Monografía de la provincia de El Oro

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda


                    Monografía Descriptiva de la Provincia de El Oro


Escrita por Virgilio Mendoza Año 1.946


Situación y Límites. Límites en la frontera suroccidental, según el Protocolo de Río de Janeiro. Aérea. Población. División Territorial. Reseña histórica. Proclamación de la Prov. de “El Oro”. Descripción General. Descripción de la Zona Occidental Costanera. Subzona de los Manglares y Salitrales, pertenecientes a la región árida de la Costa Subzona de las Sabanas y Tembladeras. Ríos y Tierras de Cultivo. Ríos: Túmbez, Zarumilla, Arenillas, Santa Rosa, Buenavista, Jubones, Chaguana, Pagua y Siete Monografías Cantonales de Machala, Pasaje y Santa Rosa. Monografías Parroquiales y de Barrios importantes dentro de cada parroquia. Sucesos históricos sobresalientes de la invasión peruana.


Opiniones de La Prensa

'Monografía Descriptiva de la Provincia de "El Oro*, es un libro que aparecerá muy pronto, escrito con conocimiento del lugar y con hondo patriotismo por el talentoso y asiduo colaborador de EL MERCURIO, Sr. Virgilio J. Mendoza, para quien auguramos un éxito rotundo, alcanzado mediante una labor asidua en el yunque del trabajo intelectual con abnegación en el cultivo de las letras y consagración ejemplar de apóstol al estudio y al pensamiento. Varios de los capítulos sobresalientes de la Monografía del Sr. Mendoza, se publicaron en este Diario a raíz de la invasión peruana a la provincia de El Oro, publicación que mereció los más elogiosos conceptos de la ciudadanía. Desde entonces EL MERCURIO ha ofrecido su decidido apoyo al Sr. Mendoza, como un justo estímulo al autor y a su tesonera labor periodística. Anhelamos que en su gira por la Provincia de El Oro, a donde va con el objeto plausible de recoger material fotográfico y datos estadísticos para llenar los vacío que aún tiene tan importante, obra, para la cual esta Empresa Editora no ha vacilado en prestar el necesario apoyo para su pronta publicación y la plausible labor desplegada por nuestro colaborador y amigo sea fructífera y prometa el éxito completo para prestigioso autor. No dudamos que el pueblo órense, aquilatando el mérito de la obra que dará publicidad el Sr. Mendoza, y comprendiendo la valía intelectual de su autor, responderá con todo entusiasmo a su solicitud de apoyo, cooperando decidida y patrióticamente a la realización de sus propósitos, especialmente los Municipios, Juntas Parroquiales, organizaciones obreras, sociales, deportivas, Escuelas. Colegios y los valores del Magisterio, de la intelectualidad, del foro, del comercio, la agricultura y las Industrias. Para la Provincia de El Oro es una gran oportunidad para dar a conocer su Historia, sus glorias y bellezas. (Tomado del Diario “EL Mercurio” N° 6.664. de fecha 16 de Julio de 1.944)


Virgilio J. Mendoza

Hay nombres cuya sola enunciación indica todo el sentido, el valor y la conciencia del talento. Uno de ellos, éste, de mi compañero de labores, el Sr. Virgilio Mendoza. No hay necesidad de una presentación; sin embargo, su innata modestia y el prejuicio de que es mejor aparecer en el escenario público con alguien que ya conoce sus caminos-anchos y espléndidos, unos; obscuros y rodeados de precipicios, otros, me han obligado a esta grata tarea, tanto más apreciada por mí ya que se trata de un unto de faena intelectual, cuanto porque se refiere al amigo sincero, al colaborador ecuánime, al periodista que lucha siempre por el bienestar público y la felicidad nacional.


Virgilio J. Mendoza, ya es un nombre adentrado en la opinión de nuestra sociedad. Ha realizado plausible labor dentro de muchos aspectos: once años de servició el Magisterio; brillante obra en la dirección de las Escudas Fiscales de Piñas, Sata Rosa. Arenillas y en el Normal Rural de “El Oro”; colaboración muy apreciada en "El Mercurio" y otras publicaciones; dirección de la revista "Colmena", aparecida en El Oro durante los años 1.939 - 1.940; autor de “Excursionismo Escolar” y por fin de "Monografía Descriptiva de la Provincia de El Oro", que será, entre otras actividades, considerada como la más elocuente y amplia de sus producciones pedagógicas y literarias.


Esta ligera razón de trabajo, añadido a su tarea de organizador de excursiones científicas y de indeclinable estudiante de la verdad, parecería suficiente lastre para juzgar al Sr. Mendoza como un individuo que satisfizo a plenitud su obligación. Más, el Sr. Mendoza es joven todavía, es una ánfora de energías y promesas que cuando esté colmada será preciso un faro de luz potente para descubrirle toda su perspectiva. Hombres como él, compelidos a satisfacer siempre sus deberes y a crear tantos horizontes que faltan en la marcha de la Humanidad, son los buscados, son los escogidos para enriquecer el tesoro moral e intelectual y mantener la Patria en su trono de exaltación.


Huelga extenderse en tan placentero razonamiento y estaría demás descriminar sobre el presente libro cuyo descubrimiento y cuyo goce les dejo íntegramente cedido al lector. Y, porque temo interrumpir el paso hacia el campo buscado por el estudioso, en presente obra de talento, paciencia y buen juicio, la "Monografía Descriptiva de la Provincia de El Oro", calla mi voz para que mis manos se permitan levantar el telón, dejando en poder del público al artífice que me ha honrado con este prólogo... en poder del artífice, al público que sabrá disculparme la intromisión.

Luis A. Moscoso Vega. (Cuenca, Septiembre 7 de 1.945).



                  Monografía Descriptiva de la Provincia de El Oro


S I T U A C I Ó N Y L Í M I T E S


Al Suroeste del Ecuador, en un ángulo formado por la Costa del Pacífico y el río Túmbez, se halla recostada la floreciente y rica Provincia de El Oro. Está situada en el hemisferio Austral, hacia el sur de la línea equinoccial o ecuador y en la, zona tórrida; entre los paralelos 3o.-30" y 33o.-56', y entre los meridianos 81o.-44' y 82o.-36' -40 ". La mayor extensión entre los paralelos es de 52 -30', un poco más de 17 leguas geográficas entre la boca del río Siete y el punto en el río Túmbez, donde el límite con el Perú cambia al norte hacia los orígenes del río Zarumilla. La mayor extensión entre los meridianos es de 52'-40", también un poco más de 17 leguas entre la Boca de Capones y Huaira-urco, extremos en esa dirección.


Adoptando la forma irregular de un rectángulo se alzan sus cuatro vértices en los siguientes puntos geográficos: la desembocadura del río Siete que la separa de la Provincia del Guayas hacia el Norte. El nudo de Guagra-uma, que la separa de la Provincia de Loja hacia el Este. La cordillera de Tagüín la separa del Perú, y la desembocadura del río Zarumilla al Occidente. LIMITES: Está limitada la Provincia de El Oro, al Norte por las provincias del Guayas y Azuay. Al Sur y al Este por la Provincia de Loja. Al Occidente por el Océanos Pacífico, y al Suroeste por la República del Perú.


Límites hacia el suroeste en la parte fronteriza con el Perú

El río Túmbez en la costa del Pacífico constituyó, desde el tiempo de la Colonia, el límite legítimo señalado por la Coronal de España, para linderar el Virreynato de Nueva Granada, al cual pertenecía la Presidencia de Quito, del virreynato del Perú.


El Virreynato de Nueva Granada (fue creado por la expedición de la Cédula del 26 de Mayo de 1.717, asignándole los siguientes territorios: la Provincia de Santa Fe, las de Cartagena, Santa Marta, Maracaibo, Caracas, Antioquia, Guayana, Popayán y la Presidencia de Quito con todos sus territorios.


La Cédula Real de 1.740, fue el primer documento, posteriormente, que fijó como límite natural, partiendo desde el río Túmbez en la costa del Pacífico, para separar los dos Virreynatos. Estos límites fueron los últimos y definitivos desde entonces para nosotros, los cuales fueron obedecidos, sancionados, ratificados y publicados en cartas geográficas por comisionados de la misma Corona de España.


Más tarde, estos mismos límites que principiaban en el río Túmbez, también fueron comprobados por sabios nacionales y extranjeros, antiguos y contemporáneos. Requena los ratifica ampliamente, a pesar de ser un enemigo influyente que tuvo Quito. Confirman también el Marqués de Selva Alegre, Humboldt, Caldas, Restrepo, Codazzi, Rocha, Lastarria, el General español Camba, el Padre Sobrevida, aliado de Requena y enemigo de Quito. Se reafirman estos límites en el mapa de los Jesuítas, en el de Zea, el de la Rué, el de Arronsmith, el de Stanver, los Atlas de Colton, de Blacke, la carta geográfica de Villavicencio, la.de Pedro Vicente Maldonado, etc., etc.


El 27 de Febrero de 1.829, en los riscos del Pórtete de Tarqui, fueron vencidas las huestes del Perú por los colombianos, en donde recibieron el castigo de su felonía y traición. Como consecuencia advino el CONVENIO DE GIRON. Colombia siempre hidalga y fraterna, en vez de imponerse con el rigor del derecho de triunfo que le asistía, extendió noble y generosa la mano al enemigo y lo llamó hacia la concordia y armonía internacional, para celebrar un Tratado de Paz, Amistad y límites en este mismo año.


Celebrado el Tratado de 1.829, y luego de ser aprobado por el Congreso peruano el 26 de Octubre del mismo año, ratificado y canjeado en el mismo mes; ambos países reconocían como límites de sus respectivos territorios, los mismos que tenían antes de su independencia los antiguos Virreynatos de Nueva Granada y el Perú, en que reconocían como línea divisoria siguiendo el río Túmbez desde la costa del Pacífico. Una vez cumplidos los requisitos legales que hacen de estos altos documentos un Título perpetuo e inmutable, los dos Gobiernos, por intermedio de sus representantes: el General Mosquera, por Colombia, y el Dr. Carlos Pedemonte, por el Perú, suscribieron el Protocolo de Paz, Amistad y Límites, en Lima el 11 de Agosto de 1.830.


Pasados algunos años de solemnizado el Tratado del 29, el Perú comienza en su delictuosa empresa de burlar el solemne compromiso, jubilosamente acatado por ser Derechos legítimos. Su política ambicionista comienza a echar sombras sobre argumentos claros de la Historia y a negar a la luz del día los respetables compromisos. Se empieza a sostener la caducidad del Tratado del 29, y se despliega una bandera de falsía, a cuyo amparo se invade y se usurpa los territorios ecuatorianos. Esta bandera invocaba falsamente el título de la Real Cédula de 1.802, sacada a luz por primera vez en el año de 1.853


Con la Cédula de 1.802, el Perú rompe todos los títulos respetables y respetados por la América Latina. Cancela las obligaciones de Tarqui y de Girón. Niega el Tratado de 1.829. Desconoce la Historia y abandona el derecho, la buena fe pública, para erguirse como juez arbitrario y adjudicarse heredades ajenas. Con el pretexto indigno y con una invocación exagerada de la Cédula, comete depredaciones y1 atropellos,, hasta culminar en un doloroso' epílogo para nuestra Patria, en el ano de 1.941, en que el Perú hizo alarde de su poderío bélico y de su espíritu congénito de agresor sistemático, invadiendo la Provincia de El Oro. Arrasados sus campos, borradas sus expresiones de progreso y lanzados sus hijos a la erranza y a la miseria, el Ecuador concurrió a la Conferencia de Cancilleres Americanos, reunida en Río de Janeiro. Un Ecuador de legendarias' hazañas heroicas, pero oscurecidas por una milicia enclenque, por una diplomacia fracasada, por una economía en derrota, de una política ruin y con una administración gubernamental, que tenía la violencia como norma, y el atropello como ley, suscribe una página de humillación y vergüenza desafiante, que quedará eternamente grabando en la conciencia nacional. Esta página fué el Protocolo de Rio de Janeiro, suscrito en la madrugada del 29 de Enero de 1.942, con la magnitud de un sacrificio y con el estigma de una vergüenza lapidaria para el Ecuador, y sin obtenerse la reprocidad de unión armonía internacional que se decanta en todo tiempo.


En el Protocolo de Río de Janeiro, línea fronteriza se fijó por los siguientes puntos: a) En el Occidente:

—Boca de Capones en el Océano;

—Río Zarumilla, Quebrada de Las Lajas y siguiendo por su afluente la quebrada balsamal, cuyo origen lo tiene en la cordillera La. Lajilla. En este punto debemos aclarar que desde la confluencia de la Balsamal con la quebrada La Laja, que nace en el cerro del Oso, el río se denomina Las Lajas en adelante el nombre de Zarumilla. Generalmente se ha tomado la quebrada de La Laja y Las Lajas como la misma, siendo en realidad dos quebradas distintas. La primera nombrada o La Laja, nace en el cerro del Oso, y la segunda en la cordillera La Lajilla.

Continúan los límites:

-Río Puyango hasta la Quebrada Cazaderos; -Cazaderos; -Quebrada de Pilares y del Alamor hasta el Río Chira; -Río Chira, aguas arriba; -Ríos Macará, Calvas y Espíndola, aguas arriba, hasta los orígenes de este último en el Nudo de Sabanillas; del Nudo de Sabanillas hasta el Río Canchis; Río Canchis en todo su curso, aguas abajo; Río Chinchipe, aguas abajo hasta el punto en que recibe el Río San Francisco. ÁREA DE LA PROVINCIA.- Es calculada en 6.1 20 kilómetros, para el año de 1.942,


correspondiendo a cada cantón la siguiente extensión territorial: Cantón Machala: 950 klms. 2. Pasaje: 1.100 klms. 2. Sta. Rosa 1.332 klms. 2. hasta el Río Zarumilla. Zaruma: 1.738 klms. 2. Piñas 1.000 klms. 2. POBLACION DE LA PROVINCIA En 1.892. 32.600 habitantes, según cálculos del Dr. Wolf.

1.943 Porcentaje Densidad 81.471 h. 2,63 13,3

En 1.945, con los cantones de Machala. Pasaje, Santo Rosa. Zaruma y Piñas, la Próxima tuvo 86.125 h, con una densidad de 14.07.

1.942 Población Urbana: 35.148 Población Rural: 46.323.


Población por Cantones—1.942

Machala Pasaje Sta. Rosa Zaruma Piñas 13.114 12.994 21.738 33.070 14.000

Población por Ciudades1.942 Machala-Porcent. Pasaje-Porcent. Sta. Rosa-Porcent.

7.458      0,70    		 7.201     0.68    		   7.06S 	    0,67

Zaruma-Porcent- Piñas-Porcent-

 12 975  1,22       		2.868    0,04


DIVISION TERRITORIAL

La Provincia está formada por cinco Cantones:


CANTONES PARROQUIAS Machala Pto. Bolívar. Guabo Pasaje: Buenavista. Chilla. Santa Rosa: Arenillas. Bellavista Chacras. La Victoria. Jambelí. Zaruma: Paccha. Ayapamba. Malvas. Guanazán Salatí. Curtincapa. Piñas: San Roque. Capiro. Moromoro.


Reseña Histórica

Federico González Suárez conjetura, de que en remotos tiempos llegaron a las costas de Machala, por el Canal de Jambelí, unos aventureros procedentes de Guatemala, denominándolos QUICHES. Luego de llegar al pie de la cordillera occidental se internaron, estableciéndose en los valles y alturas de, la hoya del Túmbez.


Además, hay la suposición de que dominaron estas provincias los Cañaris, los Punáes, los Mochicas, Chimús o Yungas, provenientes de un imperio poderoso, y los indios Colorados de la tribu de los Caras; tribus o pueblos que se establecieron especialmente en las costas de Machala.


En Santa Rosa hay la aseveración, de que fué ocupado su territorio por un Estado pequeño de indígenas denominada Póceos; y la hoya de Zaruma poblada por las1 tribus de los ZARUMAS, PACCHAS, WIZHAGÜIÑAS y YU-LUGENSES. La tradición apunta, de que los yulugenses constituían el pueblo que dominaba toda la hoya de Zaruma o del Túmbez y hasta la costa de Machala; aunque por fuerza de razón, debían ser los Cañaris, tomando en cuenta la posición geográfica y su espíritu belicoso innato. Llegaron a extender sus dominios hasta el pie del nudo de Ayabaca, Guagra-uma, y hasta el sur de Zaraguro.


Descubierto en el siglo XVI el puerto de Túmbez, por los conquistadores españoles, constituyó un lugar de importancia estratégica y de codicia, por la riqueza aurífera de las arenas del río. Con procedencia de Panamá arribaron los conquistadores españoles < estas nuestras costas meridionales, acicateados por el anhelo de encontrar sus riquezas y extender sus conquistas. Durante el tiempo de la República, parte del territorio de la provincia, como Machala, perteneció a la provincia del Guayas. Otra parte, como Zaruma y Santa Rosa, dependían de la provincia de Loja.


Proclamación de la Provincia de El Oro

El 29 de Noviembre de 1.882 fue proclamada la Provincia de El Oro, uniéndose los cantones de Zaruma, Machala y Santa Rosa, por voluntad unánime de sus hijos; denominándola "El Oro", en atención al desarrollo progresivo de la industria minera. Las razones poderosas que influyeron para su proclamación! fueron: la enorme distancia que mediaba a Loja, situación esta que obstaculizaba el desarrollo de una labor administrativa eficaz para todos los pueblos. El halago del progreso industrial de las minas, y la necesidad de impulsar el progreso local y dar fisonomía económica y cultural a esta zona, dentro de una independencia administrativa, económica y política.


La cabecera de la provincia funcionó en Zaruma por el tiempo de once meses, siendo su primer Gobernador el Dr. Francisco G. Ortega, más no el Dr. Rafael Arízaga, conforme se asevera.


El 23 de Abril de 1.884 la Convención Nacional de ese año, expidió el decreto legislativo creando la provincia de "El Oro"; y el primero de Junio del mismo año se inaugura la provincia, con Machala por capital.


Descripción General


Dos grandes zonas de tierra ubérrima forman la Provincia de El Oro: la zona Occidental y la zona Oriental, que dividen a la provincia casi equitativamente en dos partes. La zona Oriental se caracteriza por ser montañosa y Je carácter subtropical, y esta zona generalmente se halla comprendida en la hoya de Zaruma. Es digno de admirar la particularidad de que en esta región tienen cabida terrenos de zonas frías, como Chilla y Guanazán. Zonas templadas, como Zaruma, Malvas, Paccha, Ayapamba y Piñas. Zonas cálidas, como Balzas, Marcavelí y Portovelo. Por esta razón, sus productos son variadísimos en los reinos animal, vegetal y mineral. En esta misma región montañosa q' forma la hoya de Zaruma, domina la riqueza mineral y agrícola. Sus industrias predominantes constituyen la elaboración de azúcar y panelas; la maderera, alentada por sus ricas montañas de Chilla y Dumarí y la minera que es la principal, impulsada por la riqueza aurífera que se esconde en los ríos y en las entrañas de la tierra. La agricultura está representada por el cultivo de cereales en la región de los páramos, y el café y la caña de azúcar en los valles.


La zona Occidental llana, costanera y propiamente tropical, se distingue por sus productos, entre ellos el afamado cacao de Machala, el café y tabaco de Santa Rosa; aclarando de que en el cantón Santa Rosa, las vegas de Arenillas producen el mejor tabaco de la República, que rivaliza por su calidad con el de Esmeraldas, Balzar y Daule. A estos productos agrégase la gran producción de plátano, maíz, arroz, lana de ceibo y maderas finas de construcción, como el algarrobo, guayacán, guachapelí bálsamo, mangle, pechiche, cascol, ébano, laurel, soto, figueroa, madera negra, quiebra hacha, etc. El algodón, cocos, sandías y la renombrada sal de Payana, en las islas de Jambelí. Variedad de frutas, destacándose la enorme producción de naranjas, cocos, sandías, zapotes, pechiches, etc. No dejaremos de mencionar la variedad y abundancia de peces, y en los ríos y costas marinas se incrementa una mina inagotable de ostiones y mariscos, que hacen "de esta zona costanera, un girón de tierra atrayente por su abundancia y eternamente emocionante por su belleza.


Tres industrias se perfilan en esta zona: la ganadera, la agrícola y la pesquera.

Descripción de la Zona Occidental Costanera


La zona Occidental o Costanera, asiento de los cantones de Machala, Pasaje y Santa Rosa, guarda y vigila con mucho celo, en algunos puntos, a la selva "virgen", la cual se halla aún intangible y sagrada; ataviada de las más hermosas joyas naturales. A veces se presenta la selva verde, hermosa y poblada de gigantescos árboles que están vestidos de capas de enredaderas; adornados con guirnaldas, cascadas y trepadoras. Otras veces, es la selva inclemente y traicionera, que viéndose incomprendida, se venga mordiendo con la fiebre atizada por el veneno de sus animales y plantas. La garra, el colmillo y el aguijón venenoso, es el poder terrorífico de la selva milenaria, frente al cultivo de la dulzura y la bondad de su belleza.


En las extensas pampas, donde se enseñorean los majestuosos ceibos, en promisión de flores y capullos de sedosa lana, esta zona se coloniza de ramificadas arbustos y zarzales; vegetación invadida por plantas parasitarias, cuyas hojas, por la acción de un sol canicular, ponen las expresiones de una faz quemada, mustia y seca, junto a la melancolía parda de los medanales, de sabanas y tembladeras.


En contraste de altura y color, corren cubriendo las islas de Jambelí y haciendo sombra a la verde uniformidad del paisaje, en distintos lugares, las gráciles palmeras de cocos, cuyos cuerpos de talle cimbreante se yerguen como símbolos de fecundidad, de vigor y de pureza. Bajo las selvas mora o vive un verdadero paraíso zoológico, en sublime confusión de vidas y colares; en mezcla rival de venenos y mieles. El consorcio armonioso de vidas, cantos y colores hacen de esta zona tropical, un rincón atrayente y bello; al par que la fertilidad de su tierra y de sus ríos le dan el estímulo de su vigor; las selvas y su fauna brindan la riqueza perenne y la alegría infinita.


Se distinguen en esta zona cuatro sub-zonas muy características, que siguen de occidente a oriente. La primera es la subzona o región de los manglares y salitrales, que estudiamos a continuación.


Subzona de los manglares y salitrales, pertenecientes a la región árida de la Costa


Los manglares principian desde la ensenada de Túmbez, que forma parte del Golfo de Guayaquil, y se extienden a lo largo del Estero Grande, el cual principia en la Boca de Capones. Siguen orillando el Estero de Santa Rosa, que va a la Boca de Jambelí, abarcando las islas de Jambelí. Continúan por las desembocaduras de los ríos Jubones, Chaguana, Pagua, hasta el río Siete.


Esta subzona, o región que llamaríamos de los manglares y salitrales está sujeta a las inundaciones ocasionadas por las mareas en tiempo de los aguajes, y pertenece a la región árida de la costa que se extiende desde Túmbez hasta la bahía de Caráquez, cuyas características son: un verano prolongado; invierno corto y copioso y un calor muy excesivo. Ligeramente esta subzona árida está interceptado por una faja de tierra húmeda, que solamente llega hasta Machala.


Debemos agregar también, que; lo que caracteriza a esta región que venimos estudiando, es una interrupción prolongada de la vegetación, como efectos de la acción del verano tan prolongado. Como consecuencia las plantas pierden sus hojas; solamente conservan su follaje y lozanía las plantas que están provistas de, hojas gruesas y coriáceas, razón única que impide la evaporación del jugo y asegura la resistencia de la planta en la sequedad. En esta región se anota la ausencia completa de helechos así como la escasez de plantas parásitas y epíficas, pero en cambio abundan las lianas y enredaderas, como una característica esencial de esta región seca. Es notable en esta región los cambios visibles que se verifican en la vegetación. Mientras en los últimos meses del año la sequedad del aire y del suelo llegan a sus extremos, matando la verdura y lozanía del paisaje; abrazando a la región un calor sofocante que hace caer en letargo a la naturaleza, a los animales y presionando hasta en el hombre; pero conforme comienza la estación de las lluvias, tanto el hombre como los animales y las plantas se yerguen con placer al respirar un ambiente húmedo y recobran la energía y el color. Las sabanas cubren de un verdor atrayente y se carminan con la impresión de flores y capullos surgidos al beso del agua, Las aves, animales y la naturaleza toda vuelve a rimar trinos, ruidos y melodías.


Los árboles y arbustos de mangle es la vegetación especísima de esta región el más útil del litoral, que da una madera muy pesada y apreciada en alto valor para las construcciones de puentes, diques, obras acuáticas y para combustión. Es cambien árbol tintóreo de la corteza se obtiene el color café oscuro. Desarrolla una altura de diez y más metros y es de fortaleza incorruptible, y como tal, un artículo considerable de exportación.


Estos verdaderos anfibios vegetales prosperan mientras duran los tiempos de aguajes. Al descubrirse sus raíces estudiformes, saltan a la vista una rica morada zoológica de crustáceos, compuesta de los cangrejos, camarones, vermes, moluscos, ostiones, almejas y mejillones, que se incrustan en las raíces y se esconden entre la vegetación baja y espesa de las gramíneas, ciperáceas y helechos palustres, que a la vez, sirven de filtro, cirniendo entre las hojas y raíces, las partículas de lodo que el agua lleva en suspensión, Por entre la vegetación de las avicenias, palmitas, arbustos y lianas de los manglares, acechan constantemente a sus codiciadas presas una multitud de habitantes alados y palmípedas; como: el alcatráz, el piquero la tijereta, las gaviotas los patos y patillos marinos. No hacen falta en estos lugares las tortuguillas, y en el orden de los saurios rondan y acechan al montuvio una multitud de lagartos y culebras venenosas. La iguana, de parecido idéntico al lagarto, se halla junto a los ríos, especialmente en las desembocaduras.


Por ser de carne muy sabrosa el montuvio la ha denominado “carne de gallina" Los habitantes que explotan los bosques de mangle y los que se dedican a la pesca, muchas de las veces se fastidian con la competencia cotidiana que hacen las fieras de este lugar, hasta las aves como el gracioso Martín o Pescador, las garzas blancas y los patillos. A ello se suma el peligro de insectos y animales venenosos como el denominado "Agua mala" que hinca y enroncha las manos del pescador. El camarón brujo de mar, la tintorera, el tiburón y las culebras de agua. Otro vegetal de esta subzona es el algarrobo, de características y empleo casi idéntico al mangle. La orchilla, planta tintórea. El ceibo, ejemplar típico de esta subzona árida y producto muy utilizado en la industria textil. Constituye una verdadera fuente de riqueza nacional, por su índice de exportación.


Entre las plantas recinosas se encuentra la higuerilla, utilizada para la fabricación de jabones y cuyo aceite utilizan como lumbre. El tamarindo, el algodón salvaje y el añil. No dejaremos de mencionar las maderas finas que desarrollan en esta zona árida seca, en la cual se incluye la subzona de los manglares y salitrales; tienen dichas maderas mayor importancia por su mayor consistencia fibrosa, tales como laurel, huayacán, pechiche, madera negra, quiebra hacha, ébano, etc., etc.


Tras de los manglares y, especialmente;, en el territorio comprendido entre el río Zarumilla y el río El Potrero, de occidente a oriente, siguiendo la costa de los esteros del Salto, de Huaquillas, Cayanca, Estero Grande, Cargadero, Pongal, Jumón y el Estero de Santa Rosa, se extiende una llanura que es el salitral, llanura anegada periódicamente por la acción de las mareas y que lleva el carácter árido de los desiertos peruanos, por ausencia total de las cordilleras que son influyentes en la humedad del clima. Esporádica-mente bordan a estos salitrales una vegetación escasa y raquítica, representada por plantas gramíneas, espinos aislados, algarrobos y cactus.


Estos salitrales continúan a las islas Payana, Pongal, Tembleque, Sombrero y Jambelí, y de éstas hacia un grupo de islotes pequeños que están en el Estero Grande, los cuales se ramifican de un modo muy complicado, formando un verdadero laberinto, en cuyo estudio los pescadores de aquellos sitios son los únicos guías seguros.


El viajero que se asoma a visitar los salitrales, después de la evaporación del agua de las sales marinas, contempla una gran faja de tierra cubierta de una costra blanquesima, y se envuelve en una nostalgia monótona de lentas agonías de campos blancos. Con frecuencia rodean estas islas, canoas y balsas de pescadores, en su afán de atrapar la codiciada corvina, el pez sierra, el dorado, lizas, robalos, bagres, leonores, camarones, cangrejos y conchas. Estos son los hombres dueños de las islas que interrumpen el silencio de estos parajes, desprovistos de vegetación alta, y en donde sólo se levantan majestuosas las palmas de cocos, que son plantas halófilas que prefieren la cercanía del mar con un terreno salitroso, las cuales se hallan en eterna lucha con el hombre que le arranca sus frutos y con el insecto llamado "calandra" (mayón), del orden de los coleópteros, afanoso en su labor de destrucción de palmeras, comiéndose la médula y el cogollo. Generosas palmeras de talle cimbreante y magestuoso, que son todo para el hombre de estas comarcas, especialmente para el habitante de tierras africanas, le proporciona casa, su hamaca, canoa, cestas, puentes, botones, jaulas; le da madera, frutas, agua, fibra, cera, palmitos, medicamentos, marfil, vino y utensilios. A la margen de los salitrales, se encuentra entre los grandes espinos, el árbol venenoso del manzanillo, ostentando frutas hermosas en forma de pequeñas manzanas, que muchas de las veces atraen a los animales y aún a los viajeros, que al probarlas reciben una lenitivo de muerte, en un medio desierto e inhóspito.


Cada año durante la estación invernal las islas de Jambelí son muy visitadas, por los habitantes de Santa Rosa, los mismos que acuden a invernar atraídos por su clima primaveral y recuperador. Por la abundancia de mariscos y cocos. Para robustecer el organismo con los saludables baños y para aspirar la brisa fresca, yodada y salubre del mar. Para vigorizar el espíritu al golpe de variadas sensaciones agradables y ante el sugestivo horizonte que se descubre.


Las islas de Jambelí, constituyen en esta provincia, un rincón privilegiado por sus dones de belleza, en donde la naturaleza escribe sin término el poema de lo pintoresco: arriba el infinito con una bola de fuego q' calcina. Abajo el mar, otro infinito que se pierde de vista, con el ímpetu de sus olas que se levantan y azotan furiosas a las playas y a la roca milenaria, inundando de yodo a los pechos peregrinos. Hay una eterna odisea de sorpresas, por su claridad viva y sin sombras, por el sobresalto de ruidos extraños y por el miedo y el nerviosismo que se apodera del espíritu, al contemplar una embarcación o canoa convertida en juguete de las olas, gue llevan un ataque levantándose como gigantescas montañas para luego desplomarse sórdidamente sobre los escollos, rocas o embarcaciones. Una impresión vertiginosa se apodera al observar la lucha salvaje de la tierra, el cielo azul y la mar gigante y bravía. La Naturaleza se torna maestrea sembradora en estas islas, prodigando a sus visitantes lecciones de belleza y moral, con el armonioso ropaje de sus encantos. Lecciones de paz y concordia, con el ejemplo de sus seres, y lecciones de acercamiento y nuevas direcciones, con la sugerencia elocuente c sus motivos reales y palpables.


Igualmente, durante algunas épocas del año son huéspedes de estas islas los agricultores que acuden a la cosecha de cocos, del alocón, sandías, productos muy abundante y que se lo exporta en gran cantidad a Guayaquil, y a la cosecha de sal en la isla Payana, cuyas cualidades de pureza la hacen muy estimada en los mercados de otras ciudades de la República. Las hordas peruanas atraídas por la belleza de estas islas, por su fecundidad, su enorme riqueza y fructificación; e impelidos por esa imperiosa urgencia biológica de satisfacer sus necesidades orgánicas y espirituales, ya que encontraron aquí clima recuperador, suelo rico y sustancioso en abonos naturales; alimentación variada, abundante y almacenadora de nuevas energías; naturaleza que evoca belleza, atributos especiales que cubren el suelo de este girón patrio y que nunca la tierra desnuda y estéril de los agresores les había ofrecido; naturalmente las hordas del Perú se obligaron a llevar la ingrata tarea de sacrificar esta sección de tierra ecuatoriana. Talaron los campos y devoraron con ansias de corsario a sus palmeras, que se contemplaban en el cristal de la fuente marina, como narcizos de la vegetación que cubre estos sitios. Hasta el último momento, las hordas peruanas se resistieron a a-bandonar las islas cautivas por la ambición de riqueza, de productos y de na. Ambición tenebrosa que la ha-n alimentado con la premeditación una guerra cruel y sanguinaria. Hacia el occidente del estero de Santa Rosa, en una distancia de dos millas náuticas de ancho, están formados los peligrosos Bajos de Payana, muy célebres por sus ricos bancos de ostiones, q' proveen al mercado de Guaya quil. En tanto que en dirección N. O. frente a los Bajos de Payana, se halla la isla de Santa 'Clara o del Muerto. Islote árido y estéril, de dos kilómetros de largo, que da e\ aspecto de un gigantesco amortajado y abandonado sobre el vaivén de las olas del mar. Es una cresta de roca arenosa, coronada por un faro.


Existe la teoría de que la isla de Santa Clara fué en un tiempo la prolongación de la isla Puna, y que en esa época no existían las islas de Jambelí, las mismas que en número de trece formaban los Bajos de Payana y Bajos de Machala, que estaban formados estos últimos, a la vez, por el acarreo de materiales rocosos que conducía el caudaloso Jubones, cuando tuvo su desembocadura frente a la Boca del Estero de Santa Rosa o Pital.


La subzona de Manglares y Salitrales, o de la región árida de la costa, objeto de nuestro estudio, es fuente de riqueza por^ sus plantas industriales, su fauna, y muy esencialmente por sus maderas finas, que son más preciadas las de esta región por su mayor consistencia fibrosa y cohesión liberoleñosa.


Subzona de las sabanas y tembladeras

Las sabanas que se extienden a lo largo de la línea ferroviaria, desde Santa Rosa y pasando por las cercanías de Machala llegan hasta cerca del río Jubones, y en otros lugares bajos de la costa; son los lugares o fajas de tierra que se inundan de agua en el invierno presentando un serio peligro para las poblaciones, por constituir un criadero de mosquitos y de toda clase de larvas infecciosas. Son las verdaderas trincheras de los dípteros, que constituyen la orden más odiosa de los insectos, surgiendo cada año, durante la estación invernal, millones de mosquitos, que luego atacan a las poblaciones y succionan inmisericordes la escasa savia vivificante que circula en esas eternas víctimas del paludismo, de la anemia, de la desnutrición y de la adquilostomiásis.


A lo largo de las sabanas, de los ríos y bosques inundados, rondan los jejenes, zancudos, manta blanca, trompetilla, anofeles, lambiojos y la turula; este último con la particularidad de chupar la sangre y arrojarla inmediatamente. Este cortejo de mosquitos acosan durante el día a los viajeros del tren, quienes se defienden desesperadamente con abanicos y pañuelos de la hincada, dulce e irritante de estos insectos. Por la noche acuden a terminar su labor de explotación de sangre en las casas.


El terreno de las sabanas no se presta para la agricultura, pero sí para la cría de ganado. El pasto natural es abundante y exuberante. En estas llanuras pasen tranquilos el ganado vacuno y caballar, recogiendo la vegetación gramínea que cubre como una alfombra la superficie de las sabanas. De trecho en trecho, se observan árboles aislados o formando pequeños bosques, donde predominan los algarrobos, .gigantones, mimosas y bosquecillos aislados de guabos. Y a veces se forman bosques extensos a cuyas orillas moran bandadas de alabastrinas garzas, que, como flechas disparadas cruzan de una orilla a otra. Los canciones y galla-retas también son aves de estos lugares.


Por otra parte, los patillos se mecen con temblor de mariposas en las algas acuáticas, en las lentejuelas, lechuguillas, mates y colonias, de hidras, vegetación que cubre la superficie de las sabanas; lo mismo que el pájaro garrapatero, el amigo inseparable del .buey y del caballo, jamás descansa en su labor de higienización, limpiando las larvas parasitarias del ganado. Debemos ampliar que, además de los insectos de la orden de los dípteros que rodean las sabanas, existen en abundancia las graciosas libélulas, las langostas y grillos de la orden de los ortópteros, que en algunas regiones constituyen una plaga terrible para la agricultura.


Cuando llega la época de verano, las sabanas quedan secas, presentando un terreno arenoso y puramente arcilloso, atravesado de plantas muertas y arbustos espinosos. La marcha por estos lugares es dolorida para bestias y humanos. En este tiempo emigran los mosquitos a los bosques cercanos y hacia las tembladeras, lo mismo que el ganado se encamina hacia las lomas. Es necesario hacer hincapié, de que el/ suelo de las sabanas, durante el invierno, se cubre generalmente de arena mezclada con una liga espesa de lodo negruzco, donde se dibujan venas blancas. Esta mezcla se la denomina arcilla. En verano esta misma arcilla ya seca por la acción solar, se torna en un suelo duro como piedra, semejante a una capa de brea y se presenta con hendiduras diferentes y en promontorios de partes filudas, dispersas y duras como acero, en este estado se denominan sartenejales, que molestan mucho la marcha de animales y humanos. La vegetación de estos sitios es rala y está caracterizada por arbolitos de espino y plantas rastreras. Debemos anotar de que en los salitrales se forman también sartenejas, cuando el terreno es arcilloso en vez de arenoso.


En el orden de las sabanas están las Tembladeras que son grandes extensiones de agua que permanece estancada en todo el tiempo. Debemos anotar en esta provincia las tembladeras alimentadas por los ríos de Buenavista, Negro, Caluguro, Santa Rosa y Jumón. Las tembladeras que se extienden, cerca de la unión de los ríos ya nombrados al río Santa Rosa; continuando éstas por el estero de Pomarrosa hasta la desembocadura del río Pital. Las tembladeras de San José formadas por el estero de Pinto, que va a desembocar en la poza denominada “La Tembladera”-. Las tembladeras y algunas de San Antonio canalizadas por el estero de Dornas Las tembladeras del sur del Pasaje, alimentadas por los ríos Raspa y Motuche, que van a desembocar en el estero de Guarumal, el cual revela haber sido, en una época nó muy remota, el antiguo cauce del río Jubones. Estas tembladeras abarcan el territorio comprendido entre las poblaciones de Buenavista y Pasaje. El estero de Guarumal desemboca en el estero de Santa Rosa.


Por fin están las tembladeras de María Teresa comprendidas entre el río Tendales al sur, y el canal “La Risa”, al norte. Al Este se extienden las extensas huertas de cacao de la misma hacienda. Las tembladeras tienen de extensión: de N. a S. cinco kilómetros, y de E. a O. treinta y dos kilómetros, cuyo terminal al oeste lo hace con los tupidos pambilares del río Pagua. La superficie de estas Tembladeras, están casi totalmente cubiertas de totorillas y por batallones de guarumos de trecho en trecho, dónde descansan los joyoyos, aves de 84 centímetros de alto por 75 de largo. Sus alas abiertas alcanzan dos metros, el cuello es largo y negro, adornado por un collar rojo.


Todo el territorio que abarca a los Manglares, salitrales sabanas y tembladeras comprendido entre el río Zarumilla y el Río siete y entre las Islas de Jambelí y las poblaciones de Carcabón, Arenillas, Bellavista, La Victoria, Buenavista, Pasaje, etc., solamente alcanza una altura de 50 metros sobre el nivel del mar.


Estas tembladeras y. sabanas, generalmente recorren la región húmeda la costa, que llega a cubrir gran parte de los ríos y tierras de cultivo, subzona que la estudiaremos más adelante, y cuyas características son: invierno prolongado y atmósfera muy cargada de humedad. Las tierras adyacentes" a las tembladeras, constituyen la patria del cacao, de la palma real, bijao cadi, palo de balsa. Estas tembladeras ofrecen generalmente abundante pasto para el ganado, cuando las sabanas se han evaporado por los abrazadores rayos veraniegos. Bordan las tembladeras bosques de pambilares, amancayes, guarumales, matapalos, palo prietos, cuya raigambre le da firmeza al terreno. Al centro tapizan las aguas las gramíneas y ciperáceas en forma desarrolladas, mezcladas con numerosas! plantas palustres y acuáticas. Viven junto a esta vegetación las típicas garzas blancas, el martín o pescador, las gaviotas, patillos, tijeretas y los piqueros. Los canclones semejantes al payo común. Los joyoyos de plumaje blanco y cuello negro, semejantes al cóndor por su tamaño.


En las partes hondas de las tembladeras existen numerosas plantas nadadoras, que semejan extensas llanuras. En otras, se despeja dando el aspecto de lagunas insondables, desprovistas de toda vegetación, pero albergando en su arcanidad multitud, de saurios o lagartos, que crispa los nervios por su fiereza, abundancia de peces que dan avidez a su fauna alada. A excepción de la parte cultivada en esta subzona, hay pampas de pastizales, bosques de carrizos, caña brava y espinos que forman un laberinto impenetrable. Descuellan como vegetales importantes la palma real, muy parecida al cocotero, de tronco elevado y cilíndrico. El pambil. semejante al anterior, de menor tamaño, muy útil para la fabricación de casas. La paja toquilla, el cadi para estrechado de casas, cuyo fruto que es la tagua tiene inmenso valor industrial. Entre las maderas finas encontramos Tas mismas de la región árida, donde tiene cabida la subzona de los manglares y salitrales. Añadiremos por su importancia el palo de balsa, el guabo gigante cultivado por sus frutos y por la sombra protectora a los cafetales y cacaotales, en su estado de desarrollo. El palo de leche, caucho o jebe, de importancia lucrativa.


Ríos y tierras de cultivo

Las tierras de cultivo generalmente la forman el terreno plano que se halla casi al nivel del agua de los ríos, y que se denominan playas, las que permanecen cubiertas de arena y cascajo. Estos materiales están en movimiento continuo, porque cada vez que crecen los ríos, el influjo de las crecientes arrebata tocto lo que se halla en sus terrenos adyacentes, y va depositando acarreos de materiales nuevos.


Las vegas de mayor importancia en esta provincia, anotamos las del río Arenillas, Jubones y Buenavista, por tener cauces hondos y porque el abono constituye arena fina mezclada con lodo y tierra vegetal. Especialmente, en estas vegas se cultivan, con éxito asombroso, plantas anuales como el tabaco, arroz, maíz y legumbres. En consecuencia, los cultivos se hallan situados a lo largo de los ríos Túmbes, del Zarumilla, Arenillas, El Potrero, Santa Rosa, Caluguro, Buena vista, Jubones y faja de terreno comprendido entre las sabanas y el pie de las cordilleras.


RIO TÚMBEZ

El río Túmbez, que viene recogiendo las aguas corrientes de la Hoya de Zaruma, al salir de las montañas de Tagüín, recibe el nombre de Puyango, precisamente desde el puente que lleva su nombre y que sirve de paso entre Santa Rosa y Alamor. Luego continúa por un valle orlado de plácidas praderas, de una vegetación lozana, de plantas gramíneas y herbáceas. Corren sus aguas con majestuosidad sobre un terreno suavemente ondulado y salpicado de sitios risueños, de haciendas de ganado vacuno, y surcado de canoas. Con la eterna atracción de sus bancos de arena y su industria pesquera.


A medida que baja a la costa las montañas se retiran y huye la lozanía y vegetación verde, para dar paso a la melancolía del desierto de Túmbez, hasta llegar al sitio peruano de Rica Playa. De este lugar hacia el norte el río se denomina Túmbez y va atravesando las extensas llanuras de Cabuyal y los cascajales del Departamento Corrales, lado peruano. El sitio Cabuyal perteneciente a nuestro territorio, se caracteriza por su abundante cría de cabras; en su mediación con la población de Túmbez se encuentra la parroquia San Juan, a la misma que los peruanos la llaman Gobernación. El comercio de esta población consiste en una abundante producción de sandías y en carbón vegetal.


Desde el sitio de. Rica Playa el río a la vez, imprime un arco agudo al norte, para luego rendir su tributo de aguas en la bahía de su nombre, cerca de la punta de Malpelo. La desembocadura la hace en tres brazos anchos, por entre una vegetación tupida de manglares que impide la penetración de embarcaciones de alto calado, debido a los bancos de arena que se han formado, y al poco fondo de los canales. Aquello no impide sin embargo, la navegación de balandras y lanchas hasta la población de Túmbez.


El río Túmbez siempre marcó el límite legítimo de derecho entre el Ecuador y el Perú. En tiempo de la Colonia constituyó el lindero entre los Virrey-natos' de Nueva Granada y el Perú. La Cédula Real de 1.740 mencionó al Túmbez como límite natural para separar los dos Virreynatos, arriba mencionados. Más tarde, el Tratado de 1.829 también reconoció como línea divisoria el río Túmbez, para separar los territorios del Perú y de la Gran Colombia; y en el Protocolo Pedemonte-Mosquera, suscrito en Lima el 11 de Agosto de 1.830, se reafirmó este mismo límite que venía marcando el río Túmbez, desde siglos atrás. Solamente en el Protocolo de Río de Janeiro, suscrito el 29 de Enero de 1.942 el Ecuador perdió sus legítimos derechos con la línea del río Túmbez.


RIO ZARUM1LLA

El río Zarumilla nace en las alturas del cerro del Oso, en las ramificaciones de la cordillera de Tagüín. Desde su nacimiento toma el nombre de quebrada La Laja, hasta la confluencia de la quebrada Balsamal, que se origina en la cordillera La Lajilla. Desde la afluencia de la Balsamal a la quebrada La Laja, el río Zarumilla toma el nombre de Las Lajas hasta la confluencia de la quebrada El Faical, que viene con el nombre de Quebrada Seca y nace con el Casitas, en donde se encuentra la población de Alto Matapalo, del Ecuador. La astucia peruana ha denominado también Alto Matapalo a su población de cuartel, situada frente a Rancho Chico, población ecuatoriana, situada! en la margen derecha de la unión de las, quebradas El Faical y Las Lajas. Desde este punto el río se denomina propiamente Zarumilla. Los peruanos escriben este nombre con "S", en el afán de desfigurar la Historia.


La cordillera de Tagüin desde donde se origina el río, es muy rica en maderas de construcción como el guayacán, pechiche, laurel, ébano, roble, palo de vaca, bálsamo. Bajo esta selva umbrosa, hállase invencible el tigre americano de la familia felina, tigrillos., graciosas ardillas, cuzumbos, gualillas, armadillos, insectos venenosos y víboras como la chonta, el coral, la equis, sobrecamas, dormilonas.


En incesante desgranar de melodías, trepan los árboles los loros, predicadores, tucanes y más parleras, como las cotorras, papagayos, catarnicas, diostedés, pacharacos. Siguiendo su curso el río Zarumilla, se encuentra a su margen derecha las poblaciones ecuatorianas La Rocana, Quebrada Seca, esta última población i incrustada en el ángulo formado por la confluencia del Zarumilla con el rio Palmales, que nace en el cerro El Bunque con este mismo nombre.


El Pálmales deposita sus aguas en el Zarumilla por su margen derecha y en el punto denominado Dos Bocas. Siguen los caseríos La Peñita, Carcabón, Guabillo, Balzalito y Chacras. Por la margen izquierda está la población peruana La Palma, situada entre Balzalito y Chacras. Hasta aquí el río lleva la dirección del sur a norte, atravesando por terrenos que tienen el carácter de las pampas áridas. Enseñoreándose entre sus bosques los característicos árboles de esta zona: el ceibo, cuya lana vegetal se recoge para usos domésticos e industriales, y sus grandes flores amarillas indican al montuvio el término de la estación seca y la proximidad de las lluvias. El tamarindo, árbol grande y de importancia por el fruto. El hualtaco, madera muy preciada para las construcciones, al igual que el palo santo.


Durante el invierno, las aguas corrientes mueven el terreno de las playas y dejan el material que traen en suspensión desde las cordilleras, formándose feraces vegas, donde verdeguean enormes plantíos de tabaco y más plantas anuales como el maíz, zapallos, camotes, yuca; de cuyos productos depende la vida de los pobladores de Chacras y Huaquillas.


Al entrar el río en terrenos de aluvión, cubiertos de arena muerta, se encuentran las pampas de..Chacras y Huaquillas, con abundante vegetación de gramíneas, algarrobos, faiques, plantas espinosas; los característicos moyuyos de estas fronteras, que dan una goma inmejorable y sirven para la alimentación de los cerdos. Los zapotes, igualmente que los tunales proporcionan un jugo gomoso que se puede emplear en defensa de la agricultura, como medio adhesivo. Estas pampas tienen la alegría infinita de sus aves características, como la zoña, muy bella por el silvo; colemba cuyo canto es una verdadera flauta orquestada, y la construcción de su nido no es sobre las ramas, sino colgado, semejante a una balsa. Los caciques y ruiseñores, que se propagan hasta las islas de Jambelí. Las perdices y la graciosa urraca o chacara-chacara, la eterna aficionada de los metales, de color blanco y negro, del tamaño del faisán; de carácter sociable y novelero. Estas pampas se las ha destinado para la cría de ganado vacuno, caballar y cabrío. Durante las noches, semeja el ganado una bandada de cigüeñas dormidas sobre un extenso lago verde. Las aguas del río acarician las pampas de ganado y a las poblaciones, para luego ir a desembocar en el estero de Huaquillas, y por él en la Boca de Capones.


En medio de estas pampas áridas, que se extienden desde el río Zarumilla hasta el río El Potrero o Arenillas, en una extensión de doce leguas cuadradas, se alzan humildes las poblaciones de Chacras y Huaquillas, con casitas de caña guadúa, desparramadas y cercadas sus alrededores por cardos, tunales, pitahayas, esta última que da una fruta color granate, usada por los habitantes en los juegos de carnaval, y por guásimos que dan una fruta dulce, negra, muy apetitosa por el ganado de estas pampas.


Chacras y Huaquillas son los pueblos históricos que recibieron los primeros estampidos del cañón enemigo, desde el día cinco de Julio de 1.941, cuyos hijos pusieron su corazón y patriotismo, como invencible muralla de frontera, para contener al chacal, que había dejado su cubil y se dirigía olfateando sangre de mártires, para cometer una injusta agresión y destrozar un campo de hogares, que se erguían como mieses por entre los informes ceibos y esbeltos cocoteros; por entre los bosques frondosos de algarrobos, matajes y faicales, y por entre la policromía de tamarindos, ciruelos, tunales y pithayas. El Protocolo de Río de Janeiro, suscrito el 29 de Enero de 1.942, como el máximo sacrificio del pueblo ecuatoriano, en aras de la armonía y de la paz continental, fijó como línea fronteriza, entre el Ecuador y el Perú, el río Zarumilla, principiando en el Pacífico por la Boca de Capones.


RIO ARERILLAS

El río Arenillas tiene su nacimiento en las cordilleras occidentales de Santa Rosa y Tagüín con el nombre de Panupali. Más adelante, al unirse con la quebrada de Platanillos, que viene por su margen derecha, forma el río de Naranjos. Hasta aquí viene el río atravesando por terrenos de una vegetación trópica y majestuosa; de árboles de palma real, matapalos, guarumos, tagua, cascarillos, bijahua, palo de balsa, toquilla y maderas útiles, como el cedro, arrayán, canelo, amarillo, charán, etc. El árbol que más abunda es la balsa, el llamado fernansánchez: de flores rojas y abundantes. El tillo de raíces curvadas, propias para la construcción de lomillos.


Al seguir su curso de E. a O., va con una corriente estrepitosa, arrastrando cascajo grueso para esterilizar los terrenos adyacentes, generalmente de contextura cristalina y arcillosa. Al llegar el río al vallecito El Placer es bautizado con este nombre, y sus rumorosas aguas ciñen las laderas suavemente onduladas, cubiertas de un salvajismo abrupto, con manchas de caña guadúa, de árboles verdes de las anonas, como los guanábanos, barbascos de hojas punzantes y flores aromáticas, cuyas semillas venenosas usan los pescadores para adormecer la vida de los peces. Al atravesar estas selvas el viajero se deleita con el bullicio alegre de los pájaros cantores: de los mirlos, azulitos, jilgueros, gorriones, solitarios, .picaflores, que hacen las delicias de estos campos.


Luego continúa el río enjoyado de cultivos de arroz, maíz, caña de azúcar, yucas, piñas, naranjas, y entra al sitio Naranjos. Riega después los lugares de Feijoó, Saracay donde recibe las aguas del río Saracay que nace de la terminación oriental del Tagüín y de la altura de Palo Solo y continúa arrastrándose perezoso en su caudal de aguas hasta llegar a Piedras, población pequeña que se levanta a su margen izquierda. Del mismo lado del caserío se le une el río Piedras, que según se afirma es el límite entre los cantones de Piñas y Santa Rosa. Piedras, es actualmente un caserío de la hacienda de su nombre, con 50 habitantes, y es a la vez, estación terminal del ferrocarril de Puerto Bolívar al Amarillo, Grandes cultivos de pasto se extienden a las márgenes del río de este lugar. Y debemos anotar de que es un lugar de calor sofocante, de clima malsano por las fiebres palúdicas y de abundante plaga de mosquitos.


Dejando Piedras el río entra en las últimas ramificaciones de la cordillera de Tagüin, por entre una naturaleza lujuriante y selvática, tejida de lianas y bejucos y recamada de musgos. De árboles fecundos para la industria maderera, tales como guayacán, guachapelí, laurel, pechiche, roble, caña guadúa, paja toquilla; con exhalantes aromas de palo santo y de árboles recinosos, como el bálsamo del Perú. Con bosques extensos de-balsa y caucho, productos de alto valor en el mercado t s extranjero, y bajo la "influencia de un r ambiente tropical, con olas de calor y g mosquitos. En esta zona abunda la hoja de bijao para techos de casas. Una variedad infinita de animales viven en estas montañas, desde el tigre cebado en el asalto al ganado, hasta el a inofensivo perezoso, típico de estas zonas. Al pie de estas cordilleras se abren hermosas planicies cubiertas de Janeiro y paja chilena, que desfilan a lo largo del río, destinadas a la alimentación del ganado vacuno y caballar, que rodean las haciendas en halagadoras promesas de redención económica.


Después de humedecer este valle, donde se halla la hacienda de Yucas, entre los ríos Piedras y Cañas, sigue a Playas, hacienda que se incrusta entre el último río mencionado y el río Lobos. Luego continúa por la hacienda Tagüin, de característica fructificación perenne de zapotes, mangos y naranjas. Avanza irrupcionando el río por la hacienda Mates, y por fin entra con aguas tranquilas a la bella y floreciente población de Arenillas, que se esconde entre una profusión de huertos de café, cacao, plátanos, de naranjos, limoneros, mameyes, zapotes, mangos, guayabos,, pomarrosos, badeas.


A la margen izquierda del río, que ahora toma el nombre de su población, se halla Arenillas. Un puñado de casitas blancas, ordenadas por un hermoso parque. También pueblo histórico, que constituyó el centro de operaciones militares, y que sufrió la afrenta de su enemigo y la acción despiadada e inhumana de los bombardeos. Hállase recostada la población al pie de lomas grises, erizadas por matorrales punzantes y rocas de coloración fuscosa. Arrullada por la salvaje sinfonía del río Arenillas; entre mugidos de ganados camperos, y envuelta en un ambiente oloroso a cafetales, cacaotales y del olor acre y picante de los tabacales, que i se extienden en el talud del cauce del río, en una feraz tierra, depósito de vegetales muertos mezclados con lodo y arena.


Lentamente el río sigue con presunciones de caudal, empujando quedamente a las balsas y canoas pesqueras, ante un desfilar de tabacales, de extensos pastizales para la cría de ganado. Sintiendo la ausencia de la cordillera que ha quedado atrás, comienza a penetrar en los recintos principales del Jobo, San Antonio, junto a cuyo poblado se despejan hermosas lagunas, temidas por los lagartos. Un cultivo abundante de árboles frutales cubre esta región, sobresaliendo la naranja, igualmente que en el recinto de El Sauce, que se halla más adelante. Al pasar el río trente al caserío de San José, toma el nombre de El Potrero, continuando por un terreno de algarrobos, espinos y tunales, ti barrio de San José es muy progresista por su actividad comercial, tabacalera y por la cría de ganado vacuno y cabrío. Frente a este caserío es digno mencionar el estero de Pinto, donde se pesca en abundancia las llamadas dicas, especialmente en los primeros aguaceros. No dejan de ser peligrosas estas lagunas por la abundancia de lagartos.


Abandonado el río el barrio de San José, va regando los florecientes sitios de Jumón, San Jacinto, San francisco, con grandes cultivos de tabaco, pastos y abundante cría de ganado vacuno, y con la influencia de climas áridos del desierto peruano, hasta perderse en el estero de Jumón o de El Checo, y por él, hace su desembocadura en el estero Grande o Pital. Es digno mencionar las extensas llanuras que se dilatan de E. a O., entre el río Arenillas y el estero Hualtaco, y de S. a N. entre la carretera Cayancas y los manglares de estero Grande, cuyo polígono rectangular encierra una extensión de 54 km cuadrados. Estos terrenos son muy apropiados para un natural campo de aviación, probado por varias épocas por nuestros pilotos y aprovechado por la aviación peruana, durante la estadía en la provincia.


En estas llanuras es interesante la contemplación de uno de los fenómenos físicos que realiza la fantasía de la Naturaleza; fenómeno formado por las brisas del mar, los rayos perpendiculares del sol y el espejismo azulado del boscaje de los manglares. Este es el fenómeno físico denominado espejismo, cuya visión es la de un oleaje que avanza con rapidez asombrosa hasta perderse en los extremos solitarios de dicha llanura.


En este río que estudiamos como en los cercanos a Santa Rosa y en el valle del Jubones, en sus partes más hondas y al nivel de las llanuras, se han descubierto rocas muy singulares, cuya formación se adjudica al gneis y a las pizarras antiguas.


Hay aseveraciones de que este río antes corría frente a la población de Arenillas hasta el punto Los Lirios y pasando por Zapanal, Río Viejo y yendo a desemboca en los salitrales del estero del río Viejo, hacia arriba de Puerto Pitahaya. Indudablemente, en el siglo pasado desvió su cauce para correr por campos experimentales de tabaco y muy cerca a la poblaciones ya citadas anteriormente.


RIO SANTA ROSA

El río Santa Rosa es el sistema más desarrollado de esta zona. Comprende los ríos que nacen y bajan desde las faldas occidentales de las cordilleras de Dumarí, parte de la de Chilca y de las faldas de Sambotambo. Su mayor afluente es el río Buenavista.


El río Santa Rosa al nacer corre de E. a O., entre altas montañas de ricas maderas: cedros, cascarillos, amarillos, cauchos, sanones, arrayanes, bellamaría blanca y rosada; de árboles gigantescos y barbados, cargados de plantas parasitarias, como los huicundos, hongos, musgos y líquenes crustáceos que se tienden por el suelo y lamen las rocas. Bajo estas montañas enmarañadas, tupidas de una vegetación demasiado exuberante, vive una fauna muy variada e inclemente, como el jaguar o tigre americano, el puma o león, tigrillos, zorros, perezosos, osos, saínos o puerco saca, el cuzumbo de lana muy fina, semejante a la seda, monos y cuchuchos que destrozan el maíz. Revolotean entre los bejucos, ramas y enredaderas, muchas aves de caza, como las pavas del monte, gallinas, patos loros, huacos palomas, perdices, etc. Por entre las grietas de los troncos se deslizan, apoyándose en las enredaderas de suaves tonalidades, las víboras como la equis, el coral, enemigos del hombre y del ganado en estos sitios.


El río baja estrepitoso por una quiebra profunda, desde donde se levantan a los lados dos cuchillas o sierras, de selva tupida, de formas bajas, elegantes y variadas, en cuyas cimas sobresalen los graciosos helechos arbóreos, igualmente que las palmas de cera, que sacudiéndose del laberinto de ramas se levantan esbeltas y coronadas sobre las colinas de verdor.


Tanto el río como las colinas descuellan rápidamente en el valle de la Chonta, lugar rodeado de chontillas, de gigantescos y sombríos árboles con follajes impenetrables. Desde este sitio que es la base de altas montañas, sigue el río por terrenos planos, contemplándose un anchísimo cauce, rocas carcomidas, árboles muertos y enormes piedras arrastradas por el aluvión del año de 1.925, que asoló campos de cultivo, de crianza e industrias, hasta llegar amenazar ciegamente las poblaciones de Bellavista y Santa Rosa.


Las playas del río se componen de un terreno cretáceo, destruido por la erosión de las aguas, y entre los guijarros se conservan materiales duros como el cuarzo y tierras areniscas y silíceas. De trecho en trecho llegan al río quebradas de color oscuro, de variadas sales y desarrollo de algunos gases como el hidrosulfúrico; aguas que corren entre rocas estratificadas, representando un metamorfismo químico realizado por aluviones.


Un profundo silencio reina en estos bosques, a veces interrumpido por el bramido de los monos, la gritería disonante de los loros, que ponen un acento de melancolía en el espíritu del viajero que se siente en languidecerse, ansiando salir de la vegetación que lo oprime. Otras veces, la vista juega con el plumaje espléndido y variado de los alados, que se combinan del modo más caprichoso en sus colores.


Hasta llegar a la Chilca, el río va pasando por los sitios de Sabayán, El Guayabo, Torata, etc., cultivado de pastos y ostentando zonas promisorias de riqueza por el caucho, palma de cera y caña guadúa. El agua va lamiendo terrenos de una descomposición rápida y mecánica de las rocas. De mucha humedad que vuelve resbalosa la tierra, con una capa pegajosa de arcillas rojas y amarillas, las cuales forman el esqueleto de las montañas a base de pórfidos y dioritas.


Desde este punto el río atraviesa por terrenos arenosos, ricos en tierra vegetal, muy esencialmente para la agricultura, bordando por consiguiente, una ladera de franciscana vegetación: de extensos cafetales que siguen el río como sábanas blancas, en estado de florescencia: de platanales, las musas paradisíacas que envuelven bajo la sombra al agricultor. De plantaciones de cacao, maíz, caña de azúcar, pastos, naranjos, limones, caimitos, chirimoyas, caujes, nísperos, pomarrosas, mangos, papayas, badeas y extensas vegas tabacaleras y arroceras que han dado al hombre de estas comarcas una vida abundante, rica en paz y honra y enaltecida por el trabajo.


