La vengadora de las mujeres: 071

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 071 de 129
La vengadora de las mujeres Acto II Félix Lope de Vega y Carpio


LAURA:

  De otra suerte lo dijeras
si supieras cuál estoy
y la venganza que doy
a los hombres tan de veras.
Yo vine a sus manos fieras
cuando menos lo pensé,
no sé cómo me fíe
de mi mayor enemigo;
pero si no fue castigo,
desdicha y venganza fue.
  ¿Quién me dijera que yo,
aunque es ley de Dios, amara
a mi enemigo y buscara
el veneno que me dio
quien menos lo imaginó?
Es al fin quien me ha rendido
y mayor venganza ha sido
que un hombre tan desigual
me ocasione a tanto mal,
¿cómo por él me ha venido?
  Pero primero que entienda
que le quiero, abrasará
el yelo y el fuego hará
que el campo del mar se encienda.
Seré, por más que me ofenda,
amor causándome enojos,
rendida, sin dar despojos,
fortaleza sin mudanza,
deseo sin esperanza,
y amor con vista y sin ojos.
  ¿Cómo podré defender
de las mujeres los hombres
si de parte de los hombres
amor me quiere poner?
Diligencias puede hacer,
pero no me ha de rendir
porque si un preso sufrir
puede un tormento y negar,
yo sabré amar y callar,
y a más no poder, morir.


<<<
>>>