La hermosa Ester: 033

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 033 de 123
La hermosa Ester Acto I Félix Lope de Vega y Carpio


 


SELVAGIO:

  ¡Que te haya la vanidad,
Sirena loca, engañado,
naciendo hierba en el prado,
a trasplantarte en ciudad!
Cuando al Rey la voluntad
tú le pudieses mover,
¿por qué dejas de querer
lo que del campo encareces?
Pues al palacio te ofreces,
donde no lo puede haber.
  Esa bella compostura,
sin arte quieres dejar,
y trasladarte a lugar
de menos varia hermosura;
goza de la fuente pura
y del árbol la belleza:
sigue tu naturaleza,
pues que dices que es mejor,
y no desprecies mi amor:
reinarás en mi firmeza.


<<<
>>>