Desde la Chilca el río va pasando por Limón Playa, Ducupalca, Remolino, La Avanzada, y especialmente entre los sitios Remolino y La Avanzada, el río se asoma marginado por hermosos huertos de naranjos, cafetales, platanales, pastos y bosques de vegetación arbórea muy variada y tupida. Agréganse extensos terrenos de pastos de Janeiro, chilena, ron crías de ganado vacuno y caballar, con pampas verdes embalsamados por los aromas de las flores de azahares, de cacaotales y platanales, que se esconden detrás de las cercas vivas de jobos y ciruelos. Al continuar el río con la dirección N. O. pasa frente a la población de Bellavista, construida en la línea férrea de Puerto Bolívar al Amarillo; población que se alza entre el furor de ciruelos y totumos, de naranjos y badeas. Es un lugar atractivo por ser u-na llanura alegre y de emociones estéticas que brindan las cordilleras; de clima agradable y fresco. La población es de una inmensa economía, fincada en sus campos cultivados de algodón, pasto, café, plátanos y frutas. Hacia el frente está la hacienda "La Esperanza" de la Compañía "Citros", con .grandes cultivos de naranjos, mandarinas y limones, can sistemas de injertos. Dejando Bellavista, el río corre por entre pastizales, sombreados por majestuosos ceibos esporádicos, por esta razón, entre Bellavista y Santa Rosa queda el lugar denominado Los Ceibos. Después de media hora de que el río abandona Bellavista, llegan sus aguas marginadas por un desfile de palos prietos a Santa Rosa.


La vegetación de palos prietos que orilla el río ha sido sembrada, en razón de que sus fuertes y numerosas raíces, constituyen un dique de contención para que las rabiosas crecientes del invierno no hagan daño a la bella población. La floreciente ciudad de Santa Rosa se asienta a la margen izquierda de su río, en un hermoso plano. Los hijos de esta población, desde años atrás, han venido convirtiendo sus selvas vírgenes en arcadias de recreación; en enormes huertos productivos, que dejan admirar la fertilidad de su tierra, de una naturaleza pródiga, donde han brotado como flores de alabastro, poblaciones hospitalarias, ricas de espiritualidad, en un ambiente de paz, honra y trabajo. Albergando a, generaciones de hombres que han restaurado el oro a fuerza de trabajo, constancia y ajenos a un vivir anhelante y egoísta de los que sueñan en fortunas. Luego continúa el río a Puerto Pital, donde toma la forma de estero navegable por vapores pequeños. Por fin, desemboca en el estero de Jambelí o de Santa Rosa.


RIO BUENAVISTA

El río de Buenavista que nace en las cordilleras de Dumarí, Chillacocha y cerros de Angostura, con el nombre de Clavelillos, tiene al principio la dirección de N. a O. Atravesando terrenos de montañas entra en la llanura de vegetación gramínea, para pasto del ganado, y a veces interrumpida por frondosos bosques.


Paralelamente a su curso, y a su margen izquierda se halla la hacienda de San Agustín, con cultivos de cacao y cría de ganado vacuno. A la margen derecha, continúa la hacienda Las Raspas hacia al sur del Pasaje, también cultivada de cacao y con cría de ganado vacuno. En general, los terrenos adyacentes a este río, se han destinado a grandes cultivos de cacao, tabaco, café, caucha en estado silvestre, pasto y árboles frutales, que llegan a ahogar a la población, sobresaliendo las exquisitas pomarrosas. La población de Buenavista sonríe con un halagador devenir agrícola, establecida a la ribera derecha del río de su nombre. Desde esta población vira el río hacia el O. y S. O., y comienza a serpentear por extensos llanos, por terrenos bajos y pantanosos dando muchas vueltas, obligado talvez por la constitución cretácea de esas tierras. A una hora de distancia de la población de Buenavista, el río llega a bañar a la población de La Victoria, que se esconde en medio de un laberinto de árboles frutales, con la característica fruta de pomarrosa, que sirve para destilar alcohol; cultivos de cacao, café y de extensas invernas para el ganado vacuno y caballar. Luego, el río sigue humedeciendo la hacienda ganadera de El Pomarroso, que se extiende a su margen derecha, para rendir, al fin, su jornada de aguas, desembocando en eí río Santa Rosa, al lado de Puerto Pital, y a la distancia de un kilómetro de la ciudad de Santa Rosa.


El río Buenavista recibe del lado derecho a su tributario el río Raspa que nace del cerro Chilola, cerca de la población de Buenavista. Del lado izquierdo recibe las aguas del río Caluguro, que nace en la cordillera de Dumarí, y su curso atraviesa valles floridos de vegetación promisora para la cría de ganado vacuno; valle que se denomina Birón y Caluguro, los mismos que están voluptuosamente estrechados por los ríos Caluguro y Santa Rosa, que corren paralelamente bordeando sus pies. En la sección comprendida entre el cerro de Caluguro y Birón se observa la presencia de rocas verdes que son las que contienen cuarzos auríferos. Por la visto es una región rica en oro y otros tronérales.


Los valles de Birón y muy especialmente el de Caluguro, traducen a las poblaciones vecinas una robusta economía, representada por la abundante cría de ganado vacuno, grandes cultivos de cacao, tabaco, café, banano y frutas, entre estás la naranja. Es digno de mención dos productos espontáneos: la paja toquilla que abunda en estos terrenos y que permanece preterida, por falta de su industrialización, y el bosque majestuoso de caucho de la hacienda de Birón, que actualmente representa la mejor economía nacional.


Más al norte corre el río Negro, abrazando con el río Caluguro a dos cerros cónicos que se levantan al centro: Caluguro Grande y Caluguro Chico, y encerrando campos de cría de ganado, de maderas finas, cultivos de Cacao, tabaco café y esencialmente una prodigiosa zona de bananos. Al continuar su curso, atraviesa terrenos pantanosos del carácter de las tembladeras, hasta depositar sus aguas en el río Buenavista, al sur de la población de La Victoria, que se halla a la margen izquierda y al borde de una abundante vida agrícola de plantaciones de tabaco, café, caña de azúcar, árboles frutales y caucho silvestre.


Entre las poblaciones de Pasaje y Buenavista existen las tembladeras que ya hablamos anteriormente, las cuales se canalizan por el río Motuche, para luego penetrar en el estero de Guarumal por éste al estero de Santa Rosa. Según estudios realizados y por los vestigios que existen en esta pampa, cubierta de arena muerta y cascajo que esteriliza los campos vecinos; pampa de carácter desértica, bañada por cloruro de sodio, y que se extiende desde el estero de Guarumal hasta Machala, parece que en época no muy remota fué el curso del río Jubones, seguramente por el curso actual del río Motuche y dividiéndose en varias deltas en su desembocadura. Al norte del estero de Guarumal, cerca de la Boca de Jambelí, entra el estero de Machala, que fué muy importante porque constituyó en el pasado, la vía principal de comunicación de la provincia de El Oro y Loja, donde se encontraba puerto Pilo, en cuyo callejón tuvo lugar la memorable batalla de 1.895, dada por los machaleros Manuel Serrano, Wenseslao Ugarte, Tomás Larrea, José Madero, Luis Barrezueta y otros, derrotando al Coronel Lazo de las fuerzas conservadoras leales al Gobierno de Luis Cordero. En ese sitio hoy se levanta una columna conmemorativa, denominada "Columna del Nueve de Mayo".


Puerto Pilo está en medio de una llanura salitrosa, cubierta de espesos manglares; rodeada de bejucos espinosos, llamados "uña de gato", que forma una tupida red impenetrable, con ostentaciones de cactus, gigantones y pithayas. Los animales pobladores de estas pampas son los venados.


RÍO JUBONES

El río de mayor caudal de aguas que sigue al norte, es el río Jubones que nace en las paraminas de Alparupazhca, con el nombre de Nabón. Aumentan su caudal de aguas por el lado derecho, los ríos Tinajillas y Silván. Sigue una dirección de E. a O. al principio, luego al sur toma el nombre de río León, corriendo por un cauce profundo, oscuro y uraño, a través de los páramos de Silván y Alpachaca. Durante este trayecto recibe del lado oriental, los ríos Charcay, Tabla-yacu, Udushapa y Oña. Del lado sur recibe al Zaraguro, conservando la misma dirección el río Motuche y luego haciendo su desembocadura en el actual estero de Guarumal. Hoy la desembocadura de este río la hace al norte de Máchala. Seguramente cambió su cauce a fines del siglo pasado, rompiendo un cauce nuevo después de dejar Pasaje. De aquí se origina el nombre característico de El Rompido.


Sin embargo, parece que esta no fué la única vez que cambió de cauce, porque se observa en las pampas que se extienden entre Machala, Pasaje y Buenavista, huellas" antiguas de cauces de ríos secos, gran cantidad de arena muerta, cascajo y materiales rocosos arrastrados por crecientes. Y según la opinión de A. Baleato del año de 1820, el Jubones tiene dos brazos y dos desembocaduras, que se dividió después de pasar el pueblo de Yúlug. El un brazo que se dirigía al norte y formaba el río Jumar o de Machala, desembocando en la costa de la población; y el otro brazo que se dirigía hacia el sur desembocaba en los esteros de Payana, o sea en el actual estero de Santa Rosa o Pital.


Estos cambios fluviales del Jubones con la violencia de su corriente que no tiene ningún otro río del Ecuador, ha llevado un acarreo incesante de materiales rocosos, arenas y cascajo, esterilizando estas regiones y matando su potencialidad agrícola. Martirizando a sus pueblos y privándoles hasta del agua. Machala mismo, ha gemido durante algunos lustros sin agua y oprimida por las llanuras monótonas de salitrales y manglares.


Aún continúa el río inconforme, amenazador y ciego con sus crecientes rabiosas, tratando de arrasar a las poblaciones que se encuentran a sus márgenes. Al entrar el río Jubones a esta provincia, con actitud amenazante, huyendo de la opresión de las altas montañas, cerca del Pasaje lleva la dirección noroeste y principia regando la hacienda ganadera de Casacay, cultivada de caña de azúcar. En esta hacienda desemboca, por la margen izquierda, el río Casacay, desde el cual, el Jubones se abre en siete brazos, y el de mayor caudal y corriente pasa por el pie de la ciudad del Pasaje.


De Casacay continúa el Jubones regando la hacienda cafetera, de árboles frutales y ganadera, denominada Cerritos, y por fin le sonríe a su margen izquierda la bella ciudad de Pasaje, cercada de huertos de cacao, de árboles frutales, sobresaliendo entre las frutas la naranja, la del pan y otras.


Pasaje está incrustado en un lugar paradisíaco, donde la vida rebosa en efluvios de emociones estéticas, entre los tenues matices del plantío, que se pierden lentamente en agonías multivariadas de colores, dulces como tardes matizadas, con incendios de luz y orquestaciones polifónicas de los tordos, mirlos, brujos, plataneros, jilgueros, gorriones, solitarios y los olleros o chilalos, que se distinguen de su especie por construir sus nidos de barro, dando la forma semejante a un horno. No dejaremos de mencionar la graciosa ave, llamada Valdivia, que según creencia montubia, su canto indica la proximidad o retiro del invierno. El pájaro músico o cornetero, muy célebre por su solfático cantar. Y el árbol de estas zonas llamado el pan, que ya lo mencionamos más arriba.


En las orillas de este río se resumen todas las condiciones favorables para el cultivo del cacao: un clima húmedo y caliente, un suelo ligeramente arenoso, con depósito de árboles muertos; con terrenos de aluvión, donde se levanta con exuberancia el cacao, café, caucho, plátano, caña de azúcar, tabaco, árboles frutales, como los naranjos, caimitos, caujes, mangos, pifias, badeas, y extensos pastizales. Por toda esta enorme producción se trueca esta tierra en un tesoro de esta comarca.


Desde el Pasaje el río Jubones, con este mismo cortejo grandioso de producción, arriba enumerado, que lleva la plenitud de loca abundancia y la energía de tierra ubérrima, toma la dirección de N. a O. y va regando las haciendas de Caña Quemada, La Constancia, La Clemencia, La Delicia, La Clotilde, hasta llegar a la población de La Bocatoma, desde la cual el río sigue la dirección hacia el Occidente, pasando más adelante por la hacienda la Iberia, que está frente a la hacienda Cambio del Guabo.


Las haciendas que venimos enumerando son ganaderas y de cultivos de caña de azúcar, plátano y cacao. No faltan también a las riberas del río extensos bosques de caucho en estado silvestre, de palma real, que es la reina de nuestras montañas, pambilares, palmas pequeñas, pero de tronco esbelto y de follaje parecido al de las chontas; chontas y chontillas, cadí, paja toquilla, alisares y maderas útiles. Plantas de la variedad de las euforbiáceas, malváceas, ciruelos y jobos que se emplean para cercas vivas. Bosques recamados de musgos y tejidos por bejucos y lianas. Entre esta naturaleza, viven aves de rapiña que junto con los cuadrúpedos de la familia canina como el zorro, cuzumbo, cuchucho, y la felina como el tigre, hacen un lugar respetado por los hombres y animales domésticos. Hay en medio de esta floresta, poseída de fauna abundante, una infinita alegría de sus aves, con sus cantos armoniosos y sus artísticos tocados de arco iris en sus plumajes, y la alegría corre danzando a sus orillas, vestida de luz, de colores, de gorjeos y humeantes jaculatorias, en medio de un paraíso verde, de eterna fisonomía tropical.


Desde el pueblo La Bocatoma se dirige al norte el cauce antiguo del Jubones, huellas que van pasando por los caseríos de Santa Rita, La Playa, Costa Rica, Santa Getrudis, El Guabo, La Loma, Santo Domingo, San Carlos, San Francisco, La Victoria, Santa Cruz, Dos Bocas, La Maravilla, Bocana, El Palmar, San Pablo, hasta el lado del pueblito de Bajo Alto, ya desaparecido a causa de las cometidas del mar.


Este canal denominado río El Rompido, fué por donde corría el Jubones en tiempos remotos seguramente. En esos tiempos como se ve, hace algunos años, el río acariciaba las tierras del Guabo muy cerca de la población, y constituyó un puerto y un medio de irrigación, hoy se ha alejado a una distancia de dos kilómetros al sur, debido al empuje de sus crecientes. La población de El Guabo se halla sobre campos cultivados de tabaco, cacao, caña de azúcar, platanales, cafetales y árboles frutales. El Guabo pone su característica vegetal por ser el centro de la producción de caña guadúa, especialmente en el sitio Rio Salado. La bella población está resguardada por un desfile de árboles en el furor de flores, con extensiones de pastos cultivados, como las gesneriáceas y lobeliáceas, cubiertos de ganado vacuno y caballar. Después del Guabo, que queda a la orilla del cauce antiguo y a su margen derecha, el río sigue a la hacienda La Iberia. Divide el caserío que constituye un pequeño puerto, a donde avanzan pequeñas embarcaciones. Esta hacienda siempre ha sido notable por la cría de ganado vacuno, por los cultivos de tabaco, café, cacao, banano y árboles frutales. Especialmente el banano cultivado en esta hacienda finca un índice elevado de economía.


La Iberia es un lugar histórico, donde se derramó sangre inocente y se humilló a nuestra ecuatorianidad. Está entre Guabo y Machala, a cinco kilómetros de esta última. Hay un furor de vegetación, de plantíos de cacao, café y pastos. Duerme para siempre un campo herido por fosas, en las cuales también duerme el heroísmo legendario de los ecuatorianos. Allí está delatada toda, la obra funesta de los peruanos, en medio de una selva llena de armonías, venenos y mieles. En medio de campos amarillentos, sacrificados de calor, de tembladeras y sabanas. Allí están esos ecuatorianos abandonados bajo cortinas de mosquitos y en tierras duras e hirientes por sus zarzales.


Hoy en ese sitio histórico se enredan sobre las fosas algunas plantas parasitarias en sonrisa de flores amarillentas, y desde los árboles vecinos descienden hamacas de bejucos silvestres para cubrir la tierra festonada de leyendas heroicas.


Dejando La Iberia el río continúa por la hacienda Primavera que está a su margen izquierda, de la misma producción anterior, especialmente de tabaco. Frente a Máchala, hacia el norte, el río se divide en dos brazos, que luego se unen en su desembocadura, encerrando a un terreno de tembladeras impenetrables. Después de atravesar terrenos pantanosos, de vegetación baja, de arbustos ramificados consistentes, de pampas o llanuras estériles, pobladas de cactus, zarzales y árboles espinosos, el río ya mencionado desemboca por entre espesos bosques de mangles, entre Puerto Nuevo y Puerto Grande, frente a la Boca de Jambelí.


RIO CHAGUANA


Nace él Chaguana en las alturas de la cordillera de Mullepungo. El río Zapote es uno de sus principales afluentes, que baña la hacienda Pensilvania, y el mismo que nace en las tembladeras del Condenado y Peña Dorada. Este río deposita las aguas al Chaguana por la margen derecha. Entre el río Zapote y la hacienda Chaguana queda la hacienda "El Triunfo", a donde llegan canoas para recibir el banano, aprovechando de su cauce angosto y profundo. Hasta Tendales penetran balandras y lanchones, en este punto el río también se denomina Tendales. Continuando su curso en línea occidental va a unirse sus aguas en el río Pagua, frente al acodadero llamado Las Cruces, al cual apegan barcos pequeños y lanchas de buena capacidad, para conducir todos los frutos de las haciendas Pagua, María Teresa, Tendales y Chaguana. Entre los ríos Tendales o Chaguana y el María Teresa, tributarios del Pagua, se extienden las enormes tembladeras de Peña Dorada y Condenado. La primera muy abundante en pastos para la cría de ganado vacuno, y la segunda cubierta de cacaotales.

El río María Teresa tiene su nacimiento en las alturas de Molleturo, bajo el nombre de río Bonito. Luego toma el nombre de María Teresa hasta unirse al Pagua en el sitio llamado Oreja del Diablo, que es una curva salvada por el canal, denominado La Risa, trabajado por los moradores. De aquí a 12 kilómetros desemboca en dirección sinuosa en la bahía del Pagua, comprendida entre los bancos de la Puntilla al sur, y los manglares de tierra firme hacia el norte, que es un golfo de algunas millas de abertura y que se confunde en las aguas del Canal de Jambelí.


RIO PAGUA

El río Pagua nace de la laguna de Mollepungo, en las montañas de Molleturo. En su curso de E. a O. va regando la hacienda de su nombre, que se caracteriza por el cultivo de cacao y arroz. Atraviesa además bosques y extensas sabanas. En sus bosques se albergan saínos, cuchuchos, variedad de aves; culebras como la equis y la chonta. Luego de recibir a sus ríos tributarios María Teresa y Chaguana, permite con su caudal de aguas la entrada de lanchas y balandras hasta el sitio Las Cruces, desde donde se lo surca en lanchones y canoas hasta la población de Pagua, situada a cinco horas de navegación desde su desembocadura en el mar. Pagua es una población de 1 50 habitantes más o menos.


RIO SIETE

Del río Pagua a tres kilómetros y medio, hacia el norte, se encuentra el río Siete, que nace en las últimas ramificaciones que separan a los ríos de Pagua y de Tenguel, hacia arriba en el cerrito cónico de Tenguelillo. El río Siete va atravesando un cauce pedregoso y espesos bosques de chontillales en la parte montañosa. En la parte baja siguen los manglares que se extienden hasta el mar. La planicie no da lugar a que su cauce tenga profundidad, por esta razón no es navegable por canoas, como por el obstáculo de los tupidos manglares. Este río es importante por servir de límites entre la Provincia de El Oro y la del Guayas.


C A N T Ó N M A C H A L A


SITUACIÓN Y LÍMITES

Este Cantón se halla situado al sur del Ecuador o línea ecuatorial. Limitado al norte con la provincia del Guayas. Al N.E. con la del Azuay. Al E. con el cantón Pasaje. Al sur con el de Santa Rosa y al O. y N O. con el Canal de Jambelí. Los límites con puntos de referencia son: al Norte con el río Siete, que sirve también de límites entre las provincias de El Oro y Guayas. Por el Sur y S. O. se extiende el territorio cantonal hasta el río Pital o Santa Rosa. Al E. Con el cerro de Palmar, las sabanas del río Palenque, continuando por los puntos conocidos de Zanja, Bocacana, Puentecita, Corral de Rivera y la Peaña, que separa del cantón Pasaje. Al O. y N. O. con el Canal de Jambelí.


SUPERFICIE

La extensión territorial de este cantón se calcula en 950 kilómetros cuadrados.


POBLACIÓN

Para 1.942 la población del cantón Máchala ascendía a 13.1 14 habitantes.


DATOS HISTORICOS

Existen muchas versiones y discrepancias acerca de los primitivos habitantes de Machala. Algunos historiadores afirman que la nación de los Cañaris ocupaba gran parte de lo que hoy es la provincia del Azuay y El Oro, o sea desde el nudo del Azuay hasta Zaraguro; y desde la Cordillera Oriental hasta el Golfo de Jambelí.


Después, en la época de la conquista del reino de Quito, y a mediados del Siglo XV Tupac-Yupanqui sometió a los aguerridos Cañaris, dominándolos por largo tiempo. De acuerdo con la relación anterior, se supone que, en el actual territorio de "El Oro" nació Huaynaca-Cápac, hijo del aguerrido conquistador Tupac-Yupanqui, siendo posiblemente su cuna el punto denominado Pitaviña, donde existen aún vestigios de una antigua ciudad incásica, indudablemente la discutida ciudad de Tomebamba. Huayna-Cápac nacido a orillas del Jubones la historia afirma que reinó durante medio siglo. Y desacuerdo con estas hipótesis, existe la seguridad de que fueron los Cañaris los que dominara la costa de Machala, por la vinculación que existía de las tribus de estos pueblos con los Cañaris.


Rodrigo Chávez González que durante muchos años se dedicó a estudios serios en la Provincia, corrobora con la hipótesis de los investigadores anteriores a él, y concluye manifestando de que una cultura antigua, de origen maya, centroamericana, pasó por estas zonas, especialmente por el valle del Jubones, y bifurcándose en la sección de Chahuarurco, dio origen a las civilizaciones "Cañari" de la Provincia del Azuay, y "Prepalta", de Loja. El mismo señor Chávez en unión del señor Arturo Pazmiño Noblecilla, descubrieron y publicaron en "El Universo', las ruinas de la ciudad de Pitaviña, asegurando corresponder dichas ruinas a la desaparecida ciudad de "Cañaribamba", donde se dice nació el Inca Huayna-Cápac y que debió estar esta ciudad en la provincia de "El Oro",, según la relación de Los castillos derruidos" que habla el español Cieza de León.


Siguiendo el autorizado estudio del señor Ángel T. Barrera, se indica entre varias hipótesis, que fueron los isleños de Puná los primitivos moradores de Machala, quiénes vinieron a estas tierras atraídos por la abundante pesca y por la fertilidad de los terrenos adyacentes al Jubones, que, en ese entonces y después de muchos años, corría dicho río por las inmediaciones de la población. Establecidos los isleños en estas nuevas tierras fundaron el pequeño Estado o tribu de los Machalas.


Otras teorías más acertadas, aseguran que Machala fué una colonia de los Mochicas, Chimús o Yungas, provenientes de un poderoso imperio que, según Don Juan E. Durand, etimólogo muy competente y autorizado, se extendía entre los paralelos meridionales 10o. y 45o., río de Patavilca y 1°. latitud sur, Bahía de Manta.


El Dr. González Suárez, nos habla del establecimiento de los Quichés de Guatemala en el territorio donde hoy se alza Zaruma. Su teoría se funda en que esta tribu vino desde Guatemala hasta la costa de Máchala, continuando por tierra hasta las estribaciones de la cordillera Occidental de los Andes.


Don Otto von Buchwald, expone que vivieron en el territorio de Machala o Jambelí, en el tiempo de la conquista, los indios Colorados o sea la tribu de los Caras. Pedro Fermín Cevallos afirma que fueron el Estado indígena de los Póseos o Póceos, los que ocuparon el actual territorio de Machala. Esta última aseveración no es aceptable, ya que los Póseos o Póceos fue una tribu muy distinta de los Machalas, la misma que ocupaba otros pueblos de la provincia de El Oro.


Todas estas teorías acerca de los primitivos pobladores de Máchala son muy aventuradas, y lo que sí se puede afirmar definitivamente, es que fueron los indios denominados Mochicas, a los que también se les llamaba Macha las, y el resto del imperio del Gran Chimú los que vivían en lo que hoy es Machala, los mismos que fueron dominados por los incas, casi temporalmente a la venida de los españoles. El nombre de Machala tuvo seguramente su origen en Mah-Chal, que literalmente traducido equivale a Noble o Gran lindero".


La historia nos da a conocer que la primera fundación de Machala se hizo en el lugar denominado Los Cerritos, hacia el oeste. La segunda al sur, en el punto llamado Pozo del Piao, y la tercera fundación definitiva en lo *que hoy es propiamente Machala, que aseguran que este sitio llevaba el nombre de Catamayo.


En el año de 1.573 Machala dependía de la Tenencia de Puná, que a la vez pertenecía al corregimiento de Guayaquil. Su primer indio Gobernador se llamó Ambrocio Gumal. En el año de 1.808 Machala constituía ya una Tenencia de la provincia de Guayaquil, con 720 habitantes. Su anejo era el Pasaje con, 100 habitantes.


Durante ese mismo año Don Antonio de Alsedo, quiteño, hijo del español Don Dionisio de Alsedo y Herrera, publicó en Madrid una voluminosa obra de cinco tomos, titulada "Diccionario Geográfico, Histórico de las Indias Oriéntales o América", y refiriéndose a Machala, dice: Pueblo de la Provincia y Gobernación de Guayaquil en el Reino de Quito, y del Partido de la Puna, está situada sobre la costa del Golfo de Guayaquil al medio día del Río o Estero de su nombre, es célebre por el cacao que coge en sus haciendas, y se estima por el de mejor gusto y calidad, dista de la capital 16 leguas, y está a tres grados once minutos de latitud austral". En 1.81 1 es nombrado Teniente del pueblo de Machala, Don Lizardo Romero.


En Abril de 1.820, Máchala como los demás pueblos del litoral, tuvo que soportar el empréstito decretado por el penúltimo Gobernador, Don Juan Manuel de Mendiburo, que alzó los pendones de España en Guayaquil. En este mismo año Machala, con un noble gesto patriótico, digno de imitarse, fue el primer pueblo del litoral que se adhirió a la causa de la independencia proclamada en Guayaquil, el 9 de Octubre de 1.820. Como símbolo de recuerdo histórico se hizo representar con una estrella en la primera bandera de Guayaquil Independiente; concediéndosele el derecho de elegir dos representarles de aquel pueblo para la Junta de Diputados que debía reunirse en Noviembre del mismo año.


En 1.822 se trata de la creación de la Provincia de Tómala, formada por dos cantones, entre ellos el de Machala, y por parroquias Puná, Balao y Naranjal. La capital de la provincia debía ser Santa Elena y como cabecera cantonal el pueblo de Machala. Esta propuesta se hizo al Libertador Bolívar por una comisión nombrada por el Cuerpo Electoral de Guayaquil. El 25 de Junio de 1.824 Machala es erigida a la categoría de Cantón, en virtud de la Leyde División Territorial de la Gran Colombia.


En 1.826, el Municipio de Machala pide la anexión de la parroquia de Santa Rosa a su dominio cantonal. Los santarroseños protestan manifestando su decisión de continuar perteneciendo a la provincia de Loja.


En 1.828 la parroquia de Santa Rosa, disgregada del cantón Zaruma pasa a la jurisdicción de Machala y Guayaquil, con el fin de cooperar a las necesidades de guerra con el Perú. En 1.829 algunos machaleños, indignados por las depredaciones cometidas en el suelo ecuatoriano por la compañía de granaderos peruanos, se alistaron bajo las órdenes del General Sucre, el héroe de Tarqui, Junín, Ayacucho y Pichincha, y pelearon heroicamente en los riscos del Pórtete, dando una severa lección a los invasores en las llanuras de Tarqui, y derrotando a una poderosa división de tropas peruanas que actuaban al mando del General La Mar. El 10 de Octubre de 1.883 se restablece la parroquia de Santa Rosa, jurisdicción de Machala, al cantón Zaruma, provincia de Loja, mediante un Decreto Legislativo.


En 1.835, de acuerdo con la Ley de División Territorial de ese año, Machala vino a ser parroquia del cantón Guayaquil.


En 1.846, en el Decreto Legislativo de fecha 7 de Febrero, se establece Máchala como parroquia del cantón Puna, creado este último en virtud del mismo Decreto Legislativo. En 1.847, por Decreto Legislativo de fecha 11 de Noviembre, se rehabilita el cantón Machala, cuya cabecera fue el nombre de su misma población.


En 1.851, el Congreso de este año, ante la petición de sus habitantes y de I03 comerciantes de la capital de la provincia, suprime el cantón Máchala, quedando de parroquia del cantón Guayaquil.


En 1.852 el heroísmo de los macha-leños puso punto final a la revolución floreana contra el General Urbina. El General Flores en su afán de restaurar el Poder emprendió campaña desde el Callao, al mando de una fuerte expedición, entrando por el Canal de Jambelí y fondeando en la isla de Puna con su respetable convoy revolucionario. Machala como Santa Rosa se alistaron a la defensa, y fue así, que las acciones guerreras de Barbones, Puerto Grande, Corrales, Pozo de Zaruma y Pital, constituyeron la epopeya más gloriosa de Machala, por la defensa de la libertad de su suelo patrio, contra la invasión floreana.


En 1.853, como premio a la hazaña heroica de Machala, al contener y derrotar la invasión floreana, de ejército numeroso y bien equipado, el gobierno decretó el restablecimiento del cantón Machala, con el mismo nombre de su cabecera. En 1.855, por Decreto Legislativo del 23 de Noviembre, se agregó, por segunda vez, a Machala la parroquia de Santa Rosa, desmembrándolo de Zaruma. El 16 de Diciembre de 1.855, se deroga el decreto de anexión de Santa Rosa a Machala, y vuelve a pertenecer a Zaruma.


En 1.876 Machala se adhirió al movimiento revolucionario a favor de Veintimilla y dio su contribución de sangre para la épica jornada de Galte.


En 1.878 el cantón Machala pierde la parroquia de Santa Rosa, por haberse erigida esta última en cantón, con el nombre de su cabecera. Esta nueva categoría fue dada por la Convención Nacional reunida en Ambato.


El 16 de Febrero de 1.883 Machala se pronuncia en contra de la dictadura de Veintimilla y se adhiere al Gobierno de Quito. Nombra para Jefe Civil y Militar del Cantón al señor Santiago Murillo.


El 23 de Abril de 1.884 forma la Provincia de El Oro, con los cantones de Zaruma y Santa Rosa. En 1.895, inspirándose en los gloriosos recuerdos de la brillante acción de armas contra el ejército de 900 hombres, con el cual holló el territorio machaleño el General Juan José Flores en el año de 1.852, acción que determinó la fuga de Flores al Perú, con el resto de 200 hombres. Con este estímulo decimos, se irguió el patriotismo de los hijos de Máchala para asegurar el advenimiento del Partido Liberal al Poder. Fue el Coronel Manuel Serrano la figura simbólica y revestida de altiveces cívicas que estuvo a la cabeza de este movimiento, derrotando a los gobiernistas y quedando la provincia de El Oro solo en poder de los vengadores de la honra nacional. Esta explosión de sentimientos patrióticos se sucedió como protesta enérgica contra el negocio infame del Crucero "Esmeralda", con el cual nuestra Patria fue la víctima inocente por la traición de un gobierno, autor o cómplice de haber comerciado con el sagrado emblema nacional.


En 1.906 Machala vuelve a pronunciarse en favor de la transformación, acaudillada por el General Eloy Alfaro.


En 1.910, con viril patriotismo Machala se apresta para combatir con el secular enemigo sureño, que trata invadir injustamente la heredad territorial de los ecuatorianos. Una mediación diplomática y oportuna evitó el avance de una guerra fratricida, aunque no amortiguó la intención nefasta de agresión por parte del Perú, que culminó trágicamente en el año de 1.941.


PARROQUIAS DEL CANTÓN MACHALA

Este cantón consta de tres parroquias: Machala parroquia urbana. Guabo y Puerto Bolívar rurales.


M A C H A L A

Machala es la cabecera cantonal y capital de la provincia. Su población para el año de 1.942 es de 7.458 habitantes.


Está situada en una extensa llanura salitrosa, donde en tiempos remotos ha jugado con furia salvaje el río Jubones, dibujando un laberinto de cauces con sus indomables e incontrarrestables energías. La ciudad je halla a orillas del extinguido río llamado San Francisco, que fue una corriente desprendida del Jubones. Su extinción se debió seguramente, a la acción poderosa de acarreo de arena por las aguas corrientes.


Hoy sólo es una sabana interrumpida de trecho en trecho, por plantas colonizadoras. Además, está entre los esteros: Salinas y Ciego al norte, y Guaita y Pilo al sur.


Ciñe a la ciudad un campo extendido en sabana infinita, turbado apenas por plantas sagitarias o de estanque; por algas que llevan el desmayo de las playas, por brusqueros raquíticos, empalidecidos. Pero como sonrisa surgen también en la lejanía, bosques exuberantes de algarrobos, faicales, guabillos, cactus, pithayos, piñuelos, cabuyos y ceibos; es decir, hay una naturaleza que es poesía, y que está abrazando la leyenda y la historia, el dinamismo del músculo que forma y dirige, y las perpetuaciones de la belleza real de esta tierra.


Machala ha sido cuna de grandes hombres, que han sido fuerza arrobadora, potencial anímica y vibración espiritual. Hombres de todo espíritu, que han manejado la herramienta que labra el campo, el fusil y la pluma, con fecundidad, con poderío y con la raigambre honda de convicciones patrióticas y culturales.


La historia de Machala ha recogido los nombres de una pléyade vigorosa que llevan la caballerosidad del Bayardo, y que vengaron con el tributo de su sangre la traición de un Presidente, que, comerció infamemente con el sagrado emblema nacional. El Coronel Manuel Serrano, Dr. José A. Manrique, Leonardo Serrano, Pompilio Vargas, Homerio Serrano, Rogerio Castro, José Pazmiño, he aquí las figuras epopéyicas de la generosa y altiva Machala, que además aseguraron, con emoción de cristalina ecuatorianidad, el advenimiento del Liberalismo, con la acción de armas y el sacrificio del General Manuel Serrano, el 28 de Enero de 1.912.


CULTURA INTELECTUAL


La vida de Machala se agita emocionada en un despertar constante de bellas manifestaciones espirituales, traducidas en un afán insuperable de cultura, en intenciones encarecidas por alcanzar, cada día más, la regeneración social y encauzar la conducta de la juventud, por normas de conciencia humana y dignificación. Sus hombres en la generalidad se han sumergido en la contemplación espiritual, en la meditación sana, en el estudio, con una dedicación admirable en las diferentes actividades. Pero es necesario advertir que no es una vida imaginativa de vergonzosa inercia, que prefiere únicamente el pasatiempo efímero y vanidoso. Es un vivir altamente provechoso, de modelación de cualidades morales, que encausa impulsos y emociones y lleva la finalidad de ennoblecer la existencia y despertar ideales éticos más elevados. Es un vivir que representa para la nación un fuerte estímulo y un alto prestigio, porque de Máchala han salido los mejores periodistas, los mejores educadores y figuras notables dentro de las letras, de la política, el comercio y el magisterio.


En las páginas de la Historia de Machala desfilan gallardos periodistas, auténticos exponentes de la cultura machaleña como: Ismael Pérez Pazmiño, José Vicente Peñafiel, Licenciado Diego L. Minuche, Francisco C. Arcelles. Pedro Telmo Maridueña, Director de "La Estrella Orense", Bolívar S. Madero, etc.


Hombres cultores de las letras, de convicción profunda, que han puesto sus ideas robustas en las eucarísticas cuartillas germinadoras del diarismo nacional, como Tomás C. Larrea, Sergio Madero M., Augusto Coello, Álvaro B. Castro, Murgueitio, S. Enríquez, Juvenal Franco, Alberto Cruz Murillo, Presidente del Círculo de Periodistas, Dr. Francisco X. Trujillo, Dr. José Ugarte Vega, Mauro S. Matamoros, Teófilo Nazúr, escritor libanes, Luis Amando Ugarte, Carlos Verdaguer Coello, Kléber Franco Cruz. Bolívar Rentería, César Serrano Gómez, Manuel Salgado Palacios, Luis Ángel León Román, ex-Director del quincenario "El Pueblo", Pro-Secretario del Círculo de Periodistas de "El Oro" y asiduo e inteligente Corresponsal de los Diarios "El Telégrafo" y "El Mercurio".


Hombres de relevantes méritos y preparación vasta, como el Dr. Napoleón Mera, Alberto Cruz Murillo. Legisladores profundos como Eduardo Game, Dr. José Ugarte, Minuche, Wenceslao Ugarte, José Miguel Valdivieso, Daniel Córdova Toral, Colón Serrano.


Sr. Dr. Jorge Zaldúa Vallejo

Nació en la ciudad ele Machala el 23 de Abril de 1.944; hijo de Dn. Ramón Zaldúa Ortíz y de la Señera Amálela Vallejo. Hizo sus estudios primarios, como también parte de estudios secundarios en su ciudad natal. La transformación política de 1.935 lo hizo emigrar a la ciudad de Cuenca, en donde concluyó los estudios secundarios en el Colegio "Benigno Malo," obteniendo el bachillerato con las notas de Diez. Ingresó a la Universidad del Azuay, a la facultad de Ciencias Médicas (Escuela de Odontología) en el año de 1.936, pasando luego a la similar de la ciudad de Guayaquil en 1.938, en la cual terminó sus estudios, graduándose de Doctor en Cirugía Dental el 6 de Noviembre de 1.941, con la calificación Sobresaliente, tanto en el examen práctico como en el oral. Siendo aún estudiante de Odontología, el Dr. Zaldúa ejercía su práctica durante sus vacaciones, en las poblaciones de Máchala, Pasaje, Santa Rosa y Arenillas, lo que le ha valido como certificado de sus vastos conocimientos, para la vida profesional y la confianza depositada por su numerosa clientela. El Dr. Zaldúa es el único profesional en eí ramo, en los tres cantones costaneros de la Provincia.


No ha escatimado los medios necesarios para instalar un moderno Gabinete Dental en la ciudad de Machala, con todos los implementos adecuados, tanto para Cirugía como para Laboratorio Dental.


La rectitud, honorabilidad y porte caballeroso, han acreditado a este joven profesional la confianza de su pueblo, ya que por tres períodos consecutivos ha ocupado una Concejalía del Municipio de Máchala, del mismo que en 1.944 fue su Vicepresidente. Además ejerce las funciones de Dentista de Higiene Escolar de la Provincia.


Es una de las casas de salud mejor dotadas en la Provincia, gracias al interés de los machaleños y a la infatigable obra humanitaria de sus médicos. Se ha establecido la sección Bactereológica, e l incrementado la Sala de Cirugía y Maternidad.


Propagandista las ideas liberales y fundadores del periodismo orense, como el Dr. David Rodas; Alberto Cruz Murillo. Poetisas, escritoras y periodistas de sensibilidad y emoción caudalosa, como Zoila Ugarte de Landívar y Mercedes Rivas de Robinsón.


CULTURA PROFESIONAL

Además hay numerosos profesionales que hacen mérito a su tierra. Entre los médicos anotamos los siguientes: Francisco X. Trujillo, Director del Hospital del Guabo, Juan Berrezueta, Médico de Sanidad Rural, José Ugarte Vega, Director del Hospital "Teófilo Dávila" y Médico del Seguro Social, Licenciado Teófilo Ríos Aguilera, Profesor de Biología del Colegio "Nueve de Octubre".


ABOGADOS


Doctores José Ugarte, Delegado-Abogado de la Caja del Seguro; Francisco W. Ugarte, Juez Segundo Provincial; Eulogio Serrano, Juez Primero Provincial; Lautaro Castillo, Carlos Napoleón Mera V. Profesor del Colegio "Nueve de Octubre"; Nicanor Ortiz Aguilera, Síndico Municipal Arcesio Correa, Juez Cantonal de Menor Cuantía.


AGRICULTORES

Herederos de Ramón R. Manrique; Herederos de Manuel Minuche; Rafael González Rubio; César Emilio Ortega; Enrique A. Castro Aguilar; Herederos del Dr. J. M. Ugarte. Como Dentista sobresale el Doctor Jorge Zaldúa Vallejo, Dentista Escolar de la Provincia. Obstetríz: la Señora Isabel Seminario, Obstetríz Municipal.


EDUCADORES

Las escuelas de Machala están servidas por educadores aplaudidos por el valor de sus iniciativas, puestas al servicio de la educación. La enseñanza de estos abnegados profesores lleva un hondo sentido de responsabilidad futura y un espíritu altamente patriótico. Demostración palmaria de lo aseverado están dando elocuentemente los machaleños, que forman un pueblo de raigambre democrática, sustentada por sus escuelas, sus maestros y periodistas como Ismael Pérez Pazmiño.


Los educadores son los siguientes: Luis E. Proaño, Jorge Solórzano Enrique M. Ruilova R., Raúl Romero, Margarita Bonilla, Flor María Fernández, Mercedes C. de Cruz, Zulima E. García, Rosario Segovia, Oliva Echeverría, Clara Fernández, Dora de Madero, Bíblica de Bodero, Guadalupe de Castro, Bolivia Quirola, Adela Mendieta, Augusta Mora Delfina Echeverría, Elena de $are?? María de Franco, María de Carrillo, Riña Farías.


COLEGIO "NUEVE DE OCTUBRE"

La invasión peruana que ocupó la mayor parte del territorio órense, dejó también grandes pérdidas para el Colegio "Nueve de Octubre". Los gabinetes de Física, Química y de C. C. N. N., fueron totalmente vaciados, así como la biblioteca y el taller de imprenta.


Nombrado de Rector del Colegio el Sr. Luis A. Ugarte por la Jefatura Civil y Militar el primero de Junio de 1.944, este centro educacional ha recobrado un notable adelanto, gracias a su Rector, elemento prestigioso en la provincia, quién tuvo participación directa en el movimiento revolucionario del 28 de Mayo.


El Sr. Ugarte no solamente ha tenido una actuación notable en la cátedra y en la vida pública, sino que ha presidido un despertar vigoroso en la juventud estudiosa de Máchala, encaminándola hacia la superación y decoro. Ha laborado intensamente por la reconstrucción de su provincia, tanto como por las exaltaciones de sentimientos de justicia y libertad, haciendo conciencia honda el civismo patrio, desde todos los ángulos de sus actividades provechosas.


El Colegio cuenta con las especializaciones de Ciencias Biológicas y de Agronomía. El criterio personal del Sr. Ugarte ha sido desfavorable para estas especializaciones, toda vez que se carece de implementos necesarios, de profesores especializados y de alumnos para estas vocaciones.


Este Instituto representa el esfuerzo decidido y patriótico de los hijos de Machala, quiénes en todo tiempo han dado muestras de su entusiasmo por la cultura nacional. Pues era necesario que después de creada la Provincia de El Oro en 1.884, dos años después, se pensara en la edificación de un Colegio de Segunda Enseñanza donde la juventud orense tuviera la satisfacción de nutrirse de sabias lecciones que la capaciten para poder resolver con facilidad los problemas relacionados con su existencia. Y efectivamente, dos años después de haberse constituido El Oro en Provincia, se hizo tangible el esfuerzo de los machaleños para llevar a cabo la fundación del Colegio, a la que cooperó eficazmente el Gobernador de entonces señor Joaquín Febres Cordero. El Colegio dio comienzo a sus funciones en el año de 1.886, y quedó definitivamente establecido mediante el Decreto Legislativo de 1°. de Septiembre de 1.887, habiendo quedado legalizado su funcionamiento del año anterior por el Consejo General de Instrucción Pública.


El Colegio, al principio, desarrolló sus labores en la Casa Municipal y Convento de la Iglesia Parroquial; pero el 1° de Enero de 1.891 se inauguró una parte del edificio que se construía gracias a los generosos donativos de los habitantes de Machala.


Hoy cuenta la Provincia con un edificio de alguna amplitud y con capacidad suficiente para algo más de 300 alumnos, bien situado y acariciado por la suave brisa del mar, ya que está a pocos kilómetros de Puerto Bolívar.


En la actualidad el Colegio "Nueve de Octubre" mejora, aunque lentamente, de la destrucción que sufrió en 1.941 por causa de la invasión extranjera. En Octubre de 1.944 y en la fiesta aniversaria del Plantel, se inauguró el Gabinete de Biología, el mismo que está dotado de un microscopio, cuadros y piezas anatómicas compradas, estas últimas, en Guayaquil, al Dr. Julio Navas, etc. La adquisición de estas piezas y el arreglo del departamento que sirve de clase a los alumnos se debe al entusiasmo del Rector Don. Luis A. Ugarte y del Profesor de Ciencias Biológicas, Lcdo. Teófilo Ríos Aguilera.


En Diciembre del mismo año de 1.944 y gracias a la cooperación entusiasta y patriótica del Sub-contralor de la Nación Sr. Enrique Barrezueta, se pudo hacer efectiva la suma de $ 40.599,80 que se destina para la adquisición de un Gabinete de Botánica, incremento de trabajos agrícolas en la Granja Experimental y reparación del edificio del Colegio. No es de dudar que el Colegio, dada la honradez con que rige los destinos del País el actual Mandatario Dr. José María Velasco Ibarra, vuelva al estado floreciente de otra época, es decir, antes de la funesta invasión peruana. Además, en el Portafolio de Educación se encuentra, en la actualidad, un ciudadano que merece todo aplauso por su interés por la cultura nacional, siendo esta otra de las razones para abrigar una esperanza más respecto a la futura prosperidad del Colegio del cual nos ocupamos.


El Colegio cuenta en la actualidad con 130 estudiantes de ambos sexos, pero, no dudamos, alcanzará una cifra mayor, puesto que ya es una realidad el funcionamiento del Ciclo de Especialización en Ciencias Agronómicas.


CULTURA SOCIAL

No se ha dejado en la indiferencia el cumplimiento de deberes y compromisos contraídos con el presente y con el porvenir cantonal. Un espíritu inquieto de juventud que piensa y de obreros que dirigen desde el taller y el campo, se han agrupado en sociedades organizadas para labrar el progreso del cantón, para hacer la grandeza del solar nativo, bajo la síntesis de voluntades y energías dispuestas a laborar y hacer patria, por sobre los escombros y ruinas que dejó el enemigo. Vigorosas organizaciones obreras, sociales y culturales están actualmente desenvolviéndose como promesas futuras y alientos de progreso inamovible. Existen la Sociedad de Obreros de San Antonio, Sociedad de Obreros de San Vicente, Club Social "Máchala", Club Tropical Boys, Club Social Ferroviarios, Club Social "River Píate", este último manifestado como una colmena laboriosa de concepciones espirituales, que está moldeando y puliendo el alma juvenil con actividades culturizadoras.


Edificio del Colegio Nacional "Nueve de Octubre," de la ciudad de Máchala, con capacidad para 300 estudiantes. Fue fundado en 1.886, debido al entusiasmo y cooperación pecuniaria de los hijos de Machala, y su primer Rector fue el religioso doctor José Ochoa León. Este importante Plantel quedó bastante destruido como consecuencia  de   la invasión extranjera en 1.941, la que lo ocupó para su cuartel general. Hoy, con el escaso apoyo económico del Gobierno, y gracias también, al interés del ex Rector Señor Alberto Cruz Murillo, y del actual Señor Luis Amando Ugarte, el Plantel se encuentra en regulares condiciones de servicio, pero faltando todavía mucho por hacerse en él, sobre todo en su reparación general.


Vistoso grupo de alumnas del Colegio Oficial "Nueve de Octubre" de la capital órense, re-presentando a las provincias hermanas del Ecuador, durante el acto cultural que se llevó a cabo en dicho Establecimiento con ocasión de la Semana del Estudiante, en el mes de Julio del año de 1.944


La Confederación Obrera, la Sociedad mejor organizada del lugar, que se desenvuelve en un, constante afán de virtudes cívicas, de fines clasistas y auscultaciones reales, en un anhelo ferviente por encontrar soluciones a los problemas provinciales.


PERIODISMO

Con Ismael Pérez Pazmiño Machala descuella como cuna del periodismo nacional y centro de labores sacrificadas pero sinceras y caballerosas, que han sido vertidas como semillas de ética y verdad en el campo incomprensible de las conciencias y en los eriales del corazón humano, para tornarse en vendimia grandiosa de cultura y de democracia efectiva. Ismael Pérez Pazmiño, el gestor del periodismo nacional, es una gloria purísima nacional, que llevo en las cuartillas diarísticas toda la obsesión de los principios democráticos y la savia de una labor altamente civilizadora, que está afirmando justos relieves de grandeza y dignificación ecuatoriana. La muerte sorprendió en playas extranjeras a este machaleño, auténtico valor del periodismo nacional, en el año de 1.944.


ESCUELA CATÓLICA

Un selecto grupo de matronas machaleñas han organizado el "Comité Pro Colegio de Señoritas Machala", con el laudable fin de establecer una escuela católica para la educación de las futuras madres del hogar. Este Comité integrado por prestantes damas de la capital órense, viene trabajando infatigablemente para dar cima a su ideal de moralización. Efectivamente la educación religiosa es la única tabla de salvación en medio de las tenebrosidades del vicio y la delincuencia, como obra directa de la ignorancia. Cultura necesitan nuestros pueblos para acrecentar el amor al trabajo y para llegar a ese anhelo de paz y justicia en que se vive meditando. Cultura religiosa es menester, para conocer el significado del honor y el bien y para frenar las violencias corruptoras y las inclinaciones atávicas y malsanas del medio, que nos hacen preferir tan sólo lo que halaga a los sentidos, antes que lo que habla al sentimiento y al corazón.


Las actividades de este Comité han sido muy aplaudidas y merecen la cooperación decidida del Gobierno, para hacer realidad el afán más sublime de las matronas machaleñas. Los valores de la intelectualidad, del magisterio y de las letras de Máchala se engastan con los claros fulgores de rubíes en la corona brillante que se ciñe la altiva frente de la capital órense, estableciendo contraste con sus campos amarillentos, agotados de calor, sembrados de tembladeras y sabanas calcinadas; espesas de mosquitos, hirientes y calurosas en todo tiempo.


PERSONAL DEL CONCEJO CANTONAL QUE RIGIO LOS DESTINOS DEL CANTÓN, DESDE AGOSTO DE 1.944; HASTA NOVIEMBRE DE 1.945

Doctor José Ugarte Vega, Presidente; Dr. Jorge Zaldúa Vallejo, Vicepresidente; Sr. Victoriano Jiménez, Presidente Ocasional. Concejales los Srs.: Luis A. Ugarte, Agustín Gálvez A., Francisco E. Mora, Renaldo Darquea S., Teófilo Maridueña, Luis Ángel León Román, Secretario Sr. J. Wilfrido Cruz.


Bajo todo punto de vista la labor de este Concejo quedó recomendada a la posteridad, por su dinamismo en labrar el progreso cantonal, por sus iniciativas sugeridoras de grandeza nativa y por su honradez y celo en el manejo de los fondos municipales.


Un breve resumen de labores realizada por este Concejo, desde Agosto de 1.944 a Junio de 1.945, que a continuación se consigna, demostrará elocuentemente el ascendrado patriotismo y el espíritu de responsabilidad que se agitó siempre en estos machaleños, que han cesado en sus funciones, dejando una trayectoria administrativa rubricada de progreso y dignidad.


Las labores son las siguientes:


EDUCACION PÚBLICA

A más de haber sostenido cuatro escuelas mixtas rurales en Corralitos, Santa Lucía, Santo Domingo y La Victoria, ha ayudado al Fisco con dos profesores en las escuelas del Guabo. Creó dos escuelas más en los sitios Retiro y La Iberia. Ha sostenido con un presupuesto de $ 15.640,00 la. Escuela Profesional de Señoritas de la ciudad, así como ha subvencionado a cinco estudiantes en el Colegio "Nueve de Octubre", con la cantidad de $ 3.780,00.


SERVICIO DE HIGIENE Y SANIDAD MUNICIPAL

Este servicio ha tenido preferente atención. Para el servicio de higiene se sostuvo un Médico y una Obstetríz, además de un Inspector de Servicios Higiénicos. Para el segundo servicio, han habido cuadrillas de diez hombres que velaban el aseo permanente de la ciudad.


OBRAS REALIZADAS

En el último año de labores municipales se realizaron reparaciones en el edificio de la Casa Municipal. Se terminaron los Servicios Higiénicos, el edificio de la gallera. Reparaciones del Parque Juan Montalvo, de la plaza de Mercado. Arreglo de pasadizos en algunas calles. Se adquirió un camión y, 100 quintales de zinc para el Teatro Municipal. También se levantó el Censo Cantonal, con el fin de saber el número de hombres que pueden prestar los servicios en las obras de vialidad. De inmediato se llevó a la práctica Jía conscripción vial, habiéndose realizado trabajos de limpieza y mejoramiento de las carreteras locales, esto es, las que parten de Puerto Bolívar a esta ciudad, las que se dirigen de la ciudad a los sitios La Primavera y Barbones, donde existen grandes sembríos de toda clase de productos tropicales.


OBRAS EN CONSTRUCCIÓN

La construcción del Teatro Municipal ha tenido un incremento notable. A más de los trabajos se adquirió cien quintales de zinc para la cubierta. Se ha velado por la construcción de un camal en Machala, como en Puerto Bolívar obras que se hallan principiadas.


OBRAS EN PROYECTO

La actividad plausible e inteligente de esta Corporación Edilicia, ha procurado cooperar decididamente en las obras proyectadas, como en ese ideal que se alimenta" por proveer de agua potable al Guabo; en ese anhelo fervoro so de hacer la canalización de Machala; de trabajar una plaza de Mercado en Puerto Bolívar y un Kiosco. Como proyecto singular está el trabajo" de un Mausoleo que se erigirá en la ciudad, con el fin de que en él reposen los restos de nuestros hermanos, caídos en la frontera sur en 1.941, en cumplimiento de un sagrado deber. Para esta construcción están contribuyendo patrióticamente los demás Municipios de la República, existiendo en caja actualmente la cantidad de $ 31.049,80 y se espera en el presente ciño se recoja $ 30.000,00 más, porque faltan las contribuciones de algunas Municipalidades, entre estas la de Guayaquil, de cuyo proverbial patriotismo se espera una contribución bastante apreciable, ya que otras que disponen de menos rentas, como por ejemplo la de Quito, ha dado $ 20.000 y la de Ambato $ 5.000. Los planos para este significativo monumento han sido trabajados por el destacado Ingeniero Arquitecto Sr. Julio Aulestia Buttinoni, y de acuerdo con estos planos se calcula que la obra requiere una inversión no menos de $ 100.000,00.


DR. DN. LUIS ARMANDO UGARTE

Actual Rector del Colegio "Nueve de Machala, fue graduado de Bachiller en el mismo Establecimiento, con votación Sobresaliente. El Sr. Ugarte fue designado Rector del Colegio mencionado por el actual Gobierno del Sr. Dr. José María Velasco Ibarra, en Junio de 1.944. Es un entusiasta propulsor de la juventud estudiosa y su actuación como Profesor de Gramática en el Colegio que hoy regenta ha sido provechosa para el estudiantado por más de nueve años que ha tenido a su cargo dicha cátedra. El ex-Ministro de Educación Dr. Abelardo Montalvo, otorgó al Sr. Ugarte el premio "Honor y Trabajo" por su contracción a la enseñanza. En la Educación Primaria, su labor como Director, también ha sido de resultados muy satisfactorios para la niñez que estuvo por largos años bajo su inmediata dirección. Una buena parte de esos escolares que hoy son jóvenes de provecho, es el mejor premio que ha podido obtener como resultado do su labor educacional. El Señor Ugarte también ha desempeñado cargos importantes en la administración pública. Hoy al frente del Rectorado ha cristalizado en una hermosa y efectiva realidad sus ideales, con la creación de las Especializaciones de Ciencias Biológicas y Agronómicas.


El Concejo en Marzo de, 1.945, enfrentó valientemente el problema ' de las Subsistencias, que llegó a agudizarse, especialmente por la falta de arroz y azúcar, artículos que obtuvo por gestiones ante la Distribuidora Nacional, mediante despachos especiales. Por otra parte, el Concejo consecuente de su responsabilidad como personero del pueblo, y en vista de que el Poder Público no le prestó atención que merecía la Provincia, cuyos sufrimientos y calamidades están a la vista del país, en el sentido de aliviar sus múltiples necesidades, mediante la inversión de los fondos que se recaudan desde 1.944, de los cuales corresponden a El Oro el 60 por ciento; se ha visto obligado a acudir a la prensa para llamar la atención del Supremo Gobierno, a fin de conseguir que dedique un poco más de atención a los graves problemas que afectan a esta desventurada sección de la Patria, tan digna de mejor suerte.


PERSONAL DEL CONCEJO CANTONAL DE MACHALA ELEGIDO EL 4 DE NOVIEMBRE DE 1.945

El Ayuntamiento que entró en funciones desde el primero de Diciembre de 1.945, está integrado por personas de reconocido prestigio y recomendable patriotismo, cuyos dignatarios son los siguientes:


Presidente, Sr. Bolívar S. Madero V. Vicepresidente, Sr. Enrique A. Castro. Presidente Ocasional, Sr. Carlos Leca-ro Pérez. Secretario, Sr. Pedro F. Ugarte. Vocales: Manuel Antonio Espinoza, Luis Montealegre, Romeo Murillo Pazmiño, Victoriano Jiménez Espejo, Dr. Francisco X. Trujillo, Licenciado Diego L. Minuche Garrido.


LA ASAMBLEA GENERAL, en la que estaba representado el pueblo machaleño, por medio de los ciudadanos integrantes de los Comités Liberal, Popular, Colón, Olmedo, Abdón Calderón, Pichincha, Manuela Cañizares, Nueve de Octubre, Puerto Bolívar, Ayacucho y Bolívar, nominaron los candidatos al Concejo a personas honorables, trabajadoras, honradas, dignas de la confianza del pueblo y ellos son:


1°. DON BOLIVAR S. MADERO V.; 2°. DON ENRIQUE A. CASTRO A.; 3°. DON MANUEL A. ESPINOZA G.; 4°: DON CARLOS LECARO. P.; 5°. DON LUIS A. MONTEALEGRE P.; 6°. DON ROMEO MURILLO P.; 7°. DON VICTORIANO JIMÉNEZ E.; 8°. DON JUAN M. MEDINA C y 9°. DON JOSÉ G. SERRANO N. Hoy exponemos a la conciencia de la ciudadanía machaleña a estos hombres, que han aceptado la candidatura del Concejo, porque se los propuso el. Pueblo y porque hemos puesto nuestra esperanza de resurgir en ellos y porque también las han brindado los hijos del Cambio La Iberia, Guabo, Barbones, La Primavera, Sabalucal, Corralitos, Maravilla, Santa Lucía, Santo Domingo y Puerto Bolívar.


BOLIVAR S. MADERO V. Prestigioso ciudadano órense, que encabeza la LISTA POPULAR para Concejeros Cantonales, hombre joven, dinámico, entusiasta, desinteresado y patriota, al igual que los demás caballeros de nuestra candidatura; es el ciudadano capacitado para hacer una labor verdaderamente constructiva en beneficio de la colectividad del Cantón. Cuando el Sr. Madero estuvo en el Concejo (año 1.938) y que administró por el tiempo de cuatro meses las funciones Municipales, dio muestra de su intenso trabajo y laboriosidad. Con él se inició la actual carretera a Puerto Bolívar, obra en la que fue secundado eficazmente por el Ingeniero Gustavo Serrano P., ex-Director de Obras Públicas de la Provincia; también adquirió del Jefe Supremo de la República, General Alberto Enríquez la suma de CIENTO CINCUENTA MIL SUCRES para la adquisición e instalación de tubería para la red urbana de agua potable de esta ciudad. En estas gestiones fue acompañado por el distinguido ciudadano, Dr. Carlos N. Mera V., en ese entonces, Concejal.


En el año 1.943, la Administración municipal fue puesta en manos del mismo Sr. Madero, como Presidente del M. I. Concejo Cantonal. En esta ocasión el Sr. Madero termina el período de un año, con la importante colaboración de los Concejales Srs. Dr. Jorge Zaldúa V., Sr. Augusto Minuche G., Froilán L. Fernández, Dr. Carlos N. Mera, Luis Agustín Gálvez A., Licenciado Teófilo Ríos A., Sr. Francisco E. Mora y Gerardo Manrique R., realizó muchas obras que están a la vista del pueblo, sobresaliendo entre otras cosas, la instalación del Almacén Municipal, primero en la Provincia, la Botica y Droguería Municipal, la construcción del cuerpo de bóvedas en el Cementerio de esta ciudad, los Servidos Higiénicos Públicos, adquisición de máquinas para las diversas dependencias municipales, juntamente con muebles, entre los que sobresalen, los del Salón Máximo de la Casa Municipal, la que también fue reparada en su estructura. Adquirió la madera e inició la construcción del Teatro Municipal; se levantó el plano de los Terrenos Municipales; se hicieron reparaciones en la planta de energía hidroeléctrica de Casacay en asocio del Municipio Pasajeño; se instaló la oficina de Servicio Nocturno de Luz para garantizar su alumbrado; gestionó y consiguió, con la representación Orense del Hble. Congreso Nacional, la expedición del Decreto Ejecutivo, por el cual se entrega a los Municipios de Machala, Santa Rosa y Pasaje, la explotación de las Salinas de Payana, por diez años. Confeccionó la mayor parte de las Ordenanzas Municipales tendientes a una mejor organización administrativa y económica.


La Biblioteca Municipal fue enriquecida con la adquisición del Diccionario Enciclopédico de Espasa y muchas obras de importancia para la ilustración de los estudiantes. Todas estas obras fueron realizadas, como anteriormente hemos dicho, en asocio de sus colegas, en el período de 1.943 y 1.944.


