Amor, pleito y desafío: 095

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 095 de 123
Amor, pleito y desafío Acto III Félix Lope de Vega y Carpio


Salen LEONOR y MARTÍN
MARTÍN:

               Mira que no has de turbarte
               en viendo al juez y al rey.

LEONOR:

               Es en las mujeres ley
               inviolable en cualquier parte:
               no hay trabajo en que se vean
               donde les falte valor.

MARTÍN:

               Pues va de lección, Leonor;
               tú verás cuán bien se emplean;
               haz cuenta que soy juez.

LEONOR:

               Pues no te pongas tan grave,
               que el ánimo se me acabe,
               y me turbe alguna vez.
 |-

MARTÍN:

               ¿Cómo sucedió, decid
               puntüalmente, este caso?

LEONOR:

               Señor, mis padres, que fueron
               tan principales hidalgos,
               que por línea de varón
               decienden de Arias Gonzalo,
               me trujeron a criar
               a su casa en tiernos años
               de don Álvaro de Rojas.

MARTÍN:

               Todo lo llevas errado.
               ¿A criar dices que entraste?
               Pues si crías, ¿no está claro
               que has parido, y que no puedes
               pedir el doncellicato?


<<<
>>>