El castigo sin venganza: 012

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 012 de 124
El castigo sin venganza Acto I Félix Lope de Vega y Carpio


Salen FEDERICO, de camino,
muy galán, y BATÍN
BATÍN:

            Desconozco el estilo de tu gusto.
            ¿Agora en cuatro sauces te detienes,
            cuando a negocio, Federico, vienes
            de tan grande importancia?

FEDERICO:

            Mi disgusto
            no me permite, como fuera justo,
            más prisa y más cuidado;
            antes la gente dejo, fatigado
            de varios pensamientos,
            y al dosel de estos árboles, que, atentos
            a las dormidas ondas de este río,
            en su puro cristal, sonoro y frío,
            mirando están sus copas,
            después que los vistió de verdes ropas,
            de mí mismo quisiera retirarme;
            que me cansa el hablarme,
            del casamiento de mi padre, cuando
            pensé heredarle; que si voy mostrando
            a nuestra gente gusto, como es justo,
            el alma llena de mortal disgusto,
            camino a Mantua, de sentido ajeno;
            que voy por mi veneno
            en ir por mi madrastra, aunque es forzoso.


El castigo sin venganza de Lope de Vega

Personas - Acto I - Acto II - Acto III