Arauco Domado: 086

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 086 de 140
El animal de Hungría Acto II Félix Lope de Vega y Carpio


MILLAURA:

Ya el asalto riguroso
debe de estar acabado,
  y no tienes que temer,
que, cogiéndolos dormidos,
vitorioso ha de volver.

FRESIA:

No me dicen los sentidos,
Millaura, que ha de vencer.
  Los ojos, si el campo miro,
todas las yerbas teñidas
de sangre ven; si respiro,
me están quitando mil vidas
y en lugar de hablar suspiro.
  Solo escuchan los oídos
tristes aves agoreras
con cantos aborrecidos
y tal vez oigo las fieras
dar por este monte aullidos.
  Si algo toco, me parece
que luego se desvanece;
si lo gusto, que es veneno,
todo está de sombras lleno;
sangriento el sol me parece.
  Perlas, Millaura, he soñado;
lágrimas tendremos hoy.

MILLAURA:

Los agüeros que has mirado
y los que mirando estoy
crecen más nuestro cuidado.
  Agrádame en los cristianos
el no andar desvanecidos
en estos agüeros vanos.


<<<
>>>