El laberinto del amor: 079

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Jornada III
Pág. 079 de 107
El laberinto del amor Jornada III Miguel de Cervantes


DAGOBERTO Mi aldeana hermosa,

mal me sabéis persuadir.
    Vamos; que yo daré medio
a lo que más nos importe. 230


ROSAMIRA Yo no sé otro mejor corte.



DAGOBERTO Mil tiene nuestro remedio.


 
(Éntrase ROSAMIRA, DAGOBERTO y su criado.)
 
(Salen el CARCELERO, MANFREDO y JULIA.)

  

CARCELERO Señor, yo os pondré con ella;

y, pues venís por su bien,
a los dos nos está bien: 235
a mí, mostralla; a vos, vella.
    Si la prisión os he abierto,
es que me da el corazón
que tiene poca razón
el príncipe Dagoberto. 240
    Esperad aquí un poquito;
entraré a llamalla yo.


MANFREDO Camilo, vete.



CARCELERO No, no;

estése aquí el pajecito:
    que mejor es que haya gente, 245
por carecer de sospechas.

 
(Éntrase el CARCELERO.)

  

JULIA ¡Ay triste, con cuántas flechas

me hiere Amor inclemente!


MANFREDO ¿Qué dices, Camilo?



JULIA Digo

que es Julia muy desdichada. 250


El laberinto del amor de Miguel de Cervantes

Personas - Jornada I - Jornada II - Jornada III