Amor, pleito y desafío: 035

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 035 de 123
Amor, pleito y desafío Acto I Félix Lope de Vega y Carpio


MARTÍN:

               ¿Limpia? A un sábado te aguardo;
               con su perejil las tripas,
               las manos todas barbadas
               y las panzas con su almíbar.

LEONOR:

               A buena casa venís.

MARTÍN:

               ¡Buena! Que Dios la bendiga.

LEONOR:

               Cuando sea tu mujer,
               tú verás qué de cositas
               con que te regalo yo.

MARTÍN:

               Cosas, cosas, Leonor mía,
               que salimos de la orden
               más estrecha y más ceñida
               que hay en la iglesia de Dios.

LEONOR:

               Escucharte me lastima;
               ¿tan pobre vive don Juan?

MARTÍN:

               Sustenta mucha familia
               con pequeños alimentos.

LEONOR:

               Sí, porque es gente lucida.

MARTÍN:

               Todo lo que es por defuera
               se porta con bizarría,
               en casa Dios lo perdone.

LEONOR:

               ¿Cómo?

MARTÍN:

               En la cama y comida.

LEONOR:

               Pues ¿no tenéis buena cama?

MARTÍN:

               La cama más exquisita
               que se ha escrito en la pobreza
               ni se ha visto en la avaricia;
               ella es un colchón redondo
               donde toda la familia
               alrededor se acomoda,
               de manera que confinan
               todos los pies en el medio,
               de la suerte que imaginas
               los rayos de alguna rueda.


Amor, pleito y desafío de Lope de Vega

Personas - Acto I - Acto II - Acto III