En la Biblioteca Municipal se exhiben los planos para levantar el Mausoleo donde reposarán los restos de algunos patriotas que ofrendaron sus vidas en Julio de 1.941. El Sr. Madero dejó en caja más de $ 30.000 para esta obra. El Sr. Madero también se ha preocupado mucho de la educación pública de los hijos de su provincia. Como Director de Educación en el año de 1.935, dio un impulso a la educación primaria. Fundó escuelas rurales, hizo construir edificios para las mismas en los sitios de Corralitos, La Iberia, la Puntilla, Santa Cruz, La Primavera y Bocatoma. El organizó y fundó en esta ciudad el Jardín de Infantes "Celia Mora", la Escuela Mixta "BOLIVIA BENITEZ", y la Escuela Profesional de Señoritas "CARLOS ZAMBRANO", que fue clausurada por otro Director. Aumentó el profesorado en la parroquia del Guabo.


Como catedrático del primer Centro Educacional de la Provincia, el Colegio, Nacional "NUEVE DE OCTUBRE", ha recibido su importante colaboración. En las ciudades de Riobamba y otras, pidió a los hijos de esas ciudades la donación de obras para establecer la Biblioteca del Nueve de Octubre desaparecida en la invasión. En esta tarea fue acompañado por los Srs. Carlos Lecaro P. y Fulton Franco C. Hizo donar al Municipio de Machala, la cantidad de DIEZ MIL SUCRES, para incrementar la asignación presupuestaria del Colegio, destinada a la adquisición de los Gabinetes de Química y Física, y los estudiantes del mismo plantel educacional, fueron estimulados con la creación del Premio Municipal de QUINIENTOS SUCRES, y una mención honorífica, para el alumno que se distinguía por su Contracción al estudio. Además estableció subvenciones para los alumnos aprovechados y que carezcan de recursos económicos, las que cada año se van incrementando. El adquirió como obsequio, para el Colegio 4'Nueve de Octubre los primeros muebles y materiales para los gabinetes de Química y Física que fueron donados por los Colegios "Guayaquil" y "Vicente Rocafuerte". Como Presidente y como miembro de la FEDERACION DEPORTIVA DE EL ORO, se preocupó de intensificar el deporte en nuestra provincia; el Municipio de 1.943, que presidió el Sr. Madero, patrocinó la gira del cuadro representativo de la provincia, al Campeonato Nacional de Fútbol, realizado en Portoviejo. Además donó varios premios para los diversos torneos locales de los Centros Deportivos.


Sr. Dn. Bolívar S. Madero V. Presidente del M. I. Concejo Municipio de Machala

Ciudadano de mayor prestigio en la Provincia. Patriota distinguido que ha depositado al, pie del altar de su Patria chica, todo su dinamismo, su saber y laboriosidad sugeridora para hacer la verdadera obra reconstructiva y de beneficio social, en la urgencia de alcanzar la grandeza nativa.


Es también un educador que ha volcado toda su alma de maestro, en ese crisol de abnegación y sacrificio que es el aula y la cátedra. Fue Director de Educación durante el año de 1.935. Actualmente desempeña una cátedra en el Colegio "Nueve de Octubre". La Educación ha sido la inquietud máxima del Señor Madero, en cuyo campo ha hundido sus iniciativas y sembrado sus ideales de verdad y ética, logrando forjar el alza espiritual de la juventud orense, con una raigambre de convicciones nobles, que pronto ha tornándose en vendimias de progreso material y cultural.


DON ENRIQUE CASTRO AGUILAR. Distinguido ciudadano, que milita en las filas Liberales, ha sido Presidente del Concejo Cantonal en épocas anteriores, ha ejercido por muchas ocasiones la Gobernación de la Provincia y la Intendencia. Se preocupó porque sea efectiva la reconstrucción de El Oro. Fue Jefe del Benemérito Cuerpo de Bomberos de esta ciudad; bajo su dirección, fueron adquiridas, las bombas a motor, que llevaban los nombres de "DIEZ DE AGOSTO Y PROGRESO". Se ha preocupado del adelanto y florecimiento del vecino pueblo del Cambio del Guabo, quien lo ha proclamado como su candidato al Concejo Municipal, porque ellos confían, que este ilustre ciudadano, se preocupará de hacer beneficio a su pueblo y a ese lugar donde tiene su residencia.


DON MANUEL ANTONIO ESPINOZA

Dinámico y honrado obrero, cuya ley es la laboriosidad y la verdadera justicia en el seno de los proletarios. Fue estudiante del Colegio Nacional "Nueve de Octubre", donde cursó hasta los años superiores, se dedicó al trabajo, y en la dura jornada, se ha sabido abrir campo, ya en las faenas del obrerismo, como en las actividades de progreso local, haciendo estandarte de sus ideas, la justicia y la honradez. Esto le ha valido para que la clase obrera, así como la colectividad machaleña, le tenga confianza y aprecio, porque su único interés es ver a nuestro pueblo enrolado en la vía del progreso. Don! Manuel Espinoza ha formado parte de la Directiva de la Confederación Obrera y del Sindicato de Ferroviarios. Es un hombre digno de la confianza de su pueblo, que lo estima y lo considera.


DON CARLOS LECARO P. Digno y esforzado hijo de Máchala, fue en época anterior miembro del Concejo Cantonal, donde prestó verdaderos servicios a la colectividad del Cantón; fue catedrático del Colegio "Nueve de Octubre", donde su rectitud y su espíritu de justicia, le hicieron granjearse la voluntad y el respeto de sus discípulos. Es un hombre honrado a carta cabal, sus sentimientos es ayudar a la reconstrucción de nuestros pueblos y al resurgimiento de los pueblos circunvecinos. Sólo ha aceptado la postulación, porque se le ha ofrecido su pueblo, quién tiene en él la confianza necesaria, para no ver defraudar sus aspiraciones. Valioso elemento de nuestra sociedad.


DON LUIS MONTEALEGRE P. Joven obrero, que por su honradez, su buen comportamiento, su espíritu sano y trabajador, se ha granjeado la voluntad de la colectividad machaleña, sin distinción de clases. El es un deportista sano, un obrero consciente, un joven dinámico, que sólo aspira a servir a su pueblo con toda voluntad y esmero.


DON ROMEO MURILLO P. Distinguido ciudadano machaleño, que se ha abierto campo prestigioso, por su honradez, laboriosidad y cariño desinteresado a la tierra órense; está candidatizado por los moradores de Puerto Bolívar, a quienes les ha prestado muchos servicios y esperan ver por medio de su representación, el adelanto! de esa vecina parroquia ya que en él han depositado su confianza para el advenimiento de mejores días, para la concreción de ideales de progreso que anhela Puerto Bolívar, el puerto principal de la provincia.


DON VICTORIANO JIMENEZ E. Esforzado hijo de la vecina parroquia de Guabo, que por su trabajo, su amor a la tierra, su honradez, es un hombre de bien, que se ha granjeado la simpatía del pueblo machaleño y la confianza de su cuna, El Guabo; ha aceptado la postulación al Concejo, porque lo exige su pueblo, porque sus hermanos quieren ver realizadas las obras de máxima importancia que necesitan, que el Sr. Jiménez, en la Comuna Municipal, ha puesto todo su interés para que se tome en cuenta a la vecina parroquia, en todo lo concerniente al adelanto de los pueblos.(Fragmentos de un Manifiesto.)


DR. FRANCISCO X. TRUJILLO

Distinguido hombre público que ha laborado intensamente por el bienestar de la provincia. Ha desempeñado importantes cargos públicos y en cada uno de ellos ha dejado huellas de un ascendrado patriotismo, de actuación capacitada y un espíritu de responsabilidad plausible en las altas funciones encomendadas a este meritísimo ciudadano. Cuando desempeñó el cargo de Director de Educación Provincial, a más de haber mejorado notablemente la educación, enrolando en las filas del Magisterio a profesores capacitados y entusiastas, se preocupo por la dignificación de este humilde arquitecto de la cultura nacional, dándole amplias garantías y exigiendo de las autoridades y de los pueblos la cooperación y miramientos en sus faenas diarias.


Entre otros cargos importantes también fue Gobernador de la Provincia, en el año 1.944, a raíz de la revolución del 28 de Mayo de ese año, de la cual fue el principal líder que luchó tenazmente al borde de amenazas y atropellos, en aras de una nueva era de Democracia efectiva. En esta tarea sacrificada, impuesta por su temperamento constelado de rebeldías sanas, el Dr. Trujillo fue varias veces cobardemente ultrajado, por el Gobierno de oprobio y humillación de ese entonces de tiranías administrativas.

LICENCIADO DIEGO L. MINLUCHE GARRIDO

Nació el 12 de Noviembre de 1.915. En su vida de estudiante se distinguió por su talento y contracción al estudio. Es un habituado triunfador en certámenes literarios. Los estudios superiores los ha terminado en la Universidad de Guayaquil. Actualmente se halla preparando su tesis de Grado. Ha desempeñado importantes cargos en el ramo educacional, como Profesor del Colegio "Nueve de Octubre" en el año de 1.943. Director de Educación Provincial en 1.944. Dentro de este mismo año regresó a la cátedra, desde donde riega un manantial de enseñanzas diáfanas y saturadas de sinceridad. Joven de visión apostólica, espiga enhiesta de intelectualidad machaleña. Cultor de las letras ecuatorianas que se halla en la urgencia de espiritualidad florecida.


El Concejo presidido por el destacado intelectual Dr. Napoleón N. Mera, que rigió los destinos cantonales en 1.944, merece especial mención por su patriotismo recomendable. Impulsó obras de aliento e interés seccional. La Escuela de Corte y Confección, es un brillante reflejo de la labor fecunda de este Concejo.


Matronas Machaleñas que integran el Comité "Pro Colegio de Srtas. Machala"


El Personal es el siguiente Carmela de Manrique (Pdía.) Eva de Manrique, Bolivia Benítez (Vicepresidenta) Silvia de Coello (Secretaria) Rosa de Burbano, Silvia de Franco, María Inés de León, Elena de Córdova, Carmela de Berrezueta, Bíblica de Bodero María Vélez de Franco, Filomena de Serrano, Rosa de Bustamante, y Marieta de Maridueña. El I. Concejo Municipal de 1.944 fundó este Centro profesional para acrecentar la virtud del trabajo en la mujer órense. Desde que se iniciaron sus labores en Mayo del mismo año, ha concurrido un numeroso alumnado.


INVASIÓN PERUANA

Las funestas consecuencias del secular litigio fronterizo^ que culminó en u-na agresión incalificable por parte del país sureño, en el año de 1.941; agresión perpetuada en territorio ecuatoriano, ante la protesta de las naciones americanas, dieron para Machala un epílogo de dolor el 29 de Julio de aquel año aciago, fecha en la que el cielo de su ciudad se vio hollada por aviones invasores y bombardeada cobardemente su población civil indefensa. Dos abnegados maestros fecundizaron con su sangre la tierra de Máchala: Augusto Castillo y Esperanza Crespo. Bajo las balas fratricidas cayeron estos abnegados maestros de escuela, cumpliendo con una alta función social, enalteciendo la dignidad nacional y sincelando una obra de cultura; es decir, haciendo una defensa integral de la nación en el triple aspecto, de su soberanía, de su Cultura y de su Riqueza.


CLIMA

Machala participa de un clima relativamente sano y agradable, debido a la acción, benéfica y refrescante de las brisas marinas. Su temperatura media es de 27 a 28 grados centígrados. Por estar situada, en la región húmeda de la costa, tiene las características de inviernos prolongados y condiciones atmosféricas muy cargadas de humedad. Por esta razón, durante el verano existen las garúas, permanentes, las mismas que contribuyen para el desarrollo de las enfermedades palúdicas y respiratorias.


AGRICULTURA

Como consecuencia de ser una región húmeda y caliente, de suelo arenoso y nutrido de abonos sustanciosos, todos los campos adyacentes a Machala constituyen la patria del cacao, y como tal la verdadera fuente de riqueza. Existen grandes haciendas cacaoteras, y entre ellas mencionaremos: Barbones, Pagua, Corralito, La Primavera, esta última que está a un kilómetro de Machala, a las orillas del Jubones, hacia el norte. En esta hacienda, además del cacao, se cultiva el tabaco y el arroz en gran escala, como también produce frutas, sobresaliendo la naranja y el plátano.


Hay también las haciendas María Teresa, Bocana, Parlamento, Santa Lucía, Tendales y La Iberia. Esta última está situada entre el Guabo y Machala, a cinco kilómetros de la última población. Produce cacao, café, frutas, plátano y pastos. Es un sitio de crías de ganado vacuno y caballar. La Iberia es también un lugar histórico, por ser el teatro de acontecimientos delictuosos por parte de los peruanos. Allí fusilaron a dos jóvenes Semiglía y Toral, en una forma escandalosamente cobarde. Treinta o cuarenta fosas más arrugan la tierra, delatando el crimen del invasor y abrigando el heroísmo de nuestros hermanos.


En las haciendas que hemos mencionado y en otros puntos, además del cacao, se cultiva con éxito el café, caña de azúcar, una variedad de árboles frutales, entre ellas la pina, llamada de gobernación, las papayas, naranjas y extensos cultivos de plátano. Existen también maderas útiles, caña guadúa, plantas tintóreas, textiles y medicinales. En sus costas se ha fincado una verdadera riqueza en los extensos bosques de mangle y en su fauna marina muy abundante. Hay que anotar a la vez, que en los campos arenosos de Machala actualmente se cultiva en gran escala el tabaco.


Por lo que antecede la tierra de Machala es generosa y de potencialidad agrícola subida. A estos atributos de la tierra se agregan los del hombre, que ha puesto su mano con inteligencia y amor, a pesar de que sus constantes solicitudes en pro de una restauración agrícola que estabilice la antaña riqueza, no han sido atendidas. En esta sección patria la tierra juntamente con el problema cultural y §1 de las libertades públicas, preocupan hondamente a sus hijos y comprende la máxima aspiración del pueblo. Desgraciadamente no ha habido un apoyo oficial para arraigar el espíritu campesino en las labores agrícolas. Faltan medios de transporte, suministro de créditos, maquinarias y herramientas y más auxilios repartidos como facilidad para tranquilizar las angustias de la masa campesina. Así mismo, hace falta la obra humanitaria, traducida en defensa de la salud. Miles de vidas se tronchan en las soledades del campo, en la selva inclemente, al influjo de las enfermedades tropicales, y miles de hombres siguen desbrozando las malezas del campo agobiados por fiebres malignas, su-friendo estoicamente y deslizándose en una vida enteramente sacrificada y silenciosamente flagelada por inexorables problemas complejos.


En esta tierra no han hecho falta agricultores, industriales y gentes que pueden aprovechar de todas las energías, naturales. Ha faltado la atención de una política agraria, no para extorsionar al campesino agricultor con nuevas contribuciones, con imposición de precios, sino para ayudarlo con una defensa a su salud, a sus propiedades y para amparar su misma existencia, porque tiene siempre la amenaza ciega del robo, del crimen, de las enfermedades y de, las plagas.


El cuadro que copiamos a continuación resume su índice de producción, durante el año de 1.944. Cabezas

Ganado vacuno, antes de la invasión ...... 6.000 Ganado caballar, antes de la invasión 4.000 Ganado vacuno, después de la invasión 400 Ganado caballar, después de la invasión 200 Cacao, producción actual 10.000 qq Café, „ „ 1.000 „ Arroz, „ „ 2.000 Tabaco en rama 10.000 pacas


VIAS DE COMUNICACION

Machala se comunica con Puerto Bolívar, Pasaje y Santa Rosa, mediante la vía férrea y carreteras. Las distancias que median desde Puerto Bolívar a las demás poblaciones, son las siguientes: De Puerto Bolívar a Machala 6 kilómetros; a Santa Rosa, 27 kilómetros; a Bellavista, 33, kilómetros; a San Antonio, 42 kilómetros; al Jovo, 44 kilómetros; a Arenillas, 49 kilómetros; a Zaragoza, 54 kilómetros; a Mates, 57 kilómetros; a Tagüín, 63 kilómetros; a Playas, 70 kilómetros; y a Piedras, 75 kilómetros.


Con Huaquillas y demás pueblos fronterizos se une así mismo con carreteras, que partiendo de Puerto Bolívar pasan por Machala, sigue a Santa Rosa., Arenillas hasta la frontera.

MACHALA Y LA CARRETERA PASAJE-GIRON


Machala, tanto como el Pasaje y los demás pueblos del Austro Ecuatoriano, ha venido fervorosamente clamando por esta, vía, paria romper su aislamiento y su permanente preterición. La crisis económica ele que ha sido presa después de la invasión peruana, ha forjado el pensamiento de redención en esta carretera, y es por esto que no ha escatimado energías para poner en vigorosa marcha este ideal viejo, prestando todo su contingente moral y económico, como premisa necesaria para hacer realidad y para devolver a su pueblo la normalidad y el robustecimiento económico que tuvo.


Mucho espera Machala de esta esencial y básica ruta económica, porqué con ella hará por primera vez, su penetración hacia los grandes centros productores y eslabonará a las demás provincias un espíritu fraterno y la estructuración de un todo orgánico práctico;


Hermoso puente tendido sobre la Quebrada Chaulla de 7 metros de luz, en el kilómetro 46. Con puentes amo estos se van salvando los abismos y acortando las distancias en la ruta de redención lustra!.


La carretera Pasaje-Girón envuelve en promesas para el Austro, y en este punto de "Gigantones" es pregón de fiesta y señal luminosa de progreso firme.


La provincia de El Oro todavía permanece inerme sin las rutas troncales y sin las carreteras fundamentales, que hagan el milagro de una eterna unidad indestructible entre las provincias del litoral y el altiplano; para atalayar sus fronteras abandonadas a la intemperie de la injusticia del Poder Central y premeditadamente relegadas del concierto nacional. La falta de caminos ha hundido a esta provincia en la pobreza, ha maniatado el espíritu a la obsesión negativa del localismo irreductible, de un provincialismo obstinado en un vivir primitivamente, amurallando la comarca geográfica, para que no penetren las influencias del siglo acelerado por la civilización y por las grandes conquistas del pensamiento, en el terreno de la ciencia y de la técnica. Pero este vivir encrucijada en el marasmo y en la inercia moral y material, no ha sido causa de un carácter apático congénito. Culpa ha sido la falta de caminos que han mantenido desconectados a los hombres de las nuevas amistades, del intercambio de aspiraciones y anhelos; restringidos del progreso, de nuevos recursos de vida y de cultura.


La carretera Pasaje-Girón funda la única esperanza para Machala, porque cuando se termine esta vía, su agricultura, su comercio y su espíritu de empresa y sacrificio tendrán la recompensa del progreso visible; arrancará de sus campos el oro de su riqueza, transformado en gavillas, en frutos y en economía efectiva; se exaltará la dignidad nacional, porque Machala, como toda la provincia de El Oro, no vivirá ya aislada, como ausente de la Patria y de sus hermanas provincias; con esta arteria de comunicación se acercará al cordial regazo de una robusta unidad nacional.


La carretera en mención que mide 190 kilómetros desde Pasaje a Cuenca, se asegura estar terminada en su tercera parte. Queda aún en pie un esfuerzo titánico por desplegarse, para que Cuenca llegue en abrazo fraternal a la costa de la provincia de El Oro. Para que ambas regiones consigan el arraigamiento espiritual que ha permanecido expectante al borde de muchos lustros y amasen el bienestar colectivo y particular. Tanto el Azuay como El Oro, invocan la actividad, la buena organización del trabajo, el aliento moral de los hijos del Austro, para que no se cansen de reiterar sus solicitudes al Gobierno, en aras de su mismo progreso y de sus afirmaciones constructivas.


El Plan de Vialidad que tiende a incrementar los caminos y a hacer surgir la riqueza en el último rincón de la patria, seguramente hará realidad el sueño dorado del pueblo austral, siempre que haya el concurso valioso de la honradez y la técnica; siempre que se haga concepto claro de las obras de interés nacional. La terminación de la carretera Pasaje-Girón, entraña, no solamente un motivo para llevar el acercamiento de los pueblos, para enlazar a los centros de producción; para favorecer un transporte rápido y barato y para contribuir poderosa y decididamente a restablecer la depresión económica que nos subyuga. Constituirá un aporte patriótico para mantener con dignidad la soberanía nacional, porque será la ruta estratégica de defensa fronteriza, como de defensa económica y cultural.


INDUSTRIAS Y COMERCIO

Tres industrias se perfilan en el cantón: la agricultura, la ganadería y la pesquera. Las labores agrícolas en este cantón, no han permanecido en la indolencia, porque el espíritu de los habitantes enteramente consagrado hacia la tierra, ha sido el aliento de economía en esta zona, pese a que los agricultores no han recibido el auxilio de caminos, de créditos ni de herramientas. El estímulo generoso y espontáneo ha sido de la misma tierra, traducido en fecundidad del suelo, en abono sustancioso y en valles y vegas prodigiosamente fértiles y rodeadas de ríos caudalosos, los mismos que han transformado este girón órense en una Amazonía lozana y verde". Al hablar del capítulo Ríos y Tierras de Cultivo, se ha indicado que la labor del agro gira alrededor de los cultivos de cacao, tabaco, arroz y frutas. Especialmente el cacao de Machala es muy estimado dentro y fuera de la nación por su calidad excepcional. La Misión Técnica que laboró en la reconstrucción de la provincia, después de la invasión peruana, intentó introducir nuevas industrias, entre ellas la de la fibra de cabuya. Con este fin realizó cultivos de esta planta, para constituirlos como semilleros y en demostración práctica. Desgraciadamente, estas ideas exóticas, ajenas a la realidad ambiental tuvieron que desaparecer con los mismos iniciadores, ya que el cultivo del cacao, de tabaco y arroz representa la economía medular en la provincia, al cual convergen todos los cultivadores de la tierra.


La ganadería es otra de las promesas económicas. Las haciendas del cantón están dedicadas al incremento pecuario, paralelamente a la creciente actividad agrícola. La industria pesquera representa igualmente un índice muy apreciable de economía cantonal. La riqueza marina que se incrementa en Puerto Bolívar, es una fuente inagotable que a-bastece a los mercados del Pasaje, Santa Rosa, Arenillas y demás poblaciones circunvecinas. Bajo todo aspecto, la Naturaleza de este cantón se manifiesta grávida de riquezas. La agricultura cuenta con el riego necesario. Hace falta únicamente las obras de vialidad y la defensa biológica del campesinado, mediante una campaña sanitaria intensa y fructífera, para que la economía seccional no se disloque por la presión de factores adversos, ni sufra retraso. El comercio cantonal se manifiesta, activo por su importante puerto de mar, por donde se embica cacao, café, tabaco, arroz y frutas con destino a los mercados de Guayaquil y ciudades del interior.


PU E R T O B O L Í V A R

Generalidades y Datos Históricos


Parroquia de Machala cuya cabecera es Puerto Bolívar con 554 habitantes, que apenas dista 6 kilómetros de la cabecera cantonal. La población se levanta sobre una llanura salitrosa de las mismas condiciones que Machala; llanura interceptada por los bosques de algarrobos, gigantones, cactus, zarzales y con la novedad característica de su fauna alada como las garzas, gaviotas, patillos, etc., que se retratan en las sabanas y extensos campos agrietados, de tierra vidriada que se derrama infinita hasta los horizontes, bajo un cielo claro transparente y de aire ardoroso.


Puerto Bolívar por su situación es el mejor puerto de la costa ecuatoriana; así como también por su elegante muelle de fierro, por su espacio y fondo para barcos de gran tonelaje. Está situado a un costado del Estero de Huailá y data su fundación desde el 18 de Diciembre de 1.883, con el nombre de Bolívar.


El 25 de Julio de 1.941, año en que el Perú hizo alarde de su poderío bélico contra un pueblo indefenso, Puerto Bolívar fue conmovido dolorosamente por el estampido del cañón homicida, que llegó como la voz sorda de Caín ante las playas de un pueblo pacifista, de ideal humanitario como el Abel. En sus aguas se desarrolló el histórico combate naval de Jambelí, en cuya acción un destróyer de guerra atacó con toda su artillería a nuestro pequeño "Calderón", con una desigualdad de diez veces mayor en poder combativo en el buque adversario.


En esta hazaña heroica surgió la figura gloriosa de un militar pundonoroso, cuyo recuerdo se halla cautivo de la gratitud órense: el Capitán Naranjos, asesinado después cobardemente en Riobamba.


Después de esta tormenta de agresiones y cuando la provincia se reintegró a la soberanía nacional, Puerto Bolívar fue el teatro de un pacto solemne, llevado el primero de Junio de 1.942. Allí se firmó un Protocolo Adicional al de Río de Janeiro a bordo de la motonave "Colón", constante de once artículos. Este histórico documento suscrito por la Comisión Mixta ecuatoriana y la Comisión Técnica peruana, en presencia de los mediadores militares, constituyó un complemento del Protocolo de Río de Janeiro, llevado para interpretar varios aspectos y que establecía las formas para hacer factible y práctica la delineación entre las dos naciones.


CLIMA

Participa de un clima sano por la acción favorable de las brisas frescas, salubres y yodadas del mar. Por estas mismas razones: de tener un clima primaveral, el influjo de impresiones agradables con las escenas de sus costas, una alimentación rica proporcionada por su fauna, Puerto Bolívar es un lugar atractivo y de recuperación física.


PRODUCCIÓN, INDUSTRIAS Y COMERCIO

Su costa marina vigila una fuente de riqueza, una morada codiciosa de cangrejos, camarones, ostiones, lisas, parvos, bagres, robalos, pámpanos, corvinas, ureles, etc. que es la alimentación fortificante y recuperadora de energías agotadas por el trabajo, por el calor y mosquitos. Sobre estos productos se ha llevado las mejores preocupaciones de los moradores, caracterizándose la vigorosa industria pesquera, como también la explotación maderera, alentada por sus bosques de mangle y demás maderas incorruptibles. Como consecuencia, toda la actividad comercial se desenvuelve con los productos del lugar.


VÍAS DE COMUNICACIÓN El ferrocarril que parte desde su población hasta Piedras va enlazando a las siguientes poblaciones, con las distancias kilométricas que a continuación expresamos: De Puerto Bolívar a Machala 6 kmts. ,, ,, Sta. Rosa 27 kmts. ,, ,, Bellavista 33 kmts. ,, ,, San Antonio 42 ks. „ „ Jovo 44 kmts. ,, ,, Arenillas 49 kmts. ,, ,, Zaragoza 54 kmts. ,, ,, Mates 57 kmts. ,, „ Tagüín 63 kmts. ,, ,, Playas 70 kmts. ,, ,, Piedras 75 kmts. Esta línea férrea fue inaugurada en 1.898 hasta Machala. Además tiene carretera para Machala, Pasaje, Santa Rosa, Arenillas, Chacras y Huaquillas. A 5 kilómetros de Puerto Bolívar y en la isla denominada "Chavería" se ha hecho el hallazgo de una población que puede tener diez mil años, y que deben pertenecer a; la 2a. época de Los Mayas. En Cayanca a 25 kilómetros han hecho exploraciones de posibles ruinas.

G U A B O Generalidades y Datos Históricos

Esta parroquia tiene por cabecera a la población de su nombre. Su población es de 2.800 habitantes. Fue elevada a la categoría actual el 30 de Abril de 1.882. Está situada a la distancia de 4 kilómetros del río Jubones, en un campo de infatigable producción agrícola, con la lujuria verde de sus paisajes tropicales y bajo el embrujo agridulcísimo de sus árboles frutales y más plantas que constituyen la sanidad perfecta, que cura, fortifica y da holgura económica al ejército de voluntarios labriegos. Cuando el Jubones pasaba cerca a la población constituyó una amenaza de destrucción muy frecuente.


CLIMA

Es ardiente y húmedo por estar bajo el influjo de una región húmeda. A estos factores adversos sumado su alejamiento de la influencia de las corrientes marinas, dan un clima malsano.


PRODUCCIÓN INDUSTRIAS Y COMERCIO

Al igual que Machala, sobresale la producción del cacao esencialmente, favorecida por las condiciones húmedas del terreno. Existen además, vegas de tabaco, sembríos de café, platanales y árboles frutales, que envuelven a la población en un poema de fe, dando fuerza a los brazos anémicos y energía estimuladora a su porvenir económico. Su vegetal típico y abundante es la caña guadúa.


Como principales industrias se destacan la agrícola y ganadera, actividades que han fincado una economía superior a otras parroquias de la provincia; a la vez que, han hecho un pueblo de vivir honroso, ajeno a las pasiones morbosas y a la procacidad. El comercio realiza con sus principales productos y directamente con él mercado de Guayaquil, mediante el transporte de caña guadúa, cacao, café y frutas.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Tiene carreteras para Machala, Santa Rosa y la vía Tendales, interceptada por el río el que carece de puente. Caminos de herradura para las poblaciones vecinas. Como vía importante tiene la del Jubones, por donde exporta sus productos principales a Guayaquil, desde La Iberia, especie de puerto pequeño.


CA N T Ó N P A S A J E

Situación y Límites

Al sur de Machala está situado el Cantón Pasaje. Limitado: al norte por el Cantón Machala y la Provincia del Azuay, avanzando sus territorios hasta el río Jubones y Mollepungo. Al sur con los cantones de Zaruma y Santa Rosa. Al oriente con la provincia del Azuay y la parroquia Guanazán, al medio separa de Zaruma los ríos Chillayacu y Chillacocha o Dumarí, que forman el río Buenavista. Al occidente el Cantón Machala, separado por una línea que pasa por la parte más elevada del cerro Palmar, recorre los sitios Puentecita, Corralón de Rivera y sabanas de Palenque hasta el río Buenavista.


SUPERFICIE

Está calculada en 1.100 kilómetros cuadrados.


POBLACIÓN

Tiene 1 2.994 habitantes, según censa de 1.944.


PASAJE


CIUDAD de alma típica, que lleva en sus venas sangre serrana, besos de cumbre y al mismo tiempo armonías de trópico y de costa. Tiene alma serrana, porque muchos azuayos han sembrado en su tierra hogares felices, que se levantan por entre el furor de la vegetación tropical, tanto como sus esbeltas palmeras.


La ciudad se recuesta sobre un brazo musical del Jubones. Río que pasa llevando las nubes, rompiendo su encaje de verdura, riendo, cantando y recordando historias de salvaje dolor. A veces el río es para los pasajeros, fantasma que aterra, porque pasan sus aguas negras, vistiendo crespones, salmodiando tiranías, haciendo crujir los árboles y sollozar a los campos. Es el invierno que lo torna en rostro siniestro, de oscura corriente y huraño carácter. En este tiempo ya no es el espejo que retrata siluetas de dinamismo pasajeño; ni copia los ciejos ni el paisaje florido. Es verdaderamente un fantasma con voz de ultratumba, que pasa crispando los nervios, arrugando la tierra y amenazando la vida.


Otras veces, el río es estanque dormido, donde navegan silenciosamente barcos blancos de espuma. Apenas rumorea en los recodos y en cada caída va dejando montones de diamantes quebrados, que hincan los cielos con sus luces variadas. Una estela de agua lustral va describiendo en su ruta; agua que cura el cansancio y cicatriza las heridas espirituales del éxodo. Es tan quieto y sosegado en verano, que apenas alcanza a besar el perfil de la tierra y abrazar la arboleda que vigila su sueño solemne.


Pasaje, en sus campos tiene alma montubia, porque el músculo, el machete y la lampa están escribiendo incansables el progreso en la página verde rayada de surcos. Es serrana y morlaca, propiamente, porque hay fusión de dos regiones geográficas y vida estrechada por el brazo ideal de la carretera Pasaje-Girón. Es princesa, porque en su cerebro hay la riqueza del pensamiento y en el corazón las siembras más bellas de la humanidad. Heroica y sacrificada, porque su frente se ciñe de triunfos de libertad y glorias de progreso, que se han escrito en las páginas de su Historia, con caracteres que tienen el fulgor de rubíes y la perpetuidad de las cumbres.


RESEÑA HISTORICA

Durante algunos años la comunidad indígena que residía en Machala, afrontaba la difícil situación de sus terrenos los más desfavorables de toda la provincia, especialmente para la cría de animales y la agricultura. Las continuas y rabiosas inundaciones del río Jubones hacían un lugar temido e inhóspito, convirtiéndose sus tierras en extensas ciénegas infructíferas y estériles, que daban origen a un limo tan nocivo que destruía y corrompía los cascos del ganado. En tan incómoda situación, y en virtud de una ley del mismo Plan del Pueblo, comenzaban a establecerse poco a poco los indígenas en el áspero de la montaña, libre de inundaciones para edificar una nueva población.


El 16 de Noviembre de 1.758, el indio Gobernador de Máchala, Ambrocio Gumal, y el Apoderado de Protector de Naturales de la jurisdicción de Machala, Don Ambrocio Serezo, se presentaron ante el Gobierno de Guayaquil para defender el sitio del Pasaje, contrarrestando la intención de Manuel Escandón y Manuel Daza que tenían para adquirir este sitio por el sistema de remate. El Protector de los indios de Machala protestó enérgicamente y solicitó estas tierras para formar en ellas un pueblo para los máchatenos, quiénes estaban incómodos en su pueblo. El Juez de tierras, Capitán Don Antonio de Argote, señaló con verdadero espíritu de justicia el sitio del Pasaje a los indios de Machala, pero bajo la condición de formar un pueblo, en el plazo de dos años y medio; en caso contrario se llevaría a remate dichas tierras para beneficio de su Majestad.


En las tierras que venimos hablando existía ya en remotos tiempos un sitio sin ninguna importancia, conocido Con el nombre de Pasaje de las Nieves, situado a la margen derecha del río Jubones, cuya extensión territorial avanzaba hasta las primeras estribaciones de la cordillera, en la parte que hasta hoy se la conoce con el nombre de "Cerritos". Los mencionados indios de Machala se posesionaron de ese sitio, llevando una vida primitiva, perdida en el laberinto de los tiempos, de la cual casi nada se ha podido saber. Muy vagamente se ha llegado a saber que en 1.780, obligados por complejas dificultades que oponía el río Jubones para poderse comunicar con Machala, trasladaron la población a la ribera opuesta del río al sitio donde actualmente se conoce con el nombre de Uzhaplaya. En este nuevo lugar la población comenzó a progresar notablemente, pera la eterna pesadilla de las crecientes peligrosas del río Jubones, llevó muy pronto la decepción, resolviéndose los moradores trasladar el pueblo a otra ubicación en el año 1.800, en donde ha permanecido el pueblo con la estabilidad indefinida.


OTRAS VERSIONES HISTORICAS SIMILES, ACERCA DE SUS PRIMEROS POBLADORES

En los apuntes monográficos de Delfín Orellana se dice que las secciones que hoy constituyen las parroquias de Pasaje y Chilla fueron las primeras en recibir colonos. En la primera se establecieron varios industriales de cascarilla y caucho, procedentes de Cuenca; y a la segunda vinieron a permanecer vecinos de Zaruma y Loja. A continuación se inserta un Documento histórica del 25 de Marzo de 1.779, para confirmar la verdad de lo aseverado.


SITUACIÓN DE LOS PUESTOS DEL PASAJE Y PUENTECILLA

Se hallan estos, en los confines que hace esta ciudad, según su demarcación a la parte del Nor-este, entre los términos que se divide con la Puná y descensos que caen de la Villa de Zaruma a esta parte del Río de Jubones, que vaya dividiendo esta Comarca en los vaxos de las Montañas que siguen del Distrito de Cañaribamba, en cuyos términos confina.


Habitan en ellos, cuatrocientas personas con varias reducciones, y la principal Población, se halla en el citado Pasaje. Por las distancias, y terminar allí las Comarcas de las Jurisdicción se experimenta que los bandidos de unos, y otros pasan a el, y se ha constituido un Palenque o Presidio, en que descansan los delincuentes y vagabundos; y mas que otro ningún Lugar necesita este de Juez Pedáneo. Reside en el Dn. Antonio Illescas, único sujeto de formalidad, y sana conducta que puede desempeñar por ahora esta confianza como lo hizo de la extirpación del Tabaco, que se sembraba en aquellos terrenos, que habiendo ordenado el señor Regente a este Gobierno, que la practicase, se le comunicó y dio su cumplimiento, como se informa lo hace en otros asuntos, por lo que propongo a dicho Dn. Juan Antonio Illescas. Cuenca 25 de Marzo de 1.779".

José Antto. Dé Vallejo. (Rubricado.)


Siguiendo este estudio se manifiesta que Pasaje fue Puesto de Cuenca, habitado hace poco más de dos siglos, o sea antes de 1.779, en que ya necesitó de Juez Pedáneo, según el Documento arriba inserto.


Se establecieron los primeros colonos, continúa, a la margen derecha del río Sucu-Yacu, cerca de su desembocadura en el Jubones, cuyo lugar se denomina ahora Barranco-Pardo. Los citados ríos emprendieron en una devastación continua del perímetro donde se hallaban edificadas las pequeñas cabañas, terminando por la evacuación completa de sus habitantes que fueron a levantar de nuevo sus cabañas en Uzhaplaya, cerca de la cordillera de Huizho, margen izquierda pero a gran distancia del río Jubones.


Allí permanecieron nuestros primeros pobladores dedicados a la agricultura y de modo especial al cacao; más, en una noche aciaga del mes de Marzo de 1.800 seguramente y no en 1.884 conforme se apunta, el río Jubones abandonó su cauce y se precipitó sobre el caserío destrozándolo completamente y causando muchas víctimas. Los sobrevivientes de esa catástrofe buscaron un lugar de refugio y vinieron a encontrarlo donde existe ahora la progresista ciudad del Pasaje.


El 30 de Junio de 1.759, el Presbítero Dr. Dn. Manuel Illescas posee título de propiedad del predio colindante Pasaje de las Nieves, con algunas huertas de cacao. Según documentos históricos la fundación del Pasaje fue hecha en el año de 1.760.


En 1.765, algunos indios forasteros, mestizos y españoles invaden las tierras del Pasaje; ante este hecho inaudito resuelven viajar a Quito tres indios del lugar, para solicitar ante la Real Audiencia el¡ debido .amparo a sus tierras y para frenar la ambición de los invasores que pretendían adueñarse de sus territorios. El Teniente General, Gobernador y Juez de estos pueblos el Capitán Don Ignacio de Vera, en vez de acoger con emoción de justicia los reclamos de los indígenas, pobladores y dueños de estas tierras, atropello la justicia con sus procedimientos indignos.


En las mismas tierras del Pasaje también ejercieron dominio los indios puneños, cedidas por el gobierno español como pago a sus servicios prestados en obras públicas. El área del terreno que abarcaron fue: desde Jambelí hasta la Boca de Pital, siguiendo por el puerto de Jelí, puerto Pital, Buenavista, Palenque y río Totora, de allí al mar.


En 1.808, Pasaje era ya un anejo de 1 00 habitantes, según el censo que se levantara en Máchala, Tenencia de Guayaquil. Y en 1.824, en virtud de la Ley de División Territorial de la Gran Colombia, el Pasaje se eleva a la categoría de Parroquia civil del Cantón Machala.


PROYECTOS DE CANTÓNIZACIÓN

Desde 1.890 comienza a germinar en la mente de los pasajeños la idea de cantonización. Un grupo selecto de hombres, unidos bajo la denominación de "Comité Pasajeño", se dedican a trabajar tenazmente por su ideal. Integrando el Comité estaban los señores: Dr. David Antonio Monroy, como Presidente; Rafael Flores, Vicepresidente; Manuel Echeverría, Secretario; y los vocales señores: Agustín Pazmiño, Andrés Corsino García Serrano, Tomás Larrea, Rafael Acevedo y Horacio Eras. Hay que anotar además la actuación patriótica de un ilustre sacerdote, el Dr. José Ochoa León, quién en su calidad de representante de la provincia, puso al servicio de la causa pasajeña toda su vehemencia e interés, y también la importante suma de 600 pesos, invertidos en gastos para llamar la simpatía y decisión de sus colegisladores. Con el eficaz trabajo del Dr. Ochoa León, y a pesar de ciertas resistencias de parte del Dr. Luis Cordero, basadas en pretextos fútiles de que Pasaje le había hecho campaña en sus comicios electorales, consiguióse el 7 de Agosto del 1.894 la expedición del Decreto, por el cual Pasaje se erigía a la categoría de Cantón.


El 1°. de Noviembre del mismo año, se inaugura oficialmente el nuevo cantón, por el Teniente Coronel Don Pompeyo Baquero a nombre del Gobierno. Como Secretario actuó el Sr. Dr. Gonzalo S. Córdova, quien posteriormente ocupó la primera magistratura nacional. Dentro de la autonomía cantonal fue su primer Jefe Político el Sr. Don Andrés Corsino García Serrano. El Ayuntamiento quedó integrado con fecha 20 de Diciembre del mismo año, en la siguiente forma: Dr. Méliton Ochoa como Presidente; Dn. Agustín Pazmiño, Vicepresidente. Srs. Juan Terreros, Miguel Antonio García, Dr. Antonio Monroy, concejales; Secretario Dr. Gonzalo S. Córdova; Tesorero, Sr. Camilo Delgado y Procurador el Sr. José Manuel Vivar. El Poder Judicial quedó organiza-t do en la siguiente forma, alcaldes: se-"ores Darío Ortiz y Rafael Acevedo.


Jueces: señores Elias León Cobos y Anselmo Aguilera. Defensores públicos, señores Amadeo Alba y Aníbal Aguilera. Los señores Prudencio Morocho, Ignacio Velepucha, Manuel Berrezueta y Darío Ruíz fueron los primeros jueces de Buenavista y Chilla.


El 27 de Enero de 1.822, Pasaje recibe con delirio al Coronel Diego Ibarra, Jefe de la División que libertó al Ecuador en Pichincha, el 24 de Mayo. El 29 de Enero del mismo año, abraza con júbilo al General Antonio José de Sucre, cuando marchaba hacia Orla, donde debía reunirse con los Generales Santa Cruz y Urdaneta.


En 1.852 lleva una acción noble y patriótica el pueblo pasajeño, levantando una tenaz campaña contra el General Juan José Flores y haciéndose coopartícipe de estas glorias, que derrocaban a este nefasto Gobierno ecuatoriano.


En 1.854, se pronuncia contra el Gobierno de García Moreno. Igualmente hace con la dictadura del General Veintimilla el 8 de Febrero de 1.883, desconociendo este Gobierno y adhiriéndose al Gobierno Provisional de Quito.


Cuando apenas transcurrían seis meses de la cantonización del Pasaje, el 4 de Mayo de 1.895, movido por una acción indigna del Gobierno del Dr. Luis Cordero, por haber alquilado nuestro tricolor nacional, manchando con la deshonra la sagrada insignia, se irguió como un solo hombre, con su protesta enérgica y de pueblo viril, condenando esta infame traición del Presidente y desconociendo al Gobierno. Inmediatamente nombró como Jefe de Operaciones del Cantón al Sr. Dn. Manuel Serrano.


La relación de hechos históricos tan brillantes, están demostrando hasta la saciedad de que el Pasaje es una ciudad de legendarias altiveces patrióticas, cuyos hijos forjados en golpes de luchas cívicas, en aras de su bienestar y mejoramiento, no han escatimada sus energías de acción y talento.


PARROQUIAS DEL CANTÓN PASAJE

El Cantón Pasaje está formado por las parroquias de Pasaje, que es urbana. Buenavista y Chilla, rurales.


P A S A J E

La ciudad del Pasaje con 7.201 habitantes en 1.942, está situada en las orillas occidentales del Jubones, a la distancia de un kilómetro, en medio de una planicie arenosa, por donde han cruzado las rabiosas crecientes del río, en furiosa peregrinación; destruyendo campos de cultivos, trabajados por sus hijos con nobleza y unción para bien de su tierra. Sinembargo, la actitud amenazante de su río no ha sido suficiente como para dominar la voluntad acerada de los pasajeños, la misma que se ha convertido en troquel de diamante, donde se han estrellado todas sus dificultades. Más bien sus hombres han marchado unidos y con la frente hacia el sol, en la conquista de un auténtico progreso para su suelo patrio. Convirtiendo las márgenes esterilizadas por los aluviones de su río en campos de prodigio, de extensos y fragantes arboledas, que ofrecen los variados y codiciados frutos de la tierra tropical. La ciudad está sombreada de exuberantes huertos de cacao y valiosos potreros para la cría de ganado vacuno y caballar. Ha sido también Pasaje la cuna de hombres notables, que han llevado a su pueblo en vertiginosa prosperidad, orientándolo con mentes esclarecidas como Rafael Flores, Miguel García, Marcos Ortiz, Anselmo Aguilera, Antonio Cedillo, Gabriel Alba, Antonio Monrroy, Ciro Vicente Vera, Juan Pablo y Filomeno Palomino, Daniel Alba, Aparicio Albán, Camilo Villamar, José Manuel Vivar, Agustín Pazmiño, Rafael Flores, Salvador Abad, Miguel Romero, Esteban Andrade, Manuel Luis Ponce, Manuel González, Medardo Sánchez, Andrés Corsino García, Juan Terreros, Emeterio Rodríguez Madero, Miguel Antonio García, y otros, que desde su sitial de autoridades y ciudadanos patriotas lucharon incansables por el progreso de este suelo patrio.


Pasaje es la tierra de hombres de un patriotismo auténtico, que han servido a su pueblo desde elevados cargos. De legisladores que se han constituido en ejemplo alentador de nuevas actividades, como el Dr. Francisco Ochoa Ortiz, Dr. Méliton Ochoa, Dr. Alfonso B. Larrea, Nicanor Ortiz, Sófocles Dávila, Ángel Andrés García, etc. Es la tierra de los Zamoras, de los Vallejos y más dignas personas que han señalado, con su acción y sus conocimientos, una orientación definida al progreso de esta sección.


GRATITUD DEL PASAJE

El Ilustre Concejo Municipal, al celebrar las Bodas de Oro de la cantonización del Pasaje, el 1°. de Noviembre de 1.944, rindió un cálido homenaje al hijo predilecto y de patriotismo ascendrado: el Sr. Andrés Corsino García Serrano, único sobreviviente de esa ilustre pléyade de patriotas que auspiciaron la cantonización de su pueblo nativo, en el año de 1.894.


Don Andrés Corsino García Serrano, nació el cuatro de Julio de 1.850 y falleció en Guayaquil el 24 de Mayo de 1.945, dejando un ejemplo edificante de civismo y de luchador incansable por el progreso de su pueblo, como también la simiente de una lección inolvidable de honradez y amor al trabajo.


CULTURAL INTELECTUAL

Un apreciable nivel de cultura ha alcanzado la sociedad pasajeña, tanto por su grado de nobleza moral a que ha llegado a superarse, como por el recto sentido de civismo que da a conciencia a todos los actos de su vida seccional. Si el Pasaje no es grande por el número de sus habitantes y por su extensión territorial, en cambio es aplaudido y respetado por su alta comprensión que tiene acerca de los elevados conceptos de Pa tria, de Hogar, de Derecho y de Justicia. Con este pensamiento, se ha preocupado esencialmente de la educación de su pueblo. Prueba de lo que aseveramos nos dan sus bien organizadas escuelas y la nómina brillante de educadores, que actúan con sentimientos de hondo patriotismo y conciencia de deber ineludible. Los educadores a que nos referimos son:


Dormido como una insondable laguna, besa cariñosamente grandes plantaciones de cacao, café, y manchas de caña guadúa, pero en el espíritu de sus aguas lleva el germen de destrucción, la furia milenaria y la inconformidad de su cauce. Su presencia a pocas cuadras de la ciudad del Pasaje es ingrata, porque siempre ha recibido las a-cometidas de sus crecientes, llevándose girones de tierras en constantes carcajadas espumosas y turbias, amenazando sepultar la ciudad y borrar todas las expresiones de su progreso.


Una inmensa palmera desplegada como un abanico y erguida como símbolo de fecundidad tropical llama la atención al turista. Al centro el monumento a Calderón. Hacia el fondo la Casa Municipal y la Iglesia Matriz.


Lauro Dávila Echeverría (Normalista) Hortensia Dávila Echeverría, " Alba Argentina Dávila Echeverría (3a. clase) Amalia Benítez Niemes (Normalista) Abel A. Carrión León " Salvador Bernabé Abad " Isabel Jervez García " Ulbia García, y García " Rosa García y García " Clara Luz Argudo Cárdenas " Juan Arévalo Ordóñez " José Ramón Vallejo Prieto " Vicente Cedillo Prieto " María Maldonado Elizalde " Carlota Alba Álvarez, Normalista Rural Dioselina Argudo Saldan a " Lila Pardo Valarezo " Luis A. Fajardo (Normalista) Zulima E. Vaca Rivera (3a. clase) Amelia Tobar S. " Andrés Cedillo Prieto (Normalista) Carlos Ángel Abad Romero " Maruja Maldonado Elizalde "


Esta nómina de distinguidos educadores han llevado la convicción suficiente de las funciones escolares y han hecho de la Escuela, no exclusivamente un templo de la sabiduría y la verdad, sino también un santuario, en donde la niñez pasajeña ha encontrado un camino recto trazado hacia la dignidad y el honor, para que su futuro de hombre no se salpique de claudicaciones vergonzosas, de vilezas que estigmatizan, ni de miserias morales que degeneran la vida ciudadana. Las manifestaciones laboriosas del pueblo pasajeño, su exquisita cultura e inquietud constante en labores beneficiosas, están patentizando de que tanto la Es-cuela como la sociedad, han sido factores edificantes para que sus hombres hayan fraternizado y educado su corazón con los grandes sentimientos de generosidad y tolerancia, de cooperación y patriótico empeño por el mejoramiento nacional.


El Gobierno debía comprender de que en el Pasaje la niñez y la, juventud llevan la disposición innata de un espíritu propicio para las grandes siembras de la cultura y de un sentido creciente de economía. Igualmente el suelo cantonal finca un gran porvenir económico, porque cuenta con factores vitales; traducidos en suelo ubérrimo, tierras vírgenes, ríos caudalosos, caídas de agua, montañas ricas en maderas. Si a esto se agrega el hombre, con sus atributos de honradez, laboriosidad e iniciativas sugeridoras de nuevas fuentes de trabajo^ se concluye expresando de que el cantón Pasaje constituye una riqueza potencial, digna de que se la a-proveche con inteligencia y constancia.


Para explotar esta mina de promesas, en la cual están latentes los poderes del espíritu y la capacidad agrícola, sustanciosa y abundante de la tierra, convendría la creación de una Escuela de Agronomía, para así contribuir prácticamente a la formación de hombres incansables en la lucha por la rehabilitación de las faenas del campo, y por ende, hacia el resurgimiento económico del cantón.


No bastan únicamente las actividades intelectuales para el progreso de un pueblo. Es necesario también equilibrar las actividades del espíritu con la idea del esfuerzo muscular, de empuñar la herramienta para labrar la tierra y amasar el pan; porque cuando los pueblos se inclinan a los extremos del intelectualismo ineficaz y viven sumergidos en una imaginación negligente, inactiva y de trágica inercia, lo único que están proclamando es el hambre y el advenimiento de épocas de miseria.


PERIODISMO

Pasaje ha sido la tierra fecunda y de clima propicio al alza del espíritu de superación, de reivindicación política y de revisión social. El periodismo y las letras han tenido expresiones definidas en algunos de sus hijos, entre ellos Mariana Barzallo Mosquera, Alejandro Campoverde Andrade, Delfín Amaya E., Luis Ángel León Román, Bolívar S. Madero, Raquel Ugarte Molina y otros, son los periodistas sinceros y genuinamente encauzadores del bienestar colectivo.

CULTURA PROFESIONAL

Abogados

No menos importantes son sus profesionales: abogados, médicos, odontólogos, farmacéuticos, ingenieros y militares. Filas robustas de prestigio nacional y orgullo nativo han formado sus abogados, Drs.: Francisco Ochoa Ortiz, Francisco Ugarte Illescas, Alfonso B. Larrea Alba, Marcos' Ortiz Aguilera, Rafael S. Flores Alemán, José Ugarte Molina; Licenciados: Eugenio García y García, Luis Pazmiño Ugarte y Aurelio Serrano Martínez.


Médicos

Sus médicos como Sófocles Dávila Echeverría, Ángel Andrés García, José Ugarte Vega, Carlos Argudo. Cárdenas y Jorge Larrea Alba, han llevado ungida a su conciencia la inflexible noción del deber, la capacitación y la caridad jesucristina.


Tanto el odontólogo Dr. José S. Madero, la farmacéutica Dra. Alejandrina Argudo Cárdenas y el Ingeniero Comercial Sr. José Cárdenas Batallas, además de dar justos relieves de prestigio a su tierra, son los decididos factores de la evolución progresista del Pasaje.


Militares

Los distinguidos militares, General Luis Larrea Alba; Comandante Ricardo Acevedo Pazmiño y los Mayores Manuel Ignacio Carrión y Arturo Dávila Echeverría, constituyen la embajada de cultura pasajeña en otras ciudades y son la manifestación del prestigio antaño de su tierra. Son los militares que llevan y han llevado dentro de su corazón y cerebro la raigambre vigorosa de una responsabilidad cívica; la convicción interior de sus obligaciones patrióticas y la aceptación de sus deberes militares contraídos con el presente y el futuro, siempre en aras de las aspiraciones másculas de la ecuatorianidad.


El General Luis Larrea Alba fue Encargado del Poder Supremo en la República, durante el año de 1.931. Los Drs. Francisco Ochoa Ortiz y Alfonso Larrea Alba, han figurado como Ministros de Estado, y como diplomáticos.


Don Ciro Vicente Vera, es otro de los pasajeños ilustres, muerto ya hace más de 20 años. Desempeñó los elevados cargos de Secretario Privado de las dos lumbreras del pensamiento nacional: Vicente Rocafuerte y Juan Montalvo, de quiénes tuvo la suerte de ser un amigo confidente.

AGRICULTORES

Las tierras del cantón Pasaje, siempre manifestadas como un vientre grávido de producciones abundantes, han cautivado la atención' de muchos de sus hijos, quiénes a la vez, han consagrado sus mejores energías para tornarla en madre cariñosa de sustentación diaria. Los agricultores dignos de mención, son los siguientes:

Agustín Lomas, Aurelio Prieto, Andrés Corsino García Vallejo, Darío Mena, Mauro Abad, Abraham Abad Romero, José María Nieto, Cirilo Mal-donado, Agustín Maldonado, etc.


COMERCIANTES

Aurelio Prieto M., Julio M. Cedillo, Darío Mena, Juvenal Veintimilla, Sucre Veintimilla, Agustín Pazmiño, Agustín Cedillo y Andrés Corsino García Vallejo.


Lcdo. Marco Aguilera G.

Valioso elemento de la sociedad pasajeña. Ex-Presidente del Concejo de 1944-45, cuya estación honrada y patriótica ha merecido los mejores encomios de parte del pueblo.

Lcdo. Eugenio García G.


Intelectual pasajeño que honra a su pueblo. Ha tenido destacada actuación en la vida pública, así como en el ramo educacional a cuyo servicio activo se encuentra actualmente, con el importante cargo de Inspector de Educación Secundaria del Litoral.


Carretera Pasaje-Girón


Hacienda de Lentag y Campamento que fue de los trabajadores. Por este lugar sigue la carretera Pasaje-Girón, completamente construida, afirmada, lastrada y terminada sus obras de Arte.


OTROS ESTABLECIMIENTOS COMERCIALES


Enrique Díaz Lee. Propietario de un establecimiento comercial ubicado en la calle Ochoa León, frente al Parque "Calderón". Almacén de fantasía. Calzado y artículos de lujo. LA "INTERNACIONAL" DE Méliton León. Compra productos del país. Vende mercaderías de toda clase y. a satisfacción de los gustos más exigentes.


BOTICA "LIFE" de Enrique Barriga Lavayen. Es la Botica de confianza: por la calidad de sus drogas, por la seriedad de sus precios y por la atención culta y esmerada en el despacho.


CONTADORES Y CORRESPONSALES-TAQUIMECANOGRAFOS


Corina Argudo Cárdenas, Ángel Albán, Laura Maldonado Elizalde, Perpetua Vaca Heredia, Carlos Jerves García, Antonio E. Ortiz, Segundo Manrique Cedeño, Sixto Aurelio Prieto y Felipe Vallejo Prieto.


ENFERMEROS

Antonieta Alba Álvarez, Bertha Maldonado Elizalde, Clementina Ramón, José Castro Vivar, José Adúm, Araminta Mosquera Serrano y Arturo Campoverde (enfermero y laboratorista.)


CULTURA SOCIAL

El espíritu de sociabilidad y cooperación de los pasajeños se ha manifestado enhiesto y afirmado plausiblemente en todo tiempo, constituyéndose en fuerza orientadora y en nervio-motor que ha empujado el progreso cantonal. El músculo y el pensamiento se han dado cita para organizarse en centros deportivos, como el Z. B. de Basket y Fútbol; agrupaciones obreras como la denominada "Alianza Obrera Pasajeña" y en centros que están predicando un progreso disciplinario para alcanzar el fin propuesto, asistidos por el orden y la armonía, como el "Centro Unión y Disciplina". Además merece mención preferente el simpático Club Social de Señoritas "Alianza Femenina".


Estas organizaciones que dicen muy claro del carácter leal y de fraternización con los sentimientos de armonía, de orden y comprensión, están demostrando un vivir superior intelectual y moral, y ante todo, un vivir disciplinario fluidamente surgido del interior de cada ciudadano y aceptado como posibilidad única para alcanzar la superación del solar nativo.


EDUCACION RELIGIOSA

La sociedad pasajeña con una visión amplia del porvenir de la niñez, especialmente de la mujer, se ha erguido entusiasta para establecer una escuela católica, que ya es una realidad. Ha sido mirada con singular simpatía esta alta comprensión acerca de la educación religiosa, que formará las nuevas generaciones en el principio de leyes divinas, que tanto necesitan los pueblos del litoral para no engolfarse en los remansos sombríos de la inmoralidad, de las inclinaciones morbosas y de las costumbres ilícitas.


LABORES MUNICIPALES, DURANTE LOSANOS 1.944-1.945

El Concejo que rigió los destinos cantonales desde la transformación política del 28 de Mayo de 1.944, hasta 1.945, se integró con elementos de prestancia política, social e intelectual, cuya actuación honrada y de enmienda directoras, mereció el aplauso de la ciudadanía1 consciente y la gratitud consiguiente. Es justo consignar sus nombres para que en la posteridad, las nuevas generaciones reconozcan a sus hombres patriotas y benefactores. Ellos son: Srs. Marcos Aguilera García, Presidente; Julio Cedillo, Vicepresidente; Bolívar Valdivieso Alba, Presidenta ocasional. Síndico Municipal el destacado Normalista Sr. José Ramón Vallejo P. y Secretario el intelectual Sr. Alejandro Campo verde Andrade. Concejales, principales, Srs.: Francisco Aguilar; Luis Fajardo, Juan Saldaña, Eloy Cárdenas y Carlos Iñiguez.


La penuria económica que atravesaba el Concejo, como consecuencia de los despilfarros anteriores, impidió naturalmente a los munícipes del 44 y 45, desarrollar otras obras públicas, pese a su anhelo y patriotismo encarecido al progreso de la ciudad. Sin embargo, el apoyo moral prestado para toda obra de engrandecimiento fue espontáneo y estimuló generosamente las buenas obras; así como sus actividades fueron múltiples y beneficiosas en todos los estadios del progreso local.


PERSONAL DEL CONCEJO CANTONAL 1.945-1.946

El Concejo designado para regir los destinos cantonales en el presente año, se ha organizado con los elementos más prestantes del Pasaje, cuyos dignatarios son los siguientes: Presidente, Sr. Agustín Pazmiño Noblecilla; Vicepresidente, Sra. María León de Gálvez; Presidente Ocasional, Sr. Aurelio Prieto M. Concejales, Srs.: Enrique Rengel, Agustín Pazmiño, Enrique Coello, Juan Arévalo y David A. Carmona, Secretario, Sr. José María Vega, y Síndico el ex-Presidente del Concejo anterior Licenciado Marcos Aguilera García.


INVASIÓN PERUANA

La ciudad del Pasaje también sufrió las consecuencias de la invasión peruana habiendo sido ocupada por las fuerzas invasoras el 3 de Agosto de 1.941.


Hacia 5 kilómetros del Pasaje, en el sitio denominado Sacachispas se encuentran los grandes yacimientos de manganeso, minas sin explotación, pero que es una riqueza potencial. Cerca de Pasaje hay indicios de minas de yerro.


CLIMA

El clima del Pasaje es de temperatura ardiente, por ausencia de las brisas marinas, y de una atmósfera muy cargada de humedad. Las lluvias son constantes por tener cerca altas montañas. Por ser el clima ardiente y de suelo muy húmedo, las enfermedades palúdicas son frecuentes.


AGRICULTURA

La mente de este conglomerado humano, se ha dirigido al cultivo de la tierra, y se la ha proclamado como simbolismo de redención económica. La Naturaleza ha obedecido también al valor y a la capacitación puesta al servicio de ella, para producir en forma abundante el cacao, llegando a más de 300.000 plantaciones de árboles en todo el cantón. A pesar del esfuerzo, del impulso creciente de capitales, del arma de una inteligencia apta y de la humedad natural de que dispone la agricultura, sin embargo hacen falta caminos y la esmerada sanidad agrícola. La "escoba bruja", la ' monilla" y la "achupalla" y más agentes parasitarios, diezman los plantíos de cacao, absorbiendo la savia nutritiva de esta planta, que finca la principal economía de estas comarcas. El Gobierno debe prestar sus atenciones preferentes y dar el apoyo necesario para que la riqueza agrícola se incremente y no sufra retroceso.


De los 1.1 00 kilómetros de extensión territorial que se calcula tiene el Cantón, los 700 pertenecen a la zona tropical, y el resto del territorio a la fría. De esto se puede deducir que los cultivos son variados, desde el cacao, banano, café, tabaco y árboles frutales que se cultivan en las tierras calientes de Pasaje y Buenavista, se ofrecen hasta las patatas de Chilla. Además posee grandes extensiones de pasto, para la cría de ganado vacuno y caballar. Para manifestar la producción de este Cantón, copiamos el cuadro siguiente, que corresponde al pasado de 1.944.


