Don Álvaro de Luna: 101

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 101 de 106
Don Álvaro de Luna Antonio Gil y Zárate


REY: ¿Qué es lo que osas decir?
ÁLVARO: Ya entre nosotros

ni confianza, ni amor puede haber nunca.
Yo temeré que renoveis lo ofensa,
vos que yo trate de vengar la injuria.
Sin mi antiguo poder vivir no quiero:
teniéndolo, tal vez....¡Ah! Mucho ofuscan
la ambicion, el rencor.... Dejad que muera:
no espongais mi lealtad á pruebas duras,
que es el morir el único servicio
que os puede ya prestar hoy el de Luna.

REY: Marcha, pues, á morir, pues tú lo quieres.

Como amigo cumplí: fuerza es que cumpla
ahora como rey. Vé, desdichado;
de mi triste mirar, luego te oculta.

ÁLVARO: Adios; señor, adios.
REY: ¿Qué haces?... ¡D. Alvaro!
ÁLVARO: Señor....¿qué me mandais?
REY: ¿Tú lo preguntas?

¿Asi te apartas de tu antiguo amigo?

ÁLVARO: No osaba....
REY: Ves mis lágrimas, y ¿dudas?
ÁLVARO: ¡Ah !.... Ya muero contento. (Se abrazan.)
REY: ¡Horrible suerte!

¡Triste afan del reinar!.... No.... mi ternura
no permite....

ÁLVARO: ¿Qué haceis?... Señor, calmaos:

considerad quien sois....No tiene escusa
esta flaqueza en vos....Adios; y el cielo
en su bondad os colme de venturas.

(Se arranca de los brazos del rey y vase
precipitado.)


ESCENA IV.


EL REY. PACHECO. ELVIRA. DESTÚÑIGA. MORALES.

(El rey se deja caer afligido en un sillon.)

REY: Y ¡he de perderle, Dios mio!

Mas ¿qué he de hacer si se obstina?



<<<
>>>