Página:Antologia Poesia Femenina Argentina.djvu/69

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página no ha sido corregida


MAREA HENRIQUETA ARGUELLO 71

CANTO DEL SENCILLO AMOR

Laudato sii, mio signore, per sora acqua, la quale é molto utile, e umile, e preziosa e casta".

El pobrecito de Asis.

Sefior, todos te ofrecen lo mejor de sus almas y no hay un alma sola que no tenga qué darte; la mia es la més pobre de todas las hermanas; yo te ofrezco la pena de no saber amarte.

De no amarte serena, casi inconscientemente

como en sus limpios suefios te ama la hermana agua, de no amarte callando tan resignadamente

corno los quietos arboles que ven morir sus ramas.

De no amarte en un canto, como los jilguerillos; —;oh gran sabiduria de saber solo un canto!— —Eres el mas feliz mortal, hermano grillo, tfi que le amas asi, sencillo e ignorado.—

De no amarte con amplio corazon, Como el viento; —;por qué, Sefior, el mio sera tan pobre cosa?— De no amarte de cerca, Como te amara el cielo, tan de cerca que a veces le deshojas sus rosas.

De no amarte, Sefior, como los pobres nifios cuando besan el pan creyendo complacerte; de no saber amarte igual que San Francisco en una beatitud mas larga que la muerte.

Lo mismo el que enmudece de dolor 0 el que canta, Sefior, nadie es pequefio cuando puede encontrarte; la mia es la mas pobre, entre todas las almas,

yo te ofrezco la pena, de no saber amarte.