y todos pueden agregar su grano de arena á la benéfica obra, haciéndose socios protectores, perpetuos, etc., para ayudar á esparcir esta instrucción en todo el país.

Desde la fundación, de la Sociedad Argentina Primeros Auxilios ha progresado mucho, á fuerza de trabajo y perseverancia de los miembros de las diversas Comisiones directivas que se han renovado año á año, y desde la fundación se notó la necesidad de tener un texto de instrucción escrito en lenguaje claro y sencillo para los legos en medicina.

El primer texto que publiqué, fué una traducción de Esmarch, que dí para aumentar los fondos de la Sociedad Argentina Primeros Auxilios. Esta edición se agotó en año y medio, como también la segunda que aumenté y modifiqué totalmente para adaptarlo mejor á las necesidades médicas modernas y amoldarlo á las costumbres de nuestro país. Luego, á mi ida á Europa, autoricé nuevamente á la Sociedad Argentina Primeros Auxilios para que publicara una tercera edición á su beneficio; edición que hoy está completamente agotada. También, hace tiemjpo, autoricé á la Cruz Roja Ar-