Amor, pleito y desafío: 055

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 055 de 123
Amor, pleito y desafío Acto II Félix Lope de Vega y Carpio



Vuelve SANCHO
SANCHO:

               De manera me ha quitado
               tan desdichado suceso
               el instrumento del alma,
               que no pienso que la tengo.
               Doña Beatriz, mi señora,
               entra con pasos ligeros
               agora en un coche.

ÁLVARO:

               ¿Cómo?

SANCHO:

               No sé más de que dijeron
               los hombres que la llevaban
               que eran notarios, y entre ellos
               pienso que iba un alguacil.

ÁLVARO:

               ¡Pleito intenta, vive el cielo!

JUAN:

               ¿No viste algún hombre fuera
               de los que en el coche fueron?

SANCHO:

               Un hombre medio embozado
               los hablaba desde lejos,
               y era don Juan de Padilla
               si no me engaño.

ÁLVARO:

               Esto es hecho,
               pleito me pone don Juan.

JUAN:

               ¿Qué importa? Matarle luego.

SANCHO:

               ¡Qué presto lo has sentenciado!

JUAN:

               Lo que importa ha de ser presto.


<<<
>>>