Página:Educacion primaria y secundaria - Bartolome Mitre.pdf/23

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
— 20 —

mosna se dá simplemente para vivir y para comer. No es la inteligencia la que se honra, es la materia que se nutre, enervando en el ser moral la potencia de la voluntad para labrarse su destino. Asi, esta nueva fuerza que se pretende agregar á las fuerzas sociales, empieza por ser inútil para si misma y onerosa y desmoralizadora para los demás.

Tanto en el órden de los hechos, como en el órden de las ideas incorpóreas, el capital que representa la riqueza, como la inteligencia cultivada que es la riqueza del espíritu, los productos deben ser elaborados, y no hay capital, no hay riqueza, si no es el resultado directo del trabajo y de la economia humana. Asi la primera leccion que recibiria el neófito al penetrar en las regiones superiores de la ciencia, seria una nocion falsa de la produccion de la riqueza y el menosprecio (no digo el desprecio) por el trabajo viril, que nunca es mas noble que cuando nutre el cuerpo con el sudor de su rostro, y cuando enciende la lámpara del estudiante palideciendo en las vigilias que confortan el alma y dignifican al hombre.

Pero este proyecto tiende tambien á apagar el fuego del hogar: de ello hablaremos despues. Su tendencia mas funesta por lo que respecta á la economía de la sociedad, es que propende el empobrecimiento de la vida local, del espíritu municipal, creando atracciones artificiales, que darian por resultado el vacio por una parte, y la exuberancia inútil y perjudicial por otra.

La tendencia, sin sospecharlo sus autores, es crear artificialmente dos metrópolis universitarias, en dos