Cabezas Ganado vacuno antes de la invasión 1.200 Ganado caballar antes de la invasión 1.500 Ganado vacuno, después de la invasión 300 Ganado caballar, después de la invasión 300 Cacao, producción actual 30.000 qq Café „ „ 1.000 „ Arroz ,, „ 400 „ Maíz „ „ 1.000 „ Fréjol „ „ 400 „ Cascarilla ,, ,, 1.000 „ Panelas ,, ,, 200 „


El riego que en otras provincias es la preocupación álgida, en este cantón desaparece, por tener al río Jubones que humedece totalmente todas las zonas agrícolas. Pero a la vez que este río favorece ampliamente a la agricultura, también es un serio peligro para las poblaciones y para la misma industria agrícola. El Pasaje se ve cada día amenazado por las impetuosas crecientes del río, que avanza peregrinando furiosamente, destruyendo campos de cultivos y metiéndose como una cuña al seno de la bella población. Muchos años han venido clamando los pasajeños para resolver y conjurar el peligro, y muchas esperanzas se han fincado en el estímulo de una reparación justiciera de parte del Gobierno, para allanar sus dificultades y encauzar el progreso cantonal. Más parece que la única solución para la acometida del Jubones, amenaza que Pasaje viene arrastrando desde hace más de un siglo, es el cambio de lugar.


PROYECTOS DE IRRIGACION PARA LA ZONA COMPRENDIDA ENTRE PASAJE Y MACHALA

Anteriormente habíamos apuntado de que esta zona costanera no afrontaba el problema del riego; sin embargo, aunque parece paradójico, debemos aclarar de que existe una faja de tierra ubicada entre Pasaje, Machala y Puerto Bolívar castigada por la sequía, en razón de estar alejada de los ríos. Desde años atrás se viene gestionando para ver la posibilidad de abrir un caudal de irrigación, que partiendo de los Cerros, punto distante, seis kilómetros de la población, bañe la zona en mención y reciba el estímulo de las fecundaciones vivificadoras para troncarla en productora de grandes beneficios a la agricultura órense. Varias comisiones de Ingenieros han realizado estudios a intención de solucionar este problema, ya que en esta zona se cultivan en grande escala el arroz, el cacao, plátano y tabaco, que necesitan bastante agua. Es de desear que el Gobierno se mantenga vigilante y su ayuda efectiva haga realidad este anhelo agrícola. La ayuda del incremento de la agricultura no sólo debe consistir en impartir conocimientos técnicos, sino en llevar canales de riego unas ye es, en proporcionar semillas fértiles seleccionadas; en otras, el semental de buenas razas para el mejoramiento de la ganadería vacuna, porcina y caballar, y siempre suministrando los enseres para la labranza de los campos, desde el potente tractor que multiplica varias veces la labor de los animales, hasta la simple herramienta del machete, la lampa y el arado. Esta es la misión que está depositada en el Gobierno* en beneficio de los agricultores del país, que son los cooperadores más señalados en la obra de la paz, del progreso y de la política salvadora de la Patria.


DEFENSA DEL PASAJE

Para contener las crecientes del Jubones que en invierno amenaza arrasar la ciudad, se han' venido trabajando desde años atrás, muros de contención, los cuales poco o ningún resultado han dado, porque la fuerza de las crecientes ha debilitado todos estos diques. Últimamente se han trabajado acueductos de desagüe, para desviar el curso de las aguas del Jubones a Guabo plaza y al río Sucuyacu. Este trabajo de defensa se ha inspirado en el plan trazado por la Dirección de Obras Públicas de El Oro siguiendo las instrucciones técnicas del Ingeniero Richard Muller. Hay el convencimiento de que con estos canales de desagüe el peligro se ha alejado. Empero, las acometidas del invierno despiertan nuevamente temores fundados, de que el» río roture los terrenos del Cementerio y la parte de la carretera en construcción a Cuenca, y se produzca la inundación. Otra de las zonas amenazadas es la comprendida entre el Canal Municipal y el paso a Caña Quemada. De todas maneras, Pasaje está viviendo horas de angustia y zozobra, al borde del peligro y destrucción que ofrece su río, ante los cuales es necesario de que los Poderes Públicos reaccionen con ventaja y decisión de salvar a la ciudad.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Al ferrocarril Puerto Bolívar-Piedras está unido al Pasaje, mediante un ramal que se empalma en Machala de 40 kilómetros. Este ramal partiendo desde el Pasaje, atraviesa los siguientes importantes caseríos: estación "Cuenca", caserío circuido de grandes cultivos de cacao, guineales, palmares, naranjos, pomarrosos y ciruelos. "Unión Colombiana", alegre caserío de hacienda; rodeado de papayales, de cultivos de caña} de azúcar y extensiones de pastos para el ganado vacuno. "Cambio del Guabo", población tendida a la vez en la carretera Pasaje—Máchala. De activo comercio de bananos y frutas. De abundantes crías de ganado vacuno, La hacienda "Juana de Oro", de cultivos idénticos a las anteriores.


Posee caminos de herradura que se une con Chilla, Guanazán, Abañín, Yúlug, Yunguilla, Manú, Zaraguro, Porotillo, Uzcurrumi, Tendal, Paccha-mama, San Francisco, Cuenca, etc. En años anteriores se construía el camino Pasaje-Paccha-Zaruma, pero el aluvión del 11 de Marzo de 1.925 destruyó totalmente esta vía. Actualmente con el concurso de los cantones de Pasaje y Zaruma, mediante la conscripción vial, se está llevando a cabo la construcción de una carretera que va a Zaruma pasando por Paccha y Malvas. Los trabajos de desbroce y destroncamiento han avanzado hasta el sitio Calichana, o sea a 6 kilómetros de distancia. Esta nueva vía es de enorme importancia, porque atraviesa zonas inexplotadas y ricas en maderas. Loja apoya también al trabajo de esta carretera, porque significa una nueva salida al mar. Los caminos de herradura a este Cantón, todavía no han tenido una reparación, mediante empedrados en partes pantanosas y puentes seguros en sus ríos. En cuanto a las carreteras existe la que parte del Pasaje y va pasando por Buenavista, La Victoria y se ramifica a Huaquillas, para empalmarse luego con la carretera Túmbez. La carretera que une al Pasaje con Puerto Bolívar, Machala, Santa Rosa, Arenillas y pueblos fronterizos, y la carretera Pasaje-Girón.


CARRETERA PASAJE-GIRON

La terminación de la carretera Pasaje-Girón es una vieja aspiración. Para esta obra se han alzado en clamor las voces, tanto de la costa, con ese ferviente anhelo de llegar a las comarcas azuayas, como también de los pueblos serraniegos, para cimentar relaciones bien encaminadas dentro de la economía y la cultura. Esta grandiosa obra que significará en el futuro el cauce de una corriente de intercambio comercial, de bienestar y de cultura, no ha podido tener su desarrollo, conforme a los sueños de estos pueblos, porque ha sido el obstáculo único la falta de honradez y de responsabilidad de parte de los dirigentes de esta carretera.


La ciudad del Pasaje es el punto inicial de esta ruta que enlazará campos desolados, centros productivos, valles, hoyas, planicies, pueblos y ciudades, en un eterno abrazo de confraternidad espiritual, haciendo el milagro de la redención económica y cultural de las provincias del Austro ecuatoriano.


Los trabajos de esta carretera, desde Cuenca han avanzado hasta. CATAVIÑA, en una extensión de SETENTA Y DOS KILÓMETROS. Un segundo y último esfuerzo hará tangible la máscula aspiración nacional, con el trabajo de los sesenta y dos kilómetros restantes. Constelado de flores abre su regazo a todos los enfermos. Esta casa de salud es la única mano de piedad infinita y de caridad jesucristina que se alarga para aliviar las dolencias del trópico.


Desde hace más de un siglo se viene sintiendo las aspiraciones de los pueblos del sur, fincadas en la construcción de una red vial, que vincule material y espiritualmente las zonas serraniegas con las costaneras, y por ende con las rutas del Pacífico y sistemas fluviales navegables. La Provincia de El Oro ha clamado como un imperativo la terminación de la carretera Pasaje-Girón, para llevar la vigorización de sus pueblos y para plasmar en realidad una corriente de intercambio de vida económica y social. Esta igualdad de aspiraciones y derechos se ha sentido en el Azuay, en el anhelo de tener una arteria de circulación que amplifique el comercio y estimule la industria agrícola de los campos por donde pasa la carretera. Pero desgraciadamente desde que se inciaron los trabajos de esta carretera, hace más de cincuenta años, solamente se han construido anualmente 716 metros. Este porcentaje de desenvolvimiento constructivo es muy irrisorio y al comentarlo da vergüenza, porque claramente está demostrando la inmoralidad, la apatía e indolencia de- las administraciones pasadas, que no llevaron como bandera de grandeza nacional el incremento de caminos, ni tuvieron la visión clara y comprensiva para apreciar de que la vialidad y rutas estratégicas son factores decisivos y cimientos firmes, sobre los cuales será posible levantar la prosperidad nacional y la defensa de su soberanía.


Estas postergaciones indefinidas en los trabajos de esta carretera, en vez de yermar el espíritu de los pueblos que luchan por esta vía, se han vigorizado con el estímulo de sus nobles aspiraciones y con esa burla cruel que se hace a sus intereses íntimos. Y esta lucha y camina tenaz de los pueblos del Austro Ecuatoriano, no es un mero capricho ni una fórmula de protestas sistemáticas e infecundas; son las ansias justas de todo pueblo, de querer incorporarse a la cultura y a la civilización. Es el anhelo ferviente de querer cohesionar el espíritu de las dos regiones, para labrar un progreso unitario y colectivo. Y es la manifestación de un deseo y de un ideal, de querer dar expresiones de vida, de economía y progreso ^ las zonas agrícolas e industriales de la Hoya del Jubones. La primera administración del Sr. Dr. José María Velasco Ibarra fue próspera en vialidad y solamente este Gobierno nos dejó una huella luminosa de esfuerzo, entusiasmo y buena voluntad, especialmente para la carretera Pasaje-Girón. Debemos recordar que la cooperación técnica y administrativa de los trabajos estuvo confiada a los batallones de línea Zapadores" y "Chimborazo", habiendo alcanzado los trabajos hasta el kilómetro 47. Con este gesto gubernativo se dio una prueba fehaciente de un marcado celo por los fondos fiscales y se hizo hincapié en las virtudes del trabajo, que dignifica al soldado, tanto como el adiestramiento de las armas y las glorias de defensa nacional.


Después vino otra vez el abandono, la desviación de los fondos acumulados para la obra y la desnaturalización del plan vial. Aún hubo el cinismo anteriormente de rechazar las proposiciones generosas de capitalistas franceses y del Sindicato Chileno-Ecuatoriano, que deseaban construir la carretera. El ilustre Crespo Toral, con profunda intuición, dijo sobre esta carretera."Ni aún en forma gratuita fue posible lograr la realización de tan magno progreso nacional. Dentro de la nación, no nos era dado ni acudir a la benevolencia extranjera……"


Después de la administración de 1.935 todos los trabajos camineros quedaron abandonados por la falta de atención, y esta preterición injusta que ha venido gravitando en la conciencia nacional, con grave perjuicio para el desarrollo cultural, vial, agrícola y comercial del Ecuador, parece que ha tenido su premeditación criminal para con los intereses nacionales. Ha sido unas veces, el regionalismo marcado en el aspecto comercial y aduanero que han absorbido algunos pueblos, que se creen superiores y exclusivos en derechos al comercio y más actividades humanas, los que han obstaculizado el avance de las carreteras, como la de Pasaje-Girón. Ha sido también la irresponsabilidad de los ingenieros, que en vez de llevar las obras con espíritu altamente patriótico y con honradez acrisolada, se han dedicado a festinar los dineros del pueblo, abandonando los equipos camineros a la acción del raterismo, y defraudando las aspiraciones cristalinas nacionales. Tampoco ha faltado en la carretera Pasaje-Girón, la valla insalvable de la competencia antagónica de ingenieros, con esa labor defectuosa de profesionalismo irresponsable, de no respetar los trabajos que ha desarrollado un ingeniero. Y así, inescrupulosos ingenieros sugerían el trazo de la carretera por las rutas altas, en son de meros caprichos y contra respetables conceptos técnicos de ingenieros prominentes como Till, Dávila, Rodil, que desde un campo científico fallaron, en todo momento, por la actual ruta que sigue la Hoya hidrográfica del Jubones, cuya topografía y naturaleza se abre para toda expansión de tráfico motorizado, con ramificaciones de caminos de herradura a los mercados de Zaruma y Zaraguro, y con posibles ramales que enlacen a todos los pueblos circunvecinos y centros productores, hacia el rol del comercio y de las actividades económicas y culturales.


Es tiempo de que El Oro y todos los pueblos del Austro, levanten su voz de aliento, con emoción de ecuatorianidad, para apoyar a ésta obra, que responde al interés único de los pueblos del sur. Apoyar moralmente, compenetrados de que la cultura, la riqueza y la misma libertad de estos pueblos, están cautivas y pendientes de esta arteria de comunicación. Se debe comprender de que son 142 kilómetros entre el Pasaje y Girón, y los kilómetros trabajados son muy pocos. Apoyando esta obra tendremos el convencimiento de que estamos haciendo labor de civismo, de un aporte patriótico modesto pero grande y que nos dignificará, porque sentiremos la satisfacción de un deber que se cumple, cuando depositemos al pie de la Patria esta carretera, como un ósculo de cariñosa ecuatorianidad y una afirmación para la defensa de nuestras fronteras.


La distancia entre Cuenca y Puerto Bolívar se dijo al explorar la ruta, denominada también "La Unión", que era de 159 kilómetros. Desde esta provincia sigue la margen derecha del río Jubones, aguas arriba, y los puntos de paso serán: Los Cerritos, ríos Huizho, Casacay, Quero, el histórico Porotillo y Uzhcurrumi. Hoy el trabajo de terraplén y afirmado avanza a la hacienda Pitaviña desde Girón.


INDUSTRIAS Y COMERCIO

La industria agrícola se perfila como principal y luego la ganadera. La fecundidad y climas variados del suelo, se presta para producciones de inmensos valores, no solamente para salvar la situación económica aguda que confronta esta sección, sino también para rehabilitar la moral y solucionar el problema social más importante, que es la salud física del trabajador. Existen muchas zonas que claman el apego de la mano agricultora y el cultivo de simientes, para transformarse en tierras de promisión. Extensiones de tierras que se dilatan a lo largo de los caminos y cerca de las poblaciones, que significarían holgura y extirparían el ocio, la empleomanía y demás enfermedades sociales. Pero hace falta en estas tierras la llegada de una política generosa, saturada de consagración científica hacia el agro. De una atención técnica, que se despliegue corpulenta en beneficio del campo y sus cultivadores. Con un auxilio económico suficiente para rehabilitar el progreso agrícola antaño.


CARRETERA PASAJE GIRON

Por entre el bíceps hercúleo de la roca milenaria, la carretera Pasaje-Girón huye como una arteria henchida de savia nueva y cargada de esperanzas, dejando en cada población tatuajes de progreso. (La presente foto es tomada en el kilómetro 61.) La carretera continúa hacia su destino y en esta gráfica va rubricando sus huellas de progreso a través de la Hacienda Lentag, en el kilómetro 64.


La Misión Técnica que vino después de la invasión peruana, para reconstruir la provincia, tuvo la idea de llevar su atención al campo y de estimular el acrecentamiento de las riquezas, en u-na forma técnica y práctica. Bajo este principio, estableció dos granjas experimentales de agricultura y crianzas, en la hacienda La Iberia, experimentos que no rindieron beneficio alguno para los agricultores. Igualmente, en la "Unión Colombiana" inauguró un establo de aclimatación, dando preferencia a animales de exigencias industriales y comerciales de la provincia, como es el ganado vacuno, esencialmente. Más todos estos afanes cayeron en el vacío, por no ser prácticos ni tener el apoyo económico requerido.


En cuanto al comercio, se realiza especialmente con Chahuarurco, Zaraguro y Guayaquil. En el mercado de Guayaquil vende cacao, las frutas y la caña guadúa, especialmente. Para el Perú exporta plátano, frutas y también caña guadúa. El comercio en el interior del Cantón es reducido.


15 DE NOVIEMBRE, FERIA DEL PASAJE

El 1 5 de Noviembre de cada año se realiza la Feria Internacional, jJ igual de la de Santa Rosa. En este certamen pasajeño se demuestra elocuentemente los múltiples esfuerzos y conquistas en el campo de la economía cantonal. Las provincias australes se dan cita con sus productos más notables y característicos y han venido encauzando un vínculo de estrecha colaboración entre pro-ductores y consumidores, a la vez que, han robustecido un claro sentido de ecuatorianidad.


B U E N A V I S T A


Generalidades y Datos Históricos

Buenavista cuenta según cálculos aproximados con 2.500 habitantes. La cabecera parroquial se halla a 1 2 kilómetros del Pasaje, edificada en medio de un hermoso boscaje cacaotero, bananero, de tabacales y cafetales, cuyos cultivos constituyen la riqueza principal. Se sitúa la población en la ribera derecha del río de su nombre, el mismo que lleva la enorme fecundidad a sus tierras adyacentes.


Las características de vida, de producción y suelo de esta parroquia, son idénticas a las de La Victoria, en razón de estar a las márgenes del mismo río y sólo a una distancia de 5 kilómetros. . El sitio de Buenavista se erigió en parroquia civil con el nombre de San Gabriel, el 26 de Marzo de 1.883. Según versiones históricas ya el siete de Mayo de 1.822 se había instalado en parroquia, habiendo fijado los límites por el oriente el río Buenavista y al suroeste por el río Negro.


El 2 de Abril de 1.887 el Concejo de Santa Rosa expide una nueva ordenanza de erección a parroquia civil el sitio de Buenavista, con el nombre de San Gabriel. Con lo que antecede se comprende que Buenavista perteneció desde un principio al Cantón Santa Rosa, el mismo que parece haber mantenido en la inestabilidad su categoría de parroquia, indudablemente por dificultades administrativas y escasa significación de progreso.


CLIMA

Tiene un clima ardiente por la ausencia de las brisas marinas. El suelo es húmedo por estar rodeado de extensas sabanas y por consiguiente el clima es malsano. Entre las mediaciones de de Buenavista y Pasaje hay una sabana que la cruzan por un puente de setenta varas para ir al Pasaje.


PRODUCCION, INDUSTRIAS Y COMERCIO

Por las condiciones favorables del terreno, de ser húmedo y caliente, al igual que Machala, se produce el cacao de la misma calidad que el de la última población mencionada. Anótase la producción de café en mayor escala que Machala y Guabo. Se cultiva también el tabaco, el banano y los árboles frutales de naranjos y pomarrosos, al igual que en La Victoria. La industria agrícola y ganadera son las ocupaciones preferentes de los moradores. El comercio lo verifica con el Pasaje y Máchala, mediante sus productos.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Se une al Pasaje) por medio de un ramal de carretera y por consiguiente con Máchala, Puerto Bolívar, Santa Rosa y poblaciones fronterizas. El río también constituye una vía fluvial por la que surcan pequeñas canoas y balsas, pesqueras y madereras. Tiene además, caminos de herradura a las poblaciones arriba nombradas.


C H I L L A

Generalidades y Datos Históricos


Se vislumbra a través de la historia, que Chilla había pertenecido en remotos tiempos y desde un principio al cantón Zaruma con la categoría de Vice-parroquia. Esta categoría indudablemente la perdió para volver a ser un simple barrio. Luego se encuentra que en Septiembre de 1.869 volvió Chilla a ser Vice-parroquia del Cantón Zaruma, por segunda ocasión. En 1.871 aparece una solicitud de los habitantes de Chilla dirigida al Gobierno Central pidiendo su erección a parroquia civil. Esta petición no tiene respuesta favorable. En 1.875 vuelven a insistir los chillanos, por intermedio del Concejo de Zaruma, para que se promueva Chilla a parroquia civil. Al fin, sólo en 1.887, Chilla se erige en parroquia civil, independiente de Guanazán y con los mismos límites demarcados en su carácter de Vice-parroquia. Chilla es una parroquia de tierras y montañas altas como la cordillera de Chilla, que culmina en el cerro de Chillacocha, el mismo que se eleva a la altura de 4.000 metros sobre el nivel del mar. La población se recuesta en las faldas nororientales del monte Chilola de la cordillera de Dumarí, monte que se eleva a una altura de 3.250 metros, y en donde se halla construida una pirámide por misiones extranjeras que incursionaron estas montañas. El terreno donde se ha levantado la población podríamos decir que es bastante cenagoso, como consecuencia de perennes vertientes de agua desde las alturas. Obsérvase además, la superposición de una capa terrestre cretácea, ocasionada indudablemente por la acción de deslaves sucedidos en años muy remotos, cuando la población primitiva se encontraba en el sitio actualmente denominado Pueblo Viejo, que está tres kilómetros sureste de la actual población.


Una ligera meseta situada en el declive septentrional de las paramera que culminan en el cerro ya nombrado de Chillacocha, constituye el descanso en el tramo de la cordillera, en donde se prende la población, la que está, al mismo tiempo, atravesada de noroeste a noreste por el riachuelo de su nombre, que más abajo toma el nombre de Sarayunga, para luego desembocar en el río Jubones.


La población formada de casitas bajas, con paredes de adobes y cubiertas de paja paramina, está rodeada de una vegetación clorótica y raquítica, compuesta de gramíneas, arbustos ramificados y consistentes; de chucas, laureles, chuquirahuas, tipos y santa marías. Es una vegetación de monotonía gris y eternamente sacrificada por los fuertes vendavales del cerro. En medio de esta naturaleza, de voluptuosas soledades, el gemido del viento pone a sobresalto a los viajeros. En estos campos las aves de rapiña celebran el triunfo de sus garras, hincándolas en las crías tiernas del ganado lanar, que hay en reducida escala a pesar de ser tierras exclusivamente para el pastoreo y no los cultivos, por razones climatéricas y del subsuelo en desventaja.


Los hijos de esta parroquia, casi todos de la raza indígena, están reconstruyendo uno de los primeros instintos de la humanidad: de labrar la tierra para hacer emanar la riqueza. Son amantes de sus tradiciones religiosas y un as-cendrado espíritu de fe está depositado en perenne devoción y plegaria a los pies de la milagrosa imagen de Natividad. Y la devoción y fe no solamente es de los moradores, sino de toda la provincia, especialmente de los cantones de Machala, Pasaje y Zaruma, cuyos moradores hacen una romería grandiosa de fe cada año el 1 8 de Septiembre, para dar solemnidad a su fiesta local. Como contradicción a su fe, los chillanos se caracterizan por llevar un espíritu inconforme, batallador y contencioso. La tierra es su tesoro, cuya propiedad la defienden agotando su economía y sacrificando hasta su vida.


CLIMA

El suelo de esta población es muy húmedo y por consiguiente malsano. Constantemente la población está cubierta de neblinas que avanzan del Jubones por el callejón de Carabota. Esta situación, más la humedad del subsuelo, hacen del todo un clima insalubre. Según testimonios de los médicos de Zaruma existe un porcentaje crecido de tuberculosis pulmonar por causas palúdicas que los habitantes adquieren en los lugares cálidos.


PRODUCCIÓN, INDUSTRIAS Y COMERCIO

Como único lugar de agricultura para el cultivo de maíz y habichuelas posee las montañas de Dumarí, tierras de comunidad que hoy se encuentran muy disputadas. Mencionaremos también como tierra agrícola importante el sitio de Carabota, regado por el río de su nombre, cuyas aguas van a desembocar en el Jubones a la distancia de un kilómetro lado oeste del histórico sitio Porotillo. En el fértil valle de Carabota se produce el café de muy buena calidad y el plátano. Ambos pro-a ductos son espontáneos como cultivados.


En cuanto a la industria, si bien parece que podrían fomentarse la elaboración de quesos, como también los tejidos, por ser zonas que se prestan para el incremento ganadero; sin embargo la desidia y pereza ambiental han venido retardando estas industrias, que hoy podrían significar el primer renglón de economía parroquial. Bajo este sentido casi no existe así como la industria agrícola es muy reducida.


La actividad comercial lleva un ritmo de dejadez crónica. Esporádicamente acarrean granos y papas a las poblaciones del cantón Zaruma, para hacer un comercio de permuta con raspaduras y sal.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Las vías de comunicación son de herradura, de condiciones pésimas que más parecen senderos. Con estos ca minos se une Chilla al Pasaje y Zaruma. Existen además, pequeños senderos que se bifurcan a las poblaciones de Paccha y Guanazán. Estos caminos en la época invernal tienden a desaparecer porque se cubren de montes y el lodo forma verdaderas tembladeras, que hacen difícil el tráfico. Últimamente los moradores están trabajando una carretera a base de mingas, para empalmarla con la de Girón-Pasaje. Los trabajos están adelantados en un trecho de seis kilómetros. De verificarse algún día esta conexión geográfica, Chilla rompería su aislamiento milenario y se vincularía a las actividades de los pueblos civilizados. Hasta tanto, de este pueblo sólo surge un grito permanente de preterición, de olvido y primitivismo. Pues, carece de servicio de correos y telégrafos, de buenas escuelas y lo que es peor, de caminos para incorporarse a una ecuatorianidad efectiva.


P O R O T I L L O

Lugar Histórico

El nombre de Porotillo ha sido dignamente escrito en las páginas de la Historia Nacional, por cuanto en sus tierras estratégicas, un grupo de valientes ecuatorianos supieron castigar con justicia de precepto sagrado en la doctrina de la Patria, a 30 Oficiales del Ejército de la caballería peruana, que explorando el terreno, a pies y con sus respectivas ametralladoras pretendían llegar al punto Uzhcurrumi, para determinar el avance de sus tropas de caballería, que según declaraciones de los propios peruanos, debían entrar en Cuenca al amanecer del 1 3 de Agosto de 1.941.


Del castigo que dieron los ecuatorianos se salvó sólo un Sargento peruano. El nombre de Porotillo se debe a la abundancia de vainas que contienen un grano rojo pequeño, semejante al poroto .v Este producto espontáneo se enreda en los árboles y forma hamacas silvestres, arcos y muchos adornos que se tienden festonando las orillas del río Porotillo, que corre silencioso por el pie de este sitio histórico.


C A N T Ó N S A N T A R O S A

Situación y Límites

El Cantón Santa Rosa se halla situado al sur del Cantón Machala. Limitado al norte con el Canal de Jambelí y los cantones de Machala y Pasaje. Al sur con la parroquia Alamor de la provincia de Loja. Al oriente con el cantón Zaruma. Al occidente y suroeste con la República del Perú y las islas de Jambelí.


Los límites con puntos concretos, son: al norte con el río» Pital. Al sur con Piedras, estación terminal del ferrocarril de El Oro. Al oriente con la quebrada de la Chilca y hacia el suroeste con el río Zarumilla, según el Protocolo de Paz, Amistad y Límites firmado en Río de Janeiro el 29 de Enero de 1.942.


SUPERFICIE

La extensión territorial del cantón se calcula en 1.332 kilómetros cuadrados, hasta el río Zarumilla. Cuando la línea fronteriza, entre el Ecuador y el Perú, marcaba el río Túmbez, el cantón Santa Rosa tenía una extensión territorial de 2.858 kilómetros cuadrados. Con el Acuerdo de Río de Janeiro perdió 1.526 kilómetros cuadrados, correspondientes a la zona Túmbez-Zarumilla, arrebatada por el Perú.


POBLACIÓN

Para el año de 1.942 se anota una población cantonal de 21.738 habitantes.


RESEÑA HISTORICA

El Estado prehistórico de los Póceos fue el que ocupó antiguamente el Cantón Santa Rosa. La Historia no vislumbra el origen de estas tribus, porque eran parcialidades independientes que luego fueron sometidas por los Incas del Perú.


La primera fundación de Santa Rosa en el año de 1.600 y en la época de la conquista española, se asegura haberse realizado en el sitio denominado El Conchal, hacia arriba de la actual población y a la distancia de un kilómetro y medio. La segunda fundación del pueblo se efectuó en el año I.6Í7, en la margen izquierda del río de su nombre, o sea en el actual lugar. Estas dos fundaciones se han atribuido a los paccheños, así como la apertura del primer camino desde Paccha a Birón, del cual existen aún restos de empedrados y de habitaciones. En 1.824 Santa Rosa aparece como parroquia, perteneciendo al Cantón Zaruma, de acuerdo con la Ley de División Territorial de Colombia.


En 1.828 Santa Rosa se separa del Cantón Zaruma que formaba la provincia de Loja y se agrega a la provincia de Guayaquil, para cooperar en la guerra con el Perú. Desde este año hasta 1.858 la parroquia se mantiene inestable, perteneciendo unas veces a la provincia de) Guayaquil, y otras a la de Loja.

En 1.852 los valerosos santarroseños toman parte activa en la campaña contra el General Juan José Flores, y con su acción de armas en el histórico Puerto Pital, contribuyen a la derrota de las fuerzas floreanas y su fuga al Perú.


En 1.858 Santa Rosa está perteneciendo como parroquia al Cantón Zaruma. Y el 15 de Octubre de 1.859 se eleva a la categoría de cabecera del nuevo Cantón Jambelí, dependiente de la provincia de Loja. El Decreto de creación del Cantón Jambelí fue expedido por el Gobierno de la Provincia Federal de Loja, Sr. Don Manuel Carrión Pinzano. Es necesario anotar que en el año de 1.859, la República estaba totalmente dividida y sin unidad nacional. Existían cuatro gobiernos: el de Guayaquil, con el General Guillermo Franco, en calidad de Jefe Supremo y apoyado por el Presidente Castilla del Perú. El de Quito con el Dr. Gabriel García "Moreno, Director Supremo de la Guerra. El de Cuenca con el Vicepresidente Sr. Jerónimo Carrión; y el de la Provincia Federal de Loja, con Don Manuel Carrión Pinzano, en su calidad de Gobernador. El Gobernador Provincial de Loja, Sr. Carrión Pinzano, al expedir el decreto que creaba el Cantón Jambelí, nombró de Jefe Político al prestigioso zarumeño Sr. Dr. Serafín Romero, quién convocó a los ciudadanos santarroseños para una magna asamblea popular que se realizó el 24 de Noviembre del mismo año, bajo la presidencia de otro distinguido zarumeño el Señor Joaquín Matamoros, eligiéndose para Secretario al Sr. Juan de Dios Aranzazu (granadino). Esta asamblea tuvo por objeto la aprobación de la creación del nuevo Cantón y proceder a la elección de funcionarios cantonales. Estaban tomando parte en esta memorable asamblea, los siguientes santarroseños: José Luis Espinoza, Antonio Romero, José V. Ollague, Rudecindo Torres, Joaquín Matamoros, Pascual Zambra-no, José Vicente Arauz, Vicente Silva, Miguel Mosquera, Juan Isidro Guerrero, Manuel José Paladines, Alejandro Vite, Juan Alvarado, José Toro, Domingo Jaramillo, Rafael Sánchez, José Alvear, Manuel Plaza y otros. El primer Concejo dio comienzo a sus labores el 28 de Noviembre de 1.859, presidido por el Jefe Político Dr. Serafín Romero y actuando como Secretario Don Miguel Mosquera. El 6 de Marzo de 1.860 tropas enviadas por el Gobierno del General Franco desde Guayaquil, llegaron a tomar posesión de Santa Rosa, con el fin de hacer cumplir un decreto expedido por el referido General Franco, mediante el cual degradaba al Cantón Jambelí, tornándolo en parroquia de Guayaquil. Ante este hecho inaudito e injustificable, los santarroseños en sesión ampliada del Concejo Municipal, elevaron la más altiva y enérgica protesta ante el Jefe que comandaba las tropas que habían arribado a Puerto Pital. El General Franco se abstuvo de cometer depredaciones en vista de la actitud resuelta de los santarroseños y así el cantón continuó viviendo.


Más tarde, el 24 de Septiembre de 1.860 fue derrocado el Gobierno del General Franco por el Dr. García Moreno. Derrotado Franco el Gobierno de García Moreno tuvo fuertes resistencias en Santa Rosa y con este motivo hizo su Cuartel General en la misma población, para seguir sofocando la revolución. Como castigo a esta actitud de Santa Rosa, recibió la degradación de su categoría cantonal, agregándola luego como parroquia del Cantón Machala. Esta degradación se hizo el 27 de Octubre de 1.869, o sea después de diez, años de haber actuado el Cantón Jambelí con patriotismo y alientos visibles de progreso.


En 1.877 Santa Rosa envía una Comisión al Congreso reunido en Ambato, que se encaminaba no sólo a reclamar su categoría antaña, sino a pedir la creación de la provincia de Jambelí, con Santa Rosa por Capital y formada de los cantones de Zaruma, Máchala, inclusive el Cantón Santa Rosa. La solicitud no fué atendida y siguió Santa Rosa como parroquia de Machala, hasta el 25 de Julio de 1.878 en que fue devuelta su categoría de Cantón por el Gobierno Nacional, integrando la provincia del Guayas, pero ya no con el nombre de Jambelí, sino con el de Santa Rosa, constando de las parroquias Arenillas y Jambelí.


El mismo día 25 de Julio de 1.878, se publicó con toda solemnidad el respectivo bando, comunicando al pueblo su justo restablecimiento a su antigua categoría de Cantón, El texto del bando dice así: "Benigno Matamoros, Teniente Parroquial de Santa Rosa, etc. Por cuanto, el Sr. Jefe Político del Cantón Máchala, con fecha 19 de los corrientes me comunica oficialmente el periódico ministerial "8 de Septiembre" Nro. 37 para que sean publicadas las Leyes y Decretos que él contiene; y considerando: Primero: Que la Ley de régimen administrativo interior en su artículo 10, declara que Santa Rosa es uno de los cantones de Guayaquil y el inciso 5o. del mismo artículo declara que Santa Rosa consta de las parroquias Santa Rosa, Arenillas y las Islas de Jambelí. Segundo: Que fausta nueva marca una era de felicidad y progreso, y debe recibirse con muestras de gozo y entusiasmo públicos, he venido en uso de las facultades que ejerzo como encargado de la Policía en decretar y decreto el siguiente Bando: Art. 1 o. Desde el día que se publique la Ley de Régimen Administrativo interior, habrá repiques de campanas, iluminación general; por tres días y regocijos públicos, acatando siempre la ley y la moral; debiéndose castigar a los contraventores según las clases en proporción a las faltas cometidas. Art. 2o. Con motivo que debemos constituir los empleados interinos mientras el Gobierno disponga lo conveniente, se convoca a todos los ciudadanos para conferenciar en la Casa Consistorial, desde las 10 del día domingo 28 de los corrientes. Art. 3o. Para que llegue a conocimiento de todos publíquese con la solemnidad debida. Dado en Santa Rosa, a 25 de Julio de 1.878. (f) B. Matamoros".


El Cantón Santa Rosa siguió perteneciendo a la provincia del Guayas hasta el 23 de Abril de 1.884, fecha de la creación de la Provincia de El Oro, integrada por Machala y Zaruma. EI 8 de Junio de 1.895 el pueblo santarroseño enardecido por la afrenta que infamaron a la Patria los negociadores viles de la honra nacional, con el descarado comercio de nuestro sagrado tricolor, se puso de pie para apoyar, a costa de sus vidas, el advenimiento del liberalismo con su ínclito caudillo el General Eloy Alfaro, y así llevar la obra reivindicadora de sus legítimos derechos. El pueblo reconoció al Coronel Don Manuel Serrano como Jefe de Operaciones de El Oro, y encargó la jefatura del Cantón al Sr. Manuel Paladines.


PARROQUIAS DEL CANTON SANTA ROSA

Políticamente el Cantón está do por las siguientes parroquias: Santa Rosa, parroquia urbana y cabecera cantonal. Arenillas, Bellavista, La Victoria, Chacras y Jambelí, parroquias urbanas.


SANTA ROSA

La ciudad de Santa Rosa cuenta con 7.068 habitantes. Está edificada hacia la margen izquierda del río de su nombre y en una planicie tapizada de un verdor alegre. Extensos campos cultivados de tabaco, pastos y árboles frutales acarician a la población; así como un interminable desfile de palo prietos, overales, algarrobos, plantas crasas de tallos volubles que se enredan con sus zarcillos, marginan y festonan la tierra tropical. La población se yergue gallarda sobre una llanura húmeda y fecunda en la agricultura, saturada por el viento ácido de sus sabanas Herida por el cristal frágil y sonoro del suelo de sus sartenejas. Ceñida de tardes y noches caliginosas, densas de calor y mosquitos. Envuelva a la bella población una naturaleza de ruidos y melodías, de movimiento y música, de sanidad y fructificación. Una naturaleza que es aula de percepciones sensibles y maestra ejemplar de trabajo y dignidad. En medio de esta naturaleza, se agita un colmenar ideológico de hombres, que son todo armonía y bondad, y más virtudes que fluyen de cada corazón mejor que de las páginas de un libro de moral.


El río que es fuerza motriz, alimento e higiene, pasa muy silenciosamente, llevando a través de los prados la voz de la población. Cautivando en sus a-guas las siluetas del dinamismo santarroseño; aguas que se van extendiendo como una cinta de plata sobre el dorso de una planicie de verde amazonia y por entre una fiesta de cantores alados, de olleros, amarillitos, tordos, carpinteros, plataneros, etc. En armonía con su naturaleza, sus hombres mantienen con fe indeclinable la pulsación creciente de las actividades progresistas del pueblo. La historia de Santa Rosa presenta figuras gloriosas del liberalismo batallador, las mismas que dieron brillo a su pueblo, entre ellos el Coronel Filomeno Pesantez, caudillo feliz en la toma de Cuenca, acción heroica realizada el 5 de Julio de 1.896. Además dio el triunfo del liberalismo en Cajanuma el 29 de Agosto del mismo año. Es pueblo de militares distinguidos, como el Coronel Alcides Pesantez, heredero de las hazañas heroicas de su padre. Tiene en su haber ciudadanos esclarecidos, de patriotismo noble, abonado por un caudal de virtudes cívicas, de trabajo y veracidad, como Francisco Toro, José Víctor Ollague, Manuel Paladines, Antonio Bernal, Romeros, Valarezos, Espinoza, Pesantez y cien más, que han servido a su suelo nativo desde honrosos cargos públicos, y lo han enaltecido con sus excepcionales cualidades morales y cívicas. Anotamos hombres prestigiosos de Santa Rosa, que han sido lumbreras en eí campo de la ciencia, como el distinguido escritor y periodista Sr. Dr. Modesto Chávez Franco Hombres que se han proyectado a su pueblo con la expresión que sólo flameó en los labios del Divino Maestro, de hacer el bien, como el filántropo Sr. Javier Soto, cuyo nombre se ha perpetuado en el recuerdo de las generaciones, debido a sus bienes dejados a la sociedad santarroseña.


JOSÉ MARÍA OLLAGUE

Entre los hombres contemporáneos de vida multifásica e incansable en labrar el progreso de Santa Rosa, está el Sr. José María Ollague, actualmente Presidente del Concejo, reelegido por segunda vez, en mérito de su patriotismo, inteligencia y honradez a toda prueba.


EL HUMANITARIO

José María Ollague es al mismo tiempo el hombre humanitario, que acude solícito a las llamadas del dolor, del hambre y de las angustias de los hogares pobres. Sus manos se alargan y se tornan en venda cariñosa sobre la herida y en bálsamo de consuelo, llevando ya la medicina o la dádiva generosa llena de unción.


FACTOR DE PROGRESO

Es este ilustre ciudadano el verdadero arquitecto del progreso cantonal. Se agita dentro de su corazón un afán constante e inquieto, ávido de dar vuelo al pensamiento y a la concreción de nobles ideales. Ansias de superación para su pueblo, se revelan en todos los actos de su vida pública como privada. Una faena prolongada en el yunque del trabajo intelectual, está patentizando el fervor que tiene para que Santa Rosa vuelva a su progreso anterior.


EL INDUSTRIAL

La mirada inteligente se tiende aún más allá, a contemplar las necesidades insatisfechas del campo. Falta certeros influjos en la agricultura, traducidos en apoyo efectivo y en justa valorización del producto, ante estos vacíos José María Ollague ha llevado reclamos enérgicos y muy elocuentes. Ha organizado ferias de muestras agrícolas, para llamar la atención del Gobierno, a la vez que para estimular las faenas del campo.


EL POLÍTICO

Está José María Ollague dedicado a una política de beneficio colectivo, de entera consagración a los problemas más neurálgicos de la localidad, bajo la noción inflexible dé un deber patriótico y de una arraigada convicción del bien. Frente a los destinos del Cantón ha realizado obras de aliento para el resurgimiento seccional, muy especialmente dentro de la vialidad y la educación.


ESCUELA FISCAL "GENERAL ALCIDES PESANTEZ" DE SANTA ROSA

Dirigida por la destacada Profesora Normalista Srta. Rosa Mercedes Arcaya Germán. La Srta. Arcaya lleva en su haber profesional un merecido prestigio provincial. Además de su título de Normalista es Contadora Comercial. Sus colaboradoras son las profesoras Normalistas Rurales; Srtas.: Marietta Medina Pineda, Rosario Segovia Pereira y Holanda Orellana.


ESCUELA FISCAL "EUGENIO ESPEJO" DE SANTA ROSA


Escuela prestigiosa del Cantón, dirigida por la competente educacionista Srta. Bertilda García, quién ha tenido una carrera brillante desde 1.937. Después fue ascendida en 1.939 al honroso cargo de Directora, en mérito de su capacitación y laboriosidad.


Normalista joven, graduada en Quito, de consagración ejemplar en las duras tareas de la Escuela. Espíritu moldeado en la lucha del bien y el progreso. Pruebas fehacientes de sus inquietudes nos dice el progreso que ha alcanzado su Escuela, provista de Biblioteca, Botiquín y taller de Corte y Confección.


Colaboran las distinguidas profesoras, Sra. Teolinda de Guzmán, Srtas: Alina Ollague, Bertha Nieto, Maruja Ramírez, Lastenia Ramírez y Raquel Ortiz.


EL PERIODISTA

También ha manejado la pluma y ha puesto ideas sugerentes de rehabilitación en las columnas periodísticas, especialmente cuando se editaban periódicos locales.


En conclusión: José María Ollague es el hombre motor del progreso cantonal, que está gestando una vida nueva y; una cultura fecunda en bienes, mediante su actividad patriótica e inteligente de ritmo acelerado, y mediante su aplaudida labor humanitaria, que expresa realmente la belleza de su corazón.


CULTURA INTELECTUAL

Un intelectualismo de sublimes intenciones en bien del alma del pueblo, se manifiesta en todos los actos de la vida pública santarroseña. Un entusiasmo por intensificar la cultura hacia todos los sectores sociales, se revela con la genuina expresión de deber ineludible y de obligación sagrada y mayoritaria, en vez de simple inquietud momentánea. Hay en todos sus educadores el acento de actividades intensas por cohesionar una obra civilizadora provechosa, con la creación de elementos de intensa moral, de vida noble y afanes sinceros; por identificarse con los anhelos de concordia y dignificación social.


El panorama educacional santarroseño se presenta libre de la desidia y de la irresponsabilidad, porque hay una generación de educadores que marchan con una consagración plausible y abnegada, en aras de un ideal: llevar una labor firme y robusta, para que de ese campo de decepción y abatimiento, surja un pueblos de perfiles vigorosos y se yerga con visos de grandeza, por sobre la postración económica y moral que dejó la planta extranjera. Con pena tenemos que consignar, que a pesar de tantos propósitos y actividades que se vierten con patriotismo, estos propósitos y actividades no han tenido corpulencia, porque ha faltado el apoyo oficial, pero un apoyo efectivo a sus obras de cultura. Hace falta bibliotecas, locales escolares y lo más indispensable para que las labores educativas se desenvuelvan en forma progresiva.


La nómina de educadores que han venido prestigiando los centros educacionales de Santa Rosa, son§ en el Normal, Señoritas: Teresa Arcaya Germán, Cruz García C, Sra. Jesús Flores de Piedra, Srs. Milton E. Silva, José A. Córdova, en su calidad de Secretario-Ecónomo. De Enseñanza Primaria: Srtas.: Bertilda García, Alina Ollague, Bertha Nieto, Maruja Ramírez, Lastenia Ramírez, Raquel Ortiz, Sra. Teolinda de Guzmán, Srta. Rosa Mercedes Arcaya Germán, Marieta Medina P., Rosario Segovia P., Holanda Orellana, Maruja Toledo, Dioselina Argudo, Silvia Correa, Sra. Guillermina Unda de García, Ernestina Segarra O., Sr. Antonio Ordóñez B., etc., etc.


EDUCADORAS NOTABLES

Teresa y Rosa Mercedes Arcaya Germán, son las dos profesoras que han consagrado su vida entera en modelar almas y en forjar el progreso cultural de Santa Rosa, En cada corazón existe ya un monumento de gratitud, que está evocando un justo reconocimiento a la obra magna de las Señoritas Arcayas. Obra grandiosa de cultura, sincelada a fuerza de constancia, de vocación encarecida hacia el noble apostolado de la educación y de entusiasmo creciente por liquida r el eterno problema de la ignorancia, incorporando un mayor número de ciudadanos hacia la vida útil, culta y civilizada. Las enseñanzas de estas dos profesoras han constituido un faro de luz potente, que ha disipado las tinieblas e iluminado la senda del bien. Ha sido una fuente de aspiraciones culturales, donde han saciado su sed muchas generaciones estudiosas. Santa Rosa debe su cultura, su progreso y su moralización a estas dos distinguidas educadoras. El porvenir económico de Santa Rosa denuncia claramente una vitalidad agrícola asombrosa, que llama la atención por sus factores de alta calidad: suelo y hombres de voluntad inflexible y sacrificada en las tareas agrícolas. Hace falta únicamente una corriente educativa que se desenvuelva en consonancia con estas aspiraciones y correlativamente de acuerdo con sus factores de progreso local. En este caso convencía mejor que la educación haga luz sobre la inteligencia para que subraye un nuevo concepto sobre la base agrícola e industrial, que es propiamente la espina dorsal de la economía de esta provincia. Iniciativas no faltan ni buenos educadores, para que se oriente la educación con un sentido de responsabilidad hacia las urgencias formativas y constructivas del cantón. Falta únicamente apoyo y decisión para que se de una, nueva modalidad educativa a las escuelas, dotándolas de tierras, organizándolas económicamente, mediante cooperativas y trabajos agrícolas, en vez de una ilustración simplemente verbalista y teórica, que no tiene arraigo ni proyección en el país.


Aunque hornos aplaudido la continuación d Normal Rural, sin embargo talvez convendría mejor a los intereses cantonales la sustitución con una Escuela de Agronomía, porque Santa Rosa es esencialmente un pueblo agrícola y necesita que sus hijos sigan robusteciendo este ideal, saturados con enseñanzas verdaderamente económicas, que planeen y resuelvan los problemas de riqueza cantonal. Necesita de un centro educacional, del cual salgan los hombres de trabajo, los factores de producción y los elementos preparados que aquilaten el valor de sus tierras y vislumbren los intereses colectivos. Esta ligera sugerencia la anotamos en, vista de que el territorio cantonal posee campos prodigiosos para la agricultura, montañas que atesoran riquezas " por sus maderas y animales útiles. Ríos caudalosos, caídas de agua, y sobre todo flota un ambiente espiritual inclinado a las actividades creadoras y de bienestar social. Si este es el porvenir brillante de Santa Rosa, no es dable continuar viviendo subyugados por la inferioridad económica, talvez por causa de una educación desviada. Es justicia y ley natural busca el progreso santarroseño bajo otro mo do de pensar y actuar, y este progres: se lo alcanzará con una educación que proclame tierra, al mismo tiempo, la cultura y libertad.


PERIODISMO

El periodismo en Santa Rosa ha tenido su caracterización de sentido patriótico, de justos anhelos por la marcha progresiva del cantón. Estos anhelos se han bifurcado armónicamente tanto en los campos del espíritu como de las realidades geográficas. Sus periodistas han llevado una obra de solicitud reiterada para resolver los problemas neurálgicos cantonales. Labor desde luego, digna de toda alabanza tanto por su desinterés como por su afán de sentar las bases firmes de moralización ciudadana, de apego al trabajo fructífero y honrado. Los periodistas que han venido haciendo labor meritoria en las columnas de la Prensa Nacional son: Jacinto Granda Paredes, Joaquín Toledo Ch. y Manuel Sotomayor Rivera.


CULTURA PROFESIONAL

Santa Rosa ha sido cuna de hijos laboriosos que se han distinguido en todas las actividades humanas. Sus comerciantes trocaron a su pueblo en el primer mercado provincial, al cual afluyen de todas partes de la República para sus actividades comerciales. Han figurado como comerciantes distinguidos los señores Arístides Valarezo, Segundo Pérez, Guillermo Grunauer, Manuel Espinoza, Carlos García, Abel Calle, Daniel Martínez, Julio Betancourt, etc. Dentro de la agricultura también ha tenido voluntades consagradas a los cultivos y a la ganadería, anotamos entre ellos a los señores: Miguel Unda, Benjamín Pesantez, Edmundo Romero, Antonio Aguilar, Nietos, Valarezos y otros.


HOMBRES REPRESENTATIVOS

Dentro de las letras, el comercio, la agricultura, la educación, la milicia y la política, Santa Rosa lleva una tradición gloriosa por sus hombres capacitados, quiénes han puesto al servicio de la Patria la contribución positiva de su saber y de sus afanes de honda raigambre cívica. La milicia cuenta con dos Coroneles nimbados de gloria: Filomeno y Alcides Pesantez. La política se exalta en sus legisladores Edmundo Romero y Augusto Paladines, de destacada actuación en el Congreso del 1.941, especialmente para los intereses de la provincia, que en ese entonces sufría el rudo golpe del desastre fronterizo. La educación, desde el tiempo de los Normalistas Adalberto Paredes, Guillermina Unda de García, Teresa y Rosa Arcaya Gorman, Cruz García y otras, ha sido noblemente orientada hacia los anhelos del cantón. Igualmente las letras han tenido su atención plausible por algunos de sus hijos. El Dr. Modesto Chávez Franco, constituye actualmente un cofre de oro espiritual y una robusta espiga de corpulencia científica. El Dr. Pomerio Cabrera, destacado médico e intelectual, es otra gloria santarroseña y los periodistas Manuel Sotomayor Rivera, Jacinto Gran-da, Paredes y Joaquín Toledo Ch.


También desfilan en las páginas de la Historia santarroseña, hombres patriotas que han servido a su pueblo desde honrosos cargos públicos, como el señor Alejandro Kaiser, varias veces Gobernador y Gerente de la provincia. El licenciado Toro Segarra, quien ha desempeñado la presidencia del Concejo Municipal. El Sr. Carlos García, Benjamín Pesantez, Arturo Pereira, Segundo Arcaya Germán y el Sr. José María Ollague, actualmente Presidente del Concejo, de cuya actuación hemos anotado en otra página, bajo un espíritu de justicia, de reconocimiento y estímulo a su meritoria labor que viene desarrollando el Sr. Ollague, el hijo más prestigioso de Santa Rosa.


LA INVASION PERUANA EL INCENDIO DE SANTA ROSA EL 1°. DE AGOSTO DE 1.941

La voluntad férrea de los hijos de Santa Rosa ha seguido resistiendo, sin doblegarse, a los duros golpes de infortunio que se han cernido en su suelo como un sino fatal. Primero fue en el año de 1.925 que el aluvión de su río que lleva su mismo nombre, quiso ciegamente acabar con su población. La creciente indomable, tentacular y huraña llegó con ímpetus de destrucción total a este pueblo, trayendo sobre el lomo de sus aguas, gigantescos árboles, montañas, casas y gente. El río rabioso y henchida sus fauces espumosas devoró la vida agrícola e industrial y ahogó por algún tiempo las fatigas cotidianas de sus hombres, infundiendo un sentimiento derrotista. Empero, la ira salvaje de su naturaleza que convulsionaba en ansias destructoras, no debilitó las energías ni liquidó la voluntad inquebrantable de los orenses en mantenerse erguido sobre los infortunios.


Más tarde, en el año 1.929, un voraz incendio trató de destruir a Santa Rosa. Sus moradores viviendo horas de intensa amargura, se congregaron en su templo y arrojándose a los pies de la Pa-trona del pueblo, elevaron sentidas plegarias que se confundieron en un ambiente desgarrador de tristezas y llantos.


Durante el año 1.941, en los sucesos que se desarrollaron en la frontera ecuatoriana, Santa Rosa sufrió la afrenta cruel del enemigo, y luego de que el cañón enemigo mordió a dentelladas el corazón de nuestra Patria, un incendio devoró 120 casas, el 1°. de Agosto de aquel año aciago. El incendio fue atizado por las manos criminales del enemigo que había avanzado el 29 de Julio. En este incendio a más de reducir a escombros muchas casas particulares que constituían el orgullo urbano de la población, también afectó a los principales edificios públicos como el Palacio Municipal, Escuelas e Instituciones de carácter público. Fue el fuego que incineró los cuerpos ofrecidos a la Patria como víctimas inocentes, cuyas columnas informes de humo negro, olientes a carne quemada, sirvieron de único sudario v para cubrir melancólicamente a los cuerpos agredidos por la bala homicida.


Con esta invasión injustificable y con el incendio se rubricó en el firmamento de este girón de tierra ecuatoriana, una agresión de sangre y fuego y una escena trágica de miseria, de dolor y orfandad. Desde entonces, Santa Rosa dejó de ser el pueblo rico de antaño, lleno de virilidad y capacidad de trabajo. Dejó de sentir la explosión de energías nuevas y de ser la colmena rica, laboriosa, de trabajo silencioso y honrado, libre de zánganos que generalmente impiden el progreso que se había volcado en esta tierra como una hoguera de pasión ennoblecedora y como cuerno de abundancia. Desde entonces, Santa Rosa dejó de ser un pueblo donde imperaba la paz y la armonía, por que las constantes alarmas de atropellos y de irrupciones de fuerza en territorios ecuatorianos, mantienen un espíritu enredada en la zozobra y confundido en decepciones.


Siguiendo la cadena de infortunios, el 3 de Noviembre de 1.944 un nuevo flagelo sembró el pánico, el dolor y la miseria en este pueblo, azotándolo duramente con la destrucción de dos manzanas de casas que representaban el centro comercial y la parte más atractiva de la ciudad. No debemos imaginarnos que este incendio que devoró más de doce casas, haya sido obra de manos criminales o sabotaje, conforme se aseguró, porque todo aquello no es más que una triste invención y al mismo tiempo una hábil manera de justificar la indiferencia con que se ha mirado a los pueblos orenses, carentes del ¡ más elemental apoyo para la rehabilitación de sus servicios, entre ellos el servicio contra-incendios, que había permanecido sin motobombas, sin mangueras, pitones, hachas y sin reorganización por lo menos.


La Historia que va escribiendo el pueblo de Santa Rosa, está cubierta de J fúnebres crespones. Es una ciudad heroica y mártir al mismo tiempo, que si-i gue levantándose sobre los cuerpos de sus mártires y sobre los escombros y cenizas de sus incendios; con una voluntad acerada, con un sacrificio máximo y con un carácter indeclinable. Por más que la Prensa Nacional ha llevado con lealtad el eco de su tragedia, de su miseria y ruinas para despertar en el Gobierno una conciencia de deber para con Santa Rosa, sin embargo los Poderes Públicos no han deplorado con patriotismo y ayuda efectiva para satisfacer sus tres grandes necesidades: la reconstrucción de las casas quemadas, la terminación de la carretera nacional, conocida, con el nombre de "Vía Rodil" y el apoyo para la agricultura cantonal.


CLIMA

El clima de Santa Rosa es ardiente y húmedo, por encontrarse en una región anegada por sabanas y cruzada de ríos. A estas desventajas climatéricas se suman sus condiciones atmosféricas cargadas de humedad, al igual que Pasaje y Machala. Estos factores climatéricos han favorecido el desarrollo de las enfermedades palúdicas, respiratorias y parasitarias. El agua impura y la plaga de los mosquitos también han influido con desventaja en la salud del pueblo.


Por las razones climatéricas anotadas, la defensa biológica en las poblaciones costaneras es muy ardua y difícil, y especialmente en Santa Rosa la; salud permanece insatisfecha, por estar s la población rodeada de extensas sabanas y tembladeras, en donde viven plantas y animales de diversas especies, macroscópicas y microscópicas, que al terminar la evolución de su vida perecen por distintas causas, originando, en consecuencia, grandes cantidades de materias orgánicas, vegetales y animales, que bajo los abrazadores rayos tropicales y el influjo de la enorme humedad del suelo, muy pronto entran en descomposición pútrida, originando la formación de miasmas o efluvios palúdicos, o la aparición de un número infinito de gérmenes de infección y de contacto, que ponen en serio peligro la vida anémica de este conglomerado humano.


PALACIO MUNICIPAL DE Sta. ROSA, ANTES DE LA INVASION DE 1.941 Suntuoso Palacio Municipal de Santa Rosa, que se erguía antes ce la agresión peruana. Hacia la izquierda la caía donde funciona la planta eléctrica. Al centro el hermoso parque, con plantaciones de palmeras y cocos.


VISTA PARCIAL DEL INCENDIO DE SANTA ROSA

Esta vista de la ciudad de Santa Rosa que muestra una parte de su incendio, es algo así como una herida abierta en su mismo corazón, que permanece sangrando dolor y protestas, sin esperanzas de cicatrizarse. Es una delación ce barbarie peruana que mantiene fresco el recuerdo de la agresión, y por lo mismo, Santa Rosa no olvidará nunca su incendio de 1.941, que ocasionó la destrucción de 116 casas que te incrustaban en el centro de la población. A más de las casas particulares ?e incendió su bello Palacio Municipal, su valiosa Biblioteca, los Archivos del Cantón y todos los documentos históricos de la vida administrativa y política de Santa Rosa.


Esta población al borde los pantanos, que se extiende como abismos de muerte, dan todos los años un índice de mortalidad alarmante por causa del influjo de esas miasmas que, a semejanzas de venenos, destruyen los organismos y producen una vida corta y miserable.


La Misión Técnica Orense, en vista de este primer peligro para la salud del pueblo, procedió a la desecación de las sabanas adyacentes, por medio de acueductos que se dirigían al río. Mas, pronto se volvieron a inundar y ha constituirse en el mismo peligro de siempre.


AGRICULTURA

Las tierras del Cantón Santa Rosa han sido siempre de un gran porvenir económico y de generosa potencialidad agrícola. Cuenta con climas húmedos y secos, con topografías diversas que pueden rendir una producción variada. Cuenta la agricultura con hombres inteligentes, que han hecho aspiración máxima el concepto de tierra, juntamente con otros anhelos de la civilización contemporánea. La faja de tierra que sigue orillando sus ríos de Arenillas, Santa Rosa y Buenavista, constituye un vientre grávido de cimiente y un cofre envidiable de eterna fructificación, que realiza el milagro constante de la abundancia y alegría de los hogares En las importantes vegas del río Arenillas y Buenavista permanecen los plantíos en la urgencia diaria de madurez y propagación espontánea. Desgraciadamente, la vida del agro en este Cantón no tiene el menor halago, peor-mente las labores agrícolas. En la parte fronteriza la agricultura permanece desamparada, sumándose el mal endémico del cuatrerismo peruano, que irrupciona frecuentemente los territorios de nuestra soberanía nacional, para cometer actos de pillaje y de ultrajes a la dignidad de los hogares ecuatorianos.


Desde la invasión peruana te ha venido clamando al Gobierno #para que garantice la vida y los bienes fronterizos, mediante una eficiente vigilancia policial, designada a amparar a las familias y sus querencias, en aras de proteger su impotencia y salir por los fueros de sus legítimos derechos. También se ha insinuado el auxilio de médicos y sus dotaciones, para evitar que vidas sanas y útiles se tronchen en la selva inclemente y en el campo inhóspito, por causa de la propagación de enfermedades tropicales. No menos han sido las peticiones para alcanzar una ayuda en favor de la agricultura, a intención de sentar una defensa agrícola; es decir, hacer factible una sanidad vegetal, especialmente en los cultivos de café, cacao, tabaco, maíz y árboles frutales. Pues, abundan plagas animales y vegetales que permanecen viviendo parasitariamente, consumiendo valiosos renglones de economía comarcana. A todos estos clamores nada se ha conseguido. Si a todos estos males sumamos de que el Cantón no dispone de vías fáciles y estables de comunicación para incorporar la zona fronteriza hacia una ecuatorianidad activa, para llevar la defensa a los cultivadores y sus querencias, concluimos que el problema agrícola y de repoblación está en pie en los pueblos fronterizos pertenecientes al Cantón Santa Rosa. Esta indiferencia y abandono ha hecho viable, a más de las enfermedades, plagas, hasta la misma felonía peruana, que sigue incansable en manutener una conducta de usurpación y conquista disimulada.


Para reconquistar el índice económico del pasado y su actividad comercial, quizás no conviene esperar solamente la ayuda gubernamental, porque ésta ha sido siempre mezquina, aún en los trances de mayor angustia. Es tiempo ya de confiar en los mismos hijos y en sus mismos esfuerzos. Parece que uno de los primeros pasos hacia la reconquista económica, estriba en la educación, la cual debe orientarse bajo otros aspectos, con el sentido de enderezar el rumbo económico de la zona y guiar las actividades industriales del campesinado. En ayudar a la explotación de todas las riquezas cantonales, a fin de que el hombre confirme su dominio sobre el medio ambiente y lo aproveche para su bienestar y de la colectividad. Es necesario pensar en aumentar la producción con el apego del hombre a la tierra. Es urgente combatir la postración económica y establecer equilibrio entre la vida intelectual y material.


En este Cantón, debe llevarse una labor de contener la sustracción de brazos, por parte de teorías exóticas y labores desviadas, y es necesario evitar el éxodo de los campesinos agricultores, porque aquello significa miseria y conflicto social. Todos estos males serán liquidados cuando el criterio se encauce por sistemas de vida práctica; es decir, por medio de una Escuela de Agricultura, que a no dudar, será el único pilar sólido de la prosperidad de este cantón.


