Afectos de odio y amor: 028

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 028 de 206
Afectos de odio y amor Jornada I Pedro Calderón de la Barca


(Cajas y trompetas, y salgan las mujeres que puedan, todas con plumas y espadas, y detrás CRISTERNA, con bengala.)
CRISTERNA:

En tanto que enamorado,
Sigismundo, a romper llega
paso, que en mi estado niega
la misma razón de Estado,
por haber considerado
que no me puede estar bien
que Rusia y Gocia se den
la mano, y más penetrando
mis plazas, viendo y notando
de qué calidad estén.
Quiero empezar a mostrar
si tiene o no la mujer
ingenio para aprender,
juicio para gobernar
y valor para lidiar;
y así, porque no presuma
Suevia que ciencia tan suma
quien la publica la ignora,
me ha de ver tomando ahora
la espada, y ahora la pluma.
Veme pues, Lesbia, leyendo,
mientras no se acerquen más
las tropas, que estoy detrás
de aquella montaña viendo
esas leyes que pretendo
poner en mi monarquía;
que si de noche escribía
César lo que de día obraba,
yo, mientras el día no acaba,
aún no he de perder el día.


<<<
>>>