Afectos de odio y amor: 199

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 199 de 206
Afectos de odio y amor Jornada III Pedro Calderón de la Barca


FEDERICO:

Tente, señora, que si es
Casimiro de quien quieres
vengarte, ya no es posible,
pues ya, penetrando el Merque,
habrá llegado a su raya.
Si soy yo, a tus pies me tienes,
cumplida la obligación,
primero de defenderle,
después de reñir con él,
porque escrúpulo no quede,
en su honor y el mío.

SIGISMUNDO:

Y si yo
soy en quien vengarte emprendes,
aquí estoy; que no se va
quien a la prisión se vuelve.

CRISTERNA:

Si hubiera, de mis razones,
la cólera que me enciende
satisfacer, no hay
hartas vidas en dos muertes;
y así, para no quedar
mal vengada, es mejor quede
bien quejosa.


<<<
>>>