La experiencia ha demostrado que los Normales Rurales, sin tierras para ensayos agrícolas y sin orientación definida, sólo llevan una labor de teorizaciones memorísticas, y de vaguedades librescas. La simple preparación académica, que sólo habilita al alumno llevar un papel de informante, cuando se trata de cuestiones elementales de Geografía e Historia, pero sin la preparación necesaria que exigen las zonas agrícolas del cantón Santa Rosa, esta preparación no podrá dignificar el vivir campesino, despertar las tendencias vocacionales hacia el trabajo agrícola e industrial, ni enaltecer el medio físico para dar, cada día, una nueva contribución de cultivadores de la^ tierra, que se mantengan con fe y convicción de progreso. A continuación se demuestra en un cuadro la producción cantonal en el año de 1.944, sobre la cual se incrementa la riqueza de este sector patrio.


Ganado vacuno, antes de la invasión 3.000 cabezas Ganado caballar antes de la invasión 10.000 " Ganado caballar, después de la invasión 1.000 " Ganado caballar, después de la invasión 200 " Café, producción actual 7.000 qq Cacao, " " 4.000 " Tabaco en rama 16.000 pacas Arroz, producción actual 1.000 qq Lana de Ceibo " " 500 qq Durmientes, huayacán, hualtaco, etc. 40.000 piezas Sal (cálculo por año) 15.000 qq Zuelas 3.000 tablas


A parte de estos datos, se ha deducido que todos los cantones de la provincia, a más de la actual producción, cuentan con reservas de tierras fértiles que vislumbran la posibilidad de incrementar la actual producción e introducir nuevos cultivos, desde luego muy variados y de estimable valor económico. Para conseguir este despertar agrícola, como ya hemos dicho, se necesita de un auxilio, significado en vías de comunicación, en defensa biológica, en protección a los bienes, y más que todo, en créditos, suministrados ampliamente por el Banco Provincial de Fomento.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

El Gobierno ha mantenido por muchos años bajo la indiferencia, el cumplimiento de sus deberes y compromisos contraídos con el Cantón, en lo que se refiere a sus problemas, entre ellos la vialidad. Un afán artificioso de visitas y palabrerías vanas e insubstanciales han estado alimentando, fugazmente los anhelos, pero cada vez más, sepultándolos en el olvido y sin que se pueda vislumbrar algún progreso, para fijar las bases de la tranquilidad pública y el bienestar social.


SEÑORITA CRUZ GARCIA C. Profesora del Normal Rural de Santa Rosa.

Destacada educacionista que actualmente desempeña el cargo de Profesora en el Normal Rural. Fue Directora de la Escuela Fiscal "Eugenio Espejo", en donde dejó hondas huellas de su valor educacional. Muchas generaciones santarroseñas llevan en su corazón la sinceridad de sus enseñanzas y el recuerdo de su sacrificio y abnegación plasmados en ciencia y virtud.


SEÑORITA TERESA ARCAYA GERMAN Profesora del Normal Rural de Santa Rosa

Profesora Normalista graduada en Quito. Importantes cargos educacionales ha venido desempeñando en la Provincia, que van poniendo jalones de prestigio en su carrera profesional. Ha sido Directora de la Escuela Fiscal del Pasaje, Directora de la Escuela Municipal de Santa Rosa y actualmente desempeña una cátedra en el-Normal Rural "Zoila Ugarte de Landívar".


SANTA ROSA, INCENDIADA

Otra gráfica de la ciudad de Santa Rosa, que denuncia la perfidia peruana en el año> de 1.941. Más de un centenar de casas quemadas dejaron un campo de eterna melancolía gris, en donde el espíritu santarroseño se enreda en la zozobra y se mantiene confundido en un laberinto de decepciones.


Santa Rosa es la ciudad heroica y mártir al mismo tiempo, que sigue levantándose sobre los cuerpos de sus mártires y sobre los escombros y cenizas de sus incendios.


El cumplimiento de las obligaciones gubernamentales han sido escasas, y este ha sido el motivo para que Santa Rosa lamente por mucho tiempo la falta de una vía buena para comunicarse con los pueblos del sur.


Con los pueblos del Cantón Zaruma se han venido comunicando con un camino de herradura, llamado con sarcasmo sendera de cabras. Este camino, si al partir desde Santa Rosa es regular y al atravesar Bellavista, La Avanzada, Remolino hasta la Chilca, no así al continuar adelante por los sitios de Sabayán, La Chonta, El Cucho, Las Escaleras, Tambo Grande, Sambotambo, etc., hasta llegar a Paccha, Ayapamba y Zaruma, donde se presenta intransitable. El camino en mención atraviesa generalmente las montañas de Dumarí, que son de humedad constante y de fastidiosas lloviznas perennes, que vuelven fangoso el camino. Por efecto de las pisadas de las bestias se forman lomas pronunciadas de lodo, en un sentido paralelo, denominadas camellones. Muchas de las veces, los espacios que quedan entre los camellones constituyen abismos de muerte en donde sucumben los animales con carga y jinete. Solamente el arriero de estas poblaciones ha podido salvar su vida y la de sus animales, en sus viajes a través de horribles subidas y bajadas, por pendientes a lo largo del río, con la amenaza ciega de bejucos, raíces, ramas y árboles que descienden al suelo por la violencia de las lluvias. El río con sus crecientes .temibles va jugando con la vida del arriero y obligándolo a atravesarlo, actualmente como veinte veces. En los primeros tiempos los arrieros atravesaban más de sesenta vados en este mismo río.


V I A R O D I L

Desde cuando se empalmó la carretera Piedras-Piñas, Santa Rosa se embotelló en su determinismo geográfico, mirando con pena el retardo de su movimiento comercial. Pensó entonces con mayores bríos en la vía Rodil para atraer el movimiento comercial y turístico antaño. Como ya dijimos, en años atrás el camino de herradura que unía Santa Rosa con Zaruma y Loja, constituía el paso obligado para todos los pueblos de la provincia de Loja y sur de El Oro. Pero este camino que atraviesa altas montañas lluviosas y enfangadas constantemente de lodo, fue la eterna pesadilla de estos pueblos. Esta causa también obligó a los santarroseños a pensar en una vía carrozable, a fin de poner término a ese cuadro patético y desgarrador que se pintaba en las soledades del camino, en sus altas montañas, donde la vida del arriero estaba a merced de las fieras, de los ladrones y al borde de imponentes precipicios. Los centenares de arrieros que conducían víveres, mercaderías, maquinarias y toda clase de materiales para el campamento minero de Porto-velo, casi siempre, morían sepultados en los abismos de este camino. A estos peligros, como ya hemos dicho, se sumaba el río, siempre impetuoso y rabioso de crecientes, envolviéndose como una culebra al tronco caminero y dando lugar a 60 vados, y que en uno de aquellos el arriero encontraba la muerte en forma inevitable.


No es raro encontrar a lo largo de este camino, que va orillando el río Santa Rosa, muchas fosas de arrieros caí-dos en dura lucha, fosas que dan la impresión de un cementerio ambulante; porque a veces fue el desplome de añosos árboles o peñas, que quitaron la vida. Otras veces fue el río furioso que arrebató vidas y animales. También fueron las fieras que asaltaron los tambos, así como el precipicio, que haciendo desequilibrar los cuerpos atrajo hacia su profundidad ignota, a las vidas que desfilaban en pos del pan.

Hoy carece que estas dificultades se van tu amortiguar con la carretera Santa Rosa-Torata-Saracay, la cual permite a este pueblo conectarse directamente con las rutas troncales del país.


La Vía Rodil debe su nombre al Ingeniero cuencano Tomás Rodil, hijo del irlandés Tomás Rodil, que vino al Ecuador en los días álgidos de la emancipación, en el Batallón "Albión", en compañía de los Tálbots, Harris, etc., que se radicaron en Cuenca.


Fue en el año de 1.896 que el Ingeniero Rodil planeó la construcción de una vía más directa a Zaruma, que partiendo de la ciudad de Santa Rosa, terminara en las cercanías del sitio Piedras, con una extensión total de 33 kilómetros. El primer, comité que se estableció en Santa Rosa, para iniciar la construcción de aquella vía, se formó el 28 de Noviembre de 1.931, con el siguiente personal: Presidente, Dr. Matías Espinoza (Párroco) ; Vicepresidente, Celso A. Bernal; Secretario, Jacinto Granda Paredes; Tesorero, Alberto Espinoza Abad. Vocales: Dr. Reinaldo N. Piedra, Carlos A. Espinoza, Secundino Nieto, Alejandro Kaiser Castro, José María Ollague, Edmundo Romero. Director de la obra: Sr. Arturo Pereira Larrea, e Inspector de los trabajos: Aurelio Romero.


Desde este año los trabajos tuvieron un desarrollo muy lento, y hasta llegaron a suspenderse por algún tiempo. Cuando tomó a cargo dichos trabajos la Dirección de Obras Públicas fueron medianamente incrementados. Mayor impulso adquiriere a la llegada del Ingeniero Reinoso, en Agosto de 1.945, habiéndose realizado hasta Diciembre del mismo año, la construcción de 14 kilómetros de terraplenes en la sección Remolino-Saracay y la de obra de arte entre los kilómetros 0 y 3 sección Santa Rosa-Bellavista. Se tiene confianza que en el verano de este año quedará expedita la vía al servicio público, siempre que se destinen los fondos necesarios para su terminación consistente en la suma de tres millones de sucres ($ 3.000.000), para atender a la construcción de 16 kilómetros de obras de arte qua faltan, así como 19 kilómetros de lastrado y el ensanche de la vía en determinadas zonas. Concluido estos trabajos, El Oro se incorporará al desarrollo vial del Ecuador, con una carretera estable de 33 kilómetros de longitud, la cual asegurará una mejor defensa territorial en caso de un nuevo conflicto internacional.


El 5 de Diciembre de 1.945 se hizo en forma solemne la inauguración de los terraplenes de esta carretera que empalma con la de Piedras a la de Loja y Azuay. Con esta arteria de comunicación se está dando cima a un viejo anhelo de las provincias de Loja y Azuay, de tener una salida directa al mar mediante el servicio de carros, a la vez que, de unificar más la comprensión que siempre ha existido entre estos pueblos y Santa Rosa, en sus aspectos comerciales, agrícolas y culturales.


El Municipio de Santa Rosa, con este primer paso dado gracias al dinamismo del Ingeniero Don Carlos Reinoso Calero, bajo cuya dirección de hechos reales ha estado esta obra, rindió cálido homenaje a tan patriota ecuatoriano y resolvió perpetuar su nombre en una de las calles principales de la floreciente población de Bellavista, calle por la cual cruza la carretera en mención.


El regocijo que se ha confirmado en Santa Rosa por los adelantos de la Vía Rodil, están fundados en el advenimiento, de un porvenir reconstructivo para el Cantón. Pues, el intenso desarrollo agrícola a ambos lados de la vía, sus montanas que atesoran maderas de construcción, a más de sus productos de cascarilla, condurango, balsa, tagua, cera: de palma, etc., es ya un fuerte estímulo de resurgimiento no muy lejano. Entre las secciones Torata-Saracay la mano del labriego ha comenzado ya a hacer sus penetraciones y a palpar la tierra, desbrozando las malezas milenarias que albergaban fieras e insectos venenosos, para los cultivos de arroz, maíz, café, etc., y plantando sus habitaciones, que llevan el halago de afianzar más el imperio de la soberanía ecuatoriana. Todas estas labores patrióticas, substanciosas de esfuerzo y comprensión, harán surgir de las cenizas a la ciudad mártir, llamada justamente la Lídice Ecuatoriana.


Otra de las carreteras importantes es la que parte de1 la población y va pasando por Arenillas hacia Tos pueblos fronterizos de Chacras, Huaquillas y otras. Las distancias que median entre Santa Rosa y las poblaciones fronterizas son las siguientes: Santa Rosa-Chacras-Huaquillas 43 kilómetros. Santa Rosa-Arenillas 19 kilómetros. Santa Rosa-Puerto Bolívar 32 kilómetros. Santa Rosa-Machala 26 kilómetros. Santa Rosa-Arenillas-Piedras 69 kilómetros.


FERROCARRIL

El ferrocarril Puerto Bolívar-Piedras tiene su estación muy cerca al centro urbano de la ciudad. Por esta vía actualmente se realiza un activo intercambio comercial con los pueblos del norte y sur. El kilometraje es el siguiente en sus distancias a los demás pueblos de la provincia. Para Puerto Bolívar 27 kilómetros. A Machala 21 kilómetros. A Bellavista 6 kilómetros. A Arenillas 22 kilómetros y a Piedras 48 kilómetros.


PUERTO PITAL

A un kilómetro de la población hacia t el norte está el importante e histórico Puerto Pital "La Merenciana", al cual acoderan vapores de considerable tonelaje que hacen sus carreras semanales a Guayaquil. Este puerto fluvial ha constituido siempre la llave de toda la actividad comercial y. turística de los pueblos del sur. Cuando se halle en ser-vicio la Vía Rodil, Puerto Pital será, el puerto obligado de embarque y desembarque en las provincias australes, constituyéndose en un puerto de primera categoría y estrategia militar.

CAMPO DE AVIACIÓN

Santa: Rosa también tiene un extenso campo de aviación, que ha prestado grandes servicios en todo tiempo.

INDUSTRIAS Y; COMERCIO

Dos industrias sobresalen en este Cantón: la agrícola y la pecuaria.


La agricultura constituye la espina dorsal de la economía santarroseña, especialmente en el cultivo del tabaco, arroz, café y plantas anuales. La faja de tierra que se tiende a lo largo de los ríos Arenillas, Santa Rosa y Buenavista, es de una producción estimable, que ha llevado siempre el bienestar social y hasta la opulencia para quiénes la trabajan con inteligencia y voluntad firme. Estas tierras generalmente son de aluvión, muy sustanciosas en abonos, producidos por la erosión de las montañas y la descomposición química que sufren, por efecto del movimiento de las mismas tierras.


Para que esta industria rinda mejores beneficios hace falta el ingenio creador del campesino, es decir la Técnica propiamente, para que las extensiones de tierras selváticas, que hoy forman vastos eriales, mañana sean roturadas y convertidas en verdes sementeras. Para que la jungla que hoy aplasta tierras vírgenes, bajo el aluvión de su enmarañada maleza y de su tupido follaje, se conviertan en enhiestos bosques de caucho técnicamente sembrados y junto a ellos los cultivos más importantes de la zona.


Debemos convencernos de que sin técnica, el factor naturaleza no cumple su función con la importancia que se nota en los lugares donde el hombre la empleó. Es urgente terminar con el empirismo agrícola ancestral. El perfeccionamiento en los cultivos, equivale al perfeccionamiento del hombre y de los pueblos en la vida moral y social. Y para empezar en una campana de tecnificación en la agricultura, es necesario emprender en enseñanzas agrícolas, mediante establecimientos de especialización, o sea de escuelas agronómicas. Al hablar sobre la economía agraria de cada cantón, hemos sentado como premisa necesaria para su progreso, el cultivo de las vocaciones y un bagaje de conocimientos indispensables en los cultivadores de la tierra. Y a través de estos estudios monográficos nos mostramos intransigentes frente a las frialdades escépticas del medio social, en cuanto a la técnica en el perfeccionamiento de los cultivos. Pues conviene, bajo un esfuerzo unificado, dejar las formas anticuadas de cultura y los viejos métodos empleados por nuestros labradores, generalmente todos ellos uncidos al yugo de remotas edades, de prácticas indígenas y aberraciones coloniales, que proporcionan escasos rendimientos, tras de una labor dura y sacrificada en la tierra.


En las montañas de este Cantón se trasluce una economía inagotable en sus maderas e innumerables materias primas como la paja toquilla, la cera de palma, el caucho, la tagua, la cascarilla qué muy bien pueden industrializarse y convertirse estos parajes en colmenas laboriosas de nuevas producciones; desde luego, contando con la garantía de capitales necesarios y la ayuda efectiva por parte de los Bancos de Fomento Provincial, instituciones que al mismo tiempo pueden satisfacer otra imperiosa urgencia agrícola; o sea su reforma vitalizante a base de una mecanización industrial.


Las zonas donde mayor vigor alcanza la industria agrícola cantonal, a más de las ya anotadas, son las que siguen a lo largo del río Buenavista, Caluguro y río Negro. Las montañas que traducen una riqueza superior son las de Birón, caracterizadas por ser zonas caucheras, de caña guadúa y balsas. La paja toquilla en las orillas del río Chico y Caluguro. La ganadería es otra de las inquietudes máximas de los habitantes, que realza la mayor economía seccional. Las haciendas de Caluguro, Birón, Pomarroso, San Agustín, Sari José, El Jobo, El Sauce y la zona fronteriza son ganaderas propiamente; por estas razones, el cultivo de pastos de Janeiro y chilena está ampliamente extendido por doquiera, al igual que sus plantaciones de café, tabaco y árboles frutales de naranjas y plátanos.


El comercio se desarrolla con Zaruma, Loja y Guayaquil, especialmente con los productos de café, panelas y productos elaborados. El movimiento comercial se verifica por intermedio de su Puerto Pital. Además, Santa Rosa, desarrolla un comercio activísimo con los pueblos fronterizos del Perú, concurriendo con los productos de cacao, café, plátano y naranjas. El intercambio comercial con los pueblos fronterizos del Perú, ha tenido sus impugnadores, calificándola esta actividad órense de poco sentido patriótico y nada edificante de la dignidad nacional, toda vez que, los comerciantes olvidando la acción nefasta de los vecinos, concurren hacia ellos para estrechar relaciones e inclinarse hacia el brillo del oro enemigo, que ha servido de arma indigna para cotizar tierras y conciencias en la frontera y abrir campo ancho hacia una conquista meliflua, disimulada y traicionera de parte de los peruanos.


30 DE AGOSTO, FERIA INTERNACIONAL DE SANTA ROSA

Esta feria que realiza anualmente Santa Rosa, arrastra un prestigio de justos relieves dentro y fuera de los linderos patrios. Antes de la invasión peruana constituyó la cita nacional más vigorosa de intercambio comercial. Miles de intereses productores, consumidores acrecentaban la feria, y eslabonaba espíritus de altas funciones económicas, las que llegaban como embajadas de positivo beneficio local, dentro de su cultura y riqueza.


Después del injusto cautiverio, la feria decayó un tanto, como todas las demás actividades humanas. Pero, comienza Santa Rosa a columbrar por encima de sus ruinas, el advenimiento de su progreso y prestigio, que avanza en vertiginosa marcha a través de su carretera: la Vía Rodil.


A R E N I L L A S

Situación y Límites:

La población de Arenillas, cabecera parroquial se sitúa en una hermosa llanura, ligeramente accidentada, hacia las márgenes occidentales del río de su nombre, y entre las colinas Tres de Mayo al Oeste y de Paladines al Este.


La parroquia está limitada: al norte por el Archipiélago de Jambelí, o sea el canal, entre la tierra firme y el archipiélago. Por el sur Saracay. Por el oriente el Estero de Pinto, y por el occidente la quebrada de Bejucal.


La bella población de ocho calles longitudinales y nueve transversales, se yergue cubierta con el manto mojado de sus selvas y abaniqueada por sus palmeras y ceibos. Cuenta con 410 casas y 3 plazas. Un hermoso parque adorna a la población, además de un campo deportivo y sugestivos alrededores paradisíacos.


Las aguas de su río, con sus salmos de cascadas y pájaros, van besando cariñosas a su pueblo, que es promisión de colores, de frutos y de árboles de fruta sazonada e incipiente; árboles que se tornan en lecciones dé vida abundante, en naturaleza pródiga y en moral convincente.


DATOS HISTORICOS


El 8 de Abril de 1.869 se elevó esta población al rango de parroquia civil, dependiente del Cantón Jambelí, de ese entonces.


Fue su primer Teniente Político el Sr. Manuel Cornelio Meza, quién al levantar el" censo, con los habitantes de Yucas, Tagüín, Playas, Jobo y Sauce, confirmó un total de 1.065*habitantes. Hoy tiene la parroquia más de 10.000 habitantes.


Arenillas también es un pueblo histórico, que sufrió el ataque inhumano del felón de las tierras ecuatorianas. Constituyó, durante la guerra del Zarumilla, el campo de operaciones militares residiendo el Comando Superior de la frontera Suroccidental. La tragedia fronteriza avanzó a este pueblo con pasos furtivos de criminal y destruyó con su aletazo lúgubre un campo de hogares, que felices se levantaban de su tierra próspera, cubierta de huertos frutales, labrados y rugosos siempre como una frente pensativa.


El 27 de Octubre de 1.944 esta población fue azotada por un incendio que destruyó algunas casas principales. El fuego sembró el pánico y la angustia en el pueblo. Doblegó un tanto el espíritu de sacrificio, adviniendo días de derrotismo e impotencia.


BARRIOS IMPORTANTES


Todos sus barrios son de verdaderas promesas económicas, tanto por sus tierras de abonos sustanciosos, como por la consagración de sus habitantes hacia las faenas del campo. Mencionaremos como barrios importantes San Antonio, de vigorosa producción agrícola. El Jobo y Sauce, notables por la cría de ganado vacuno, por la asombrosa producción de naranjas y por sus feraces vegas tabacaleras. Piedras y Tagüín, barrios muy ricos por sus extensas montañas de maderas finas, cuanto por sus pastizales y cría de ganado vacuno y caballar. Playas y Mates por sus crías y vegas de café y bosques de caucho. Pithaya, puerto principal que finca la grandeza futura de Arenillas, y al fin Pueblo Nuevo que está en el radio urbano de la población.


CULTURA INTELECTUAL

En Arenillas hay una inquietud plausible por alcanzar un mayor grado de cultura. Muchos de sus hijos han salido a otros centros para nutrirse de una preparación suficiente, que les capacite desempeñarse satisfactoriamente en los diferentes campos de actividad diaria. Cuenta por lo pronto con Normalistas que están enrumbando la educación del pueblo, por senderos de progreso. Entre ellos anotaremos a la Srta. René García y los Srs. Luis Tinoco y Benigno Poma; la Srta. Cruz García, Profesora del Normal Rural de Santa Rosa y Mariana Rivera. Cuenta con dos escuelas fiscales, denominadas "Quito" y "María Piedad Castillo de Levi". Dirigen estos centros educacionales los conocidos profesores: Leonardo Nagua, Normalista graduado en el Normal "Manuel J. Calle" de Cuenca, y la Srta. René García, egresada del Normal Rural de Santa Rosa.


También hablan de la cultura de Arenillas su vistoso Parque, el Campo Deportivo, el Hospital nuevo, su Cuartel que da cabida a 1.000 hombres y la Casa del Pueblo, donde funcionan las oficinas públicas. Deja que desear la falta de agua potable y la luz eléctrica, servicios que si tuvo antes de la invasión.


PERIODISMO

También el espíritu ágil de los arenillenses se ha inclinado a esta actividad espiritual: el periodismo. El Sr. Alfredo Román, Luis Tinoco y otros intelectuales están en el servicio periodístico, llevando una labor de relieves patrióticos y de fervoroso empeño por el progreso natal. El Sr. Alfredo Román además ha desempeñado el honroso cargo de Teniente Político, dejando obras de aliento y huellas de honradez, de dinamismo y de actividades sugeridoras de un resurgimiento no lejano en Arenillas.


CULTURA PROFESIONAL

A más de los educadores que hemos anotado, tiene Arenillas cinco Enfermeras tituladas, que son: Evangelina Loyola de Villagómez, Feliza Amada Zaldúa, Amada Torres, Srta. Rivas y el Sr. Néstor Moneada.

CULTURA SOCIAL

El espíritu de sociabilidad y cooperación que se manifiesta en los hijos de Arenillas, es una demostración elocuente del grado de cultura que ha alcanzado este pueblo. Hay la tendencia creciente de agruparse y formar filas de progreso y de beneficio colectivo. En estos últimos años se han organizado: el Club Social Cultural "28 de Mayo", el Club Deportivo "Luz de América", el Cuerpo de Bomberos que ha tenido desde su organización como Jefes, a los señores Miguel A- Proaño y Alfredo Román y como Comandante de la Compañía al Sr. Bernardo Zaldúa.


HOMBRES REPRESENTATIVOS

En los diferentes estadios de actividades constructivas Arenillas tiene hombres preparados, que están prestigiando a su suelo nativo. Desde el Sr. Manuel Cornelio Mesa, primer Teniente Político, ha seguido una generación de energías superadoras dentro de la agricultura, el comercio y las actividades intelectuales. Actualmente son los ciudadanos más notables el Sr. Bernardo Zaldúa, quién ha desempeñado varias veces la Tenencia Política. Manuel Ignacio Pineda, agricultor y comerciante. Miguel Ángel Proaño, Mauro Matamoros, Rafael González Mesa, varias veces Teniente Político, Alfredo Román, José García C., Manuel Chérrez, Virgilio Rivera, Modesto Guevara, Juan E. Zambrano, Manuel I. Pineda, Mateo Zapud, Amadeo Moncada, Benigno Loyola, Luis Chérrez, Francisco Román, Urbano Tinoco y otros cuyos nombres no recordamos.


ARENILLAS

Bella población fronteriza que se cubre con el manto mojado de sus selvas y se mantiene abaniqueada por sus palmeras y ceibos. Las aguas de su río, con sus salmos de cascadas y pájaros, van besando cariñosamente a su pueblo. Pueblo que es promisión de colores, de frutos y de enormes plantíos de tabacales y cafetales.


La Escuela cuenta con seis grados. Está donado de un botiquín Escolar y Biblioteca. Las alumnas matriculadas ascienden a más de 200. Está dirigida por la competente educacionista Srta. Piedad René García. Colaboran las profe soras Señoritas: Silvania Cabrera y Ernestina y Ernestina Valarezo.


Otro Plantel educacional importante en esta población es la Escuela "Quito" de varones, dirigida por el talentoso Normalista, Sr. Leonardo Nagua M. El Sr. Nagua curso sus estudios en el Colegio Normal "Manuel J. Calle" de Cuenca y se graduó de Normalista en el año de 1.940, habiendo destacándose en su vida de estudiante por su capacidad y acendrado espíritu vocacional para ejercer el magisterio.


CLIMA

El clima es delicioso y sano, aunque ligeramente ardiente. El terreno es seco y la atmósfera no es tan cargada de humedad. Por estar Arenillas cerca a las altas montañas se satura de un ambiente fresco y agradable. La ausencia de pantanos hace que la plaga de los mosquitos casi no exista; es por esta razón, que las enfermedades palúdicas sean muy reducidas.


AGRICULTURA

Por ser una parroquia propiamente agrícola, todas las miradas y meditaciones están dirigidas hacia la tierra. Existe la mayor comprensión para ella, porque tan sólo la tierra en este sector patrio, es el significado de pan, de justicia y dignidad. Está en consecuencia ausente el mal de las ciudades cancerosas, de llevar solamente aspiraciones de empleomanía, de política parasitaria y servil. La vida de Arenillas tiene una médula robusta de economía y de iniciativas para fomentar el trabajo agrícola e industrial. Las vegas tabacaleras y sus extensos campos para cría de ganado vacuno y caballar, patentizan el valor de la tierra. Es una lástima, de que la educación en esta provincia no se manifieste con el uso de la tierra, para conseguir una mejor producción.


Al hablar de la agricultura en los cantones de Pasaje y Santa Rosa, hemos sentado la necesidad urgente de preparar a las juventudes, orientadas con un sentido concreto a la realidad de cada comarca. En Arenillas la aspiración máxima es la agricultura y las crías, sobre estas dos actividades económicas deben girar la educación del futuro, despojándose del vivir idealista y contrario a las necesidades del lugar. Convendría en todo caso, la creación de una Escuela de Agronomía en esta población, porque el campo clama esta educación. Pues sus barrios de San Antonio, Piedras, Tagüín, Él Jobo, Sauce y las haciendas de Playas y Mates, La Vuelta, La Libertad, La Florida, La Esperanza, constituyen verdaderos huertos y establos de cría ganadera. La economía de la parroquia no sólo está fincada en los cultivos sino en sus montañas, como la; de Tagüín, donde explota el cedro, huayacán, ébano, cascol, huarapo, chonta, bálsamo, palo de vaca, huachapelí, coquito, colorado, quiebra hacha. De esta industria maderera recoge un millón de sucres anualmente. Tiene zonas fruteras como San Antonio, El Jobo y Sauce, donde se cultiva la naranja especialmente, produciendo una cifra de $ 200.000 anuales. En café $150.000, cacao $ 50.000 y en tabaco $ 1.000.000.


Lo que más distingue a Arenillas son sus vegas tabacaleras, consideradas como las más importantes en la provincia y calificadas como una segunda zona tabacalera después de esmeraldas. La producción de tabaco alcanza a más de 5.000 quintales por año. La calidad es muy superior, porque en el transcurso del tiempo, ya reposado, se hace más aromático y consistente, lo cual no pasa en otras zonas que con el tiempo se pudre.


SISTEMAS DE COSECHAS

Hay dos sistemas de cosechas: el sistema cubano y el criollo. El primero consiste en cortar hoja por hoja, las mismas que las ponen en una especie de soberado, llamado cujes, consistentes en chozones largos construidos para secar el tabaco. Una vez que está seco aplanchan las hojas con la mano y forman las llamadas pacas.


El sistema criollo consiste en cortar directamente los tallos y secarlos en la pampa. Ya seco lo amontonan y lo tapan con hojas, en donde permanece algún tiempo. En este estado se llama pilo. Durante el tiempo que permanece tapado los tallos vierten una especie de miel, que se expande hasta las hojas, dando fortaleza y aroma al tabaco. Sacado del pilo, se van recogiendo las hojas, clasificándolas y formando los llamados moños, de acuerdo con el tamaño y calidad de la hoja. Luego se pone a secar bajo la sombra durante dos o tres días. A continuación se enfuroma o embodega, a fin de que el tabaco en reposo tome color y aroma. De este estado se hace pacas y se entrega al Estanco.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Arenillas está enlazado a los pueblos fronterizos mediante carreteras de verano. Las distancias son las siguientes: de Arenillas a Huaquillas hay una distancia de 30 kilómetros. A Puerto de Hualtaco 33 kilómetros. A Chacras, por la carretera directa 21 kilómetros. A Balsalito 23 kilómetros. A Guabillo 27 kilómetros. A Carcabón 43 kilómetros. A Quebrada Seca 50 kilómetros, y a Quebrada Chiquita 57 kilómetros.


Por la carretera El Mirador tiene 25 kilómetros de distancia a Pálmales y por el carretero Zaragoza 29 kilómetros. De Arenillas a Puerto Pithaya 14 kilómetros. A Piedras 50 kilómetros. A Santa Rosa 19 kilómetros por la carretera, y por la línea férrea 25 kilómetros. El ferrocarril Puerto Bolívar-Piedras, une a Arenillas con Machala, Pasaje, Santa Rosa, Bellavista, San Antonio, El Jobo, Zaragoza, Mates, Tagüín, Playas, Pinas y Loja.


CARRETERA ARENILLAS-PITHAYA-PIEDRAS

Un entusiasmo vial se ha despertado en Arenillas como para romper su amurallamiento y enlazarse al rol de las actividades de centros comerciales. Han comprendido los hijos de Arenillas que ya no es el tiempo de seguir confiando en la política de programas ampulosos de reconstrucción, ni en las palabras insubstanciales de quiénes visitan sus lares; sino en hechos positivos y en los esfuerzos propios, porque sus problemas, de atraso, de sanidad, educación y vialidad, requieren la más urgente atención y de hombres decididos a una labor de titanes, para dar cumplimiento a sus aspiraciones y respuesta generosa al clamor que subsiste. Arenillas hoy trata caminar en pos de su progreso, ante las llamadas de un sentimiento cívico de amor a su suelo, Está satisfactoriamente laborando su rehabilitación material y económica. Este entusiasmo se revela en los trabajos de la carretera Arenillas-Piedras, mediante el sistema de mingas y sin1 auxilio de ninguna clase de parte del Gobierno, indudablemente como protesta al olvido. Para esta magna tarea se han dado cita el esfuerzo máximo, el patriotismo y desinterés de sus hijos más representativos, quiénes se han organizado en un Comité de emoción patriótica, para hacer realidad la vía Arenillas-Piedras. Entre estos patriotas sobresalen Raúl Frías, Benigno Loyola, Román, Zaldúa y otros ciudadanos ilustres de Arenillas.


La carretera Arenillas-Piedras, representa el porvenir grandioso de esta parroquia, toda vez que permitirá una comunicación directa con los pueblos del sur de El Oro y con Loja, al mismo tiempo que le será dable recibir toda la influencia generosa de otras comarcas, manifestadas en cultura, en mejoramiento económico y comercial. Además, con esta carretera será posible la movilización de todas las maderas de Tagüín y de los alrededores de Arenillas hacia Puerto Pithaya, especialmente los miles de durmientes que se labran en las montañas arriba nombradas. La carretera en mención está trabajada hasta el sitio de Zaragoza en u-na extensión de 19 kilómetros, desde Puerto Pithaya. A pesar del, sentido de civismo que hay en los hijos de Arenillas, es obligación gubernamental, estimular sus obras y cooperar prácticamente para su terminación.


PUERTO PITHAYA

Otra de las aspiraciones máximas de Arenillas es Puerto Pitahaya, por ser el que, en un día no lejano, romperá la inercia de las actividades comerciales y turísticas en este pueblo. Este puerto viene trabajando Arenillas desde hace 20 años, tan sólo con el esfuerzo de sus hijos, que llevan la idea de que esta obra dará un realce positivo a la parroquia.


El Gobierno del Genera} Enríquez habilitó Puerto Pitahaya, gracias a las gestiones de un Comité que trabaja permanentemente por esta obra. Dista 14 kilómetros de la población de Arenillas y cuenta con un hermoso muelle de 30 metros de largo. El calado tiene de 12 a 15 metros de profundidad y el ancho del brazo del mar es de 400 metros. Se han edificado dos casas de Aduana, que fueron destruidas por los peruanos.


Durante la invasión peruana los agresores ocuparon este Puerto por ser de estrategia militar y para el embarco y desembarco de tropas. A una distancia de dos kilómetros del Puerto, hacia el sur, se encuentra el amplio campo natural de aterrizaje, puesto al servicio nacional desde el ciño de 1.942.


INDUSTRIAS Y COMERCIO

Dos industrias sobresalen: la agrícola y ganadera, como dos expresiones sobresalientes de las actividades predominantes en esta parroquia, desde luego, alentadas por la fertilidad de las tierras y la abundancia de pastos.


El comercio está inclinado hacia un intercambio de productos con los pueblos fronterizos del Perú. Exporta especialmente a la frontera naranjas, bananos y café. Por Puerto Pitahaya embarca durmientes para los ferrocarriles del Estado, extraídos de las montañas de la parroquia. Otro producto importante que exportó fue la balsa, sacada de las montañas de Piedras, Lobos, Tagüín, Playas. El caucho de las montañas de Lobos, lo mismo que la cascarilla, zarzaparrilla, la mocora, lana de ceibo, de balsa y de pototitó.


FERIA INTERNACIONAL EL 1°. DE OCTUBRE

El primer domingo de Octubre anualmente se realiza la feria principal, decretada por el Gobierno de Páez. Esta feria es de tanta importancia como las de Santa Rosa y Pasaje, a donde acuden comerciantes del Perú y de las provincias de Loja, Guayas e interandinas.


COMERCIANTES Los comerciantes de Arenillas han puesto en giro en sus establecimientos comerciales, una suma de un millón quince mil sucres, según cálculos aproximados. Los principales factores de esta actividad son: Urbano Tinoco, Carlos A. Román Z., Tranquilino Chérrez, Luis Chérrez, Belisario Mora Car-pió, Teófilo Sánchez, Ciro Betancourt, Alejandro Valdivieso, Vitolio Maldonado, Alcides Ollague, Alejandro Chía y Co., Juan Palacios, Segundo Salazar, etc.


LÍMITES DE LA PARROQUIA HACIA EL SUR

Se había anotado que la parroquia de Arenillas, está limitada al sur por el sitio denominado Saracay. En este punto hay discrepancia y litigio entre los cantones de Santa Rosa y Pinas. Santa Rosa alega que su territorio cantonal abarca hasta Saracay, inclusive Piedras. Por otra parte, Pinas reclama hasta el barrio de Piedras, como parte integrante de su jurisdicción cantonal. Como no se ha llegado a un arreglo definitivo de límites entre los dos cantones mencionados, se mantiene el barrio de Piedras como la tierra de nadie. En el Segundo Tomo de esta Monografía publicaremos los documentos históricos de Pinas y Santa. Rosa, relativos al litigio, y ojalá la resolución definitiva sobre sus límites que permanecen en la incertidumbre.


ARENILLAS EN PROYECTO DE CANTONIZACIÓN

Todavía Arenillas no ha solicitado la elevación a la categoría de Cantón, pero su robusta fisonomía económica que hemos anotado, su historia local no desfigurada por falsos atributos de grandeza, están reclamando, con plena posesión de derechos, una nueva vida política y administrativa.


La petición se la siente calladamente en el pecho de cada arenillense, como para libertarse del dominio cantonal y llevar la pulsación del progreso, con los esfuerzos e iniciativas propias.


Arenillas, en vista de su producción agrícola, su adelanto cultural y su crecida población, está cumpliendo su edad económica y moral, que le capacita para proclamar su independencia y ponerse al frente de sus destinos. Bajo este punto de vista, pensamos de que la cantonización de este pueblo es un deber ineludible del Estado, a intención de que esta sección territorial, pueda desempeñar un mejor papel en el desarrollo de la nacionalidad, constituyéndose en médula de economía y cultura regional, antes que en la actual situación de deficiencia administrativa, de atraso vial y de reducidos influjos civilizadores; pero viviendo en medio de una tierra de abundancia y riqueza agrícola, considerada como la mejor parroquia de la Provincia de El Oro.


B E L L A V I S T A

Generalidades y Datos Históricos

La población de Bellavista está situada al sureste de la ciudad de Santa Rosa, a una distancia de seis kilómetros. Hállase edificada en la margen izquierda del río Santa Rosa, en una llanura cubierta de pastos y extensos sembríos de café, algodón, naranjos y surge por entre un fulgor purpurino de ciruelos y badeas.


El origen del nombre de Bellavista se debe a la sugestividad de sus paisajes circundantes, a su topografía completamente plana y a la claridad de sus horizontes, que se extienden vivamente y sin sombras hasta el infinito.


La población surgió en un insignificante sitio, denominado El Botadero, que se incrustaba en la sección llamada en ese entonces Pitapongo. Al ser elevada a la categoría de parroquia civil el 27 de Abril de 1.907 recibió el nombre de San Ignacio, cuya inauguración se llevó a cabo el 21 de Julio del mismo año. Posteriormente, al ser trasladada al actual lugar, para aprovecharse de las ventajas del ferrocarril Puerto Bolívar-Piedras, adoptó el nombre de Bellavista.


CLIMA

Tiene un clima ardiente, pero refrescado por la acción benéfica de sus altas montañas cercanas, como Sabayán, Chilca y otra^ que la envuelven con su oxígeno tonificante. El terreno es bastante seco porque hay ausencia de sabanas. La vegetación alta de caña guadúa, balsas, palmas de cera y ceibos están influyendo en la sanidad de la población, y La plaga que abunda es la garrapatilla y el tupe que afecta enorme-mente al desarrollo de las crías ganaderas. Podemos afirmar de que el clima es sano para el hombre.


PRODUCCION, INDUSTRIAS Y COMERCIO

La producción de esta parroquia es en primer lugar el café, plátano y naranjas. En menor escala está el cacao y el algodón. Los barrios importantes, como la Avanzada y Remolino, a más de estar bien poblados, formando verdaderos pueblos, son centros de producción cafetera. Paralelamente a los cultivos ya nombrados están los extensos campos de pastos de chilena y Janeiro, en donde se incrementa en escala considerable las crías de ganado vacuno y caballar. Merece mención especial la producción de naranjas en la hacienda La Esperanza, cuyo cultivo se lo lleva por medio de injertos para mejorar su calidad.


La principal industria es la agrícola y también la ganadera aunque en poca escala. También existen lavaderos de oro en sus quebradas, como la de la Chilca y de sus montañas se extraen productos importantes como la cascarilla, el condurango y las maderas.


El comercio realiza Bellavista con los pueblos fronterizos del Perú, mediante los productos de café, banano y naranjas. En el mercado de Santa Rosa generalmente expende la mayor parte de su producción anual.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Bellavista se halla en la vía férrea de Puerto Bolívar-Piedras, y en la vía de herradura que une Santa Rosa con los pueblos del Cantón Zaruma. Las distancias que median a los pueblos vecinos son los siguientes: para Puerto Bolívar 33 kilómetros, para Arenillas 16 kilómetros y a Piedras 42 kilómetros. Actualmente se construye la vía "Rodil"-Santa Rosa-Buenaventura, para unirse directamente con las poblaciones de Zaruma y las provincias de Loja.


L A V I C T O R I A

Generalidades y Datos Históricos

La población de La Victoria está situada al noroeste del cerro de Caluguro y en la margen izquierda del río Buenavista, en medio de un plantío de vigorosa economía, como el cacao, café, banano y árboles frutales.


Es un pueblo de trabajo y dedicación perseverante y tenaz en sus tareas agrícolas. La virginidad milenaria de sus bosques han sido desfloradas por la mano callosa del labriego de estas tierras y trocados en campos de cultivos abundantes, que están celebrando el triunfo del músculo de los hijos de este pueblo. La conciencia se ha enaltecido con sólo lo que labra, extrae y pule la tierra, y de toda ella se ha arrancado la sustancia y la verdad para una vida mejor.


La tercera discusión a la ordenanza de creación de esta parroquia la dio el Concejo Municipal de Santa Rosa en su sesión del 26 de Febrero de 1.891, la misma que quedó aprobada en los siguientes términos: "Art. 1°. Se erige en parroquia civil con el nombre de Victoria, el recinto denominado Buenavista, de esta jurisdicción. Art. 2°. Los límites de la nueva parroquia serán: por el Norte y el Este, el río Buenavista, según la carta geográfica del Dr. Wolf; por el Oeste, los descensos de la cordillera de Chilla; y por el Sur, la dirección del riachuelo que, pasando por el paraje denominado Quebrada Elias Valarezo, desemboca en el río Negro y siguiendo el curso de las aguas de éste, hasta su confluencia con el río Buenavista, más abajo del sitio denominado Hacienda Divertida", En el acta del 28 de Febrero, se encuentra el acuerdo del Concejo, de oficiar al Jefe Político para que remita al Ejecutivo la respectiva terna para Teniente Político de la nueva parroquia Victoria.


CLIMA

El clima es ardiente y de atmósfera muy cargada de humedad, al igual que Buenavista y Pasaje. El terreno es muy húmedo, tanto por sus extensas sabanas como por sus ríos. Abunda la plaga de mosquitos. Por todas estas causas las enfermedades palúdicas mantienen una salud incompleta en los habitantes.


PRODUCCIÓN, INDUSTRIAS Y COMERCIO

Se cultiva en gran escala el cacao, café, el banano y las naranjas. Desde años atrás los moradores de esta parroquia vienen luchando contra el latifundismo; grave problema que succiona el trabajo y la economía particular, sumiendo en una esclavitud anémica a una mayoría de cultivadores de la tierra. Con todo es un territorio muy rico, que debidamente parcelado ofrecería una mejor producción.


En cuanto a las industrias no sólo hay la agrícola, sino la ganadera, porque se dispone de muchos pastos. Se asegura que la industria ganadera es la principal en esta parroquia. El comercio se desenvuelve con la venta de sus productos principales en los mercados de Pasaje, Santa Rosa y Guayaquil.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Tiene su vía fluvial del Buenavista para transportar sus productos en canoas a pequeñas. Caminos de herradura que, se une con las poblaciones vecinas y a la carretera que se enlaza con el Pasaje, Buenavista y demás pueblos costaneros.


P A R R O Q U I A J A M B E L Í

Costa Rica es la cabecera de la parroquia Jambelí, que está formada por las islas de las Vacas, Payana, Tembleque, Pongal, Los Pollos, El Sombrero, Jambelí, El Gato y San Gregorio, También integraban la parroquia las islas Matapalo y Correa.


Estas islas se hallan situadas a lo largo del Estero Grande y del Estero de Santa Rosa o Pital. Es indiscutible la importancia de esta parroquia, tendida en el vaivén de un mar agitado, que a veces rompe el silencio de la naturaleza con su crugir lento, monótono y fastidioso. Otras veces, se torna en canto melodioso de una madre, y es entonces oxígeno sonoro en los pulmones de los isleños. Es escuela de belleza y bondad, porque el mar besa a sus islas, repleta de atractivos, con movimiento y fónica; con truenos, luces fugitivas y trinos en la tierra. Es un rincón con efluvios de sanidad, de brisas yodadas, salubres, frescas y oxigenadas. Tierra de recuperación física por su clima primaveral y alimentación nutritiva. Tierra de vigorización mental, por sus paisajes de moralidad y estéticas.


A lo largo de estas islas la belleza se derrama en promisión de cantos y ruidos, con la expresión agradable que pone la vida agitada de sus aves y animales acuáticos. La inmensa bondad de estas islas a-trajo a las hordas peruanas, las que se negaron abandonarlas hasta el último momento, pese a que todos sus productos fueron devorados con ansias rapaces, talando sus palmeras de cocos, sus plantas de sandías y algodón; porque los agresores comprendieron de que nada les pertenecía y sólo estaban posesionados transitoriamente para realizar actos de pillaje y atropello a la dignidad nacional.


C L I M A

Por tener todas las influencias benéficas del mar y de su atmósfera, tienen estas islas un clima delicioso. Por esta razón, constituyen un lugar de convalecencia y de calma espiritual, tanto por; los atributos de su clima, por su bonanza y sorpresas de infinita alegría, como por su alimentación nutritiva.


Las islas de Jambelí son todo para los Cantones de Machala, Pasaje y Santa Rosa. Es una jaula de trinos perdidos en el vaivén de las olas. Un relicario de bellos paisajes y un libro abierto de poemas delicados. Cariñosamente las llaman estanque de paz, porque desde sus orillas se ven navegar los cisnes de una ilusión de vida abundante.


Durante la época invernal acuden a este Sanatorio exornado de azulinidad marina muchos enfermos. Ciertamente, es una isla umbrosa, a donde van a acoderar todos los hombres de esta costa, que llevan el cansancio del éxodo y el martirio de la prisa vertiginosa y emotiva. Junto a este balneario se cicatrizan las heridas del cuerpo y del alma, tan sólo con ese delicado tratamiento de hidroterapia espiritual. Son las islas que tienden su regazo para el éxtasis espiritual, las que ofrecen un reposorio para todas las fatigas y una calma bendecida para todos los torbellinos y el fortalecimiento del cuerpo.


PRODUCCIÓN, INDUSTRIAS Y COMERCIO

Las islas de Jambelí son de enorme riqueza por sus abundantes bancos de ostiones, la sal de Payana que arroja 15.000 quintales al año. Sus productos de coco, algodón, sandías y sus extensos bosques de mangle.


La principal industria es la pesquera y la explotación de sal. El comercio se desarrolla con los pueblos de Máchala, Santa Rosa, Guayaquil y el Perú, mediante sus productos y utilizando las vías de Puerto Bolívar y Hualtaco.


En estas islas se han encontrado algunos objetos arqueológicos, como señal de qué estuvieron habitadas por civilizaciones muy remotas. En la isla, denominada "Chivería", distante cinco kilómetros de Puerto Bolívar, así mismo se han hecho hallazgos de ruinas milenarias, al igual que en Cayancas, a 25 kilómetros de Puerto Bolívar.


C H A C R A S

Generalidades y Datos Históricos La población de Chacras se levanta en medio de una región árida, de influencia desértica y a orillas del río Zarumilla que viene desde las montañas de Tagüín y va a desembocar al sur de Hualtaco.


Antes de la invasión peruana Chacras tenía 65 edificios, con unos 700 habitantes, más o menos. Actualmente la población se compone de 11 edificios particulares y 3 fiscales: local escolar construido en 1.942 y los otros dos son reconstrucciones para el funcionamiento de Aduana, Telégrafo, Correos, Comisaría de Frontera y Tenencia Política.


PAISAJE Y FISONOMIA

El paisaje de Chacras entrelazado de tamarindos, manglares, ceibos y pithayas, es de una gracia poética. Envuelve a la población y la ciñe con fulgores de mieses, una variedad infinita de plantas leguminosas, de algarrobos y faicales; de plantas crasas como los tunales y zarzales; de plantas parasitarias humícolas, como los hongos. Oleaginosas, como la palma real, chanchambira y chonta.


Sus selvas tupidas de maderas finas, llevan a veces el desengaño de serpientes juntó a la alegría de flores, de fieras cerca de los árboles frutales. Sinembargo, la alegría infinita corre danzando con su contenido de colores y trinos de aves típicas como la zona, perdices, hurracas, Colembas, azulejos, carpinteros, guacamayos; aves que están meciéndose en hamacas de bejucos y lianas, que se tienden desde los árboles. La luz de insectos fosforescentes, como las cucuyas y luciérnagas van poniendo pudores de rubíes en el seno tenebroso de la selva y pegándose a la cabellera suelta de los árboles. Es la selva que vierte lágrimas silenciosas, por las mil tragedias que trajo a su pueblo la injusta agresión peruana.


La parte oriental y nororiental de la parroquia está formada de planicies extensas, interrumpidas hacia el Este por pequeñas elevaciones. El S. y S. E. el territorio se presenta elevado y selvoso.


LIMITES

La parroquia Chacras que ocupa el ángulo suroccidental del Cantón Santa Rosa, limita: al Norte con la parroquia Jambelí. Al Sur y al Occidente con la República del Perú, y al Oriente con la parroquia Arenillas.


SITIOS IMPORTANTES DE LA PARROQUIA

Se compone de los siguientes sitios: Hualtaco, Huaquillas, Balsalito, Guabi-11o, Carcabón, Quebrada Seca, Quebrada Chiquita, Pálmales, El Bunque, Las Lajas, Cañas, El Toro y Bijahual.


SUPERFICIE

La extensión territorial de esta parroquia no está determinada. Se asegura que puede alcanzar a 1.000 kilómetros cuadrados; cifra que parece inexacta, toda vez que el área del Cantón Santa Rosa sólo avanza a 1.332 kilómetros cuadrados hasta el río Zarumilla, actualmente. Esta superficie podría haber tenido cuando Santa Rosa tenía 2.850 kilómetros cuadrados. Con el Protocolo de Río de Janeiro el Ecuador perdió 1.526 kilómetros cuadrados, que seguramente correspondían al territorio parroquial de Chacras, ya que esta usurpación corresponde a la zona Túmbez-Zarumilla.


POBLACIÓN

La población de la parroquia Chacras se calcula actualmente en 700 habitantes, y la cabecera parroquial con unos 67 habitantes.


CLIMA

El clima es templado y benigno por las brisas marinas. Por pertenecer a la región seca de la costa, sano y agradable en la estación veraniega. En general, el clima es bueno y aconsejable para convalecer, porque está libre de las plagas de regiones húmedas tropicales.


DATOS HISTORICOS Chacras fue elevada a parroquia civil en 1.883, dependiente del Cantón Santa Rosa, hasta tanto permanecía como anejo de Arenillas.


Los primeros pobladores de Chacras y fundadores fueron: María Calero, Juan Valarezo, Gregorio Suriaga, Mercedes Mendoza, Ramón Castillo Calero, Juan José Valarezo, Honorio, Rosendo, Luis y Rosa Valarezo, Micaela Jaramillo, Elíseo Ramón, Isaías, Francisco, Jesús, Rosa y Segundo Castillo, Guillermo Benalcázar, etc.


FIGURAS CONTEMPORÁNEAS

El Dr. Lautaro Castillo Ramírez, jurisconsulto de prestigio, es la persona más representativa de Chacras y de toda la provincia. Fue representante por El Oro a la Asamblea de 1.928 y ha concurrido también a otros Congresos, antes y después del expresado año. Ha desempeñado la Gobernación de la Provincia, la Judicatura de Letras, el Juzgado de Paz y Conciliación.


DR. CARLOS NORIEGA CASTILLO

Filántropo quien dejó una cantidad apreciable de dinero para el adelanto de su pueblo. Sus obras le han consagrado los mejores recuerdos y la gratitud del pueblo.


INVASION PERUANA

El 5 de Julio de 1.941 Chacras lo mismo que Huaquillas recibió el villano ataque de los vecinos del sur. Una estructura social defectuosa de un pueblo americano, acumulado de odios, rencores y prejuicios, estrujó con su violencia de siglos a este girón de nuestra ecuatorianidad, para cultivar en él la injusticia y la arbitrariedad, un vivero de violencias y de crímenes.


Sus dignos hijos a la altura de su deber sagrado, velaron la imagen de la patria hasta el último momento, y al retirarse por el golpe del infortunio, marcaron con sangre la frontera que trataban los invasores borrarla con la virulencia de sus ambiciones.


DIVISION POLITICA DE LA PARROQUIA HUALTACO

Situado en el Estero del mismo nombre. Es Puerto menor y está habilitado para la exportación e importación. Tiene edificio aduanero g escolar. Sus moradores viven de la pesca, de los trabajos de embarque y desembarque y de la producción de sal y carbón. La sal proviene de grande yacimientos de concha que hay en los alrededores o adyacencias del poblado. Estos yacimientos constituyen una verdadera riqueza para el lastramiento de carreteras. Los moradores de Hualtaco también explotan las maderas de mangle. La población actualmente se calcula en 50 habitantes. Dista de Chacras 12 kilómetros.


H U A Q U I L L A S

A la distancia de 9 kilómetros de Chacras. Está frente a la población1 pe-ruana, de Aguas Verdes, ocupada actualmente por tropas peruanas, cuyo cuartel se halla tan sólo a 1 kilómetro de Huaquillas.


En Huaquillas está actualmente establecida la Aduana y la Comisaría de Frontera. Además tiene una Escuela Mixta. - El comercio con el Perú es muy activo; desde luego, el sentimiento de patria está pospuesto ante la idea de lucro, al llevarse estas actividades.


Huaquillas, debido al arreglo limítrofe ha quedado en una situación desastrosa, miserable y paupérrima, con escasez de agua y tierras de cultivo, porque todas las fuentes y la faja de tierra feraz, está actualmente en poder de los peruanos.


Estos pueblos fronterizos no solamente han sido víctimas de los primeros estampidas del cañón enemigo, en el aciago año de 1.941, época en la cual sus hijos pusieron su corazón y patriotismo, como barreras de frontera, para frenar el avance de una guerra destructora de la armonía y de hogares, que era el cultivo brillante de esta zona, tanto como sus mieses, sus frondosos bosques de ceibos y cocoteros. También estas poblaciones han venido lamentando, después del desastre fronterizo, el olvido y la indiferencia de parte de los Poderes Públicos; olvido e indiferencia abiertos como una fosa, en la cual se han sepultado las aspiraciones de la comunidad fronteriza.


Abatidos como quedaron estos pueblos, después del golpe de felonía y traición, no llegó como estímulo tonificante la voz estatal, para infundir respeto, ánimos y garantías ciudadanas, transportada en autoridades de espíritu ágil, humanitario y de acción grandiosa en defensa de los intereses del sector patrio. La labor del Estado no ha llegado aún para sentar una enérgica vigorización en los ánimos fallidos, para organizar con esfuerzos y capacitación la vida comarcana y dar actividad a todos los trabajos paralizados por la inercia de la tragedia fronteriza. Era un deber ineludible llevar la tranquilidad, la paz y el respeto hacia nuestros linderos patrios, con la presencia de tropas, que no se establezcan con actitud hostil, sino como cooperadoras entusiastas de la obra del resurgimiento de las poblaciones afectadas, de la agricultura y de las actividades comerciales.


Huaquillas como Chacras, viven como ese ayer aciago de la invasión, bajo la amenaza y humillación, en el olvido injusto y en las agonías de la incertidumbre de un porvenir que no lo vislumbran. Con la gravedad de estar privadas del agua para su alimentación fe higiene, de su tierra que tanto la defendieron los antepasados. La faja de tierra agrícola comprendida entre el llamado cauce seco y el de las aguas vivas del río Zarumilla, que era el legítimo lindero internacional, de acuerdo con la más recta interpretación del Tratado de Río de Janeiro, que parte desde la Boca de Capones; esta faja de tierras está en poder del Perú, y con esta tierra se han enajenado las importantes zonas agrícolas de La Delicia, La Cuchareta, Pocitos y Aguas Verdes, terrenos que fueron la vida de estos pueblos por su índice de producción constante.


Estas han sido las consecuencias del espíritu americanista que ha mantenido el Ecuador, injustamente obligado a ofrecer a más de sus vidas, las tierras de su heredad, en aras de la armonía continental y de un Panamericanismo, que no ha tenido raigambre en la conciencia continental ni reciprocidad noble de parte de las demás naciones americanas.


QUEBRADA SECA

Población que ocupa un plano pintoresco, entre dos quebradas, rodeadas de cafetales, con terrenos inmejorables para cultivos de tabaco y pastos. Con extensos bosques de madera. Es un lugar de gran porvenir económico y su resurgimiento está asegurado por las bondades de su misma naturaleza Hállase a la distancia de 29 kilómetro de Chacras.


Quebrada Seca es un lugar histórico, porque fue teatro de un combate entre tropas peruanas y ecuatorianas el 23 de Julio de 1.941.


PALMALES Está situado a la vera del camino de herradura que une a Santa Rosa con Alamor y Célica, por el Puyango. Es el sitio más poblado de la parroquia y el único que actualmente ha podido organizar su Comuna. Sus cafetales, sus terrenos para cultivo de tabaco, arroz y frutas; sus tupidas selvas cubiertas de inmejorables maderas finas, constituyen su mejor riqueza % y son la base de su futuro engrandecimiento. La distancia que separa de Chacras es de 4 kilómetros.


EL BUNQUE Y LAS LAJAS Son barrios de reducida población. Sus tierras poseen gran cantidad de maderas de construcción y son de alta calidad para toda clase de cultivos.


BALSALITO, GUABILLO, CARCA-BON Y QUEBRADA CHIQUITA


Estas poblaciones se hallaban a la orilla derecha del río Zarumilla, en terrenos excelentes para el cultivo de tabaco, esencialmente. Para Chacras hay las siguientes distancias: De Balsalito, 2 kilómetros. De Guabillo 6 kilómetros. De Carcabón, 22 kilómetros. De Quebrada Chiquita, 36 kilómetros.


CULTURA INTELECTUAL

La parroquia tiene cinco escuelas en función. Tres de ellas tienen edificios propios, nuevos, estilo chalet. Los profesores que actualmente trabajan están proclamando con sus múltiples actividades educacionales, el advenimiento de una nueva etapa de progreso, fomentando una vida de unión indiscomponible, de paz comprendida, de justicia verdadera y de trabajo fructífero. La parroquia toda está comenzando a vivir, y en este anhelo sus educadores están forjando un nuevo capítulo de enseñanzas, llevando como norte la esperanza de que el progreso de Chacras se desenvolverá pronto, porque las fuerzas del músculo y del espíritu se han coaligado fervorosamente para la gran obra reconstructiva.


PERSONALIDAD DE UN EDUCADOR

Julio M. Román A. Director de la Escuela de Chacras, es un maestro con-sagrado. Su vida profesional está nimbada de verdadero prestigio, porque ha hecho de la Escuela un centro vital, desde el cual ha salido una campaña tenaz en favor del resurgimiento parroquial. Al servicio de la educación el Sr. Román, ha puesto todo su talento, su máximo entusiasmo y toda una labor decisiva y patriótica, para iniciar en los pueblos fronterizos la reconstrucción de una vida y una cultura. Espíritu ágil e incansable en el cultivo de las letras, que desde un campo de modestia ha venido poderosamente contribuyendo, para el alza espiritual de las generaciones y para la germinación de ideales de ética y verdad.


CULTURA PROFESIONAL

A más del Dr. Lautaro Castillo, Chacras cuenta entre sus" hijos distinguidos, dentro del Normalismo al Sr. Ramón Agurto Castillo, joven maestro que se manifestó como una verdadera promesa en las filas del Magisterio orense. El 29 de Julio de 1.941 fue vi tima del bombardeo peruano a la ciudad de Machala. El Ministerio de Educación perpetuó su nombre en la Escuela Fiscal de niños de Santa Rosa, denominándola "Agurto Castillo", en vez de "José Antonio de Sucre". También el Centro Social "River Píate" de Machala, bautizó con el nombre de "Agurto Castillo" a su biblioteca.


Al hablar de la cultura intelectual de Santa Rosa, consignamos los nombres de las prestigiosas educadoras Señoritas: Teresa, Rosa y Ángela Arcaya Germán, Lastenia y Maruja Ramírez, quienes prestan sus servicios en las escuelas fiscales y en el Normal Rural de Santa Rosa. Debemos agregar, en mérito de justicia, los nombres de las inteligentes profesoras: Sofía Castillo de Zúñiga, ya fallecida, y Balbina Castillo de Agurto, en servicio. Esta pléyade vigorosa de educadores se han manifestado en todos los campos de su actividad educativa, con la obsesión profunda de solucionar el problema de la alfabetización, que como en todas partes es un yugo opresor, que hace viable la explotación inicia y el servilismo incondicional. En las labores culturales llevan como bandera la verticalidad de un deber cívico y una rectilínea consagración de apóstol, inculcando en el niño y en el joven la doctrina del trabajo, de la cultura y la libertad, como única aspiración máxima del hombre.


DON SEGUNDO ARCAYA GERMAN

El Sr. Segundo Arcaya G. cursó sus estudios secundarios en Loja. En el año de 1.944 desempeñó el importante cargo de Gerente de Estancos de El Oro. Antes fue Comisario Municipal del Cantón Santa Rosa.


En el conflicto con el Perú en el año de 1.941, el Sr. Arcaya tuvo una actuación destacada y digna de encomio, al defender su Patria, desde las trincheras del fundo "Balsalito" que es de i su propiedad, ubicada en la línea fronteriza. El Sr. Arcaya no solamente i puso la contribución personal, al igual que su hermano Honorato Arcaya, si no que sirvió a su Patria sacrificando sus bienes y la economía, producto de largos años de trabajo en la agricultura y en la explotación de maderas finas de construcción.


