Escarmientos para el cuerdo: 094

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 094 de 125
Escarmientos para el cuerdo Acto II Tirso de Molina


DIAGUITO:

               Mojadillo, pero sano.
               Señora, déle a mi hermano
               de mamar.

LEONOR:

               Entre los dos,
               Diego, mi amor repartido
               un mismo lugar tenéis;
               vos, porque lo merecéis,
               y él porque yo lo he parido.
Salen cuatro MARINEROS

MARINERO 1:

               Del mal el menos.

MANUEL:

               ¡Hermanos!

MARINERO 2:

               Ciento diez hombres se quedan
               por la costa donde puedan
               servir a los inhumanos
               monstruos del mar de sustento;
               los cuarenta de ellos son
               portugueses.

LEONOR:

               ¡Compasión
               extraña!

MARINERO 2:

               Pero el aliento
               de ver la muerte a los ojos
               a quinientos animó.

MARINERO 3:

               De la nave se sacó
               alguna ropa y despojos,
               cien mosquetes, cien espadas
               y cosa de treinta picas.


<<<
>>>