Página:Antigona - Roberto J Payro.pdf/273

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido validada
— 273 —

quiere! continuó la buena mujer, estudiando el efecto que iba a producir su frase.

Los dos jóvenes se miraron y enrojecieron intensamente.

Ambos se daban en esa mirada y en ese rubor, el «si» tan deseado, y que tantas esperanzas encerraba.