CULTURA SOCIAL

En la cabecera parroquial funciona el Comité "Pro Reconstrucción y Adelanto de la Parroquia Chacras", formado por los elementos más caracterizados del lugar. Este Comité viene trabajando intensamente" para dar cima a sus nobles y elevados propósitos.


AGRICULTURA

La parroquia Chacras está abarcando una zona propiamente agrícola. Sus tierras están regadas por el sistema fluvial del río Zarumilla, formado por las quebradas Pálmales y Lajas del lado ecuatoriano, y Faical del peruano. A lo largo de este río se han formado vegas de tierra ubérrima, donde se cultivan en gran escala el tabaco y más plantas anuales. Las funestas causas de la invasión peruana trajo consigo la destrucción de los pueblos fronterizos, originándose luego el éxodo de centenares de cultivadores de la tierra, hacia los centros de vida garantizada. Actualmente la parroquia Chacras, que es la zona fronteriza, está abandonada por falta de viviendas y de respaldo defensivo para las familias ecuatorianas.


El primer paso para rehabilitar la o-na fronteriza e incorporarla a nuestra soberanía, debía ser el auxilio a la agricultura, mediante los medios más aconsejados. El auxilio práctico debía ser el pensamiento generoso, llamado a presidir el resurgimiento de estas tierras, para que se eslabonen al cuerpo nacional con la energía e impulso creciente de pueblo viril. No obstante, todavía se puede llevar la reparación justiciera, el consuelo y la revitalización a ese girón de suelo ecuatoriano, si el patriotismo oficial se tornara en una política que fuera el significado de sanidad, de salud, pan y progreso cultural, en vez de luchas antagónicas y de intereses de círculo.


La zona fronteriza es un verdadero tesoro escondido en una tierra virgen todavía, que por su feracidad y producción, se manifiesta como un simbolismo de energía vigorosa y de fecundidad singular. Estas tierras siempre han ofrecido oro a sus labradores, significado en una perenne fructificación. Y este rincón ecuatoriano, q' tentó la ambición extranjera, seguirá ofreciéndose como una madre cariñosa y fecunda, abriendo su seno de riqueza inagotable con sus tierras, ríos y montañas, alargándolo generosamente para la sustentación de sus hijos y hasta para hacer la opulencia.


Los Gobiernos aún no han palpado esta tierra con auxilios prácticos. Han viajado tan solas en alas de una propaganda sentimental y de la fantasía, para explotarla como tema de literatura ficcionistas; en vez de llegar con esfuerzos continuados, para cimentar nuestra ecuatorianidad en esos territorios fructíferos. Hacen falta servicios médicos y de higiene, servicios de comunicaciones postales y telegráficas en mayor número. Escuelas y más medios de cultura y una correcta administración pública. Especialmente, haciendo hincapié en su administración, la Tenencia Política de Chacras debe constituirse en garantía ciudadana, en centro de propaganda agrícola, arraigándose como un estímulo para atraer las familias colonizadoras. Después de la obra de vialidad, de incremento agrícola, de cultura, de defensa biológica, de administración pública y más servicios indispensables para la vida, se impone lógicamente la obra de la reconstrucción, como bandera de prosperidad fronteriza, como fundamento para el aprovechamiento de ese índice de riquezas que se hallan fincadas en sus montañas y suelo. Y para rubricar en las conciencias, mediante la repoblación, los sentimientos de ecuatorianidad en esos territorios cautivos por la ambición mezquina.


VÍAS DE COMUNICACIÓN

Chacras está comunicada con las demás poblaciones del Cantón por carreteras de verano, cuyas distancias son las siguientes: De Chacras a Arenillas 21 kilómetros ,, ,, Huaquillas 9 ,, ,, ,, Hultaco 12 ,, ,, ,, Quebrada Seca 29 ,, ,, ,, Palmales 4 ,, ,, ,, Balsalito 2 ,, ,, ,, Guabillo 6 ,, ,, ,, Carcabón 22 ,, ,, ,, Quebrada Chiquita 36 ,, ,, ,, Santa Rosa 40 ,,


La parroquia Chacras por ser zona fronteriza necesita de una mejor atención en cuanto a su vialidad. Caminos necesita Chacras, no solamente para que la agricultura reciba el estímulo de los medios rápidos de transporte, no únicamente para robustecer la unidad nacional, incorporándola a una ecuatorianidad efectiva, sino para vigilar sus fronteras y llevar su defensa oportuna, cuando nuevamente la bota extranjera trate hollar la, tierra de nuestros mayores.


El desastre fronterizo quizás se originó en la falta de buenas carreteras que enlacen a todos los puntos. Y su aislamiento y vivir primitivo actual, es la consecuencia lógica de la falta de vías de comunicación en esta zona, causa única que está también proclamando, con un grito permanente, el desfallecimiento del civismo patrio y la destrucción de la unidad nacional.


INDUSTRIAS Y COMERCIO


Hay tres industrias principales: la agricultura, la ganadería y el carbón vegetal. Por tener Chacras, además, las cordilleras de Pálmales, El Batán, El Toro, El Bunque, El Pan de Azúcar, Fogones, El Oso, El Puyango y Cañas, también se desenvuelve una industria maderera, con la explotación de maderas de construcción, tales como: el huayacán, bálsamo, laurel, palo de vaca, ceiba, ébano, fernansánchez, porotillo, balsa, guachapelí, cedro, amarillo, cañafístola, sota, pechiche, colorado. Se explota el hualtaco, maderos, faique, moyuyos y ciruelos, para labrar durmientes. El ceibo, pototillo y balsa producen una lana vegetal finísima.


En esta parroquia se podrían instalar algunas industrias, provenientes de sus materias primas vegetales, entre ellas las excelentes fibras de mocora, juncos, damajagua, pita y cabuya. Hay árboles que producen substancias tintóreas y tánicas, como el mangle, cuya madera se emplea también para la construcción de embarcaciones. Enriquecen la industria: el caucho, el condurango, a zarzaparrilla, cuacia, vainilla, coca, tagua y las cascarillas costrona y calusaya, que producen de un 6 a 10 por ciento de quininas puras. Tunales y moyu yos, que producen un jugo gomoso, que podría emplearse en defensa de la, agricultura, como medio adhesivo para extinguir las plagas.


Entre las industrias ya nombradas debemos añadir la pesquera, aunque en poca escala. Esta ocupación se ha impuesto por tener la parroquia los Esteros de Hualtaco, Robalo, Isla Seca, Cayancas, Cargaderos, El Checo y el Estero Grande que da origen a todos los , mencionados. En estos esteros se incrementa una fauna marina variada, compuesta de tortugas, lagartos, peces y mariscos (conchas, ostiones, almejas, mejillones, camarones, jaibas y cangrejos).


El comercio está inclinado solamente a los pueblos peruanos. El carbón vegetal y las producciones de la tierra, merca en el Perú y Guayaquil. La actividad comercial con el Perú ha sido siempre un tanto peligrosa para la dignidad nacional, por cuanto, el oro peruano se ha esgrimido como un medio indigno para corromper las conciencias y llamar la atención de los incautos hacia los postulados de una causa injusta.


FACTORES DE ECUATORIANIDAD Y PROGRESO EN LA FRONTERA SUROCCIDENTAL

Para la magna tarea cimentadora de la ecuatorianidad y el progreso en nuestra frontera suroccidental, no es necesario llevar únicamente hombres valerosos y de grandes energías. El móvil que llevará una ecuatorianidad firme y una repoblación eficaz, depende de tres factores: del Teniente Político del Maestra de Escuela y del Médico. La autoridad en esta zona, "destruida y abandonada, debe estar confiada en hombres de solvencia moral, que vayan a vivir en la frontera con la misión de sembrar hogares, de los cuales sean los vigilantes solícitos para su prosperidad y bienestar; previniéndoles males y mediando actos de justicia, de ayuda y estímulo para sus labores agrícolas, para que cada hombre o pueblo sea un benefactor de la Patria. Sus autoridades deben borrar en los horizontes fronterizos, toda sombra de odio y venganza, para hacer flamear únicamente los requerimientos de la solidaridad humana, la imperiosa necesidad de conectar a la familia ecuatoriana, formando una sola célula indiscomponible, que se dedique a sus obligaciones y a sus labores, con honradez, con capacidad, con inspiración, con disciplina y ansias de grandeza. El maestro es otro de los factores de evolución progresista, y en nuestra fronteras su palabra y enseñanzas de vencer el eco de reivindicación social y la robusta columna que mantenga erguida la ecuatorianidad en los linderos patrios. Su campo de acción es amplísimo, ya desanalfabetizando a lo y hijos de este suelo, e incorporándolo hacia la cultura, para conseguir la su reparación del hombre y de la raza. Ya a trasmitiéndoles las funciones que le capaciten asumir un papel decoroso y útil en la vida, y darle oportunidad para nuevas adquisiciones en el aspecto del trabajo, de la técnica y de las manualidades, de las industrias y de todo lo provechoso, para que su vivir social y económico se eleve y dignifique. Esta es la tarea del maestro de las fronteras, inspirada siempre en un deber cívico y en una consagración de apóstol. El médico es otro guía y protector que no debe estar ausente de la zona y fronteriza, tornándose en un guardián de la vida, de la salud y robustez de esta región abandonada. Es necesario que este campesinado esté encauzado por consejos útiles, a fin de refinar las costumbres y de orientarlo hacia la modernidad, en la construcción de sus viviendas, en las prácticas agrícolas y en la iniciación de nuevas industrias.


Datos Estadísticos de la Provincia de "EL ORO" DEMOGRAFIA

EXTENSION TERRITORIAL EN 1.942 6-120 kilómetros. Porcentaje 2,04. POBLACIÓN EN 1.945: 86.125 habitantes, POBLACIÓN DE LA PROVINCIA En 1.892 1.938 1.939 1.940 1941 1.942 Porcentaje 1942 32.600 74377 76.304 78370 79.950 81471 2,63 CRECIMIENTO; DE LA POBLACIÓN Población en 1.938 Crecmto. Crecmto. Crecmto. Crecmto. Crecmto. Población en % 1.938 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.943 d' Cto.

 72.272     2105       1.927        2.066        1.580       1.521     81.471     12.73.

POBLACIÓN URBANA Y RURAL DE LA PROVINCIA 1.938 1.942 Urbana-Rural Urbana-Rural 30.840-43.537 35.148-46.323 POBLACIÓN DE LOS CANTONES Cantones 1.938 1.939 1.940 1.941 1942 Machala 12.539 12.772 13.028 13.120 13.114 Pasaje 12-444 12.646 12.887 22.944 12.944 Santa Rosa 20.829 21.158 21-455 21.552 21.738 Zaruma 28.565 29.728 31.000 32062 33.070 Piñas 14.000 14.000 POBLACIÓN DE LAS CIUDADES 1.938 1.942 Ciudades Población Porcentaje Población Porcentaje Zaruma 10.056 1,03 Zaruma 12-975 1,22 Máchala 7.190 0,74 Machala 7.458 0,70 Pasaje 6-830 0,70 Pasaje 7.201 0,68 Santa Rosa 6.764 0,70 Sta-Rosa 7.068 0,67

    Piñas 2.868

POBLACIÓN EXTRANJERA EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 H- M. T. H. M. T. H. M. T. H. M. T. M M T.

   327. 39. 366     337. 45. 382   340. 47. 387.    342- 49. 391    334. 46- 380.

NACIMIENTOS 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje 1.942 3169 3.321 3.351 2.557 2.723 2,32 NACIMIENTOS LEGITIMOS E ILEGITIMOS EN LA PROVINCIA 1.938 1.942 H. M. Total H. M. Total Legítimos 994. 899. 1.893 910. 854. 1.764 Ilegítimos 670. 606. 1.276 487. 472 959 TANTO POR MIL DE NACIMIENTOS 1.938 1-939 1.940 1.941 1.942 Promedios 42,61 43,52 12,76 31,98 33,42 38,85 DEFUNCIONES 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.164 1.394-1.285 977 1.202 1.94 NACIDOS MUERTOS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940, 1.941 1.942 Porcentaje 1.942

  43		37		58		21	      12 		0,41

TANTO POR MIL DE DEFUNCIONES 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje 1.942 17,30 18,27 16,40 12,22 14,75 15,18 sucres. MATRIMONIOS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje 1.942

 436		436	        484	      349	    410 	      2,30

TANTO POR MIL DE MATRIMONIOS 1.938 1939 1.940 1.941 1.942 Promedios

 5,86		5,71	       6,18	     4,36	   5,03               5,42

DIVORCIOS EN LA PROVINCIA 1.938 1-939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje

    19		  39		37		5	   10 		     2,40

TANTO POR MIL DE DIVORCIOS, RESPECTO DE MATRIMONIOS 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Promedios 43,58 89,45 76,45 14,33 24,39 49,64 RECONOCIMIENTOS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje

  470	             694	    727	  436	         451            8,77

TANTO POR MIL DE RECONOCIMIENTOS, Respecto ILEGITIMOS 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje 368,33 522,98 534,24 542,28 470,28 487,62 LEGITIMACIONES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Porcentaje

    49      	    78	            55	         73	      117              5,79

TANTO POR MIL DE LEGITIMACIONES, Respecto de LEGITIMOS 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Promedios 25,88 38,61 27,63 41,66 66,32 40,05


ESTADISTICA CULTURAL JARDINES DE INFANTES EN LA PROVINCIA

1.938 1.939

    	Nr. de Jardines   Nr. de Prof.    Nr. de Alum.   Nr. de Jard    Nr. de Prof.

1 4 44 1 4 1.940 Nr. de Alum. Nr. de Jard. Nr. de Prof. 96 1 4 1.941 Nr. de Alum. Nr. de Jard. Nr. de Prof. 70 1 3


POBLACION ESCOLAR EN LA PROVINCIA, EN CUANTO A SEXOS 1.938 1.940 Hombres-Mujeres-Total Hombres-Mujeres-Total 5.356 5.256 10.612 5284 5.229 10.513 1.941 1.942 Hombres-Mujeres-Total Hombres-Mujeres-Total 5.646 4.893 10-539 3.710 3.667 7.377


POBLACION ESCOLAR EN LA PROVINCIA, EN CUANTO A RAZAS 1.938 Blanca – India – Mestiza – Negra – Total - %

 1.969       556         7916      171     10.612     3,56  

1.942 Blanca - India - Mestiza - Negra - Total - %

  912        381       6.016         68       7-377     2,26


POBLACION ESCOLAR EN LA PROVINCIA, SEGUN EL GRADO DE CULTURA Alfab Semialfab. Analfab. Tota Alfab. Semialfab Analfab. Total

3.070      3.179       4.363       10.612   2.368      2.303	     2706     7.377

ESCUELAS DIURNAS Y NOCTURNAS EN 1.942-1.943 Diurnas Diurnas Diurnas Nocturnas Urbanas Rurales Prediales

   16			   123	                       4                    6

Nro. de Escuelas Fiscales Nro. de Escuelas Municipales 1.938-1-939-1.940-1.941-1.942 1.938-1.939-1.940-1.941-1.942

   99    130    130    116    114 	    38      27      30     30     30

ESCUELAS PRIMARIAS DE ACUERDO Con El Nr. De PROFESORES 1.942 - 1.943 Con 1 Con 2 Con 3 Con 4 Con 5

     Profesor      Profesores     Profesores   Profesores    Profesores
         130	                                   2	      4                1

Con 6 Con 7 Con 8 Con más Total

  6						      6 		   149


ESTADÍSTICA CULTURAL

JARDINES DE INFANTES EN LA PROVINCIA

1.938 1.939 Nr. de Jardines Nr. de Prof. Nr. de Alum. Nr. de Jard Nr. de Prof. 1 4 44 1 4 1.940 Nr. de Alum. Nr. de Jard. Nr. de Prof.

      96			1 			4

1.941 Nr. de Alum. Nr. de Jard. Nr. de Prof.

    70			1 			3


POBLACION ESCOLAR EN LA PROVINCIA, EN CUANTO A SEXOS 1.938 1.940 Hombres - Mujeres - Total Hombres – Mujeres - Total 5.356 5.256 10.612 5-284 5.229 10.513 1.941 1.942 Hombres – Mujeres - Total Hombres - Mujeres - Total

  5.646       4.893       10-539               3.710       3.667      7.377

POBLACION ESCOLAR EN LA PROVINCIA, EN CUANTO A RAZAS 1.938 Blanca - India - Mestiza - Negra - Total - % 1.969 556 7.916 171 10.612 3,56 1.942 Blanca - India - Mestiza - Negra - Total - %

  912      381        6.016       68          7.377    2,26


POBLACION ESCOLAR EN LA PROVINCIA, SEGUN EL GRADO DE CULTURA

Alfab Semialfab. Analfab. Total Alfab. Semialfab Analfab. Total 3.070 3.179 4.363 10.612 2.368 2.303 2-706 7.377


TOTAL DE ESCUELAS PRIMARIAS EN LA PROVINCIA Años 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Nro. de Escuelas 145 164 164 151 149 Esc- Fiscales 99 99 130 130 116 114 Esc. Municipales. 38 27 30 30 30 Esc. Particulares 7 7 4 5 5


ESCUELAS DIURNAS Y NOCTURNAS EN 1.942-1.943 Diurnas Diurnas Diurnas Nocturnas Urbanas Rurales Prediales

 16 			123 			     4			     6

Nro. de Escuelas Fiscales Nro de Escuelas Municipales 1.938 -1.939 -1.940 -1.941 -1.942 1938 –1939 -1940 -1941 -1942

  99       130    130    116     114	38      27       30     30     30


ESCUELAS PRIMARIAS DE ACUERDO Con El Nr. De PROFESORES 1.942-1.943 Con 1 Con 2 Con 3 Con 4 Con 5 Profesor Profesores Profesores Profesores Profesores

  130						2			4 		1

Con 6 Con 7 Con 8 Con más Total

  6	  							    6 		    149


ALUMNOS MATRICULADOS Y CONCURRENTES EN LA PROVINCIA 1938 1.942 Matriculados Concurrentes % Matriculados Concurrentes %

      6.826	        5.027	       73,64	       6.643	           5.273      79,37


ALUMNOS MATRICULADOS POR SEXOS EN LA PROVINCIA Años 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.938 1.942 Hombres Mujeres Hombres Mujeres

  3.837	2.989                             			  3.539       3.104


ALUMNOS CONCURRENTES POR SEXOS EN LA PROVINCIA 1.938 1.942 Hombres Mujeres Hombres Mujeres

   2.852	  2175					     2.743          2.530


ALUMNOS ATENDIDOS EN COMEDORES ESCOLARES 1.939 1.940 1.941 1.942 461 500 500 0


ATENDIDOS EN EL SERVICIO MEDICO 1.938 261

ATENDIDOS EN EL SERVICIO DENTAL 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

  149	 	       50	              159	       67              177


LOCALES ESCOLARES FISCALES, EN 1.942 Propiedad del Estado En Arrendamiento Nr. Valor – Adecuados - Inadecuados Nr. – Valor – Adecuad - Inad. 13 80.000 10 3 25 797 15 10


LOCALES ESCOLARES PARTICULARES, EN 1.942 De Propiedad En Arrendamiento Nr. Valor – Adecuados - Inadecuados Nr. – Valor - Adecuad. - Inad.

3    30-000        3					 1 		     1


LOCALES ESCOLARES FISCALES, COSTO DE ARRENDAMIENTO 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 10.250 5.518 9.675 10.077 6.035


PROFESORADO PRIMARIO EN LA PROVINCIA, SEGUN TITULO 1.939 Normalistas - Bachilleres - 1a. Clase - 2a. Clase

   32 			28

3a. Clase - Sin Título - Otros Títulos - Total 78 71 7 216 1.941 Normalistas - Bachilleres - 1a. Clase - 2a. Clase

   35			25 		3

3a. Clase - Sin Título - Otros Títulos - Total

   83	                87	          2               235

1.942—1.943 Normalistas - Bachilleres - 1a. Clase - 2a. Clase 40 21 2 2 3a. Clase - Sin Título - Otros Títulos - Normalistas Rurales - Total

  109	      49	            6	                        10                235

PROFESORADOS PRIMARIOS POR ZONAS, 1.942-1.943 Urbanos Rurales Prediales Total

  106			   129	            4 			  239


PROFESORADO PRIMARIO POR TIEMPO DE SERVICIO, 1.942-1.943 Menos de 1 año De 1 a 4 De 5 a 9 De 10 a 14 De 15 a 19 De 20 a 24 52 88 45 28 11 10 De 25 años - Total

     5               239

PROFESORADO PRIMARIO POR EDAD, 1.942-1.943 De 20 años De 20 a 24 De 25 a 29 De 30 a 34 De 35 a 39 De 40 a 44

     29	          68	          59	           34	            31                  6

De 45 a 49 - De 50 a más Total 7 5 239


NORMALES RURALES, PROFESORES Y ALUMNOS 1.938 1.939 Santa Rosa - Profesores - Alumnos Profesores - Alumnos 1 10 47 10 48 1.939 1.940 1.941 1.942 Profesores-Alumnos Profs.-Alumnos Profs.-Alumnos Profs.-Alumnos 10 48 10 48 6 91 8 30 A

LUMNOS MATRICULADOS Y CONCURRENTES DE COLEGIOS, EN LA PROVINCIA 1.938-1.942

1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 % M- Concts M. Concts. M. Concts. M. Concts. M-Concts.

                 105     95       95     77     154      148	       146  118      80.82


BACHILLERES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.943

    1		     9		    		   3		   8 		   3


NUMERO DE PROFESIONALES EN LA PROVINCIA-1.941 Médicos Dentistas Oculistas Obstetrices Ingenieros Arquitectos

     5	            4                                  1                1


ABOGADOS-CONTADORES 7 3


OCHO BIBLIOTECAS INSCRITAS EN LA PROVINCIA EN 1.942 Bibliotecas Controladas en la Provincia 1.938 - 1.942 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

  1				1		   1		    1 		2	


BIBLIOTECAS FISCALES, MUNICIPALES Y PARTICULARES EN LA PROVINCIA

1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 F. M. P. F. M. P. F. M. P. F. M. P. F. M. P.

     1			1		   1 			  1		  1  1


NOTA.Estos datos son inexactos porque todos los Cantones siempre han tenido sus Bibliotecas Municipales.


LECTORES EN LAS BIBLIOTECAS DE LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.279 3.198 2.870 2.908 6.742


VOLUMENES Y VALORES DE LAS BIBLIOTECAS MUNICIPALES EN LA PROVINCIA 1.938 - 1.942

1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Volú Valor Volú Valor Volú. Valor Volú Valor Volú. Valor 561 2.527 561 2.527 561 2.527 572 2.680 2.549 8.753


LECTORES EN LAS BIBLIOTECAS MUNICIPALES EN PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.279 3.193 2.870 2 908 5.447


BIBLIOTECA PEDAGOGICA QUE FUNCIONA EN LA DIRECCION DE EDUCACION1.942

Obras Costo Nro. de Lectores 609 4.055,50 40


ORGANOS DE PRENSA EDITADOS EN LA PROVINCIA, 1.938-1.942 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

  4			 3		   4 		    		       2

Estadística Penal, Judicial y Policial


NUMERO DE JUZGADOS EN LA PROVINCIA Del Crimen Provinciales Cantonales Parroquiales 2 3 4 15


CAUSAS CIVILES INICIADAS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1 942 130 159 162 84 324


CAUSAS CIVILES DE MAYOR CUANTIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 Nr. % Nr. % Nr. % Nr. % Nr. % 130 1,97 94 1,40 112 1,40 70 0,78 225 2,39


CAUSAS CIVILES.DE MENOR CUANTIA, INICIADAS EN LA PROVINCIA 1.939 1.940 1.941 1.942 Nr. % Nr. % Nr. % Nr. % 65 0,73 50 0,60 14 0,14 99 1,0


CAUSAS CIVILES RESUELTAS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

 155			   183			   180		   166 	  287


CAUSAS CIVILES PENDIENTES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

  427			   449			   567		   720 	  748


CAUSAS CRIMINALES INICIADAS EN LA PROVINCIA

1.938	        1.939		   1.940		1.941 	    1.942
        Nr.     %	     Nr.     %	           Nr.   %               Nr.   % 	   Nr.   %

122 2,18 105 1,87 108 1,81 41 0,72 169 2,79


CAUSAS CRIMINALES RESUELTAS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1 941 1.942

  247			  189			179		    91 		     64


CAUSAS CRIMINALES PENDIENTES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

 183			 180			229		   240 	 3.337


PROCESADOS CRIMINALMENTE EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940

 Hombres     Mujeres        Hombres    Mujeres		Hombres Mujeres

111 1 154 3 99 1 Total Total Total 112 157 100 1.941 1.942 Hombres Mujeres Hombres Mujeres

    72	  	     0				   143 	6

Total Total

 72 						149


DELITOS POR LOS MISMOS NATIVOS DE LA PROVINCIA Contra la Administración Pública Contra la Seguridad Pública Nr. % Nr. %

   Contra  las Personas		                           Contra  la  Propiedad

Nr. % Nr. %

2                        0,40                                     1	                 0,20

Delitos Sexuales Total

     Nr.        %                       Nr.	%
     1          0,20                      4	0,80


ESTADISTICA POLICIAL


TOTAL DE CONTRAVENTORES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

  270			269		   550		     416 	       667


NUMERO DE IDENTIFICADOS EN LA PROVINCIA 1.936 a 1.943, avanzan a 15.766. Previsión, Salubridad y Trabajo


TRIBUNALES DE MENORES EN LA PROVINCIA, 1.939-1.943 1.939 1.940 1.941 1.942 1.943

  1			   1 			1		    1		      1

CAJA DEL SEGURO


SERVICIOS MEDICOS Y SU COSTO EN LA PROVINCIA

1.938 a 1.942 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 10.510,14 39.007,66 45.679,17 118.094,19 139.458,07 TIERRAS BALDIAS


ADJUDICACIONES PAGADAS Y GRATUITAS, DE 1.927 a 1.943, EN LA PROVINCIA

Adjudicatarios Superficie 1 83-50-00

(NOTA. La superficie está dada en hectáreas, áreas y centiáreas.)


ADJUDICACIONES DE TIERRAS BALDIAS (PAGADAS) DE 1.927 a 1.943, EN LA PROVINCIA

Nr. de Adjudicaciones Superficie Valor $

      1		       		83—50-00		167,00 


COMUNAS ORGANIZADAS EN LA PROVINCIA, DE 1.927 a 1.943 Nr. de Comunas Superficie.de Tierras Nr. de Habitantes 81 6.150 24.274


POBLACION COMUNAL EN LA PROVINCIA, ATENDIENDO AL GRADO DE CULTURA, DE 1.938 a 1.942 Total de Total de Total de Total de Total de Población Comunal Alfabetos Analfabetos Escolares Preescolares

       36.660		      16.280	        20.380           5.700         5.800


COOPERATIVAS POR CLASES EN LA PROVINCIA 1.938 a 1.943 Clase de Cooperativas Nr. de Cooperativas Nr. de Socios Agrícola de Producción y Crédito 3 52


ASOCIACIONES DE TRABAJADORES ORGANIZADAS HASTA 1.943, EN LA PROVINCIA

Gremios Sindicatos Comités de Empresa Federaciones Conf. Unes.

    9               1                      -                                    -	   1       -

Asociación de Tabaco Asociaciones Mixtas Total

      1					10 				   22


CEDULAS DE TRABAJO EN LA PROVINCIA Y GRUPOS DE ACTIVIDAD, HASTA 1.942 Grupos de Actividad Agrícola Trabajadores 181 Canteras y Pozos " 1.571 Metalurgia y Mecánica " 10 Edificación y Obras. Públicas " 92 Transportes Terrestres " 15 Navegación Interior Marítima y Aérea " 5 Comercio, Bancos, Seguros " 2 Industria Hotelera, Servicios Domésticos y Personales " 13 Madera y Afines " 25 Vestidos, y efectos de uso Personal " 24 Piel, Cuero, Caucho " 6 Industria de Alimentación, Bebida y Tabaco " 7

Grupos no Clasificados						"		24

TOTAL GENERAL: 1.975 (Constan las actividades controladas por la Dirección del Trabajo)


Situación Económica y Social

DECLARANTES EN RELACION CON LA POBLACION, EN LA PROVINCIA, PARA EL PAGO DEL IMPUESTO A LA DEFENSA NACIONAL. 1.9411.942

Población de 15 Porcennt. Declarantes Procent. Porcent. de declarantes años y más y población

  49. 208		2,81		8.941		1,67 			   18,46


DECLARANTES EN LA PROVINCIA Nr. 8 941 Porcentaje 1,67

BIENES DECLARADOS EN LA PROVINCIA Valor: 13΄754.047 Porcentaje: 1,00

RENTAS MENSUALES EN LA PROVINCIA Rentas 1'024.315 Porcentaje: 2,95

TIPOS DE RENTA MENSUAL EN LA PROVINCIA Sin rentas Menos de 100 100-199 200-299 300-399 400-499 4806 420 1.900 1.124 376 185 600.999 1.000-1.499 1.500-299 3.000-4.999 5.000 o más

    61		       16		 25		   23	 		5 


AROVISIONAMIENTO 1.942 SOLICITUDES DE IMPORTACION EN LA PROVINCIA 1.942 (Mercadería.)

Aprobadas Negadas Nr. de Solicitudes quíntales Nr. quintales 2 2.012 1 115


PROPIEDAD RURAL EN LA PROVINCIA NÚMERO Y AVALUO DE LOS PREDIOS RUSTICOS 1.938 1.939 1.940 Nr. Avalúo Nr. Avalúo Nr. Avalúo 1.294 12'090.650 1.517 12'987.200 1.844 12'939.130 1.941 1.942 Nr. Avalúo Nr. Avalúo

    2.033	  13'397.890      		 2110    13'811.190


Estadística Agrícola, Industrial y Minera de la Provincia 1.939 1.940 1.941 1.942 Producción de Bananos (racimos) 300000 250.000 55.000 Producción de Cacao (quintales) 66.000 22.700 - - Producción de Café (quintales) 24.000 24.000 - - Producción de Naranjas (unidades) 30.000 34.000 - - Producción de Tabaco (quintales) 13.514,98 22.045,04 7.320,58 3.164,80 INDUSTRIAS REGISTRADAS EN LA PROVINCIA Nr. Capital % 3 20,867.231,95 0,66 Número de pertenencias mineras en la Provincia: 9


MONOPOLIOS DEL ESTADO.PERSONAL DE EMPLEADOS EN LA PROVINCIA

     1.938					1.939 				1.940

Nr. de Renta Nr. de Renta Nr. de Renta Empl. Mensual Epl. Mensual Empl. Mensual 68 139.080 68 139.080 68 139.080 1.941 1.942 Nr. de Renta Nr. de Renta Empl. Mensual Empl. Mensual 68 139.080 66 138.120


CONSUMO DE AGUARDIENTES (en Litros) EN LA PROVINCIA 1.939 1.939 1.940 1.941 1.942 267.652 2J1.998 212246 137.377 151.864


CONSUMO DE AÑEJO "LAS PEÑAS" (Botellas) EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.256 536 326 82


CONSUMO DE WHISKY (Botellas) EN LA PROVINCIA

1.938		1.939		     1.940 	         1.941

249 47 79 7

CONSUMO DE AGUA DE COLONIA (Litros)

1.938	   1.939	  1.940 	    1.941	  1.942

355,00 354,00 340,00 250,00 46,00


PRODUCCIÓN DE TABACO EN RAMA EN LA PROVINCIA (En Libras) 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

   1.722,891    1.351.498    2.204.504    732.058      316,480


CONSUMO DE CIGARRILLOS EXTRANJEROS EN LA PROVINCIA (Cajetillas) 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 16.920 16.190 24.050 21.160 19.250


CONSUMO DE FOSFOROS EN LA PROVINCIA (Cajitas)

1.938	 1.939		1.940		1.941 	1.942
   1'072.000	1'037.000	 1.270.000     810.980       505.320


CONSUMO DE SAL COMUN EN LA PROVINCIA (En quintales) 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 10.194,27 10.932 11.640 8.160 7.228


CONSUMO DE SAL REFINADA (En quintales)

1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

     64	       36               40                6              175


Vialidad. Comunicaciones y Transportas en la Provincia

Obras Klmts. 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

		Costo 		Costo 		Costo 		Costo 		Costo

Crrta. Pto. Bolivar Sta. Rosa Arenillas 51 111.738,69 Carretera Piedras Pinas 45 495 014,83 Carretera

Piedras

Pindo 235 813.414,69 668.653,79 385.827,43 12.188,37 Carretera Piedras Buena ventura 32 482.705,48 Carretera Pasaje- Uzhcurrumi 30 136.608,42

yía Rodil 

(Carretera Sta- Rosa Río Naranjo Panupali 33 7.682,82 63.887,49 89.091,50 108.397,45 Carretera Sta. Rosa Chacras Huaquillas 43 - - 16.618,80 - Carretera Machala Guabo 30 - - 2.690,50 - Carretera Zaruma Portovelo 10 - - 17.501,90 - Ramal Pasaje Chilla - - 11.462,16 - Ramal Malvas Zaruma 5,5 - - 15.144,70 - Camino Zaruma Jubones 68 - - - - 4.469,80 Conservación gral. de caminos 183.655,82 139409,70 77-373,74 174.095,40 382.856,96 Reparación de Edificios Públicos - 4445,68 8.706,47 - 102.363,26 Casa Aduana y Muelle de Pitahaya 25.603,67 - - - - Agua Potable de Machala 188.144,04 28,00 Agua Potable de Chacras 482,60 - - - - Agua Potable de Zaruma - - 38.674,64 22. Edificios Escolares 13.292,33 518,21 Muelle de Puerto Bolívar 3.692,00 - - - - Muro de Puerto Bolívar - - - 22.388,87 Campo de Aviación de Santa Rosa - - - 5.844,60


Total de 582,5 910.155,29 965.199,10 857.296,13 762.794,50 1'341.328,43

TRABAJOS E INVERSIONES

INVERSIONES EFECTUADAS EN LAS OBRAS PÚBLICAS EN LA PROVINCIAL

1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 910.155,29 965.199,10 857.296,13 762.794,50 1'341.328,43 Número de kilómetros trabajados en carreteras en la Provincia: 250,30.


MOVIMIENTO DE CORRESPONDENCIA ORDINARIA EN LA PROVINCIA (Servicio recibido). 1.941 1.942 Del Interior Del Exterior Total Del Int Del Ext Total

   66.381	        2.444	         68.835	43.924	1.333       45.257


MOVIMIENTO DE CORRESPONDENCIA ORDINARIA (Servicio expedido.) Para el Int. Para el Ext. Total Para el Int. Para el Ext. Total

   67.479	         837      68.316	     34.880	        461           35.341


MOVIMIENTO DE ENCOMIENDAS INTERNAS

   	1.941 								1.942

Nr. de Piezas Nr. de Piezas Total Nr. de Piezas Nr. de Piez. Total

     Recibidas        Expedidas	                    Recibidas	    Expdas.
     9.560              5420  	14980            3.478       2.034	        5.512


MOVIMIENTO DE LIBRANZAS Y GIROS (Servicio expedido) 1.941 Nr. de Libranzas y Giros Particulares Oficiales Valor Total

                6.332	            124.320,96      1΄294.231,18     1΄418552,14

1.942 Nr. de Libranzas y Giros Particulares Oficiales Valor Total

            4.319	                71.540,28      901.061,39     972.601,67


MOVIMIENTO DE LIBRANZAS Y GIROS (Servicio recibido) 1.941 Nr. de Libranzas y Giros Particulares Oficiales Valor Total

             4.349	                32.824,86      1'264.500,80     1'297.325,66

1.942 Nr. de Libranzas y Giros Particulares Oficiales Valor Total

             3.500	                18.705,00           781.244,80    799.949,80


OFICINAS TELEGRAFICAS EN LA PROVINCIA Nr. de Oficinas Kilometraje 14 375

ESTACIONES DE RADIO EN LA PROVINCIA

Del Estado Comerciales Total

    2						3				   5

SITUACION FISCAL EN LA PROVINCIA (Inversiones) 1.939 1.940 1.941 1.942 3'273.266,96 2'675.086,28 2142.923,09 1'335-821,83


RECAUDACIONES EN LA PROVINCIA 1.938-1.942 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 2'227-310,39 1'073-707.09 962608,49 394.028,02 501.459,62


NUMERO DE PREDIOS EN.LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.294 1.517 1.844 2.033 2.110


IMPUESTO POR CONCEPTO DE PREDIOS RUSTICOS EN LA PROVINCIA

1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 53.501,51 55.379,59 53.622,48 54.142,44 56.440,66


AVALUOS DE LOS PREDIOS EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 12'090.650 12'987.200 12'939.130 13'397.890 13'811.190


IMPUESTO A LA RENTA EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 29.303,74 39.045,61 12829,76 3.631,93 4.692,53


IMPUESTO SOBRE CAPITALES EN GIRO, EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 1.468,99 2.354,19 992,78 1.818,46 198,00


NUMERO DE HERENCIAS, LEGADOS Y DONACIONES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942

   11			   18			9		      8 		     14


TOTAL INVENTARIADO DE LAS HERENCIAS, LEGADOS Y DONACIONES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 945.895,45 1'275.997,95 323.791,78 385-489,98 923.878,17


IMPUESTO RECAUDADO POR CONCEPTO DE HERENCIAS, LEGADOS Y DONACIONES EN LA PROVINCIA 1.938 1.939 1.940 1.941 1.942 8.041,63 7.278,19 4.441,95 471,41 - Movimiento Demográfico en 1944 Nacimientos Defunciones Varones Mujeres Índice de Totales Varones Mujeres Índice Masculinidad

  1.667       1.668           999	 3,335	      503          419          922

Nacimientos Porcentaje de Legítimos sobre el total de nacimientos. Legítimos 2.072 Ilegítimos 1.262 37,8 Matrimonios 483 Legitimaciones: 499


INCREMENTO NATURAL DE LA POBLACION EN LA PROVINCIA, DURANTEÍ EL AÑO DE 1.944 Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio

 119               151             150	   165	          234              206

Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre

 207       264             244	        213	         219                 243

Total: 2.413.


MORTALIDAD EN LA PROVINCIA 1.944 Nacidos sin vida Total Rata de Índice de Masculidad Hombres Mujeres mortalidad en los mortinatos

    27	             15	           42	           12,4                        180


DATOS GEOGRAFICOS DE MACHALA Longitud W. de Greenwich Latitud Altura sobre el nivel del mar

               79o. 56	                 3o- 17' S.	              5 metros


MACHALA. DATOS METEOROLOGICOS. TEMPERATURA DEL AIRE A LA SOMBRA (Grados, Centígrados) Media Máxima media Mínima media Oscilación Max. absoluta

  25,2	   29,7	           22,1		       7,6              34,5

Mínima absoluta 19,0

Humedad Relativa % 86 Cantidad de lluvia máxima Atmosférica Tensión vapor mensual en m. m.

       enm. m.:21,2 1.399,8

Nubosidad: 7,2 Nr. de Días: 142 De 0,10 (Datos Estadísticos tomados de! libro «EL ECUADOR EN CIFRAS»)


INVASIÓN PERUANA

PREAMBULO

Las páginas dé esta Monografía Descriptiva, se refieren a una Provincia que fue mártir y que se levantó sobre los cuerpos de sus mártires. Desde el año de 1.941, año que se caracterizó como trágico y fatal, cultivando el odio, amparando el caos, sembrando la muerte y lastimando millones de corazones blancos e inocentes. Desde ese año, que hasta en sus últimos estertores y en su negro despecho, dibujó la fiereza y levantó puños crispados en contra de los ecuatorianos, llevamos el colapso de un luto que embargó a la Patria, como consecuencia de una dolorosa tragedia. Y este luto y laceración no ha terminado. Sigue gravitando en el sentimiento nacional, traducido muchas de las veces, en palabras de viril protesta para el enemigo e histórico invasor, que mordió a dentelladas el corazón de nuestra Patria. Están en pie aún censuras acres, para los hombres que facilitaron traicioneramente la venida del encono y la saña. Hay palabras de reparos, que unen armoniosamente el dolor con la meditación; la tragedia con el estímulo de una esperanza; el infortunio con el optimismo y resuelto ánimo de luchar por el engrandecimiento de un nuevo Ecuador.


Junto al profundo dolor de la tragedia y del tiempo que sigue su marcha, con su imperturbable y frío estoicismo, con una carrera de corcel desenfrenado, o de peregrino que viaja por el camino de la eternidad, sin estación ni descanso, inalterable y preciso. Al borde de este vértigo de emociones dolorosas, ya no cabe seguir llorando. Es la hora del desbordamiento de las fuerzas del espíritu, para impulsar con viril pujanza, con, toda la acción de nuestro patriotismo y con el anhelo de nuestra ecuatorianidad, la obsesión reivindicadora y toda la promesa Creadora y de superación que nos exigen los actuales tiempos.


Bien puede ser el tiempo de admonición, de exhibir yerros nefastos, de demoler y destruir lo indigno, de descubrir la llaga purulenta de vicios que corroen la existencia de nuestra vida republicana, que han restado consistencia para hacer posible el raigambre democrático que anhelamos, y han disminuido la emoción y fuerza de creatividad. Pero dejemos estas meditaciones para que recoja la Historia, con más serenidad de ánimos, a fin de que enjuicie los procedimientos con equidad y establezca las responsabilidades, pasadas y presentes, con un fallo justiciero inexorable.


Pasada la tormenta de agresiones, debemos llevar a flor de labios una sola plegaria: el propósito reiterado de reconstruir y crear. De rehacer la Patria, propendiendo cambiar desde su base las inciertas modalidades de nuestro vivir aparentemente democrático. Principiando por hacer pura y clara la fuente de concepciones ideológicas, desde la estructuración mental de la niñez y la juventud, hasta los sistemas mismos, de nuestra política.


A continuación vamos a narrar la Historia de la Tragedia Fronteriza en 1.941, que la venimos saboreando como una amarga filosofía; acibarada de recuerdos sombríos, de acechanzas de infortunio, de desfallecimiento de ánimos y con aguijoneadas fuertes de dolor y decepción, que se ha convertido en un telón negro para la Patria y en fúnebres crespones que nos hacen cerrar los ojos en parajismos de tedio y en horas de incertidumbre, sintiendo un rubor interminable de ecuatorianidad.


En aquel año aciago, los sucesos internacionales que se desarrollaron en la frontera ecuatoriana-peruana, dieron un epílogo de dolor para nuestra Patria, como consecuencia de la congénita conducta agresiva, que los vecinos del sur, han manifestado desde hace más de un siglo, como se delata en su vivir infatigable de expansionismo y conquista en tiempo de los Incas, de la Independencia, de la Gran Colombia y de la República.


Este espíritu peruano, de agresor irreductible, demostrado con todos los países colindantes, le llevó en el año de 1.941, a perpetrar en territorios ecuatorianos, una injustificable agresión armada, ante la reprobación de la conciencia continental.


PERÚ: PAIS AGRESOR

EN EL TIEMPO DE TUPAC - YUPANQUI

Desde la época incásica, en el siglo XV, se comienza a llevar la acción delictuosa de invadir nuestro suelo. Los Incas del Perú constituían un imperio muy poderoso y civilizado, que ocupaba el actual territorio de la República del Perú. El Jefe de los Incas, llamado Tupac-Yupanqui, lleno de ambición y con un numeroso ejército avanzó por el sur y sometió a los pueblos meridionales; o sea a los Paltas de Loja. Solamente los Cañaris presentaron tenaz resistencia, logrando al principio dominar a los invasores. No obstante, en vista del poderío de los Incas, muy pronto pactaron la paz y recibieron a los extranjeros, abdicando sus legítimos derechos.


EN EL TIEMPO DE HUASCAR


Al morir Tupac-Yupanqui, le sucedió en el trono Huayna-Cápac, uno de los incas más valientes y de profundo sentido organizador. Tal como su padre, prosiguió en las conquistas, logrando formar un reino vasto y poderoso, denominado Tahuan-Tin-Suyo (los cuatro extremos del mundo) Al morir Huayna-Cápac, a los 50 años de reinado, dejó su Imperio a sus dos hijos: Atahualpa y Huáscar. El reino de Quito correspondió a Atahualpa y el Imperio del Cuzco a! Huáscar. En esta misma época Atahualpa tuvo que enfrentarse con sus pueblos de Cañar y Puná, los cuales deseaban pertenecer al Imperio del Cuzco. Sabedor Huáscar de la decisión de estos pueblos y vino en su auxilio y en contra de Atahualpa, invadiendo los territorios y presentando una batalla encarnizada a su hermano.


Como resultado de ésta fue derrotado Huáscar y hecho prisionero.


EN LA EPOCA DE LA INDEPENDENCIA (1.822)

En esta etapa de independencia de las colonias, se plantea el problema de la anexión del Estado de Guayaquil, ya sea a Colombia o al Perú. Este última país, patentiza su pretensión de poseer Guayaquil, por todos los medios; y es así que, con el pretexto de llevar las tropas peruanas, San Martín viaja del Perú a Guayaquil con varios buques de guerra, trayendo en mientes funestas intenciones: la de posesionarse del Puerto principal. Bolívar, con una profunda intuición y sospecha, se adelanta y obstaculiza los planes malintencionados del los partidarios del Perú.


GUERRA PERU -COLOMBIANA (1.858)


A pesar de que el 31 de Julio de 1.822 la Asamblea de, Representantes de Guayaquil, acordó incorporar definitivamente Guayaquil a Colombia, sin embargo, las pretensiones peruanas no se habían amortiguado en su afán de anexar Guayaquil a su territorio. En esta nueva ocasión la aspiración peruana es extremista, de anexar, además, Cuenca y las provincias de Jaén y Mainas. El General La Mar, traicionando a su país, al servicio del Perú, en el cargo de Presidente, salió desde Guayaquil hacia la sierra, concentrando tropas y sembrando la rebelión, con la idea de anexar Guayaquil y las provincias australes. Sucre interviene ofreciéndole una mediación amistosa, pero La Mar, no obstante ser ecuatoriano, rechazó todo convenio y se obstinaba en no reconocer los límites de Jaén y Mainas, y en anexar Guayaquil y Cuenca al Perú. El traidor La Mar, prosiguiendo en sus planes, invadió Loja y Cuenca y avanzó hasta el Pórtete de Tarqui, en donde se enfrentó con las tropas de Sucre.


Después de media hora de combate, la victoria ceñía cariñosamente la frente del Mariscal de Ayacucho, con la derrota de los invasores, el 27 de Febrero de 1.829. Como resultado advino el Convenio de Girón, que fue firmado en Guayaquil el 22 de Septiembre de 1.829. Con la celebración de este Tratado el Perú se obligaba a devolver Guayaquil, los territorios usurpados y a respetar los límites del antiguo Virrey-nato.

EN EL GOBIERNO DE URBINA (1.858)


En el año de 1.858 se presentó para el Ecuador una inesperada actitud del Perú, por el hecho de que el Presidente Urbina llegó a un acuerdo con los a-creedores ingleses, por el cual se entregaba a éstos, en pago de la deuda de la Independencia, una considerable extensión de territorios orientales. El Presidente Castilla del Perú se cree perjudicado con esta cesión de territorios ecuatorianos y protesta por el tratado. Después de fracasadas las conferencias de arreglos entre los representantes de los dos Estados, el Perú declara la guerra al Ecuador e inmediatamente bloquea Guayaquil, con una poderosa escuadra.


Franco en su supuesta calidad de Jefe Supremo, se atribuye la facultad de celebrar Tratados de límites y se entrevista con el Presidente Castilla para solucionar el conflicto. Las negociaciones de Franco culminaron con la celebración del Tratado de Mapasingue, en Enero de 1.860 del todo funesto y lesivo para los intereses nacionales. Con este Tratado se reconocía la Cédula Real de 1.802, a cambio del apoyo que debían prestar los peruanos par^ mantener a Franco en el Poder.


Indignado el Ecuador por el atentado insensato de Franco, confió su reivindicación en García Moreno, que a la vez auxiliado por el General Juan José Flores, dio batida a Franco y a las1 tropas peruanas, con la consiguiente expulsión del territorio nacional. Luego se unifica el Gobierno y se anula el Tratado de Mapasingue el 13 de Febrero de 1.861 . El Congreso peruano de 1.863 también ratifica su nulidad.


EN EL GOBIERNO DE ELOY ALFARO (1.910)


En la segunda administración de Alfaro se asoma la eminencia del peligro armado con el Perú, como consecuencia del problema limítrofe. Era el año de 1.910, año en que debía dictarse el laudo arbitral por parte de España. Esta resolución definitiva exasperó los ánimos de ambos países que se apresta ron a una guerra desastrosa. Una medida diplomática transitoria dejó en suspenso el desarrollo de una acción guerrera.


EN EL GOBIERNO DE ARROYO DEL RIO 1.941


La nación revoltosa del sur, que había venido sembrando el germen del totalitarismo extranjero desde años atrás, y nada conforme con las aspiraciones pacifistas del Ecuador y de toda la América, llevó la ingrata tarea de invadir las tierras de indiscutible ecuatorianidad, con toda la amplitud de su agresividad, desde el día 5 de Julio de 1.941.


Fue la tierra bendita de la Provincia de El Oro cautivada por la ambición extranjera. Tierra en donde nuestros compatriotas vertieron su sangre con su contenido de fiereza legendaria, para marcar la frontera, conmovida dolorosamente por el asalto del codicioso felón de tierras ecuatorianas. Para mantener con honor nuestra integridad nacional y contener los cascos vandálicos de las hordas que arrasaron nuestros campos. Para que no se erijan sobre sus tierras los poderes obscuros del despotismo, sino vibrantes esperanzas de renovación.


Nuestra Línea de Derecho indiscutible

En este capítulo vamos a consignar la misma relación que hicimos al principio de esta Monografía Descriptiva, al hablar de los límites en la frontera suroccidental. El río Túmbez en la costa del Pacífico constituyó, desde el tiempo de la Colonia, el límite legítimo señalado por la Corona de España, para linderar el Virreynato de Nueva Granada, al cual pertenecía la Presidencia de Quito, del Virreynato del Perú.


El Virreynato de Nueva Granada fue creado mediante la expedición de la Cédula del 26 de Mayo de 1.717, asignándole los siguientes territorios: la Provincia de Santa Fe, las de Cartagena, Santa Marta, Maracaibo, Caracas, Antioquia, Guayana, Popayán y la Presidencia de Quito con todos sus territorios.


La Cédula Real de 1.740, fue el primer documento, posteriormente, que fijó como límite natural, claro y preciso, el río Túmbez, en la costa del Pacífico. Estos límites fueron los últimos y definitivos, desde entonces para nosotros, los cuales fueron obedecidos, sancionados, ratificados y publicados en cartas geográficas por comisionados de la misma Corona de España.


Más tarde, estos mismos límites que principiaban en el río Túmbez, también fueron comprobados por sabios nacionales y extranjeros, antiguos y contemporáneos. Requena los ratifica ampliamente, a pesar de ser un enemigo influyente que tuvo Quito. Confirman también el Marqués de Selva Alegre, Humboldt, Caldas, Restrepo, Codazzi, Rocha, Lastarria, el General español Camba, el Padre Sobrevida, aliado de Roqueña, y muchísimos más hasta nuestros días. Estos mismos límites se han ratificado en el mapa de los Jesuítas, el de la Zea, el de la Rúe, el de Arrowsmith, el de Stanver; en los Atlas de Colton, de Blacke, en la carta geográfica de Villavicencio, en la de Pedro Vicente Maldonado, etc., etc.


CONTENIDO DE LA CEDULA REAL DE 1.802

Esta Cédula Real fue expedida en Madrid, el 1 5 de Julio de 1.802, y dice: "He resuelto que se tenga por segregado el Virreynato de Santa Fe y de la Provincia de Quito y agregado a ese Virreynato (el del Perú) el Gobierno y Comandancia General de Mainas con los pueblos del gobierno de Quijos, excepto el de Papallacta, por estar todos ellos a las orillas del río Ñapo o en sus inmediaciones, extendiéndose aquella Comandancia General no sólo por el río Marañón abajo, hasta las fronteras de las colonias portuguesas, sino también por todos los demás ríos que entran al Marañón por sus márgenes septentrional y meridional, como son Morona, Huallaga, Pastaza, Ucayale, Napo, Yaraví, Putumayo, Yapurá y otros menos considerables, dejan de ser navegables; debiendo quedar también a la misma Comandancia General los pueblos de Lamas y Moyobamba, por confrontar en lo posible la jurisdicción eclesiástica y militar de aquellos territorios".


"A cuyo fin os mando, que quedando como quedan agregados los gobiernos de Mainas y Quijos a ese Virreynato, auxiliéis con cuantas providencias juzguéis necesarias y os pidiera el Comandante General y que sirvan en ellos, no solo para el adelantamiento y conservación de los pueblos y custodia de los misioneros, sino también para la seguridad de mis dominios, impidiendo se adelanten por ellos los vasallos de la Corona de Portugal, nombrando los cabos subalternos o tenientes de Gobernador que os pareciere necesarios, para la defensa de esas fronteras y administración de justicia".


"Así mismo he resuelto poner todos esos pueblos y misiones reunidos a cargo del Colegio Apostólico de Santa Rosa de Ocopa, de ese Arzobispado".


"Igualmente he resuelto erigir un Obispado en dichas misiones. . . .debiendo componerse el nuevo Obispado de todas las conversiones que actualmente tienen los Misioneros de Ocopa, por los ríos Guallaga, Ucayale y por los caminos de montañas que sirven de entradas a ellos, y están en la jurisdicción del Arzobispado de Lima; de los curatos de Lamas, Moyobamba y Santiago de las Montañas, pertenecientes al Arzobispado de Trujillo; de todas las Misiones de Mainas; de los curatos de la provincia de Quijos, excepto el de en el río Bombonaza, servida por padres Dominicos; de las Misiones de religiosos Mercedarios en la parte inferior del río Putumayo pertenecientes al Obispado de Quito y de las Misiones situadas en la parte superior del mismo río Putumayo, y en el Yapurá, llamadas de Sucumbíos que estaba a cargo de los Padres Franciscanos de Popayán".


El Monarca al expedir esta Cédula llevó la intención de fomentar el arraigo de las Misiones y rechazar las irrupciones de los portugueses, que comenzaban a tomar posesiones en estos dominios. Si es cierto que Requena pidió la segregación del territorio de Santa Fe y de la Provincia de Quito al Virreynato de Lima, el Rey manifestó que segregaba del Virreynato de Santa Fe y de la Provincia de Quito, simplemente el Gobierno y la Comandancia de Mainas, agregándose al Virreynato de Lima; pero sin segregar territorios; sin satisfacer en este punto a la solicitud de Requena".


Había transcurrido medio siglo y nadie vislumbró que este documento tan insignificante, se constituyera más tarde en una bandera de falsía sobre los límites territoriales. La Cédula de 1.802, pasó desapercibida y sucumbida en la ineficacia, y si había tenido la aceptación por parte del Virrey de Santa Fe no había sido cumplida, ni ejecutada, por la misma imposibilidad física que ofrecía tan vaga demarcación, lo que probaba una vez más que no estaba destinada a enajenar territorios.


EL PRIMER INTENTO DE USURPACION, (1.822)


Afianzada la independencia del Perú el 28 de Julio de 1.821 bajo los auspicios del General San Martín y con el auxilio del Libertador, iba poco a poco constituyéndose en un país libre y autónomo. En 1.822 era ya un Estado de vida embrionaria, pero aún sin personalidad internacional y sin la capacidad suficiente para adquirir derechos, poseer territorios e impedir que otros adquieran.


Durante este mismo año expide un Decreto convocando a elecciones para Diputados' a la Constituyente, incluyendo los territorios de Mainas y Quijos, en calidad de peruanos. Colombia protestó por aquella injusta inclusión de territorios, que el mismo Perú había reconocido ser de Colombia. En esta vez el Perú acepta el reclamo y rectifica el Decreto.


NUEVA USURPACION (1.826)


En 1.826 el Perú convoca a elecciones incluyendo Jaén y la banda de Mainas a la derecha del Marañón, repitiendo el mismo error o mala fe de su Presidente Trujillo en el año de 1.822. El Ministro de Colombia en Lima protestó enérgicamente por este desacato, que fue el origen para las rivalidades de siempre entre los dos países.


En este mismo año el Perú pidió un Obispado con jurisdicción en Mainas; Colombia vuelve a protestar, pero no obtiene la restitución de las provincias de Jaén y Mainas usurpadas por el país agresor.


PRETENSION PERUANA EN EL AÑO 1.827

Conseguida la usurpación de Jaén y Mainas el Perú, trató de anexar Guayaquil y Cuenca a sus territorios, idea que la había mantenido a raíz de su independencia. Con este propósito invade el Puerto de Guayaquil y avanza con fuerzas terrestres al interior del país, apoderándose de las indefensas provincias de Loja y Túmbez, y penetrando a Cuenca se sitúa en las llanuras del Portete de Tarqui, en donde se encontró con los soldados de Sucre.


BATALLA DE TARQUI

El 27 de Febrero de 1.829 en los riscos del Pórtete de Tarqui, fueron vencidas las huestes del Perú por los colombianos, en cuya acción heroica y gloriosa recibieron el castigo merecido a su felonía y traición. Como consecuencia advino el Convenio de Girón.


CONVENIO DE GIRON

Colombia siempre hidalga y fraterna, en vez de imponerse con el rigor del derecho del triunfo que le asistía, extendió noble y generosa la mano al enemigo y lo llamó hacia la concordia y armonía internacional, para celebrar un Tratado de Paz, Amistad y Límites en ese mismo ciño. Celebrado el Tratado de 1.829, y luego de ser aprobado por el Congreso peruano el 26 de Octubre del mismo a-ño, ratificado y canjeado en el mismo mes; ambos países reconocían como límites de sus respectivos territorios, los mismos que tenían antes de su independencia los antiguos Virreynato de Nueva Granada y el Perú, en que reconocían como línea divisoria siguiendo el río Túmbez desde la costa del Pacífico.


Una vez cumplidos los requisitos legales que hacen de estos altos documentos un Título perpetuo e inmutable, los dos Gobiernos, por intermedio de sus representantes: el General Mosquera, por Colombia; y el Dr. Carlos Pedemonte, por el Perú, suscribieron el Protocolo de Paz, Amistad y Límites en Lima el 11 de Agosto de 1.830.


LA CEDULA DE 1.802, CABALLO DE BATALLA POR PARTE DEL PERÚ

A pesar de que en el Protocolo Pedemonte-Mosquera acepta el Perú la línea Túmbez-Marañón, objetando ligeramente los límites sobre el territorio de Jaén, empero ya comienza a columbrarse el fantasma obsesionante de la Cédula de 1.802.


En un terreno de inconformidad vivió el Perú hasta que en el ano de 1.853, creyéndose fuerte sacó por primera vez su caduca Cédula de 1.802, y enarbolándola como bandera emprendió en una conquista desenfrenada.


Desde este año comienza en la delictuosa empresa de burlar el solemne compromiso, jubilosamente acatado por ser Derechos legítimos. Su política ambicionista lleva la ingrata tarea de echar sombras sobre argumentos claros de la Historia y a negar a la luz del día los respetables compromisos contraídos. Se empieza a sostener la caducidad del Tratado del 29, y se desplaza una acción de falsía, a cuyo amparo se invade y se usurpa los territorios ecuatorianos. El efímero documento, llamado Cédula de 1.802, era simplemente un caballo de batalla sacado por primera vez en el año de 1.853, para justificar posteriormente todos los actos de pillaje por parte del Perú.


Con la invocación de la Cédula de 1.802, el Perú rompe todos los títulos respetables y respetados por la América Latina. Cancela las obligaciones de Tarqui y de Girón. Niega el Tratado de 1.829. Desconoce la Historia y abandona el derecho, la buena fe pública y la dignidad, para erguirse como juez albitrario y adjudicarse heredades ajenas.


Con este pretexto indigno y tomando a la Cédula de 1.802 como escudo para proteger la hipocresía y SJÍ conducta de agresor, comete toda clase de atropellos y depredaciones en territorios ecuatorianos, hasta culminar en un doloroso epílogo para nuestra Patria en el año de 1.941, en que el Perú hizo aspaviento de su poderío bélico y de un espíritu de agresor obstinado, invadiendo la Provincia de El Oro.


A V A N C E S P E R U A N O S 1.822-1.853

Desde el año 1.822 el Perú comenzó a hacer sus penetraciones en nuestros territorios, pese a las protestas que encaraban el atropello. Estos avances siguen un curso ininterrumpido hasta culminar con la invasión del Oriente ecuatoriano en el año de 1.853. Como resultado de la invasión funda un Departamento fronterizo con Loreto, hasta los límites con el Brasil, tomando todos los territorios del Sur y Norte del gran río Marañón y los que desaguan en él, especialmente el Guallaga, Santiago, Morona, Pastaza, Putumayo, Yapurá, Ucayali, Ñapo, Yaraví y otros.


1.875

En el año de 1.875 el Perú lleva sus exploraciones en el Morona, hasta muy cerca de Macas. Estas nuevas incursiones sobre territorios ecuatorianos llevaban el nombre de exploraciones científicas y comerciales. Con esta fingida conducta el Perú avanzaba burlando el derecho internacional y el respeto a la propiedad.


1.894

Hasta el año de 1.892 nunca el Perú había ejercido autoridad alguna en el Napo. Y si había llegado a Iquitos, no avanzó a aguas del Ñapo. Más en el Tratado Herrera-García de 1.894 se alega como título de propiedad la ocupación indefinida en el Napo, y reclama como suyo los territorios comprendidos desde la boca del Pastaza hasta Pinches y Andoas. Por el Este toda la orilla amazónica hasta Tabatinga y algunas o-tras fundaciones que se habían establecido a orillas de los afluentes septentrionales.


1.901


En 1.901 invade el Napo a pesar de que el Perú había declarado respetar el Statu Quo y el firme acatamiento; a los Pactos Públicos. El Ecuador protesta enérgicamente por él arrebató de las tres cuartas partes de nuestro Oriente. Pero el Perú niega y manifiesta cada vez, más lealtad a los compromisos contraídos.


