La vengadora de las mujeres: 112

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 112 de 129
La vengadora de las mujeres Acto III Félix Lope de Vega y Carpio


LUCELA:

  ¡Dulces vitorias de amor!
¡Levantad blasones altos!,
pues nunca se han visto faltos
de nobleza y de valor.
  ¿Para qué Laura blasona
y lo que enseña no hace,
y al amor que la deshace
hoy sus triunfos no perdona?
  Ame, pues nació mujer,
pues solo por amar
han venido a sujetar
muchas reinas su poder.
(Vase. Salen AGUSTO , ALEJANDRO y ARNALDO , con acompañamiento.)

AGUSTO:

  Ya que diste licencia que tan breve
el libro fuese, generoso Arnaldo,
conociendo de Laura el pensamiento,
manda que luego se presente el libro,
que aunque del precio estoy desconfiado,
no perderé en las letras si en las armas
no tengo la ventura que merezco.

ARNALDO:

Para serviros cuanto puedo ofrezco;
a Laura quiero hablar y sepa Laura
que son injustas ya sus dilaciones.

ALEJANDRO:

Darás con obras alma a las razones.
Más vale un libro solo, si ha cifrado
lo más que muchos sabios han escrito.


<<<
>>>