Celos aun del aire matan: 087

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Jornada III
Pág. 087 de 138
Celos aun del aire matan Jornada III Pedro Calderón de la Barca


Estando puesto el teatro del bosque, que fue con el que se cubrió el incendio, sube el peñasco con cuatro personas, DIANA en lugar eminente, MEGERA en un lado, TESÍFONE en otro, y ALECTO a los pies, vestidas de velillo negro, el de DIANA con estrellas de oro y el de las tres con algunas llamas de oro.
DIANA

Ya que aqueste peñasco
en ya esmeralda bruta,
pedazo desasido
del venenoso monte de la Luna,
es mi trono, después
que ni pompa más suma,
ni dosel más excelso
ha de tener mi majestad augusta,
hasta que a su esplendor
el templo restituya,
que sacrílego fuego,
en pardas ruinas convirtió caducas.
Desde él, de mi venganza
las leyes distribuya,
que tribunal es digno
un risco a quien delitos brutos juzga.
Y pues, como a deidad
de la esfera nocturna,
vino a mi invocación
en alas el terror de las tres Furias;
supuesto que de Aura,
a quien Venus ayuda,
los dioses no me vengan
más que en verla volar golfos de pluma.


<<<
>>>