Como muy bien se ha dicho, esta ha sido la indecorosa política peruana, de seguir avanzando sobre los territorios litigio, mientras que por otro lado, esgrime hábilmente una diplomacia florentina, rehuyendo de la discusión y presentando excusas. Con promesas firmes de no quebrantar los Tratados y el Statu Quo, pero fundando nuevos puntos de límite provisional, Cambiando mapas, que señalan la usurpación y las proporciones de avance conquistador.


La Tragedia en la Frontera Suroccidental Primeros Síntomas


1.940

Los últimos días del año de 1.940 tienen para los ecuatorianos el eco fatídico de incursión peruana a nuestro Oriente, por la región de Nangariza y con pretensiones de avances por la zona del río Zarumilla. Los corresponsales de la Prensa en la ciudad de Machala y en otros lugares de la Provincia de El Oro, dieron a conocer los preparativos militares que hacía el Perú para consumar un hecho de sangre y fuego en las fronteras patrias.


Nuestros pequeños destacamentos militares, lograron frustrar un tanto las premeditaciones agresivas del Perú, así como vino a amortiguar los ánimos, la designación de Comisiones que se dedicaron a señalar la línea de facto en el Zarumilla.


1.941

El 4 de Enero de 1.941 se denuncia el paso de aviones peruanos sobre las poblaciones orenses, seguramente en vuelo de reconocimiento. El destacamento ecuatoriano de Corral Viejo, en la región de Nangariza, es atacado sorpresivamente por fuerzas del Perú. El 5 del mismo mes/ se repite este acto de agresión en la frontera sur.


En Abril de este mismo año, desde la ciudad de la Paz (Bolivia) comunicaron la salida de varios batallones acantonados en el Cuzco y en Arequipa, con dirección a la frontera norte, presumiéndose que era con el fin de reforzar las guarniciones peruanas en la citada frontera. este mismo mes y a-ño, el Corresponsal de "El Telégrafo" en Huaquillas, informó a su periódico la llegada a Túmbez del Estado Mayor peruano, con todos sus componentes; de los batallones que habían sido' situados en las poblaciones fronterizas, cuyo total ascendía a 13.000 hombres, y de los elementos con que contaba para el ataque.


El Comandante Víctor M. Naranjo, Cónsul del Ecuador en Paita, informó, así mismo, acerca de estos preparativos militares y del propósito que tenía el Perú para invadir el territorio ecuatoriano. Más, el, Gobierno de Arroyo del Río y el Estado Mayor nuestro, cierra los ojos a la realidad y no da crédito a estas noticias que tenían por objeto dar la voz de< alarma al País.


ECUADOR PACIFISTA

Ante la presión inaudita de atropellos que recibía nuestro país de parte del Perú, y haciendo oportunidad esta situación, el Ecuador dio al mundo una nueva prueba de sinceridad y decisión pacifista ecuatoriana. En los primeros días de Abril, nuestra Cancillería dirigió un Mensaje a todas las Naciones de América, expresando de que, con motivo del decoroso Acuerdo a que hab llegado Colombia y Venezuela, Panamá y Costa Rica, en el arreglo de su pleitos limítrofes, el Ecuador reiteraba su voluntad para llegar con el Perú a solucionar su diferendo, que era el único que ensombrecía aún la confraternidad del Continente. Pero esta voz que mereció el aplauso de todas las Cancillerías americanas, indignó al Perú, levantó más los ánimos de injusticia y se cometieron nuevas agresiones a nuestra frontera, como revelación Inequívoca de las intenciones de mala fe que alimentaba, el Perú, desde hace más de un siglo, y como respuesta elocuente de su negativa para llegar a un acuerdo amistoso.


LA LINEA DE FACTO EN ZARUMILLA

A medida que Ilegal situación internacional, es obvio manifestar de que la marcha de las conversaciones de los Comisionados para señalar la línea de facto en el Zarumilla, tenían sus dificultades, precisamente por las consabidas evasivas y objeciones que siempre ha puesto el Perú al momento de llegar a un acuerdo decisivo sobre límites territoriales. A esto se debe agregar que su actitud hostil estaba afianzada en la fuerza de una inmigración clandestina japonesa, negociada por el Ministro de Guerra, General La Fuente, en tiempo del tirano Benavides, para que la llamada Quinta Columna Japonesa, se organizara, engrandeciera y armara en el Perú. Esta fue una denuncia hecha por un alto Oficial peruano, el Comandante de Aeronáutica José Estremadoyro. A los pocos días de esta denuncia, un militar ecuatoriano también denunciaba una extraña actitud observada en elementos peruanos, japoneses y alemanes, en sus trabajos de mediciones, de levantamiento de planos en los puntos más estratégicos, y en el afán de tomar fotografía de toda la costa ecuatoriana.


Todo aquello demostraba los preparativos para llevar una guerra sin declaración osea propiamente una agresión.


LAS TRES NACIONES AMIGAS ARGENTINA, BRASIL Y ESTADOS UNIDOS

El 8 de Mayo las naciones de Argentina, Brasil y Estados Unidos en su justo afán de cooperar al mantenimiento de la paz en el Continente, ofrecen su mediación en la disputa de límites, expresando que la permanencia de cualquier situación que pudiera lesionar las relaciones entre el Perú y el Ecuador, disminuía y socovaba la fuerza de la solidaridad del Continente. Nuestro país aceptó jubiloso esta oferta tripartita y la prensa nacional, así como los círculos diplomáticos aplauden fervorosamente este gesto dado por las naciones amigas; a la vez que, insinuábase que el Perú contribuyera con americanista para llegar a un Acuerdo decisivo y decoroso.


El Perú manifiesta indignación el ofrecimiento de los amistosos servicios por parte de las tres naciones. La voz oficial de su Cancillería fue vertida en los siguientes términos: Que el Perú aceptaba la acción tripartita para resolver la cuestión limítrofe, pero que no admitiría una controversia sobre la nacionalidad de las provincias que lo integraban desde hace 120 años. Mientras la Cancillería hacía esta declaración, la prensa limeña atacaba rudamente a los países mediadores y tergiversaba, a su antojo los motivos de la Mediación, calificándola de extemporánea y excitando los ánimos del gobierno peruano, manifestando de que el Perú no debía abandonar su tesis, diciendo que el problema fronterizo era puramente un arreglo de línea divisoria, y que, en tal virtud, jamás debía renunciar las ciudades y territorios ocupados.


ARGUCIA Y ARDIDES DIPLOMATICOS, A UZANSA NAZI

Como siempre el Perú, manifiesta ahora también su vieja táctica política: pleitea, huye de la discusión, alega, lanza la piedra y esconde la mano. Finge ser pacifista y dice a las naciones mediadores que aconsejen calma al Ecuador, mientras que por otro lado, asume una actitud agresiva y lleva el afán de obstaculizar la labor de Estados Unidos, Argentina y Brasil, manifestando de que el Perú no había deseado su mediación y que su respuesta debía considerársela en forma de invitación para que desistieran de su oferta amistosa. Lo que quería el Perú era ensayar en carne ecuatoriana su ejército apoyado por los japoneses, y anotarse una victoria que jamás la había obtenido. En todo momento el Perú trataba de herir la susceptibilidad de las naciones amigas, habiendo declarado la prensa peruana, de que el sorpresivo y extemporáneo ofrecimiento llevaba el peligro para la integridad territorial del Perú, insinuando a su gobierno, la no aceptación de invitaciones extranjeras en los asuntos limítrofes.


Ante tamaños absurdos, la Cancillería brasilera declaró, que la acción tripartita se había inspirado en el más sano panamericanismo, y que era un desconocimiento desvergonzado del Perú admitir parcialidad o intenciones remotas a su llamamiento. Por su parte Cordell Hull, declaró, que la Nación del Norte no había ofrecido sus buenos oficios para el arreglo de límites con miras de obtener bases navales en Galápagos, a cambio de dos guardacostas que cedería al Ecuador. Pues esta era la afirmación peruana, con fines de tergiversar malévolamente los trabajos de la Mediación. El mismo país del Norte, paralelamente a sus declaraciones sinceras, ofreció enviar un pliego de sugestiones, acerca del método más práctico para hacer viable y asegurar las negociaciones limítrofes entre los dos países. El Ecuador aceptó de inmediato, pero el Perú rechaza las conversaciones y presenta un alegato contradictorio a su política y actitud agresiva, el de suscribir un instrumento político, que dizque, asegure la paz entre los dos países. La prensa limeña, a la vez, vomitaba fuego con sus comentarios adversos a la mencionada nota, protestando por la insistencia que hacían las naciones mediadoras,, con el fin de conseguir una solución pronta y equitativa a la controversia, e irritándose por las fórmulas de arreglo que presentaban los representantes de los países mediadores; toda vez que, según afirmaba, el Perú había declarado categóricamente no admitir discusión sobre territorios ocupados.


EL PERU PLANEA LA AGRESION Y MOVILIZA FUERZAS A LA FRONTERA NORTE

Mientras las declaraciones escritas del Perú, manifestaban el deseo de suscribir un instrumento político, para liquidar la disputa limítrofe; a espaldas de los mediadores, la respuesta efectiva peruana consistía en una movilización completa de material bélico motorizado, carros blindados y tanques con dirección a Talara, para el abastecimiento de un fuerte contingente de tropas que se habían situado en la zona fronteriza. Un sistema nazi se había puesto en plena práctica por parte del Perú. Porque por todos los órganos de publicidad peruana, se hacían reiteradas solicitudes a la concordia, a la amistad, a la paz y a la no agresión; mientras que un ejército numeroso cubría íntegramente a lo largo de la línea fronteriza, listo para lanzarse al ataque.


EL ECUADOR, PONIENDOSE DE PIE, SE APRESTA A LA DEFENSA NACIONAL Y A FRENAR LA INJUSTA AGRESION PERUANA

Los actos de depredación que comenzó a desplazar el Perú en territorios de nuestra soberanía nacional, hizo vibrar el sentimiento patriótico de los ecuatorianos, el mismo que se desbordó incontenible por las calles de las ciudades, en forma de imponentes desfiles que protestaban por los cobardes atropellos. Miles de jóvenes, que desde ya sentían una laceración profunda, desfilaban hacia los cuarteles, para recibir la instrucción premilitar y formar el contingente de Guardias Civiles Nacionales, convocado por un especial Decreto Gubernamental para el efecto. En este mismo tiempo se exaltó aún más el patriotismo ecuatoriano, ante las noticias oficiales enviadas desde Washington, dando a conocer que el armamento bélico peruano se había incrementado con la adquisición de material de guerra por un valor de 524.000 dólares, lo que demostraba palmariamente la intención de agredir al Ecuador.


Ningún rincón del Ecuador se cruzó de brazos ante el peligro que ensombrecía a la Patria. Los Concejos Municipales, tantea como los ciudadanos se levantaron como un solo hombre al servicio de la defensa nacional. El peligro de la Patria fue un poderoso acicate para aprestarse a frenar las incursiones y hacer respetar los derechos nacionales. Nobles gestos de desinterés y a centrado patriotismo se sucedieron con la donación de fabulosas sumas de dinero. El Concejo Municipal de Quito sobresale con su ofrecimiento de un millón de sucres, y el de Ambato cristaliza su amor a la Patria y hace; ostensible el dolor, poniendo a disposición de la defensa nacional todas sus rentas y propiedades.


El Perú ataca sorpresivamente e invade los Territorios Ecuatorianos

El Perú desoyendo las insinuaciones pacifistas del Continente, llevó todo su espíritu de agresión sistemática hacia nuestras fronteras, para trocarlas en campo del más violento y aterrador certamen ideológico. Se lanza a una lucha de la Fuerza contra el Derecho, de la Tiranía contra la Libertad y de la Barbarie contra la Civilización. De pueblo armado contra la existencia de un pueblo pequeño y desmilitarizado.


Desde el día 5 de Julio ataca despiadadamente a los pequeños destacamentos ecuatorianos de Huaquillas, Chacras, Balsalito, Guabillo, Carcabón y Quebrada Seca, poniendo en la práctica todas sus fuerzas bélicas de infantería, artillería y caballería, y una enorme aparatosidad belicosa de tanques, morteros y aviones.


Los días seis, siete y ocho la agresión continúa lo largo del río Zarumi-11a. El Ecuador denuncia al Continente de los atropellos inauditos y protesta enérgicamente ante el Perú. El Perú, a la vez, cumpliendo fielmente los métodos nazis y planes premeditados, acusa al Ecuador de agresión, y descaradamente protesta por ello.


Entre tanto la mediación tripartita, no había descansado en su labor, y ante los graves acontecimientos que se desarrollaban en la frontera, pidió al Ecuador y al Perú accedieran a retirar sus ejércitos a 15 kilómetros de cada lado de la frontera. Esta nueva medida conciliatoria era impartida el 9 de Julio. La Cancillería Ecuatoriana dio de inmediato su aceptación al memorándum de los mediadores, mientras que la de Lima continuó movilizando tropas a la frontera y llevando mayor número de ataques en el Oriente y Sur, sobre los puntos vulnerables; construyendo fortificaciones y trincheras y concentrando prisioneros civiles y militares en campos, donde se puso en práctica métodos de tortura idénticos a los de refinada crueldad en el nazismo europeo.


En esta misma fecha de agresión pruana, viajan los delegados especiales del Perú y Ecuador, Dr. Carlos Concha y Homero Viteri Lafronte, respectivamente, con el objeto de exponer ante el Presidente Roosevelt, la delicada situación fronteriza.


Pasados algunos días el Perú da respuesta favorable a las naciones mediadoras, sobre la petición del retiro de tropas a 15 kilómetros de la línea llamada de Statu Quo de 1.936, pero subordinándola respuesta definitiva a las satisfacciones que el Ecuador debía darle sobre el retiró del escudo peruano de la Casa de su Consulado en Guayaquil, verificado por hombres del pueblo. Aclara además, que tal medida debe referirse únicamente a la desmilitarización de la zona convulsionada,y tomársela como para promover la cordialidad alterada por los acontecimientos insospechados. A pesar de haber estado resuelta esta nueva gestión, el Perú sigue burlando toda intención encaminada a allanar las dificultades. Desde el 19 de Julio continúa en sus preparativos y ataca de, inmediato a la isla Matapalo, Rancho Chico, en la frontera suroccidental y a Macará en el Sur. Asesina al personal de la Cruz Roja, violando los más ele-mentales principios internacionales y se desplaza como una lava de intransigencias y tiranías en franco atropello a las normas y requerimientos más sagrados de la América Latina.


Como los acontecimientos fronterizos se venían sucediéndose con caracteres de gravedad, el Gobierno Ecuatoriano invoca el patriotismo y hace un llamamiento a los ciudadanos ecuatorianos nacidos en el lapso de 1.916 al 19, mediante un Decreto de fecha 24 de Julio, a fin de se incorporen al servicio activo de las armas y formen filas de defensa nacional. El Perú protesta por esta simple medida de previsión nuestra y denuncia a la América, con el alegato infantil de ser objeto su país de agresiones por parte del Ecuador.


El día 25 de Julio se recibió el pedido tripartito de la cesación, de hostilidades, al que inmediatamente accedió el Ecuador, lo mismo que el Perú. El 26, el Gobierno Ecuatoriano da orden terminante a las tropas fronterizas, para que cesaran los fuegos, confiado en la buena fe del gobierno peruano. Pero la aceptación peruana fue una medida falaz y una táctica de política desvergonzada. Protegido por la sombra de una tregua el Perú procede a bombardear las indefensas poblaciones civiles. El 29 ataca sorpresivamente a las poblaciones de Machala, Santa Rosa y Puerto Bolívar, dejando en las calles tatuajes de sangre inocente. Destruye los hospitales, iglesias y escuelas y arroja sobre Guayaquil hojas volantes, incitando la rebelión contra el Gobierno, como para cumplir su funesto plan de dividir las filas y los esfuerzos de defensa nacional y pescar el objeto de sus ambiciones en río revuelto.


UNA NUEVA TREGUA

Una nueva cesación de hostilidades fue pactada para el 31 de Julio a las 6 de la tarde. El Perú finge por segunda vez y acepta hipócritamente las gestiones tripartitas, que era el anhelo encarecido del Continente para el advenimiento de la paz. Viene una nueva tregua como la primera, que sirvió también para las maquinaciones innobles del país vecino, como para recobrar impulso y saltar como serpiente venenosa sobre la inocente víctima.


31 de JULIO de 1941

El día se rasgaba trayendo un manojo de luz en sus auroras y un cúmulo de anhelos de paz. El sol se asomaba en el cielo con un himno vibrante de colores y con una policromía epinicia. Los rostros abatidos van a sonreír, porque ya el cañón homicida debía callar para siempre con su eco de tragedia y dolor. Centenares de familias que habían huido al campo por los primeros ataques armados, regresaban presurosas muy de madrugada, cuando aún bajo las muertas hojas caídas de los árboles, había entre los insectos estremecimiento de alas y entre las ramas zanqueando comenzaba el gorgeo. Nada hacía presumir el avance de una tragedia. Los parques y las calles yacían mudas sobre el vértigo de una superficie calcinada, y en los balcones la soledad y el silencio habían estado tejiendo un madrigal de finísima seda. El día iba dejando caer su telón gris y en los horizontes comenzaban a temblar pálidas luces. En todos los hogares había renacido el bullicio alegre y por las calles comenzaba otra vez a rodar la actividad humana. Nadie debía temer ni sospechar nada.


Mas el enemigo había estado caminando quedamente olfateando a los pueblos de mártires y cuando calculó que su asalto debía ser seguro, se lanzó como una sombra rodante y furtiva tras una humanidad indefensa. El felino cebado en el asalto había capturado lo que ambicionaba: Machala, Santa Rosa y Puerto Bolívar y una gran extensión territorial de la Provincia de El Oro, cayeron bajo el cautiverio injusto en este día. Así el Perú consumaba un anhelo de agresión y demostraba una vez más, una conducta que se revelaba con todos los requerimientos que hacían las naciones americanas para liquidar las rivalidades. Así el Perú se retrataba como mendaz y traicionero, por sobre todas sus pro-mesas y declaraciones de acatamiento firme a sus compromisos.


Un Ecuador agónico vuelve a protestar ante la América y exige fe cesación de hostilidades y el pacto de una tercera tregua. El Perú creyéndose ya superior en poder combativo pide, por intermedio de los mediadores, la» realización de un acto muy humillante para el Ecuador: la derogación del Decreto Ejecutivo del 24 de Julio, mediante el cual se llamaba a las armas a la juventud ecuatoriana.


Esta nueva imposición peruana significaba un acto de atropello a la soberanía nacional; sinembargo, los Mediadores acogen estas sugestiones del agresor y hacen presión para que nuestro país acepte. El mismo día 31 de Julio se derogaba este Decreto por voluntad del Perú. Como si todos estos actos de flamante agresión a nuestro país, no fueran suficientes para saciar la ambición peruana, continúa este país atacando a las guarniciones ecuatorianas, haciendo abstracción de todas las normas de derecho internacional, y al mismo tiempo, envaneciéndose de hacer caso omiso a las naciones mediadoras.


El 1°. de Agosto, luego de ser ocupada Santa Rosa por tropas de asalto, incendian la ciudad. En esta misma fecha y día, a las 5 de la mañana, fueron atacadas sorpresivamente, por fuerzas peruanas, los destacamentos ecuatorianos de Yaupi y Santiago y agredida la guarnición de Puerto de Vencedores, en el río Curaray.


El 3 de Agosto, a las 4 de la tarde, las fuerzas peruanas ocuparon la ciudad de Pasaje. Simultáneamente, los días 1, 2, 3, 4 y 5 de Agosto las fuerzas peruanas avanzan a lo largo de la orilla izquierda del río Jubones, llegando hasta Casacay; la marcha fue precedida por el vuelo de aviones de reconocimiento.


El 3 y el 6 de Agosto, ataca el Perú a las guarniciones ecuatorianas de Chito y Zumba en la Provincia de Loja.


El 7 se tiene noticias de que las fuerzas peruanas atacaron y ocuparon los territorios adyacentes de Curaray y Tarqui.


Los días 7, 8 y 9, aviones peruanos continúan incursionando y avanzan hasta el campo de aviación de Cuenca.


El día 8, a, las 17 y 30, tropas peruanas ocuparon la población de Piedras y el Guabo. En esta misma fecha, las patrullas efectuaban el reconocimiento del camino Pasaje-Girón hasta Sarayunga.


El 10 de Agosto las tropas peruanas resuelven forzar el paso del río Zapotillo. La guarnición ecuatoriana impide el avance con un combate de dos horas. Al día siguiente se reanuda el ataque hasta tomar la población de Zapotillo el día 12 de Agosto.


El 11 de Agosto a las 4½ de la madrugada, la guarnición ecuatoriana de Rocafuerte fue atacada por la peruana de Cbo. Pantoja, con barcos de guerra y aviones. Después de un corto combate fue ocupada la población por las fuerzas agresoras.


El 18 fue atacada y tomada la pequeña guarnición de Huachi sobre el Pastaza.

El 26 de Agosto, atacan los peruanos a la guarnición de Chapiza.

El 28, lanchas cañoneras peruana» disparan sobre la población de Puntilla, en la boca del río Pagua.

El 7 de Septiembre, las fuerzas peruanas atacaron la guarnición de Buenaventura, siendo rechazada esta agresión con grandes bajas en el enemigo.

El éxodo de millares de civiles ecuatorianos


En tanto que el cañón enemigo mordía sádicamente las carnes de inocentes víctimas, y los pavorosos incendios, a-tizados por manos criminales, lamían la dulce morada de los orenses, tiñendo los horizontes con una tenue vislumbre áurea y roja, había también comenzado el desfile de hombres, mujeres y niños, pon entre las cortinas de humo y a través de senderos fragosos, en medio del hambre y de la sed.


Miles de compatriotas salían huyendo hacia las ciudades, precipitándose por entre la maleza salvaje de las montañas, que azotaban los cuerpos con sus fauces verdes de espinos. Los pies sangrantes de ancianos y niños, dejaban su huella de peregrinación dolorosa, al a-travesar la naturaleza inclemente. Los pantanos y las tembladeras, besaban con su quietud solemne las plantas doloridas, lamiendo sus desgarraduras. En tanto que sus linfas retrataban la laxitud de esos hombres. La metralla enemiga rastreaba con su olfato de acero el camino que seguían nuestros hermanos. Cuadros de verdadero patetismo se hincaban en medio de las malezas del trópico, con la caída de mujeres grávidas; con el rodar de cuerpos hacia la arcanidad del abismo y en las corrientes estrepitosas de ríos que se llevaban sobre el vértigo de una carcajada turbia, al hijo idolatrado, al padre cariñoso y a la madre sacrificada. La desesperación de los niños y de los ancianos salía en gritos, hiriendo la virginidad del silencio de las montañas. El llamar incesante de la madre perdida, del niño agonizante, del padre prisionero y del soldado que se debatía en su propia sangre, repercutía en la selva, remontándose un eco de dolor que llegó hasta las hospitalarias ciudades del país, con un acento de piedad.


Llegaban los deportados de su propio suelo hacia las ciudades, en una procesión fúnebre, furente e inedia, pero trayendo en sus frentes un gesta de patriotismo inolvidable y de franco repudio a los invasores. Abandonando el suelo y todo cuanto poseían con un impulso honorable y patriótico, antes que aceptar la complicidad de convivir con los agresores. Atrás había quedado un4cultivo de fosas arrugando la tierra.


Las ciudades ecuatorianas, movidas por un sentimiento nacional, y juntando el dolor con la voz implacable de condenación para los agresores, surgieron vigorosas para castigar a los traidores de la paz continental; a la vez que, sintiendo en propia carne el dolor de los hermanos refugiados, se exaltaron las más nobles virtudes de patriotismo, de caridad y de fervoroso anhelo, para calmar la nostalgia y el dolor de un pueblo ultrajado por la bota del invasor.


UNA FIGURA ALTIVA: EL REFUGIADO ORENSE

De esa agresión surgió una figura grandiosa e imponente: el refugiado órense. Cruentas horas de éxodo interminable, a través de una travesía cuajada de sinsabores y humillaciones llevaron los hijos de El Oro, aceptando con valor la fatiga, la sed. el hambre, la caminata sin fin, la caída del desfallecimiento, la picada del insecto, las enfermedades y hasta la muerte, pero sin someterse a la insolencia del enemigo de siglos.


Los rostros iluminados por la esperanza de salvar a la sumisión denigrante, seguían impávidos ante el tableteo de las metrallas y las acechanzas del fusilamiento por las espaldas. Por los valles, las mesetas y por las altas montañas iban dejando girones de vestiduras, entre los ramajes de la selva, desde Machala y Pasaje a Tendales, después de que muchas madres caían al suelo agobiadas por el peso de' sus hijos; luego de que los hombres protestaban con vibrantes maldiciones, bajo la carga de lo poco que salvaban del hogar que quedaba en escombros.


Hacia la vera de las ciudades ilesas del ultraje, llegaba una figura humana agotada, triste, malferida, exhausta, extenuada por el hambre y la miseria, las plagas y las enfermedades, pero con el orgullo intacto, con una ecuatorianidad sentida, maldiciendo la impotencia y venciendo el destino de no someterse al invasor: era el refugiado orense, que luego se paseaba las ciudades y se lo encontraba ya en la acera de la calle, en las plazas y parques, con una figura bravía, aunque haraposa. Digna de imitarle, aunque abatida, que muchos no comprendieron que esta figura espartana de nuestra historia, era la voluntad y la ira de un pueblo, el ejemplo formidable de patriotismo y la muestra elocuente de ecuatorianidad, cien por cien; cuando al mismo tiempo, otros pusilánimes y cobardes aconsejaban al gobierno, izar la bandera blanca de sumisión para que no sufriera perjuicio el inmueble, el interés mezquino: símbolo de codicia.


Antes que se deshincharan los pies y pasaran los dolores físicos causado por la marcha forzosa. Antes que se tonificara el espíritu con la calma y la confianza, y antes que se alejara el sentimiento derrotista y el sobresalto de e-mociones de fuga, el refugiado órense fue víctima del desprecio en algunos pueblos. La palabra refugiado comenzó pronto a significar el estigma degradante, y estos hombres que se habían tornado, por causa del gobierno, en mendicantes, fueron señalados como escorias del destino de un pueblo. Con esto recibieron los pueblos sacrificados dos injusticias: la agresión y el desprecio.


EL ACUERDO DE TALARA

Desde el día 5 de Julio la agresión peruana se realizaba sistemáticamente, y cada día que pasaba se volvía más inminente el peligro de que el invasor llegara a apoderarse de Loja y Guayaquil. El Perú iba ganando territorio, por sobre respetables convenios y acuerdo y su intención se encaminaba a señalar el río Jubones como línea fronteriza.


No obstante, la suspensión de las hostilidades acordada el 31 de Julio, el Ecuador continúa! siendo víctima de nuevos atropellos peruanos. Las fuerzas armadas peruanas atacan en Porotillos y Platanillos, para avanzar a Zar urna y Loja, pero son repelidos los ataques con desventaja para los agresores.


El Ecuador en estos trances tan angustiosos estaba solo, sin una voz de auxilio y todo requerimiento, quedaba flotando en e^ vacío. El Ecuador pedía a la Mediación que la Provincia de El Oro, sea puesta bajo la autoridad de una Comisión Internacional, pero el Canciller Aranha juzga inútil esta medida. Luego pide que un barco americano custodie el Golfo, pero tampoco consigue. Nuestro país estaba menospreciado y su situación no era considerada como un problema para la América, peormente su solicitud incansable de justicia.


LA VOZ DE UN PAIS HERMANO

Una denuncia) formidable hizo vibrar el Ecuador en todo el mundo, hecha con todos los sentimientos de un pueblo que sangró por los ultrajes recibidos, con los clamores de su patético drama que se acentuó en su suelo, con la peregrinación aflictiva de millares de inocentes ciudadanos, envueltos en la miseria y en la orfandad, despojados de sus querencias por la fuerza y el despotismo, que en el país vecino pusieron tendencias imperialistas, ejercidas en mala hora con el Ecuador. Toda esta denuncia, dolor y protesta, sólo halló eco allá, en Méjico, en donde no había muerto la dignidad, el valor, ni el honor de la verdad. Méjico habló en favor de su país hermano y con energía para los agresores. Habló con énfasis de indignación y con altivas protestas por la cobarde conducta peruana. Levantó una voz robusta de condenación ante el Continente Americano y ante la impavidez de las naciones amigas. Noble acción del pueblo mejicano que comprometió la eterna y leal gratitud de los ecuatorianos. Acción que podríamos sintetizar en estas palabras: "Sólo Méjico para los ecuatorianos".


La gran nación azteca sugirió la conveniencia de realizar una gestión colectiva de todas las repúblicas americanas para enmarcar el problema limítrofe por campos de serenidad, armonía y justicia. Sinembargo, la conducta dogmática e irreductible del Perú y su prensa, calificó esta nueva gestión como parcial, aclarando de que el pensamiento continental era otro. Simultáneamente a este llamamiento que hiciera Méjico, mediante un Mensaje, que insinuaba la conveniencia de dar término a lo controversia de dos pueblos hermanos, el Perú, como réplica, decretaba la movilización de los ciudadanos de 20 a 25 años y de las reservas al servicio activo, a pesar de que, para suscribir el pacto de cese de hostilidades, exigió que el Ecuador, previamente, derogara el Decreto de movilizado similar, dado el 24 de Julio. Serias deliberaciones se sucedían en torno a la situación neurálgica que mostraba América, en los precisos momentos que reclamaba una síntesis espiritual americanista y una cooperación conjunta para su defensa.


Y ante la presión unánime continental surgió la medida de conjurar el gravísimo peligro, de que el ejército peruano continúe avanzando sin combates hacia las ciudades ecuatorianas. Se había por fin ligado a pactar el Convenio del Talara.


Con oportunidad de este Acuerdo de desmilitarización, suscrito en Talara el 10 de Octubre, las naciones Mediadoras increpan la actitud del Perú, frente a la suspensión de hostilidades y recuérdanle su aceptación de retiro de sus tropas a 1 5 kilómetros de la línea Statu Quo de 1.936. Compromisos que los había burlado y lo presentaba como falso y abusivo.


La línea que señalaba el Acuerdo de Talara, era la siguiente: lado ecuatoriano, Punta Mandinga, Balao, Tenguel, Río Tenguel, Pucará, Hacienda Abañín, Guanazán, Buenaventura, Célica, Guayacán, Zozoranga, Cariamanga, Amaluza, Zumba y Chito. Lado peruano: Punta Arenas, Río Salado, El Guabo, Pitaviña, Limón Playas, Panupali, Puente Puyango, Quebrada1 Cazaderos, Cazaderos, El Salto, Quebrada Pilares, Río Macará, Río Calvas y Río Espíndola. No pasó una semana y nuevamente fue burlado el Acuerdo de Talara. El 1 I de Octubre las tropas peruanas avanzan hasta muy cerca de Tendales y recorrían la zona desmilitarizada, cometiendo toda clase de atropellos.


UNA ZONA DESMILITARIZADA QUEDO EN EL CORAZÓN DE AMÉRICA

Desde el 10 de Octubre de 1.941, fecha en que se suscribió el Acuerdo de desmilitarización en Talara, la América Latina siguió asistiendo en expectación al desarrollo de los acontecimientos fronterizos, donde se iba consagrando el triunfo de la tesis peruana, que era significado de hechos violentos y la proclamación del imperio de la fuerza.


Increíble era para el Ecuador, tener que aceptar por la fuerza, en su propio territorio, el baldón de una zona desmilitarizada, en momentos en que ruidosamente se proclamaba la unión, la justicia y la paz, o sea las tres columnas de un ficticio Panamericanismo, con que vive soñando la América, en el afán de condenar la fuerza y sus derivados, la guerra de conquista y la agresión.


Panamericanismo, palabra sin sentido ni concreción. Si el Ecuador se vio obligado a soportar la humillación, a abandonar el arma y alzar los brazos al cielo, en señal de rendición; mientras que en las fronteras de la Patria quedó el cañón enemigo emplazado*^ y las bayonetas caladas, no fue aquello porque las naciones habían arreglado amistosamente el litigio secular de los dos pueblos hermanos, ni mucho menos, porque había la influencia benéfica del decantado Panamericanismo. Obedeció, la actitud noble del Ecuador y su sacrificio a un imperativo de armonía continental y al deseo de mantener cohesionada la unidad espiritual de las naciones americanas, para impedir de que el totalitarismo europeo echara, en ese entonces, sus raíces en el suelo de América.


La zona, desmilitarizada, según el Acuerdo de Talara, la misma que quedó más adelante de la línea fijada del Statu Quo de 1.936, fue la revelación palmaria de una imposición que hizo del país imperialista del sur, sobre una nación débil y pacifista.


UNA PROVINCIA ECUATORIANA ARRASADA POR EL PASO DE LAS HORDAS PERUANAS

Realizada la ocupación de las zonas de El Oro y Loja, abarcando una superficie de 3.195 kilómetros cuadrados, las huestes peruanas comenzaron a desfilar por las rigurosidades de nuestras cordilleras, dando tregua a sus ambiciones de oro, de tierras y de esclavos, sobre el cadáver de querencias abandonadas. Comenzaron a desfilar los agresores prostituyendo los campos abonados de sangre fecunda y de heroísmo sublime. Doblegando la espina dorsal de sus hijos con sus humillantes sistemas de dominación. Cercenando ideas libertarias que otrora campearon en los campos de Tarqui y Pichincha. Perturbando la paz y forjando cadenas para esclavizar la acción y el pensamiento. Destrozando hogares y cegando vidas que se erguían en plenitud de promesas. Ultrajando cobardemente un girón de nuestra integridad territorial y dejando un saldo trágico de miseria, de orfandad en un campo de dolor.


Los cascos bandálicos fueron dejando en cada pisada el morbo de su conducta repulsiva y detractora: tras de la soldadesca se erguían nada más que casas esqueletizadas, sin techos, ventanas ni puertas, que daban la impresión yerma de nichos vacíos, donde dormían cadáveres de recuerdos de otrora. Campos cubiertos de montones de cenizas y fierros quemados. Tatuajes de barbarie y de crimen. Calles deshechas y rubricadas de miseria y orfandad. Casas venidas al suelo para servir de leña a los invasores. Palmeras y árboles ornamentales talados, para despejar los horizontes e hincar en el éter la luz de húmedas pupilas agresoras. Bibliotecas vaciadas en los fangos. Estanterías carbonizadas, aleteando al viento y dando una elegía muda al ambiente. Muebles arrojados a la intemperie y pianos destruidos, que mostraban irónicas carcajadas marfilínicas. Laberinto de trincheras cercando las poblaciones. Señales convencionales marcadas sobre la carne rosada de los árboles en los caminos. Pueblos abandonados a la acción del pillaje. Desfiles angustiosos de una caravana humana clorótica, que se desparramaba, como una lluvia de hojas secas, viajando en alas de un destino incierto a través de pueblos y ciudades, lanzados de sus propias querencias. Incendios pavorosos que incineraban los cuerpos ofrecidos a la Patria como víctimas propicias. Masas informes de humo negro, olientes a carne quemada, que luego de extenderse melancólicamente por los campos huérfanos de hogares, cubrían como un sudario los cuerpos agredidos por la bala homicida. Labios con temblor de angustia, protestando la barbarie y lágrimas copiosas refrescando las fosas de valientes ecuatorianos.


Este era el cuadro conmovedor que se exhibía al paso de las hordas, que a más de haber causado la fuga precipita da de 22.370 personas, también se dio a la ingrata tarea de destruir y saquear las poblaciones orenses, causando un perjuicio de más de 60 millones de sucres, por conceptos de edificios, mobiliario, almacenes, producción agrícola, ganadería, etc. Se ha calculado que la producción exportable que se adueño el Perú, alcanza prudentemente a 20 millones de sucres. También se ha calculado en 20.000 la cifra de ejemplares bovinos desaparecidos, y otro tanto, de cabezas de ganado caballar, de que se ha aprovechado el invasor.


N U E S T R O S H É R O E S

Todos los años el Ecuador se pone de pie para cantar el himno de gloria al heroísmo de los que cayeron cumpliendo con el deber. A los que frenaron la más injusta agresión que haya podido soportar la comunidad, ecuatoriana. Bien quisiéramos que estas líneas tengan el significado de exaltación de las virtudes del desinterés y el patriotismo; de esas virtudes que sintieron hondamente nuestros compatriotas, en conmociones de furor y odio al enemigo. Bien quisiéramos que, junto a la armonía de los salmos litúrgicos y de las plegarias de paz eterna, que se elevan al recordar nuestra tragedia fronteriza, sean también nuestras palabras, una invocación permanente de gratitud, para los que defendieron, con coraje de leones, los atributos de la integridad y de la soberanía de un pueblo. Nuestros caídos en la frontera fueron los llamados por la Justicia, la Razón y el Derecho, para poner murallas de contención al avance de la brutalidad de la fuerza y al ímpetu de la conquista destructora de la civilización; y de los más nobles sentimientos del espíritu humano.


Se ha escrito con esta acción heroica una página de Historia Patria con nombres que tienen la sublimidad de la gloria y la grandeza de las cumbres.


La altiva y noble ciudad de Quito, cuna de independencia y luz de América, tiene a su héroe en el bizarro Capitán Galo Molina. Militar de relevantes cualidades morales, modelo de caballerosidad. Sin miedo y sin tacha, como la caballerosidad del Bayardo. Quito, la ciudad del arte por excelencia, ofreció la vida del Capitán Carlos Alberto Díaz Terán. Valiente militar de las hazañas inmortales de Abdón Calderón en el Pichincha. Quito, la ciudad que ha dado tantos hombres ilustres como aguerridos defensores de la integridad territorial, contribuyó a la defensa del Oriente, con el reguero de sangre de unos de sus hijos, el Subteniente Hugo Ortiz, quien murió heroicamente defendiendo su suelo patrio, desde la población de Rocafuerte.


Riobamba, la ciudad coronada de nieve y nimbada del coloso Chimborazo, tuvo su oficial pundonoroso en el Capitán César Edmundo Chiriboga González, quién hizo vibrar el sentimiento cívico ecuatoriano, con sus palabras verdaderas sentencias de heroicidad, al recriminar a sus enemigos cuando se vio solo y le intimaban rendición. "Un soldado ecuatoriano no se rinde jamás". Bello ejemplo de amor a su Patria. Después de este episodio solo la voz del acero homicida daba u-na respuesta, repercutiendo alevosamente en la selva traicionera y dejando el nombre de un héroe más para que recoja la Historia.


La Perla del Pacífico, noble ciudad de Guayaquil, también tuvo su hombre prototipo de valor, de dignidad y simbólico heroísmo, en el voluntario glorioso Teniente Gustavo Ledesma Vázquez. Y así cien hombres más, dignos ecuatorianos, que vinieron del austro serraniego, del septentrión litoral. Del Carchi y Maestra. De todas las provincias, para fertilizar las tierras de El Oro, con la sagrada cal de sus huesos, con vivificadoras fuentes de sangre bendita. Sangre que no será estéril, porque está clamando con fuerza potente un porvenir mejor y la reivindicación de los derechos.


Nuestros héroes que troncharon sus vidas preciadas en los linderos sacudidos por la bota del invasor, nos han dejado su dolor, pero no aquel dolor que agobia, sino un dolor viril que estimula, enseña y rectifica. Un dolor hecho lección y experiencia para podernos conducir erguidos sobre las ruinas y para purificar en ese crisol de amarguras, un nuevo valor espartano, que aliente en nuestras almas la creación de una Patria con perpetuidades de grandeza.


Nuestros héroes vertieron su sangre con v honor para mantener incólume nuestra integridad territorial. Sobre esta sangre no pueden ya tener corpulencia los falsos poderes del despotismo y ni crecer las cizañas y abrojos de la tiranía, sino únicamente las esperanzas de renovación y una vendimia caudalosa de fraternidad y justicia. Sangre que fue dada por la libertad y que servirá a los ecuatorianos como elocuente estímulo para mantener erguida esa libertad.


Es un deber ineludible de la nación, declarar cada 5 de Julio, fecha del oprobioso ataque peruano a nuestras poblaciones fronterizas, como fecha luctuosa para el país, promoviendo el recuerdo viril de nuestros hermanos, honrando sus nombres en todas partes y presentando juramentos solemnes de lealtad a la Patria y de sacrificio por ella, en horas de la adversidad. Cada Julio todo el pueblo ecuatoriano debe ponerse de pie, para con esta oportunidad afirmar nuestro civismo, y exteriorizar el reconocimiento público a los caídos en la frontera y meditar sobre el sacrificio de los hermanos, que dieron su sangre y entregaron sus vidas, para salvar el patrimonio amenazado. Es un sacrificio que cada vez se torna en grito permanente y en invocación inmortal para la unión de los ecuatorianos. Es un sacrificio hecho capítulo de enseñanzas que hay necesidad efe reflejarlo en hechos. Hagamos dignidad de nuestro suelo teñido de sangre y de nuestros mismos caídos. Hagamos recordación y duelo de labores y esperanzas. Hagamos votos y propósitos. El voto de ser dignos de su sacrificio y el propósito de luchar incansables por el engrandecimiento nacional.


Ahora que hemos liquidado el litigio secular y se han saldado cuentas en el orden jurídico con el adversario de ayer, sólo nos queda una deuda. Una deuda de gratitud grandiosa para los que duermen el sueño eterno allá en las fronteras. Para esos patriotas que se ofrendaron en holocausto por los derechos y la justicia del Ecuador: la deuda de gratitud. Está pendiente el deber de homenaje, de la veneración y el recuerdo, porque su dolor ha sido acicate y su sacrificio la voz imperativa de valor, de desinterés y abnegación; de morir para que quede vibrando el reclamo de luchar por la Libertad y la Civilización, contra los embates de la Barbarie y el Despotismo imperialista.


PROTOCOLO DE RIO DE JANEIRO

Firmado el Acuerdo de Talara el 1 0 de Octubre de 1.941, por el que quedaba una extensa zona ecuatoriana desmilitarizada, se pensó de que hubiera cesado la actividad ingrata del Perú, de seguir cometiendo atropellos en nuestros territorios. Muy al contrario, los peruanos siguieron con la intensificación de actos agresivos a la frontera del Ecuador. El 5 de Diciembre, las tropas invasoras prosiguen en sus incursiones dentro de la zona desmilitarizada, importándoles poco las censuras acres de todo un continente. Ante esta gravedad, la actividad diplomática en Washington, por los representantes de los países litigantes se acelera, pero sin resultado. Hay en este tiempo, de parte de los Mediadores, la idea de presionar al Perú para la evacuación total de El Oro, como preliminar para la solución del diferendo. Se anuncia una próxima conferencia en Buenos Aires, entre los Representantes del Ecuador, el Perú y los países mediadores. Más todos estos proyectos son desbaratados por la conducta obstinada del Perú. Entre tanto, seguían las grandes concentraciones de hombres y de material bélico en el puerto de Túmbez. Lanchas cañoneras patrullaban las islas del Golfo ecuatoriano de Jambelí. Se construían carreteras desde el Guabo hasta Sabalucal, a 10 kilómetros de distancia a Tendales. Desde el Sauce hasta los pueblos fronterizos, y miles de atropellos y violaciones al derecho particular se cometían con la mayor sangre fría y a plena luz meridiana.


SE COMPLICA LA CAUSA ECUATORIANA CON LA AGRESION DEL JAPON A ESTADOS UNIDOS

El 7 de Diciembre del mismo año de la invasión peruana, se realiza en forma violenta la agresión del Japón a los Estados Unidos, en Pearl Harbor. Esta nueva situación desconcertante para el mundo, a más de la conflagración europea que se hacía sentir en ese entonces, complicó enormemente la situación de nuestra causa. Surge la preocupación en toda la América de defender el Continente. Era la hora de las grandes meditaciones al borde de una tragedia que se avecinaba para el continente americano. Era la hora de deponer odios y diferencias y aprestarse a estrechar filas de defensa continental. Con esta idea y con la premura que el caso lo requería se convoca la Tercera Reunión Consultiva, para celebrar una Conferencia de Cancilleres Americanos en la ciudad de Río de Janeiro. Con esta oportunidad sale a flote el problema del Ecuador, mostrándose como una herida ancha en el corazón de América y sangrando dolor e injusticia.


Todo el Continente pide la solución de este diferendo, para que la palabra armonía americana sea el resultado de una verdadera amistad continental y para que el término panamericanismo, responda a una síntesis espiritual. Se opina de que no hay razón para que se excluya la situación Perú-Ecuador del temario de la mencionada reunión. Después de largas deliberaciones el Ecuador resuelve concurrir a la Conferencia de Río. Mientras se sucedía esta, discusión los peruanos, en los últimos días de Diciembre, seguían incendiando casas y propiedades. Sustrayéndose las instalaciones eléctricas de las casas, el zinc de los techos. Vaciando las bibliotecas públicas y acarreando todo cuanto podían hacia Túmbez para realizar ventas de magnitud.


UN ECUADOR VENCIDO CONCURRE; A RIO DE JANEIRO

El 1 2 de Enero de 1.942, llegaba a Río de Janeiro la Delegación de un Ecuador vencido, que sentía en carne viva la presión de la fuerza armada en una de sus más ricas provincias. Concurría a la Conferencia de Cancilleres con su fe puesta en el Panamericanismo invocándolo como bálsamo de consuelo a sus dolores. Era un país incomprendido, porque a pesar de que contribuía patrióticamente con sus hijos y con cuanto poseía su suelo, para la defensa continental, la traición y la felonía lo hacían sangrar y en sus territorios se albergaban más de 20.000 hombres, pisoteando todo el acervo de convenios y acuerdos internacionales que constituyen el Derecho Americano. Sobre su suelo estaban sueltos todos los chacales del nacismo, que olfateando sangre de mártires habían dejado sus cubiles para ultrajar a un pueblo. Concurrió el Ecuador a Río de Janeiro con ese anhelo de paz, de esa paz e que es plegaria encarecida de trabajo fructífero. En pos de esa paz y armonía que quiere el plomo y el hierro para fabricar conciencias pacifistas, fuertes y armoniosas; para de estos minerales hacer tipos de idea y pan cotidiano de espiritualidad, más no para hacer cañones, ni municiones que alimentan la guerra inverecunda y cruel. Pero con todos estos anhelos e ideales no dejaba de ser el país humillado ante la América. Una nación inferior, porque su diplomacia fracasada, su política odiosa, su economía en derrota y su Gobierno traidor habían escrito la frase lapidaria: País Vencido junto a la fosa donde sepultaron un Ecuador mutilado. Y por ser el Ecuador una nación vencida y humillada fue impuesta, especialmente por las Naciones Mediadoras de Estados Unidos, Argentina y Brasil, a obedecer la entrega de sus territorios, mediante la suscripción de un Tratado, irónicamente llamado de Paz, Amistad y Límites.


2 9 d e E n e r o d e 1.942

El 29 de Enero de 1.942 suscribió el Ecuador con el Perú, en el Palacio de Itimary, de Río de Janeiro capital del Brasil, el documento político sarcásticamente llamado Tratado de Paz, Amistad y Límites. Bajo la presión moral de una montaña de injusticias por parte de las demás Cancillerías, el Ecuador se vio obligado a aceptar el inicuo Protocolo, que significaba la culminación del golpe traicionero y la cesión de inmensas y riquísimas zonas de territorios ecuatorianos.


Con este documento el Ecuador entregó al Perú Doscientos Mil Kilómetros Cuadrados de territorios de indiscutible ecuatorianidad, confirmando así el rotundo triunfo de la tesis peruana, que la había venido audazmente sosteniendo desde hace más de 120 años. Desde entonces el Perú se adjudicó el dominio directo sobre el Amazonas. Río legítimamente de Quito y Guayaquil, porque un grupo de sus hijos salieron en caravana de conquistadores, presididos por Don Francisco de Orellana, simbolismo de valor y audacia, y descubrieron esta arteria fluvial la más importante del Continente, en vez del País de la Canela y de El Dorado, que perseguían y soñaban encontrar.


Los países americanos vieron realizarse la tragedia, fueron testigos de la humillación y apadrinaron el cercenamiento de un país respetuoso siempre de las más altas normas del Derecho Internacional, influyendo ingratamente para la Capitulación firmada en Río de Janeiro, que, como ya dijimos, consagraba el triunfo peruano, se destrozaba a un país hermano y se le amputaban regiones vitales de gran porvenir nacional, como son las zonas del Cóndor, de los ríos Santiago y Zamora, las del Marañón y el Amazonas, perdiendo el Ecuador, además, el dominio de la parte navegable de los ríos orientales.


El Tratado de Río solamente nos redujo a las regiones del Litoral e Interandina; es decir, nos embotelló geográficamente, haciéndose una abdicación vergonzosa de la soberanía nacional. Para consumarse en Río de Janeiro el atentado más audaz contra los principios fundamentales de la justicia universal, ha sido necesario además de que los campos meridionales y orientales del Ecuador se salpicaran de sangre, al ritmo de una lucha diplomática estéril. Desde el Tratado de Guayaquil hasta el denigrante pacto de Río de Janeiro, la contienda entre los dos países fue siempre inconforme y desigual en sus aspiraciones: era el imperio de la razón contra la fuerza del expansionismo. La justicia contra el atropello. La falsía contra la verdad. Era la disputa de un derecho que mantenía el Ecuador, como heredero del patrimonio territorial de la Audiencia de Quito, adquirido con justificación y testimonios irrefutables; contra la conducta intransigente del Perú, de ideas expansionistas y terroríficas.


Pero para el resto del Continente este Tratado fue considerado como la victoria de la Democracia y como la mayor credencial con que América se presentaba para asegurar la libertad y el bienestar en todo el mundo. Hubieron frases irónicas en que se afirmaba contrariamente a la razón de justicia, de que la Conferencia de Río de Janeiro se había cimentado en la unidad panamericana, haciendo aspaviento de que el arreglo había sido promisor y se había logrado realizarlo bajo el signo de la solidaridad de América. Mientras brillaban estas fingidas declaraciones de panamericanismo, que debían consistir en una persuasión y evolución armónica, política, religiosa y espiritual, en vez de emociones momentáneas. Mientras se exageraba la eficacia de la Conferencia de Cancilleres, con muestras de júbilo, tras de este biombo el Perú dejaba ver el afán expansionista y todos sus ultrajes que continuaba realizándolos en territorios ecuatorianos recibían la venia continental. Y fueron las Cancillerías Americanas y especialmente, como hemos dicho ya, los países mediadores los que favorecieron ampliamente al Perú, adulterando el litigio y justificando el desvío por causa de una diplomacia ecuatoriana que siempre ha mantenido un personal diplomático de compromisos inmorales, de círculos viciosos, enraizados fuertemente en la Cancillería, y que además ha estado por encima de los Mandatarios. Esta nuestra diplomacia ecuatoriana, que hace consistir su misión diplomática en actos protocolarios, en banquetes, cortesías y en condecoraciones vanidosas, en vez de dedicarse a la defensa de la Patria y tornarse en misioneros del derecho ecuatoriano, fue la que facilitó la tragedia fronteriza de 1.941 y auspició el triunfo de la causa peruana, consagrada hoy en el Tratado de Itimary. Luego, el silencio del Gobierno, su indiferencia, el abandono de un derecho usurpado y su incuria ha creado ante el Continente la impresión de que el Perú tiene la razón y le asiste el derecho.


Entre tanto, con el Tratado de Itimary se construyó una unidad continental sobre el desgarramiento injusto de una nación americana, en donde la injusticia fue para el Ecuador, porque siendo la nación la parte más débil de la cuerda, tuvo que arrancarse en nuestro lado, quedando por consiguiente, la decantada solidaridad americana sobre un andamiaje de creación artificiosa, encubriendo las venganzas, el despotismo y los odios del país vecino. Se construyó una mendaz armonía aceptando la pretensión peruana: aquella de querer rehacer la imagen destrozada del Tahuantinsuyo, que fue así mismo el resultado de la conquista desenfrenada, de la irrupción y el atropello. Ante esta ansia usurpadora del adversario, mantenida por más de un siglo, el Ecuador sólo ha defendido su heredad con el espíritu de sus cédulas reales, con sus convenios y tratados, los mismos que fueron perdiendo valor y confundiéndose bajo la sombra de la política peruana: que niega, se disculpa, acepta y atropella.


Cada año que transcurre, el espíritu ecuatoriano desfallece ante el recuerdo del Tratado de Río, que borró, a por la presión de una fuerza militarista, todos los preceptos de leyes coloniales y los acuerdos dictados por el Genio de América: el Libertador Bolívar. Había sido inútil que el Ecuador alegue su causa con el valor moral de sus testimonios; que lleve una actitud pacífica y proclame el derecho asistido por la razón y la justicia. La ley del más fuerte tuvo una vez más la aceptación unánime, y con esta se sacrificaron todos los derechos y nobles aspiraciones de nuestro país. Con esta ley primitiva se alimentó la controversia y se desgarró los documentos y trofeos territoriales donados por el descubrimiento y la colonización en nuestro suelo patrio; y al amparo de este principio de los tiempos de barbarie, la violencia y usurpación de los peruanos se ha hecho sentir por más de un siglo, hasta llegar a un momento trágico, al epílogo de un infortunio, preparado por el felón de tierras ecuatorianas, para asestar una puñalada en lo más íntimo y querido de nuestra soberanía territorial en el año de 1.941, y para luego el Ecuador renunciar sus territorios en el funesto Protocolo de Río de Janeiro, el 29 de Enero de 1.942, tras una representación diplomática fracasada, que canceló con su firma todo lo que reafirmaron para el Ecuador los memorables Convenios de Tarqui, Girón y Guayaquil.


En cada aniversario la fecha del 29 de Enero, agobia el sentimiento ecuatoriano, porque con esta fecha funesta vienen en tropel miles de ideas en protesta al Tratado de Río de Janeiro, evidenciando la injusticia, la ilegitimidad y delatando la inmoralidad del pacto. Nuestro país en ningún campo podía obtener el reconocimiento sincero a sus legítimos derechos, porque para la discusión diplomática no se le devolvió su libertad conculcada; en sus territorios se mantenía la presión militar peruana y nuestros mismos reclamos poco o ninguna atención despertaron a las naciones americanas. A esta situación desfavorable sé sumaba la de la República, sometida a la más denigrante dominación de pandillas adiestradas en el crimen político y en la especulación des avergonzada. Una oligarquía repudiada, mantenida con sed vampirezca, incansable en la tarea ingrata de succionar las mejores energías de la Nación y con el delirio de perpetuarse en el Poder gobernaba, fustigando con la violencia, como signo de derrota, ante la incapacidad de concursar y triunfar con el pensamiento sobre el campo idealista de la doctrina, de la política y de la economía.

El Tratado de Río de Janeiro, surgido en un ambiente desigual y lleno de virulencias políticas, no podía; ser la expresión de equidad ni el resultado de la democracia americana. No puede ser válido ni honesto para los ecuatorianos. La voluntad se mantiene y se mantendrá inconforme de parte del Ecuador, para con este instrumento político, nacido de la arbitrariedad y de la fuerza; surgido por causa de un Gobierno vanidoso, que en vez de prestigiar al Estado, que se hallaba débil y cobarde, que se ofrecía como tierra de mendigos, de ignorantes y viciosos, sin capacidad de perduración y sin fisonomía económica y moral. En vez decimos, de que los deberes del Mandatario se concretaran a arrancar los conceptos tristes y lapidarios que habían caído sobre el cadáver del Ecuador, la vanidad del tirana lo llevó a pasear por las naciones americanas, derramando los torrentes de su falsaria e insubstancial verborrea. La soberbia del mando crecía, cebándose en la víctima, alimentándose del cohecho, de la amenaza, de la transacción deshonrosa y de todos los procedimientos que son capaces los cínicos mandarines de América. Con el Tratado de Río, quedó delatada toda la obra de Arroyo del Río y de sus secuaces, dé ser un Gobierno ingrato a los intereses nacionales, porque seguramente en sus entrañas latía el germen de la peruanidad traicionera.


Esta fue a lección acibarada de fracasos e infortunios que recibió nuestro País allá en Río de Janeiro. Allí se nos enseñó a valorizar la fuerza material, a dudar de la fe en, la justicia, a desconfiar de las fórmulas del Derecho Internacional y a pensar en la amenaza del peligro que llevamos por ser nuestro país débil y derrotado en todos sus mirajes. Allá en Río de Janeiro se exaltó más la indignación ecuatoriana, ante la contemplación de una nación hecha cadáver, de ecuatorianos convertidos en sepultureros de su Patria, cavando con golpes tenebrosos muy hondamente la fosa para enterrar los restos de una nación destrozada.


Tiranos que forjasteis cadenas para aprisionar la libertad. Verdugos, que ibas tras los ciudadanos y compatriotas, para reducirlos a la miserable condición de esclavos del hambre, de la desnudez y del imperio del mando. Traidores, que entregasteis, en pedazos, el cuerpo sagrado de la Patria, a los verdugos del Perú, que esperaban en las puertas de nuestro territorio en actitud de felinos, con las garras descubiertas y macabramente introducidas en el corazón de nuestra Patria. Vuestro crimen no tiene perdón en la Historia, porque no fue el resultado fortuito de la situación nacional, sino el estado de relajación moral del Gobierno, la cobardía de una diplomacia acusada de errores, y más que todo, fue efecto de una traición premeditada.


Anotadas las sanciones morales para los que vendieron a la Patria y comerciaron con su honor, como en desagravio a los sufrimientos del pueblo ecuatoriano y en satisfacción del anhelo de justicia que se clama para castigar a los traidores de la Patria. Hecho esto, ya no debemos seguir lamentándonos ni llorando junto a la fosa donde se sepultó al país. La hora es de fortalecer la ecuatorianidad, da cohesionar el alma nacional y sustentarla con la disposición de una voluntad firme e invencible en una lucha por mantener sin mancilla la soberanía nacional. Es la hora de llevar una cruzada cívica para mantener a todos los puntos geográficos del Ecuador conectados y estrechados por vías de comunicación. Es hora de que la política llegue a las apartadas regiones fronterizas, en caravana culturizadora, en auxilio eficaz para el incremento agrícola, en pregonadora de sanidad, en defensa biológica y proclamas vigorosas de la unidad nacional. Sólo con este pensamiento hecho carne de realidad, podemos hacer de cada punto fronterizo un dique, una muralla y un baluarte inexpugnable, donde se mantenga erguido y ondulando perpetuamente el emblema nacional.


Nueva mutilación al Ecuador después del Protocolo de Río de Janeiro

La codicia peruana en su labor ingrata de usurpación y conquista, se negó en reconocer como línea fronteriza el curso del río Zarumilla, después de que había sido determinada por el Protocolo de Río de Janeiro. Para ello, luego de la entrega de territorios que hizo el Ecuador, el Perú se da en la tarea de interpretar con criterio antojadizo el espíritu del Protocolo de Río. Comienza a ganar terreno determinando arbitrariamente los puntos por donde la nación sureña quería que se fijase la línea fronteriza, y avanza tomando posesión de ellos, cometiendo nuevas cercenaciones en el cuerpo territorial de nuestra Patria. Pronto la mente peruana obsesionada de agresiones e injusticias, forjó una línea imaginaria divisoria que partía desde la Palma, a un kilómetro antes de la población de Chacras. Esta línea impuesta por los peruanos pasaba por frente de Chacras, a una distancia de dos y medio kilómetros, más o menos, y continuaba abarcando toda la planicie de la carretera de Chacras a Huaquillas, introduciéndose en nuestro territorio, como una cuña hasta el punto denominado la Loma del Zorro, para luego salir antes de Aguas Verdes. Es decir, que la antigua carretera que partía desde Arenillas pasando por Chacras y Huaquillas, los peruanos la ocuparon en el trayecto comprendido entre las dos últimas poblaciones fronterizas.


La extensión que quedó usurpada definitivamente la hemos calculado en unos 30 kilómetros cuadrados, incluyendo en esta extensión desde el sitio La. Palma hasta las islas Matapalo y Correa.

Para la usurpación de estos territorios, indiscutiblemente ecuatorianos, los peruanos alegaron con candorosidad infantil la existencia de un supuesto cauce viejo del río Zarumilla, desvirtuando notablemente el espíritu del Protocolo de Río de Janeiro, que en ningún caso habla de cauces imaginarios, que solamente se forjaron en la mente expansionista de los peruanos, sino que el Protocolo en mención determinó la línea fronteriza siguiendo las aguas vivas del actual río Zarumilla.


Además, con el conocimiento perfecto de todos estos territorios, debemos aclarar que, en todas estas pampas fronterizas se anota la presencia de grandes cantidades de arena muerta, que según estudios geológicos no obedecen a ríos que han surcado en crecientes sino que el arenal es el resultado de dos causas, indudablemente: Primero el acarreo de materiales rocosos que constantemente trae los ríos desde las alturas, y que bajo la acción de las crecientes estos materiales, juntamente con grandes cantidades de arena, se regaron en toda esta llanura simulando cauces de ríos. La segunda causa obedece a los aguajes marinos que empujan hacia el interior, arena y cascajo en grandes cantidades.


A esto debe agregarse la acción del viento, que va sigilosamente llevando la arena de un lugar a otro. La acción de las lluvias también fácilmente rubrican huellas que dan la impresión de cauces de ríos, debido a que son arenales de mucha movilidad y falta de consistencia. Estas huellas se encuentran por todas las pampas vecinales a Arenillas, Machala, Pasaje, Chacras y Huaquillas. Y ante esto debemos preguntar: Si acaso todas estas huellas, que en muchas ocasiones han constituido linderaciones de propiedades hechas para tal fin, podrían considerarse como cauces viejos del Zarumilla para nuevos pretextos de usurpación peruana. El tiempo se encargará de darnos la respuesta.


Favoreció esta nueva mutilación el fallo injusto de un árbitro extranjero nombrado por los países mediadores para que fallara sobre la interpretación de límites en la frontera suroccidental. Para tal arreglo, Arroyo del Río abdicó en favor del mencionado arbitro sus facultades de gobernante, y juntamente con él al Perú, para que realice un nuevo destrozo de los territorios ecuatorianos, sin fórmula de discusión, sin razones de justicia y sin lugar a reclamo de ninguna clase.


