La bella malmaridada: 007

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 007 de 139
La bella malmaridada Acto I Félix Lope de Vega y Carpio


 


LEONARDO:

Vuelve Teodoro; ¿do vas?,
¿pues siendo un alma los dos,
  pues así te piensas ir
y dejar muerto un amigo?

TEODORO:

Dísteme mucho castigo.

LEONARDO:

Sabes que te he de servir.
  De otras podemos tratar,
que hay en Madrid como un oro,
pero la propia, Teodoro,
esa estese en un altar.

TEODORO:

  ¿La bella fue a ofender
a tu mujer?

LEONARDO:

Al marido,
siempre sospechoso ha sido
alabarle a su mujer.
  Y aun mira que más te digo:
si eres de hacello capaz,
que aun a meterlos en paz
no ha de acudir el amigo.

TEODORO:

  Escríbeme un arancel
de aquello que está obligado,
con el amigo casado,
el que anduviere con él.

LEONARDO:

  El discreto ya lo sabe,
mas yo te le escribiré.


<<<
>>>