Observaciones de Cavanilles Tomo I: Prólogo

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

 Prólogo
Observaciones de Cavanilles Tomo I Antonio José de Cavanilles



 En la primavera de año 1791 empecé á recorrer la España de órden

del Rey para exâminar los vegetales que en ella crecen.Creí que podrian ser
mas útiles mis viages si á las observaciones botánicas añadia otras sobre el reyno
mineral , la geografía y agricultura ; puesto que apénas teniamos cos alguna so-
bre la posicion y naturaleza de los montes , la geografía estaba muy inexâcta por
punto general, y se ignoraba la verdadera poblacion y frutos de las provincias, co-
mo tambien las mejoras que en todas ellas podia recibir la agricultura , fuente
inagotable de abundancia y de felicidad. Por eso al paso que procuraba desem-
peñar mi comision , iba siempre juntando observaciones y noticias útiles para la
historia natural , geográfica y político-económica de España. Dí principio á mis
tareas por el reyno de Valencia, objeto de la presente obra.


 Con el propósito de averiguar la verdad en todo quanto fuese posible por

observaciones propias , atravesaba llanuras y barrancos , y subia hasta las cumbres
de los montes en busca de vegetales. De camino exâminaba la naturaleza de las 
piedras , tierras , fosiles y metales ; observaba el orígen y curso de los rios , la dis-
tribución y uso de las aguas ; notaba los progresos que ha hecho la agricultura , y
algunos defectos que deben corregirse.En las empinadas cumbres por medio de 
una brújula tiraba mi meridiana , y luego dirigia la visual á los puntos mas so-
bresalientes , los picos , las torres de los pueblos , las ermitas , situando cada objeto
en el papel con las respectivas distancias que me daban los prácticos del pai< :me-
día despues las mismas distancias caminando con igual velocidad , y teniendo 
cuenta con los rodeos y cuestas , harto freqüentes en tierras montuosas. Con estos 
auxîlios he formado el mapa general del reyno, sirviéndome de la carta marina 
del Señor D. Vicente Tofiño para la costa del mar. Los otros mapas son copias
que he sacado de los que se conservan en archivos, excepto el de Peñagolosa, he-
cho segun mis observaciones y medidas.


 Una de mis principales atenciones ha sido el cálculo de la población y de

los frutos , por donde se viene en conocimiento así de la calidad del suelo , como 
de la industria de sus habitantes. Para formarle con la exâctitud posible ; he jun-
tado quantos habian hecho varias personas hábiles y fidedignas , he consultado mu-
chas veces las listas que los Señores Curas forman para el cumplimiento de la Igle-
sia , me he valido  de los productos de los diezmos , y de los estados hechos de 
órden superior por el gobierno de los pueblos. Ademas he registrado los histo-
riadores á fin de comparar los diversos estados del reyno en varias épocas , y des-
cubrir las causas de tales diferencias. Excuso referir otras muchas diligencias que se
echarán de ver en el cuerpo del escrito; pero ántes de entrar en él convendrá dar
algunas ideas sobre la formacion , naturaleza y estado actual de la provincia de que
vamos á tratar.
a


I - II - III - IV - V - VI - VII - VIII - IX - X - XI - XII

>>>