Los amantes de Teruel (Tirso de Molina): 015

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Jornada I
Pág. 015 de 102
Los amantes de Teruel (Tirso de Molina) Jornada I Tirso de Molina


RUFINO

(Lee.)

Don Gonzalo de Aragón
que mi ingratitud adora
queda con mi padre ahora
en larga conversación.
Tratando mi casamiento,
y de importancia seria,
que no pasase este día
sin decir tu pensamiento
a mi padre, porque yo
me declarase también;
esto importa a nuestro bien,
y el esperar a más, no
que cualquiera remisión,
por un siglo considero,
y si hoy no vienes, espero
verme en grande confusión.
Otra vez te encargo aquí,
si me tienes voluntad,
qué importa la brevedad,
Dios te guarde más que a mí.
¿Este fue antojo de mi poca vista?
Corresponde a mis años este antojo,
o es sombra de la muerte de mis años,
y de mi honor también: ¿qué es esto ingrata?
¿qué libertad es esta?, ¿qué papeles?,
cuando yo más deseo daros gusto,
y buscaros honor, nobleza y oro,
¿hacéis minas de afrenta mi nobleza?
¿Ya las hijas se buscan los maridos,
teniendo esto los padres a su cargo?
¿También me negarás que no es tu letra
esta que estás mirando?


DOÑA ISABEL

No lo niego.


RUFINO

Eso pudieras, por tu afrenta sola,
negarme.


DOÑA ISABEL

Si es verdad, y está en tu mano,
¿cómo puedo negarlo?


RUFINO

Vive el cielo
que estoy, villana, por matarte.


<<<
>>>