Summer Welles y Aranha fueron los protagonistas de este nuevo Tratado de Mutilación, quiénes presionaron al Canciller ecuatoriano para que suscriba las exigencias del Perú, y caso de no hacerlo, el país agresor tenía la libertad absoluta de volver a invadir el Ecuador. Pues, las bayonetas estaban caladas y listas para el ataque desde las márgenes del Zarumilla, con un armamento bélico el más poderoso de América del Sur y con un ejército numerosísimo que se tendía en acecho por entre las encrucijadas selvas del litoral y de la Amazonia.


Firmada por el Canciller ecuatoriano Dr. Julio Tobar Donoso, la nueva fórmula de delimitación en la frontera del Zarumilla, el Perú se apodera dé las islas ecuatorianas: Matapalo y Correa, y de una faja de tierra feraz con fuentes de agua, que era la vida de la comunidad fronteriza. En la creencia de que la relación anterior no. satisface ampliamente la comprensión clara y precisa acerca de la nueva mutilación que sufrió el Ecuador, después del denigrante Tratado de Río de Janeiro, copiamos a continuación las explicaciones que hace Leonardo Chiriboga O., en su libro "Sepultureros de la Patria", sobre las tierras arrebatadas al amparo de una diplomacia astuta, respaldada por la fuerza militar, que tenía como norma el atropello y la violencia.


ISLAS MATAPALO Y CORRREA

"Pertenecientes al Archipiélago de Jambelí; situadas frente a las numerosas bocas con que el río Zarumilla des-emboca en el Golfo de Guayaquil". "Antecedentes: Los legítimos derechos del Ecuador están en Túmbez; en la margen derecha del río Túmbez, incluida dicha población. Abundante documentación proveniente desde la época colonial y ratificada por el Tratado de Girón, comprueban y afirman nuestros derechos. Mas el Perú, siempre preocupado de llevar su expansión imperialista hacia el Norte y de apoderarse de Guayaquil, tomó, de hecho, las tierras comprendidas entre Túmbez y el río Zarumilla, burlando la firma de Sucre". "Para su previsiva estrategia de expansión le era necesario acercarse cada vez más al objetivo ansiado: Guayaquil. Y para ello, entabló porfiada e injusta discusión, en los últimos años, sobre cuál era la boca del Zarumilla, ya que, frente al estuario de este río, quedan varias islas: El Salto, Matapalo, Correa, Payana, San Gregorio, Callejones, Tembleque, Pongal y otras menores".


"Las islas Matapalo y Correa no tienen valor agrícola, ni de ninguna otra clase por ser bajas, arenosas, llenas de manglares infectos y salares estériles. Por qué podían los peruanos ambicionarlas tan tercamente, y por qué la imposición de su diplomacia, para obligar al Ecuador a entregarlas. En una frase damos la respuesta: Por su grande importancia militar; por ser escalones estratégicos destinados a una futura guerra de conquista sobre mayor territorio ecuatoriano y, sobre todo, para un ataque sobre Guayaquil. Las ventajas militares obtenidas por el Perú al poseer estas islas son:"


1°. Establecer bases navales, especialmente para marina ligera, en la cercanía inmediata de la entrada del río Guayas, destinadas a servir de cercano punto de partida para bloquear la salida del canal de Jambelí".

2°. Fácil control marítimo sobre los canales de las otras islas del Archipiélago, y sobre la ruta de comunicaciones de Puerto Hualtaco con todas las islas".

3° Anulación definitiva de Puerto Hualtaco como base ecuatoriana para abastecer y reforzar las islas grandes. Fácil interrupción de todo enlace marítimo entre Puerto Hualtaco y los puertos de la provincia de El Oro; o sea, aislamiento total de este puerto avanzado ecuatoriano".

4°. Establecer bases aéreas, especialmente; en el gran salar que tiene la isla Matapalo en el centro, con el objeto de acercar sus aviones para un ataque sobre Guayaquil, las poblaciones de El Oro, Cuenca y Loja; o sea, campo de aviación adelantado y campo de emergencia".

5° Utilizar las islas como base de partida para un asalto sorpresivo y rápido sobre la Isla Puna, tan cercana, y que es la llave de entrada a Guayaquil y es al mismo tiempo la zona más fácil para una sencilla interceptación de todo enlace fluvial entre Guayaquil y la provincia de El Oro, en forma que no pueda ser socorrida esta provincia mártir por la vía fluvial, obligando a alimentarla militarmente por la imposible ruta: Sibambe-Cuenca-Jubones-Pasaje—Machala" .

6° Bases de partida para un desembarco de invasión sobre la cercana playa de Posorja, Playas y alrededores, para atacar Guayaquil por tierra, sin correr el riesgo de una penetración naval por el río mismo".

7° Posición estratégica envolvente sobre cualquiera línea fortificada que tratáramos de establecer paralelamente al río, Zarumilla. Este movimiento se, materializaría por medio de un sencillo desembarco en la zona de Hualtaco (o más al N. E., en las pampas de Pitahaya y que, marchando por la directriz Pampas de Pitahaya-Arenillas, obligaría a nuestras fuerzas defensivas adelantadas, a abandonar sin lucha toda la región fronteriza que está delante de Arenillas v aún de Bellavista.

8° Posición de apresto para realizar un desembarco más a retaguardia de la zona anteriormente indicada, para caer, con una fuerte masa envolvente, sobre Santa Rosa y Puerto Bolívar, y atacar por la espalda toda posición adelantada; o sea, envolvimiento profundo que llevaría a las fuerzas peruanas hasta las proximidades del río Jubones, sin sufrir los combates de desgaste a que los obligarían nuestras fuerzas que estuviesen hábilmente escalonadas y que maniobraban con inteligencia. (Cosas estas que el Alto Comando fue incapaz de concebir, y peor de realizar, durante la invasión de 1.941".

"Como dijimos anteriormente, la comparación entre el ningún valor agrícola,' productivo, y el gran valor militar, nos indica, sin lugar a menor duda, que en la exigencia peruana no ha primado otro concepto que el de obtener ventajas estratégicas y ello indica a las claras, sus futuras intenciones militares de conquista e invasión, no obstante las zalameras declaraciones pacifistas con que eternamente ha encubierto sus afanes imperialistas y su deseo de humillar al Ecuador".

"Como veremos más luego, al explicar lo relativo a la zona de Pocitos y de Aguas Verdes, el Perú desvirtúa una realidad física y geográfica al sostener que la desembocadura del Zarumilla se realiza por los Esteros de Aguas Verdes y Hualtaco. El objeto de esta desviación de criterio no es otra que la de poder alegar que, quedando las islas Matapalo y Correa en la margen izquierda de la continuación de la frontera natural del Zarumilla, ellas deben pasar a su poder".

"La falsedad geográfica consiste en lo siguiente: Las tierras bajas de la región donde desemboca el Zarumilla han dado origen a que este río llegue al mar por varios esteros, que forman un amplio estuario; son: Estero Algarrobo, Camarones, La Matanza, (ramificaciones estas dos últimas de Estero El Bolsico), de Aguas Verdes, que a su vez forma un ramal que se une al de La Matanza, y otro que va al de Hualtaco; la Chinchona y Hualtaco. O sea, un total de cinco bocas que llegan al mar a todo lo largo de la costa sur de la isla Matapalo".

"Pero, y aquí está la falsedad del alegato peruano, el río Zarumilla, con sus aguas permanentes, o sea, con las de verano, aquellas que nunca se secan, desemboca en el Estero Algarrobo, que está en el extremo occidental de la Isla Matapalo y cerca de Puerto Gallegos (en poder del Perú desde antes) . El cauce fijo, permanente, del Zarumilla, deja, en consecuencia, a la Isla Matapalo en su margen derecha y llega al mar abierto por la Boca de Capones. Y como esta boca es la continuación geográfica del río Zarumilla, todas las tierras que quedan a su margen derecha son nuestras".

"Los otros esteros nombrados reciben aguas del Zarumilla solamente en los desbordes del invierno; son cauces interminables, ocasionales, periódicos. No son el cauce fijo. Por lo tanto, el Estero de Aguas Verdes, al entregar sus aguas a los de Chinchona y Hualtaco, lo hace por el extremo oriental de Matapalo, frente a Puerto Hualtaco, dejando a toda la isla en la margen izquierda de la línea de frontera del Zarumilla y eso es lo que alega el Perú: que la boca del Zarumilla está formada por estos dos últimos esteros, para así exigir que Matapalo y Correa pasen a su poder, (como así resultó)".


EL ESTERO DE AGUAS VERDES Y ZONA DE POCITOS

"Rica zona tabacalera de unos 7 kilómetros cuadrados de extensión…… mínima e insignificante superficie territorial, y, sinembargo, rudamente disputada por el Perú; por el gran Perú de 1 y medio millón de kilómetros cuadrados; por el Perú que ocupa el puesto 12°. entre los países más extensos del mundo! Pero, no es esta ínfima extensión la que interesa al vecino, sino las consecuencias que tiene a su favor el imponer la falsa tesis de que el Zarumilla tiene el curso por Aguas Verdes, como acabamos de demostrarlo. El objetivo de su ambición son las islas Matapalo y Correa, que de este modo vienen a quedar en la margen izquierda del Zarumilla!" "El alegato peruano que pretende desviar el curso del Zarumilla, o mejor dicho, que se empeña, en dar prevalen da a las aguas ocasionales sobre las a guas permanentes, se basa en un absurdo físico, como lo vamos a demostrar:


"El Perú ha sostenido la teoría de un misterioso cauce viejo del Zarumilla. Esta tesis fue brillantemente refutada gracias al minucioso levantamiento de la carta topográfica de esa región, a la escala de 1-10.000, o sea de precisión matemática, que realizó la Comisión Mixta-ecuatoriana-peruana en los años de 1.936 -37 y presidida por el Coronel de Ingenieros ecuatorianos, doctor en Matemáticas, Carlos Pinto, y por el Coronel peruano Roberto López. "Una previa descripción de la zona: Las estribaciones cordilleranas de las provincias de Loja y El Oro terminan más o menos a doce kilómetros antes de la costa. Esta costa es, pues, una faja angosta que tiene, entre la población de Chacras y el mar (Puerto Hualtaco), un desnivel de 21,70 metros, en el trayecto de 12 kilómetros, lo que da un declive de apenas 0,18 por ciento. Son tierras bajas, planas, arenosas, que reciben las turbulentas crecientes de los ríos en invierno, los cuales se desbordan inundando casi toda la planicie y dejando apenas unos pasos libres para los caminos de herradura y para los senderos selváticos. El pequeño ferrocarril de Puerto Bolívar a Piedras tiene largas extensiones construidas sobre terraplenes de dos metros de elevación, para salvarlos de las aguas crecidas. El río Zarumilla tiene su cauce perfectamente definido hasta las proximidades de Chacras, y en verano mantiene también una ruta inalterable pero, en las crecientes de invierno, se desborda por numerosos brazos, uno de los cuales, (el que más penetra en territorio ecuatoriano), se llama río de Callancas". "El sólo hecho de llamarse río al Callancas encierra una ampulosidad de la terminología geográfica, ya que, como dijimos, es apenas un brazo de río creado por los desbordes de invierno del Zarumilla. Pero hay más, ni siquiera es un brazo creado por dichas inundaciones; es solamente un pequeño cauce, separado del Zarumilla y que tiene su origen en las aguas que resbalan de unas pequeñas elevaciones de 21 metros de altura que existen a tres kilómetros de distancia al norte de Chacras. El desnivel entre estas lomitas, llamadas "Las Lomas y el cauce de Callancas, es de 8,30 metros. El Callancas es, pues, un resumidero de las aguas de Las Lomas, y no se enlaza con el Zarumilla sino cuando vienen las crecientes del invierno, las cuales, por su caudal, logran desbordarse por encima de otras minúscula^ elevaciones que separan a uno de los tantos brazos del Zarumilla en invierno (en Dos Bocas), de los orígenes propiamente tales del Callancas. No separan, pues, al Zarumilla; normal, al permanente, al de verano, si no a uno de sus brazos de invierno!".


"Dijimos que la teoría peruana va contra la ley física que dice: "Un curso de agua no puede ascender". En efecto, el desnivel del brazo del Zarumilla, que se desvía por delante del Chacras en dirección a Dos Bocas, tiene en este punto (Dos Bocas), una cota exacta de 14,04 metros y, la lo-mita que separa a Dos Bocas del Callancas tiene una cota de 16,64 metros, o sea, está a 2,64 metros más arriba, lo que prueba que en tiempo normal de verano, el agua no puede ascended esos 2,64 metros para unirse al Callancas y que este fenómeno de unión sólo se produce durante las crecientes de invierno". "Ahora bien, sostenemos que el Callancas es un pequeño cauce de vida propia durante todo el tiempo que las crecientes no son capaces de sobrepasar esos 2,64 metros y así tenemos, que, en las primeras lluvias de invierno y en algunas lluvias intermitentes de verano, el Callancas corre con aguas propias, recogidas de la región de Las Lomas, las que son, en consecuencia, propia y exclusivamente, sus fuentes de origen. Con lo cual se produce el caso frecuente y normal que mientras el Zarumilla va aumentando de volumen con las primeras lluvias, pero sin lograr todavía desbordar los 2,64 metros, ya el Callancas tiene vida propia antes que el brazo del río principal lo haya alimentado".


"Desoyendo el Perú la lógica irrefutable de la realidad física y geográfica, ha impuesto a nuestra Cancillería la aceptación de esa absurda teoría, para así poder alegar que, siendo el Estero de Aguas Verdes la continuación del Callancas mediante el enlace que se produce, en forma vaga e imprecisa, en la zona de desagüe Saavedra-Quebrada de las Huacas-chacras de Miguel Preciado, Pedro Mendoza y Miguel Valarezo, es el Estero de Aguas Verdes, el verdadero cauce del Zarumilla, y, por lo tanto, su prolongación hasta caer al mar: esteros La Matanza y Hualtaco. Con lo cual las islas Matapalo y Correa vienen a resultar en la margen izquierda, en la margen peruana del Zarumilla".


"Salta a la vista que no es la ridícula superficie territorial de la zona de Pocitos, ni es la inservible calidad de las tierras de Matapalo y Correa las causales de la tercera imposición peruana, sino, exclusivamente, las razones militares anteriormente estudiadas". "Ante la conciencia del país y de las Fuerzas Armadas, saltan estos graves interrogantes: "Ha tenido el Canciller Francisco Guarderas pleno y profundo conocimiento de la importancia estratégica de la nueva claudicación ante el Perú, o ha cedido esas tierras con criterio Chamberliano de "apaciguamiento", sin medir los tremendos alcances, perjudiciales a.la defensa militar de nuestra frontera de El Oro? Creyó que sólo cedía unos metros de tierras, o supo su valor estratégico?"


"Los mediadores, fallaron a favor del Perú comprendiendo el daño militar que le causaban a nuestra desarmada Patria? O ellos también creyeron, de buena fe, que se trataba de metros más o metros menos de mutilación? Les explicó nuestra Cancillería, asesorada por el Alto Comando y el Estado Mayor, las repercusiones graves de esta entrega basada en absurdos físicos y tan dañinas a las razones militares?" "El hecho de que nuestra Cancillería haya dado a publicidad el 24 de Enero de 1.943 un Comunicado Oficial en el cual daba a conocer al país, en forma explícita y gráfica los puntos de divergencias de interpretación del Protocolo de Río, nos indica que la Cancillería había entablado la defensa del país sobre las zonas que el Perú quería hacer pasar bajo su dominio, con la unilateral interpretación de dicho Tratado . Quedan, pues, por plantearse otros dos interrogantes:"


"No supo nuestra Cancillería presentar argumentaciones suficientemente sólidas para convencer, a los mediadores sobre nuestros derechos?, o bien, ha seguido esgrimiendo el Perú la política de la brutal imposición, por medio de la amenaza de las armas y, en consecuencia, América sigue contemplando impasible la conquista de territorios mediante la presión militar?" "Si lo primero, ello significaría incapacidad política, debilidad de razonamientos, pobreza defensiva. Si lo segundo, tendríamos que enjuiciar todavía más severamente al Gobierno del Dr. Arroyo del Río por el monstruoso crimen que significa haber relegado a último plano el robustecimiento de las Fuerzas Armadas después de la afrenta de 1.941; haberla sumido en la postración moral en que ahora se encuentra por la sistemática anulación de sus fuerzas espirituales y técnicas. A este premeditado saboteo de las energías nacionales debe agregarse el delito de haber conducido al país al tremendo estado de tensión política en vísperas de las elecciones presidenciales que debían realizarse en Junio de 1.944. El loco afán de orgullo -personalista y el capricho ególatra de imponer su voluntad a los ciudadanos hasta el último instante de su gobierno, se suma a sus otros crímenes".


"Será necesario que prolonguemos nuestro trabaja con el (estudio del otro sector nacional que nos ha sido arrebatado después de Río de Janeiro: el sector de los ríos Puyango y Cazaderos? No lo vamos a hacer, pero insinuamos a quiénes tengan interés en conocer todas las facetas de la insidia y del cinismo de la, diplomacia peruana, leer y estudiar las irrefutables argumentaciones de nuestro gran internacionalista, Dr. Pío Jaramillo Alvarado en su obra "La Guerra de Conquista en América" y en sus artículos 27 y 28 de Septiembre de 1.942, publicados en "El Comercio" de Quito; artículos en los cuales se concreta a tratar sobre la nueva usurpación en los ríos Puyango y Cazaderos.


LOS HESPONSABLES DEL DESASIERE FRONTERIZO

Consumado el hecho de la agresión peruana a nuestro país y suscrito el Tratado de Itimary, con el que se re-«unció los derechos legítimos sobre una extensión considerable de territorios ecuatorianos, en favor del país vecino, la prensa y el resto de ciudadanos dignos, denunciaron al continente americano esta tremenda injusticia llevada a un país débil, que se inmoló como un Jesús de Nazaret por el bien de América, derramó su sangre convertida en dolor y se ofreció al sacrificio por la Unión y la Paz, así como lo hizo ayer por su Libertad.


Voces airadas de protestas vibraron intensamente en el país, pidiendo sanciones ejemplarizadoras contra los que no quisieron defender en las fronteras a nuestra Patria. Contra los traidores que colmaron al pueblo ecuatoriano solamente de sangre, de humillación y desprestigio. Contra el Gobierno que no asumió una actitud decisiva desde su elevado sitial para defender la integridad nacional, conforme era su deber y responsabilidad. Contra el Parlamento de 1.941 que encubrió la traición salió por los fueros de una afrenta que recibió el país, en un continente que se ha envanecido cantando su panamericanismo y quimérica solidaridad. Contra una Diplomacia incapacitada, que cobardemente rehuyó a la discusión y firmó, no un Tratado de Paz, Amistad y Límites, sino una cancelación de todos nuestros derechos indiscutibles, legados por la Corona de España y la Gran Colombia. Contra una Milicia desorganizada y enclenque, que abandonó el arma en las fronteras y se concretó a izar la bandera blanca de sumisión y derrotismo. Contra las pandillas del Gobierno, que se enriquecieron merced a los vergonzosos peculados y escandalosas componendas en que intervinieron, y contra los traficantes de la administración, de la política y de la justicia de aquel período administrativo ignominioso, que posponiendo las aspiraciones e ideales del pueblo ecuatoriano, a sus mezquinas ambiciones, dejaron sumida a la Patria en la más clamorosa postración, tras un Gobierno de perfecta relajación moral.


Este juzgamiento que el pueblo ecuatoriano ha pedido para los responsables del desastre fronterizo de 1.941, aún está pendiente. Ni la Asamblea Constituyente de 1.944 no llegó debidamente a establecer el grado de culpabilidad para hacer recaer las sanciones a las personas que llevaron el fracaso internacional de tanta magnitud para América y de inmenso dolor para los ecuatorianos. Es por esto que vamos a dejar constancia en estas páginas de la traición que se hizo a la Patria, para que sea la Historia la que juzgue inexorablemente a los responsables.


Habíamos dicho que el juzgamiento está en pie, porque no vamos a tomar como tal, esa irónica pantomima que realizó el Gobierno de Arroyo del Río en Quito, condenando injustamente a unos pocos individuos de tropa y a conscriptos, quiénes eran inocentes y hasta incapaces de una traición. Este juzgamiento engañoso que se lo hizo por medio de un Tribunal ad-hoc, impuso las sanciones, antes que por oscuros procedimientos en la defensa de nuestra soberanía territorial, por leves faltas disciplinarias dentro de las guarnicionas. Con este acto artificioso el Gobierno quiso calmar los ánimos exaltados y satisfacer a la conciencia ecuatoriana, que se hallaba intrigada e inquieta por conocer a los verdaderos responsables de una tragedia que constituye una página de vergüenza para el Ecuador.


El desastre fronterizo fue el resultado de una traición a la Patria. Esta es la tesis que vamos a sostenerla con muchas pruebas fehacientes. Una de ellas que corrobora en nuestra aseveración es ésta: que lejos de reforzar nuestras fronteras y defender a sus poblaciones con los mejores cuerpos de línea existentes, sólo se enviaron los batallones "Cayambe", "Montecristi", "General Córdova" y un resto del Cuerpo de la Artillería "Mariscal Sucre", que ascendían a 3.000 hombres, inclusive pequeñas guarniciones de carabineros recogidos en diferentes localidades. Total: tres mil hombres en la frontera, mal armados4, sin provisiones de víveres y medicinas, sin facilidades de carreteras, de medios de transporte ni de un mediano techo para pasar la noche. Pero sí luchando con ese heroísmo legendario de los ecuatorianos, frente a una abrumadora superioridad numérica y de elementos de guerra. Frente a tres regimientos de artillería con 1 08 bocas de fuego. Con un escuadrón aéreo de más de 60 máquinas. Con 500 morteros peruanos. Con 1.800 ametralladoras de todo estilo. Con 48 piezas automáticas livianas y con 32.000 soldados, atendidos perfectamente en su alimentación y vivienda.


Entonces si el Gobierno ecuatoriano supo perfectamente la magnitud militar peruana, por qué no movilizó todos los batallones? En esta Monografía Descriptiva no vamos a puntualizar los grandes defectos de la técnica militar, ni de la desorganización e inmoralidad que se subrayó en la frontera por causa de la in-capacidad del Alto Comando. Pues, todos estos conceptos están inteligentemente tratados por el distinguido militar Leonardo Chiriboga O., en su valioso libro 'Sepultureros de la Patria". Las anotaciones versarán sobre las observaciones que ha hecho el autor del presente trabajo, en el teatro mismo de los acontecimientos, por ser testigo presencial de la tragedia fronteriza.


La Historia tiene algún día que hacer luz y sancionar enérgicamente a los que intentaron ceder a la ambición peruana la Meseta del Caucho y otros sitios colindantes. Qué negociado funesto se quiso llevar cediendo estos puntos estratégicos? Si no hubiera sido por la actitud enérgica y decisiva de las unidades que guarnecían la frontera, y especialmente por su Jefe, el Comandante Segundo Ortiz, la entrega se hubiera realizado en ese mismo tiempo Durante el año de 1.941, desde la ciudad de La Paz (Bolivia) comunican el movimiento de varios batallones hacia la frontera norte. Así mismo, el Comandante Víctor M. Naranjo, Cónsul del Ecuador en Paita, informó a su Gobierno de los grandes preparativos militares peruanos para invadir el Ecuador. Por qué el Gobierno Ecuatoriano no tomó las precauciones necesarias para amortiguar este golpe de infortunio qué se avecinaba?.


Es necesario averiguar también acerca de ese viaje que hizo el Cónsul del Ecuador en Lima, Señor Don Adolfo Gómez y Santisteban, viaje que lo realizó a Quito portando una fórmula de arreglo. Cuál sería esta fórmula que motivó su prisión en el Penal García Moreno?. Es muy sabido que en una guerra, primero se contempla un plan militar ele defensa. Muy especialmente, haciendo hincapié en la grave situación internacional que envolvió al Ecuador. Un militar cualquiera hubiera dispuesto, ante todo, la construcción de trincheras y más medios defensivos para resistir al ataque del enemigo. Estas trincheras que aludimos, el Perú las venía trabajando desde meses anteriores a la agresión, en tanto que nuestro ejército se mantuvo impávido y con los brazos cruzados. Este descuido fué por confusión del momento o porque ya se tuvo en mientes abandonar la frontera?


No solamente los trabajos de atrincheramiento eran indispensables y los de táctica militar, sino también la formación de una segunda línea de defensa para el caso de una retirada, a fin de que ésta rehabilite las fuerzas dispersas y agotadas por la acción superior de armas. Esta labor de defensa y seguridad no realizó el Comando. Cabe averiguar si fue por incapacidad y porque no se tuvo los suficientes conocimientos en el arte de la guerra, o porque no mismo se quiso defender nuestros territorios?


Las poblaciones cercanas a la frontera, como Santa Rosa, Máchala, Pasaje y Puerto Bolívar, las mismas que debían formar la retaguardia del ejército, quedaron completamente desguarnecidas, mientras que el Comando se encontró con todas las tropas en Arenillas, Chacras y otros lugares. En una guerra lo primero que se defiende y se resguarda son las poblaciones, porque en ellas está el capital humano, el progreso material y espiritual de los tiempos, pero el Comando hizo caso omiso de las ciudades orenses y ni siquiera, confirmada la tragedia, se proyectó la evacuación de las familias. Se dirá que no se realizó por divido o por falta de tiempo?


Puerto Bolívar es la llave del comercio y turismo del sur. Tiene este puerto una importancia estratégica y envolvente, pero para el Comando no significa nada, porque quedó abandonado y con dos vagones de armamento bélico. Acaso no pensó el Comando que Puerto Bolívar constituía un lugar de fácil penetración por parte de los peruanos, así como Puerto Hualtaco? Efectivamente doce paracaidistas peruanos de asalto fueron los que desde Puerto Bolívar se tomaron toda la Provincia.


Sigamos luego haciendo otras preguntas. Por qué el Comando distribuyó a las tropas en lugares distantes, unas de otras, sin la conexión debida y que evitaba la facilidad de prestarse mutuo apoyo en casos urgentes? Con esta distribución de tropas que mantenían aisladas a las líneas de fuego y sin el oportuno avituallamiento para la resistencia del ataque, se dio el caso de que mientras un grupo de defensores eran derrotados y hasta aniquilados, los demás permanecían carentes de noticias y, muchas de las veces, alentados por el engaño de una victoria que alardeaban los Jefes Militares.


Cada vez que avanzamos en el análisis de la invasión, se va también confirmando una traición irrefutable. Y decimos traición porque, si hubiera habido el anhelo de defender nuestros derechos conculcados, el Comando no se hubiera negado a satisfacer el clamor de los contingentes populares que estaban acuartelados en Pasaje, Santa Rosa, Machala, Guabo y Arenillas; clamor que pedía armas, en el convencimiento de que existía una gran cantidad de material de guerra, encajonado en Puerto Bolívar, Santa Rosa y en la Peaña, sitio que queda entre Machala y Pasaje.


Los días que vivió el Ecuador no eran para rebozar de alegría, porque en todo corazón se sintió la desgarradura hecha por el zarpazo que enderezó el felino de América. No eran para que los Oficiales del Comando se entreguen a diversiones con las mujeres de la Cruz Roja en Arenillas. Mientras que en la frontera retumbaba el cañón enemigo y las huestes peruanas irrupcionaban nuestros territorios, dejando huellas de dolor, miseria y orfandad; en Arenillas el Alto Comando organizaba bailes con las mujeres de la Cruz Roja y hacía caso omiso a las peticiones que alzó el pueblo órense para hacer la defensa de su suelo. Prefirió entregar todo nuestro armamento bélico a los peruanos, antes que depositar en manos ¿leí pueblo, que por lo menos deseaban ocultarlo o llevarlo consigo. Esta actitud del Comando se debió al temor de una revolución al Gobierno de traición?


En esos días en que la tragedia fronteriza se iba consumando inevitablemente, el pueblo ecuatoriano se aprestó a la defensa y se desbordaba en manifestaciones públicas, llenas de coraje y decisión. Pero contrariamente el Co-mando mantenía a los contingentes populares dedicados en trabajos ordinarios, en vez de una preparación intensa, teórica y práctica, conforme exigía el momento tan álgido para nuestra Patria. Por qué mantenía inalterablemente una conducta de indiferencia ante el peligro?.


Para que nuestros soldados vayan al combate se les había equipado premeditadamente con fusiles de diversas marcas y calibres, dotándoles a la vez con municiones de una sola clase. Este hecho criminal del Comando no es una traición a la Patria? Así mismo desde Quito se habían enviado al frente cañones sin los implementos necesarios y hasta se dijo que muchos cajones iban solamente llenos de piedras. Esto también no revela la traición?.


Por qué se dejó encajonado una gran cantidad de armamento y municiones en Santa Rosa, Puerto Bolívar y La Peaña, mientras que en la frontera se repartían a los soldados los balines y municiones en forma racional, que les obligaba a hacer forzosamente una economía de tiros y cuando se terminaban se veían obligados a emprender la fuga hacia. Iba Jefes paira implorar, como de caridad, una nueva dotación? Por qué se, prohibió bajo la pena de muerte al ciudadano que intentara siquiera poner las manos en nuestras armas? Por qué se resolvió dejar este armamento a los peruanos, ante los ruegos y empeños de los orenses para arrojar al agua, por Lo menos, ya que no podían utilizarlo?


Debemos recordar también que cuando se levantó desde la frontera la voz: de clamor que solicitaba refuerzos para ayudar a los pequeños grupos que batallaban por tres días, con sus noches respectivas, con ese tradicional valor legendario de soldados ecuatorianos, solamente se enviaron para reforzar las líneas, de fuego a los contingentes populares de? Guayaquil, que nunca habían participado ni en una escaramuza. Por qué hacía esto el Gobierno?. En las ciudades de Guayaquil y Quito el Gobierno había concentrado una gran cantidad de carabineros, para respaldarse de una revolución interna. Esta situación de temor por parte del Gobierno, no era ya la acusación a su conducta traicionera?


Paralelamente a los acontecimientos fronterizos, en todas las ciudades se irguió el patriotismo, como un solo hombre, ofreciéndose para la defensa y enviando a los combatientes gran cantidad de víveres, medicinas y cigarrillos, envíos que no recibieron nunca nuestros soldados.


Cuáles fueron esos negociadores de la dádiva de sentida ecuatorianidad que todos los pueblos enviaron? Por qué se retenían embodegados los víveres en Santa Rosa, Machala, Puerto Bolívar y Arenillas, en tanto que nuestros soldados se vieron obligados a mitigar y el hambre con naranjas recogidas en el a campo y satisfacer el deseo de fumar, con hojas de mora seca envueltas en papel de despacho? Por qué no se dio a un aviso previo a las familias orenses para que abandonen la Provincia?. Porque fugaron calladamente las autoridades de El Oro, así como los Jefes Militares, dejando a las familias \ sin amparo y la defensa a su dignidad? Por qué, continuaremos preguntando hasta que la sanción recaiga sobre los culpables del desastre fronterizo y la justicia los señale con el estigma perpetuo de traicioneros. Cuando fué consumada la invasión peruana y nuestro territorio quedó a merced a las hordas destructoras de todos los principios reguladores de la armonía continental, algunos militares pundonorosos, solidarizándose con los sentimientos de dolor que golpeaba diariamente el espíritu nacional en ese año trágico, en un arranque de fervor y airadas protestas castigaron fieramente la deslealtad y traición peruana en los históricos sitios de Porotillos, Panupali y Platanillos. Esta acción de armas ecuatoriana, que aniquiló totalmente a la caballería peruana, y que por lo menos debía tener un avance de contra ataque feliz, ya que se contaba con hombres decididos, armas y provisiones en general, y ante todo de lugares que servían de trincheras inexpugnables. Esta acción heroica de nuestros soldados, en vez de ser estimulada, fue alevosamente reprimida. Qué motivos se interpusieron para censurar este patriotismo de valientes ecuatorianos? Luego en vez de premiar a estos valerosos militares, que en parte habían reivindicado el honor nacional, fueron separados de las filas del Ejército Nacional, mientras que otro militar, el Coronel Albán Borja, que se negó a preparar la defensa de la ciudad de Cuenca, en su calidad de Jefe de Zona en dicha plaza, fue ascendido notablemente en su carrera militar, en un grado altamente honroso.


Todos estos hechos que se manifestaron en una negativa rotunda para defender nuestros territorios, tuvieron la protesta muda, pero muy elocuente, de varios militares que no quisieron enredarse en la complicidad de la trai-5n. Y así, entre estos militares dignos, el Comandante Carlos Mancheno, actual Ministro de Guerra, pidió la separación, porque consideró que el Ejército de entonces se había convertido, juntamente con el Gobierno, en sepulturero de su propia Patria.


Esta Monografía Descriptiva, hecha con golpes de infortunios, con espíritu de tragedias y con horas intensas de amargura, es la denuncia genuina del pueblo órense, que clama con posesión de derechos, las sanciones más enérgicas para los responsables de la inaudita traición fronteriza.


LA DEVOLUCION DE LA PROVINCIA Y EL RETORNO DE UN PUEBLO

Acta de Devolución de la Provincia de El Oro. "En la ciudad de Machala a los doce días del mes de Febrero de mil novecientos cuarenta y dos y en el Despacho de la Gobernación de la Provincia, los señores Observadores Militares Delegados Coronel José Benjamín Pate, Capitán Edmundo H. Civati y Mayor Teófilo Arruda, respectivamente; doctor Luis Eduardo Dávila Pérez, Delegado especial del Gobierno; señor don Enrique Pazmiño, Jefe Político del Cantón Machala, encargado de la Gobernación; el Sr. Presidente del Muy Ilustre Concejo Municipal, Don Rafael González Rubio y Don Gonzalo Pasquel Zambrano, Secretario Particular del Sr. Dr. Dávila Pérez; declaran restablecido el orden jurídico administrativo de la Provincia, una vez que en esta fecha, ha sido desocupada por las fuerzas invasoras, y dejan en posesión de sus respectivos cargos a los funcionarios constitucionales, en el orden correspondiente. Para constancia firman los concurrentes la presente acta, a las tres y media de la tarde".


Reintegrada la Provincia de El Oro a la soberanía nacional, después de soportar seis meses de duro cautiverio» un júbilo intenso se agitó en el corazón cié la masa exilada, ante la realidad de regresar hacia sus querencias y a la sombra del alero que había protegido toda una vida.


Después de firmada el acta de devolución de la Provincia, regresaba un pueblo a reasumir el terruño de sus mayores, a apartar las ruinas y a luchar en un campo sin cultivos ni rezagos de dignidad. La tarea de los orenses era ardua en medio de los escombros. Era la hora de dar paso a los esfuerzos que debían reconstruir lo perdido. Se imponía la labor de limpiar también los escombros del alma humana: los escombros de inmoralidades y procederes denigrantes. Había que descuajar ideas antisociales, que quedaron enraizándose después de una guerra suicida e inverecunda, para nuevamente descubrir la senda de la justicia y de la rehabilitación progresista en la Provincia.

LA RECONSTRUCCIÓN DE LA PROVINCIA

Al retornar los orenses a su provincia fueron muchas las sorpresas que les esperó. El domicilio abandonado, el solar o la finca que habían incorporado a su patrimonio, después de largas y penosas fatigas, estaba destrozada por el paso de las hordas peruanas. Desde ese momento se impuso la necesidad de reconstruir las ciudades, las poblaciones y las haciendas. De reimplantar los servicios públicos, siquiera de aquellos que debían satisfacer las más apremiantes necesidades de cada pueblo. Era también un imperativo del momento, la rehabilitación de las actividades productivas, comerciales, navieras, bancarias, etc. De acomodar a las familias en sus propiedades, muchas de las cuales se encontraban carentes de linderos, sin señales que determinen su localización, extensión y vecindaje anteriores. Se necesitaba por consiguiente restablecer un orden perdido, hacer que se recobre el espíritu de trabajo y de confianza en la población exilada, que el mismo éxodo la había amortiguado entre la decepción y el abandono.


Bajo este sentido, la labor que se iba a desarrollar en la provincia sacrificada era intensa, y más que todo, consistía esta labor en fijar nuevos horizontes de vida: o sea, de dar a cada hombre el aliento físico y moral para que rehaga su vida y coopere en la empresa de levantar de sus propias cenizas a los poblados destruidos y arrasados por los ocupantes. Era una obra de romanos, en la que la colectividad órense debía poner a prueba sus energías y su amor al terruño; su perseverancia y afecto, la aplicación de todos sus poderes y medios posibles, para conducir a la provincia al estado de florecimiento y riqueza que había tenido antes de ser invadida.


El aspecto que se subrayó al retorno del pueblo órense, fue el del orden administrativo de la sección que se reintegraba a la nacionalidad ecuatoriana. Las autoridades que se debían designar, desde el Gobernador hasta los Tenientes Políticos rurales, era la preocupación del momento, porque eran estas autoridades las que se iban a enfrentarse con múltiples y graves problemas, con la tarea gigantesca de la reconstrucción de la provincia; obra que debió estar subordinada a la inteligencia, al tino y al espíritu patriótico. Entonces se advirtió que la única política que debía presidir los actos administrativos era, la ayuda, para que después de la cautividad desastrosa que había soportado la heroica provincia, advenga para ella una época de tonificación, de garantías, de respeto y optimismo inquebrantable, que rehaga lo destruido, enmiende los rumbos equivocados del pretérito, que cree lo que convenga al patriotismo y lo que halague la fe y la esperanza de su pueblo.


Este era el clamor ecuatoriano de que como ya indicamos, sea la organización administrativa respetable por la alta calidad moral de sus elementos, los mismos que debían secundar los empeños y el anhelo de reconstruir. Pero, desgraciadamente, esta voz y clamor no tuvo acogida en el Gobierno de Arroyo, quién, en esos momentos de grave responsabilidad, se limitó a nombrar como Autoridades de El Oro a sus amigos, que integraban el motón politiquero y anónimo, que esperaban en los Ministerios la retribución oficial por servicios electorales. Y así, a raíz de la devolución de la provincia, se nombró autoridades, como el Gobernador, que lejos de impedir que el espíritu órense se derrumbe y que el pesimismo ahogue los bríos y mate la confianza en el propio esfuerzo, se dieron en la tarea de explotar el dolor para beneficiarse con él; de ejercer venganzas y cumplir consignas de censuras y represalias, a los que protestaban por el infortunio y la indiferencia gubernamental.


Los orenses nunca olvidarán que, después de los agresores plantaron sus tiendas en su tierra, los verdugos de su vivir y los sicarios de la libertad de un pueblo, porque para el pueblo sufrido no hubo la palabra confortadora, serena y autorizada del funcionario. No hubieron las autoridades que exterioricen su sentida ecuatorianidad y sus sentimientos honestos y Cívicos, para ayudar física y moralmente a la reconstrucción provincial; para acallar censuras y congojas, para tender puentes de armonía por sobre los abismos de viejas rivalidades y para promover un sólo esfuerzo y una sola aspiración de valor nacional. Esto que anotamos no hubo y por lo mismo los orenses no podemos jamás olvidar.


MISION TECNICA ORENSE

Paralelamente a los afanes del Gobierno ecuatoriano para reconstruir la provincia, vino desde Estados Unidos la oferta, como noble gesto de hermandad, de cooperar a la tarea reconstructiva de El Oro.


En el verano de 1.942 llegaba a la provincia de El Oro, una embajada científica y técnica, bajo la razón social de "Misión Técnica Orense". Desde su arriben se dibujó una sonrisa de satisfacción en las poblaciones orenses, porque se pensó en el advenimiento de mejores días y en la satisfacción cumplida de muchas necesidades. El programa de la Misión Técnica abarcaba la rehabilitación agrícola, la defensa biológica, el saneamiento y erradicación de enfermedades tropicales, el incremento industrial, el encauce de la educación provincial, las obras públicas y una amplia acción social en los campos.


En síntesis vamos a exponer sus labores más sobresalientes:


DENTRO DE LA AGRICULTURA

a) . Establecimiento de dos granjas experimentales de cultivos y crianzas, en La Iberia y Unión Colombiana.

b) Tres granjas experimentales de cultivo de cabuya, en Máchala, Santa Rosa y sitio Rosa Delia.

c) Dos fábricas de tejidos de fibras de cabuya, en Santa Rosa y sitio Rosa Delia.

d) Pequeños préstamos a los agricultores y venta d^ herramientas a precios de costo.


OBRAS PÚBLICAS

a) Instalación de agua potable en Puerto Bolívar, con material a base de cemento y serrín, traído de Chile. b) Arreglo del Malecón de Puerto Bolívar. c) Construcción de un local para Dispensario Médico en Puerto Bolívar. d) Construcción del local del Resguardo de Puerto Bolívar. e) Reconstrucción de la Carretera Machala-Puerto Bolívar. f) Reparación de la toma de agua a Casacay y trabajo de un tanque para depósito de las mismas aguas. g) Arreglo de la Carretera Santa Rosa-Merenciana. h) Arreglo y limpieza de calles en Santa Rosa y Machala. i) Reconstrucción de Casas Escolares y Hospitales. DEFENSA BIOLOGICA a) Dotación de medicinas. Establecimiento en el Hospital de Máchala de la Sección de Bacteriología, e incremento de la Sala de Cirugía y Maternidad. b) Organización en Machala de un Curso de Enfermeras. c) Sostenimiento de médicos con sueldos de $ 3.000. d) Desecasión transitoria de las sabanas y pozas en Santa Rosa, EN EL RAMO EDUCATIVO a) Conferencias y cinemas. Formación de Ligas antialcohólicas. b) Sostenimiento de becados en Quito y Guayaquil. c) Organización de concursos dentro de los plántales educacionales


ACCION SOCIAL a) Formación de Comités en los pueblos para repartir leche a los niños. Estas fueron en síntesis las labores reconstructivas de la "Misión Técnica Orense", para cuya realización gastó $7'500.000.


Hoy, de todas estas mejoras no hay ni huellas, a no ser las casas que se construyeron en Puerto Bolívar y las que sirvieron paira vigilar las experiencias sobre cultivos de plantas y aclimatación de animales.


FINAL DE UN LITIGIO EN AMÉRICA

El 14 de Julio de 1.945, el Ecuador y el Perú concluyeron el arreglo final y definitivo de su secular pleito de fronteras. Este acto tan significativo llenó de júbilo al país, porque se liquidaba un litigio, que se mantenía en América obstaculizando la armonía y desfigurando la paz continental. La porción de tierras fronterizas se reintegraron a la soberanía nacional, sin los obstáculos y sin los temores de la inestabilidad. Desde entonces, comenzó una obligación y un compromiso con el futuro. La obligación de sembrar hogares, de amparar la vida mismo de ese campo, donde los poderes oscuros de la guerra trataron de hacer ambiente propiciatorio para incubar el virus de ambiciones expansionistas. Donde la controversia se había mantenido subterráneamente, socavando los sentimientos de concordia americana. Se impuso la obligación de incrementar caminos y dar garantías a la zona fronteriza, para asegurar el vacilante espíritu de nacionalidad, que hasta hoy se mantiene, por estar desconectado del cuerpo de la Patria. Y el compromiso de que este sector nacional vuelva al regazo de la Patria, transportado en caminos, defendido en su salud, asistido en su educación, protegido en su agricultura y auxiliado con la confianza y revitalización suficiente.


La obligación y el compromiso que se hizo, no solamente debe ser de sus moradores, sino de todos los ecuatorianos. El Gobierno está en el deber de cooperar prácticamente para reconstruir todo lo que las fuerzas invasoras arrasaron, despojándose de visitas y paseos ministeriales, que más han tenido el móvil de conocer y de hacer plataforma política, sobre el montón de ruinas y miserias humanas. Los Municipios y Concejos parroquiales, también deben manifestar su apoyo efectivo, para que sobre las huellas de la brutalidad se rubrique un nuevo concepto de progreso,, con la pulsación y ritmo de voluntades aceradas y dispuestas a la obra. Y por último, las autoridades y ciudadanía en general, deben concurrir con su acción patriótica y pensamientos generosos, para que la Provincia sacrificada se incorpore a una ecuatorianidad efectiva y sus actividades se eslabonen, en significación de progreso, hacia la unidad! y energía nacional.


B I B L I O G R A F I A

OBRAS AUTORES Geografía del Ecuador Teodoro Wolf. Monografías Cantonales de "El Oro" Manuel de J. Andrade. Apuntes Monográficos Delfín Orellana. Historia del Ecuador Emilio Uzcátegui. Historia de la República del Ecuador Federico González Suárez. Cartilla Patria Modesto Chávez Franco. Defendiendo a la Patria Dr. L. G. Gallegos. Sepultureros de la Patria Leonardo Chiriboga O. Excursionismo Escolar Virgilio J. Mendoza.


Ecuador en Cifras

Dirección Nacional de Estadística y Censos

El Trimestre Estadístico del Ecuador Dirección General de Estadística y Censos.


OTRAS FUENTES DE CONSULTA

Archivos de los Concejos Municipales de la Provincia de El Oro, consultados antes de la invasión peruana.


Datos de los Diarios: "El Comercio" de Quito, "El Telégrafo" y "El Universo de Guayaquil y "El Mercurio" de Cuenca, con respecto a la invasión peruana.


Apuntes del autor durante su gira periodística y de estudio por la Provincia de "El Oro", en el año de 1.944.


NOTA. Este Primer Tomo de la "Monografía Descriptiva de la Provincia de "El Oro" se acabó de imprimir el 22 de Febrero de 1.946, con el apoyo de los Concejos Municipales, Concejos Parroquiales, de los Colegios y Escuelas de la Provincia.


El Segundo Tomo se halla en prensa y contiene estudios monográficos de los Cantones de Zaruma y Pinas, de todas sus Parroquias, Barrios importantes y un estudio histórico y descriptivo de Portovelo y sus minas. Llevará esta publicación más de cien ilustraciones, croquis y una información estadística de los aspectos demográficos, culturales, agrícolas, industriales, mineros, económicos, comerciales, viales y de servicios públicos.


Para pedidos y canjes de este Tomo y para publicación de clisés en el Segundo Tomo, dirigirse al autor: "El Mercurio", Cuenca-Ecuador, S. A.


INDICE

INDICE 									Páginas

Opiniones de la Prensa 2 Virgilio J. Mendoza 3

"MONOGRAFIA DESCRIPTIVA DE LA PROVINCIA DE EL ORO" Situación y Límites 5 Límites hacia el Suroeste en la parte fronteriza con el Perú 5 Área de la; Provincia 7 Población de la Provincia 7 División Territorial 7 Reseña Histórica 8 Proclamación de la Provincia de El Oro 8

DESCRIPCION GENERAL Descripción General 9 Descripción de la; Zona Occidental Costanera 9 Subzona de los Manglares y Salitrales, perteneciente a la región árida de la Costa 10 -Subzona de las Sabanas y Tembladeras 13

RIOS Y TIERRAS DE CULTIVO Ríos y Tierras de Cultivo 16 Río Túmbez 16 Río Zarumilla 17 Río Arenillas 18 Río Santa Rosa 20 Río Buenavista 22 Río Jubones 23 Río Chaguana 26 Río Pagua 27 Río Siete 27

CANTÓN MACHALA Situación v Límites 28 Superficie 28 Población 28 Datos Histórico 28 Parroquias del Cantón Machala 31 Machala 31 Cultura Intelectual 32 Cultura Profesional 33 Abogados 33 Agricultores 33 Educadores 33 Colegio "Nueve de Octubre" 33 Cultura Social 34 Periodismo 35 Escuela Católica 35 Personal del Concejo Cantonal qué rigió los destinos del Cantón, desde Agosto de 1.944, hasta Noviembre de 1.945, Sus obras 35 Educación Pública 36 Servicio de Higiene y Sanidad Municipal 36 Obras realizadas 36 Obras en construcción 36 Obras en Proyecto 36 Personal del Concejo Cantonal de Machala elegido el 4 de Noviembre de 1.945 37 Don Bolívar S. Madero V 37 Don Enrique Castro Aguilar 39 Don Manuel Antonio Espinoza 39 Don Carlos Lecaro P 39 Don Luis Montealegre P 39 Don Romeo Murillo P 40 Don Victoriano Jiménez E 40 Dr. Francisco X. Trujillo 40 Licenciado Diego L. Minuche G 40 Invasión Peruana 41 Clima 41 Agricultura 41 Vías de Comunicación 42 Máchala y la Carretera Pasaje-Girón 42 Industrias y Comercio 43

PUERTO BOLÍVAR Generalidades y Datos Históricos 44 Clima 45 Producción, Industrias y Comercio 45 Vías de Comunicación 45

El GUABO Generalidades y Datos Históricos 46 Clima 46 Producción, Industrias y Comercio 46 Vías de Comunicación 46

CANTÓN PASAJE Situación y Límites 46 Superficie 46 Población 46 Reseña Histórica 47 Otras versiones históricas símiles; acerca de sus primeros pobladores) 47 "Situación de los puestos del Pasaje y Puentecilla" 47 Proyectos de Cantonización 48 Parroquias del Cantón Pasaje 50 Pasaje 50 Gratitud del Pasaje 50 Cultura Intelectual 50 Periodismo 51 Cultura Profesional 52 Abogados 52 Médicos 52 Militares 52 Don Cirio Vicente Vera 52 Agricultores 52 Comerciantes 53 Otros Establecimientos Comerciales 53 Contadores y Corresponsales.-Taquimecanógrafos 53 Enfermeros 53 Cultura Social 53 Educación Religiosa 53 Labores Municipales durante los años 1.944-1.945 53 Personal del Concejo Cantonal 1.945-1.946 54 Invasión Peruana 54 Clima 54 Agricultura 54 Proyectos de irrigación para la zona comprendida entre Pasaje y Máchala 55 Defensa del Pasaje 55 Vías de Comunicación 56 Carretera Pasaje-Girón 56 Industrias y Comercio 58 15 de Noviembre, Feria del Pasaje 59

BUENAVISTA Generalidades y Datos Históricos 59 Clima 59 Producción, Industrias y Comercio 60 Vías de Comunicación 60

CHILLA Generalidades y Datos Históricos 60 Clima 61 Producción. Industrias y Comercio 61 Vías de Comunicación 64 Porotillo (lugar histórico) 62

CANTÓN SANTA ROSA Situación y Límites 63 Superficie' 63 Población 63 Reseña Histórica 63 Parroquias del Cantón Santa Rosa 65 Santa Rosa 65 José María Ollague 66 Cultura intelectual 67 Educadores notables 67 Periodismo 68 Cultura Profesional 68 Hombres representativos 69 La invasión peruana y el incendio de Santa Rosa el 1°. de Agosto de 1.941 69 Clima 70 Agricultura 71 Vías de Comunicación 72 VIA RODIL-CARRETERA SANTA ROSA-TORATA-SARACAY 73 Ferrocarril 75 Puerto Pital 75 Campo de Aviación 75 Industrias y Comercio 75 30 de Agosto. Feria Internacional de Santa Rosa 76

ARENILLAS Situación y Límites 77 Datos Históricos 77 Barrios importantes 77 Cultura Intelectual 78 Periodismo 78 Cultura Profesional 78 Hombres representativos 78 Clima 79 Agricultura 79 Sistemas de Cosechas 79 Vías de Comunicación 80 Carretera Arenillas-Pithaya-Piedras 80 Puerto Pithaya 81 Industrias y Comercio 81 Feria Internacional el 1°. de Octubre 81 Comerciantes 81 Límites de la Parroquia hacia el Sur 81 Arenillas en proyecto de cantonización 82

BELLAVISTA Generalidades y Datos Históricos 82 Clima 82 Producción, Industrias y Comercio 82 Vías de Comunicación 83

LA VICTORIA Generalidades y Datos Históricos 83 Clima 83 Producción, Industrias y Comercio 84 Vías de Comunicación 84

PARROQUIA JAMBELÍ Generalidades 84 Clima 84 Producción, Industrias y Comercio 85

CHACRAS Generalidades y Datos Históricos 85 Paisaje y Fisonomía 85 Límites 86 Sitios importantes de la Parroquia 86 Superficie 86 Población 86 Clima 86 Datos Históricos 86 Figuras contemporáneas 86 Don Carlos Noriega Castillo 86 Invasión peruana 87 DIVISIÓN POLÍTICA DE LA PARROQUIA 87 Hualtaco 87 Huaquillas 87 Quebrada Seca 88 Pálmales 88 El Bunque y Las Lajas 88 Balsalito, Guabillo, Carcabón y Quebrada Chiquita 88 Cultura Intelectual 88 Personalidad de un Ecuador 89 Cultura Profesional 89 Don Segundo Arcaya Gérman 80 Cultura Social 90 Agricultura 90 Vías de Comunicación 90 Industrias y Comercio 91 Factores de ecuatorianidad en la Frontera Suroccidental 92 DATOS ESTADISTICOS DE LA PROVINCIA DE "EL ORO" DEMOGRAFIA 95 Extensión Territorial en 1.942 93 Población en 1.945 93 Crecimiento de la población 93 Población urbana y rural de la Provincia 93 Población de los Cantones 93 Población de las ciudades 93 Población Extranjera en la Provincia 93 Nacimientos 93 Nacimientos legítimos e ilegítimos en la Provincia 93 Tanto por mil de nacimientos 94 Defunciones 94 Nacidos muertos en la Provincia 94 Tanto por mil de defunciones 94 Matrimonios en la Provincia 94 Tanto por mil de Matrimonios 94 Divorcios en la Provincia 94 Tanto por mil de Divorcios, respecto de Matrimonios 94 Reconocimientos en la Provincia 94 Tanto por mil de Reconocimientos, respecto de ilegítimos 94 Legitimaciones en la Provincia 94 Tanto por mil de Legitimaciones, respecto de Legítimos 94

ESTADISTICA CULTURAL Jardines de Infantes en la Provincia 95 Población Escolar en la Provincia, en cuanto a, sexos 95 Población Escolar en la Provincia, en cuanto a razas 95 Población Escolar ¿n la Provincia, según el grado de cultura 95 Total de Escuelas Primarias en la Provincia 95 Escuelas Diurnas y Nocturnas 1.942-1.943 95 Escuelas Primarias de acuerdo con el Nro. de Profesores 95 Alumnos matriculados y concurrentes en la Provincia 96 Alumnos matriculados por sexos en la Provincia 96 Alumnos concurrentes por sexos en la Provincia 96 Alumnos atendidos en Comedores Escolares 96 Atendidos en el Servicio Médico 96 Atendidos en el Servicio Dental 96 Locales Escolares Fiscales, en 1.942 96 Locales Escolares Particulares, en 1.942 96 Locales Escolares Fiscales, cosí de arrendamiento 96 Profesorado Primario en la Provincia, según título 96 Profesorado Primario por zonas 1.942-1.943 97 Profesorado Primario por tiempo de servicios 1.942-1.943 97 Profesorado Primario por edad 1942-1.943 97 Normales Rurales, Profesores y Alumnos 97 Alumnos matriculados y concurrentes de Colegios, en la Provincia 1.938-1.042 97 Bachilleres en la Provincia 97 Abogados-Contadores 97 Bibliotecas Fiscales, Municipales y Particulares en la Provincia 97 Lectores en las Bibliotecas de la Provincia 97 Volúmenes y valores de las Bibliotecas Municipales en la Provincia 1.938-1.942 97 Lectores en las Bibliotecas Municipales en la Provincia 98 Biblioteca Pedagógica de la Dirección Provincial de Educación 1.942 98 Órganos de Prensa editados en la Provincia 1.938-1.942 98


ESTADISTICA PENAL, JUDICIAL Y POLICIAL Número de Juzgados en la Provincia 98 Causas civiles iniciadas en la Provincia 98 Causas civiles de mayor cuantía 98 Causas civiles de menor cuantía, iniciadas en la Provincia 98 Causas civiles resueltas en la Provincia 98 Causas civiles pendientes en la Provincia 98 Causas criminales iniciadas en la Provincia 98 Causas criminales resueltas en la Provincia 98 Causas criminales pendientes en la Provincia 98 Procesados criminalmente en la Provincia 99 Delitos por los mismos nativos de la Provincia 99


ESTADISTICA POLICIAL Total de contraventores en la Provincia 99 Número de identificados en la Provincia 99

PREVISION, SALUBRIDAD Y TRABAJO

Tribunales de Menores en la Provincia 99 Servicios Médicos y su costo en la Provincia, (Caja del Seguro) 99 Tierras baldías 99 Comunas organizadas en la Provincia 1.927-1.943 100 Población comunal en la Provincia, atendiendo al grado de cultura de 1.938-1.942 100 Cooperativas por clases en la Provincia 100 Asociaciones de Trabajadores organizadas basta 1.943 en la Provincia 100 Cédulas de Trabajó en la Provincia y grupos de actividad hasta 1.943, en la Provincia

					100

SITUACION ECONOMICA Y SOCIAL

Declarantes en relación con la población, en la Provincia, para el pago del' impuesto a la Defensa Nacional 1.941-1.942 100

Declarantes en la Provincia 100 Bienes declarados en la Provincia 100 Rentas mensuales en la Provincia 101 "Pipos de renta, mensual en la Provincia 101 Aprovisionamiento 1.942 101 Propiedad Rural en la Provincia 101

ESTADISTICA AGRICOLA, INDUSTRIAL Y MINERA DE LA PROVINCIA

Industrias registradas en la Provincia 101 Monopolios del Estado.-Personal de Empleados en la Provincia 101 Consumo de aguardientes (en litros) en la Provincia 101 Consumo de Añejo Las Peñas" (botellas) en la Provincia 101 Consumo de Whisky (botellas) en la Provincia 102 Consumo de Agua de Colonia (litros) en la Provincia 102 Producción de Tabaco en rama en la Provincia (en libras) 102 Consumo de Cigarrillos extranjeros en la Provincia (cajetillas) 102 Consumo de Fósforos en la Provincia (cajitas) 102 Consumo de Sal común en la provincia (en quintales) 102 Consumo de Sal refinada en la Provincia (en quintales) 102

VIALIDAD, COMUNICACIONES Y TRANSPORTES EN LA PROVINCIA 102

Inversiones efectuadas en las obras públicas en la Provincia 104 Movimiento de correspondencia ordinaria en la Provincia (Servicio recibido) 104 Movimiento de correspondencia ordinaria (Servicio expedido) 104 Movimiento de encomiendas internas 104 Movimiento de libranzas y giros (Servicio expedido) 104 Movimiento de libranzas y giros (Servicio recibido) 104 Oficinas telegráficas en la Provincia 104 Estaciones de Radio en la Provincia 104 Situación fiscal en la Provincia (inversiones) 105 Recaudaciones en la Provincia 1.938-1.942 105 Número de predios en la Provincia 105 Impuesto por concepto de predios rústicos en la Provincia 105 Avalúos de los predios en la Provincia 105 Impuesto a la Renta en la Provincia 105 Impuesto sobre capitales en giro, en la Provincia 105 Número de herencias, legados y donaciones en la Provincia. 105 Total inventariado de las herencias, legados y donaciones en la Provincia 105


MOVIMIENTO DEMOGRAFICO EN 1.944

Nacimientos-Defunciones 105 Incremento natural de la población en la Provincia, durante el año de 1.944 106 Mortalidad en la Provincia 1.944 106 Datos geográficos de Machala 106 MACHALA. Datos meteorológicos-temperatura del aire a la sombra (grados, centígrados) 106


INVASION PERUANA Preámbulo 107 Podríamos pensar 107

PERÚ: PAIS AGRESOR En el tiempo de Tupac-Yupanqui 108 En el tiempo de Huáscar 108 En la época de la Independencia (1822) 108 Guerra Perú—Colombiana (1.829) 109 En el Gobierno de Urbina (1.858) 109 Eri el Gobierno de Eloy Alfaro (1.910) 109 En el Gobierno de Arroyo del Río (1.941) 110 NUESTRA LINEA DE DERECHO INDISCUTIBLE 110 Contenido, de la Cédula Real de 1.802 110 El primer intento de usurpación (1.822) 111 Nueva usurpación (1.826) 112 Pretensión peruana en el año 1.827 112 Batalla de Tarqui 112 Convenio de Girón 112 La¡ Cédula de 1.802, caballo de batalla por parte del Perú 112

AVANCES PERUANOS 1.822-1.853 113 1.875-1.894-1.901 113


LA TRAGEDIA EN LA FRONTERA SURQ£CIDENTAL Primeros Síntomas 1.940 114 En 1.941 114 Ecuador pacifista 114 La línea de facto en el Zarumilla 115 Las tres naciones amigas: Argentina, Brasil y Estados Unidos 115 Argucia y ardides diplomáticos, a usanza nazi 116 El Perú planea la agresión y moviliza fuerzas a la frontera norte 116 El Ecuador, poniéndose de pie, se apresta a la defensa nacional y a frenar la injusta agresión peruana 116 El Perú ataca sorpresivamente e invade los territorios ecuatorianos 117 Nueva tregua 118

31 DE JULIO DE 1.941 119 El éxodo de millares de civiles ecuatorianos 120 Una figura altiva: el refugiado orense 121

EL ACUERDO DE TALARA 122 La voz de un país hermano 122 Una zona desmilitarizada quedó en el corazón de América 123 Una provincia ecuatoriana arrasada por el paso de las hordas peruanas 123 Nuestros Héroes 124

PROTOCOLO DE RIO DE JANEIRO 126 Se complica la causa ecuatoriana con la agresión del Japón a Estados Unidos 126 Un Ecuador vencido concurre a, Río de Janeiro 127 29 de Enero de 1.942 128 Nueva mutilación del Ecuador después del Protocolo de Rio de Janeiro 131 Islas Matapalo y Correa 132 El Estera de Aguas Verdes y Zona de Pocitos 134 Los responsables del desastre fronterizo 137 La devolución de la Provincia y el retorno de un pueblo 141 La reconstrucción de la Provincia 142 Misión Técnica Orense: sus obras 143 Final de un litigio en América 144


Referencias[editar]

Tomado de los textos originales que reposan en el Archivo Histórico de El Oro, de la Casa de la Cultura Ecuatoriana, Núcleo El Oro, el 27 de enero del 2015. Transcrito para su versión digital por Amparito Espinoza Rojas, asistente administrativa del Archivo Histórico de El Oro. https://es.wikipedia.org/wiki/Casa_de_la_Cultura_Ecuatoriana