Arauco Domado: 015

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 015 de 140
Arauco Domado Acto I Félix Lope de Vega y Carpio


 


(Retírense,
y el viejo ponga un ramito en el suelo
y una vedija de lana encima.)
PILLALONCO:

  Ya pongo el ramo y la vedija encima
de la lana más cándida apartada.
¿Qué aguardas, pues? ¿Que tu tiniebla oprima?
  Ponte en ella, Pillán, y, la dorada
faz descubierta, dime lo que sabes
deste español y su vecina armada.
  ¿Para qué quieres que, con voces graves,
te importune, si amigo y dueño eres,
pudiendo responder a las suaves?
(Salga por el escotillón PILLÁN, demonio,
con un medio rostro dorado
y un cerco de rayos como sol en la cabeza
y el medio cuerpo con un justillo de guadamací de oro.)

PILLÁN:

¿Qué me oprimes, amigo? ¿Qué me quieres?

PILLALONCO:

 Cuéntame, Pillán divino,
quién es aqueste famoso
capitán que del Pirú
viene a Chile sobre el hombro
del mar Antártico dando
tanto miedo a nuestro polo
que los fieros araucanos,
de Valdivia vitoriosos,
los nunca vencidos pechos
bañan en cobarde asombro.


<<<
>>>