Al pasar del arroyo: 100

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 100 de 148
Al pasar del arroyo Acto III Félix Lope de Vega y Carpio


LUÍS.

  Si él quiere, desde aquí le doy partido.

BENITO.

¿Jardín tenéis?

LUÍS.

Entrad y le veremos;
aunque por mi descuido esa perdido.

BENITO.

Presto veréis queé alegre le ponemos.

ISABEL.

Valor de tu piedad, señora, ha sido
pacificar aquestos dos estremos.

LISARDA.

Es, Isabel, el labrador honrado.

ISABEL.

Y en talle y brío, para ser mirado.
(Sale JACINTA ya vestida de dama, muy bizarra.)

JACINTA.

  Dijéronme que querías
hablarme a solas un rato.

LISARDA.

Ya sabes tú lo que trato,
Jacinta, por tantos días.
  Mi hermano te quiere bien,
y esto de Italia le enfada;
no estarás mal empleada
en su persona también.
  Que me respondas querría,
si ha de tener esperanza.

JACINTA.

El tener desconfianza,
ya sobra de cortesía;
  y porque sepas de mí
lo que mi desdén causó,
escucha, y sabrás que yo
no tengo la culpa.

LISARDA.

Di.


<<<
>>>