El verdadero amante: 077

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 077 de 136
El verdadero amante Acto II Félix Lope de Vega y Carpio


JACINTO:

  ¡Oh, sabia engañadora!
¡De qué manera quiere verle el alma,
por ver si está en la suya la que adora!
  Nueva imaginación me pone en calma.
Juntos agora están mis dos sujetos:
¿a cuál de entrambos le daré la palma?
  Mas ¿quién podrá juzgarlos más perfetos
que yo, en mi propio pecho conociendo
la causa que es mejor, por los efetos,
  pues el que amaba estoy aborreciendo,
y adoro aquel que cuando a mi memoria
llegó, aunque tarde, me dejó muriendo?
Luego del vencedor es la victoria.
(Entretanto que JACINTO está diciendo esto, están hablando solas quedo.)

BELARDA:

  ¿Que desa suerte murió?

AMARANTA:

Murió, amiga, desta suerte.

BELARDA:

Tan poco sientes su muerte,
que harto más la siento yo,
  pues a llorar me provoco
y tú estás de pasatiempo.

AMARANTA:

Conocíle poco tiempo,
y ansí el sentimiento es poco.
  Igualo al tiempo el dolor,
y esto no es de pecho ingrato;
que a nosotras sólo el trato
nos obliga a mucho amor.


<<<
>>>