Página:Historia general de la medicina en Chile, tomo I.pdf/342

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
— 350 —

los adelantos y las novedades de las escuelas inglesas, que primaban en el mundo científico.

Nuestro compatriota, el Dr. Pedro Morán, fué el colaborador eficaz y constante del primer cuerpo docente, y su obra se destaca como ejemplo de laboriosidad, de perseverancia y patriotismo.

El profesor Adolfo Murillo, uno de nuestros más eruditos hombres de ciencia, y que poseía un amplio caudal de conocimientos históricos, fué quien levantó la figura del Dr. Morán en diversos escritos, conferencias, é informaciones particulares, sacándola del olvido y exponiendo la verdad de su obra y de su vida.

El catedrático de farmacia y de química orgánica, don José Vicente Bustillos, obrero infatigable de las ciencias naturales, formado por sí solo, es otra personalidad de nuestra Escuela cuyo nombre está vinculado á sus primeros triunfos.

En 1834, se incorporó el Dr. Lorenzo Sazie, poderoso talento, que brillaba en los centros de Francia siguiendo los nuevos rumbos de sólidas evoluciones y descubrimientos.

El Dr. Sazie, trajo á Chile una era nueva para la medicina.[1]

La influencia de sus doctrinas tuvo en nuestra Escuela Médica una avasalladora decisión pues á pesar de que los primeros maestros fueron ingleses, su escuela no constituyó alumnos después de la actuación de los profesores franceses. Los ingleses no dejaron huella en nuestra enseñanza; la alemania ha tenido preponderante influencia, sobre todo en los últimos tiempos en que sus escuelas han brillado en Europa.

En 1841, se incorporó como profesor de anatomía y fisiología, el célebre doctor Francisco Lafargue, médico de vuelo y literato elocuente que vino á dar nuevo tono científico al Instituto, donde sus lecciones fueron oídas entre los aplausos de los alumnos, y de hombres de letras y de ilustración que iban á oir la palabra fácil, fluida, expontánea y penetradora del doc-

    varios alumnos privados como los Srs. Morán, Abello, Mesías y otros. En este mismo carácter fueron examinadores de medicina y farmacia, respectivamente, el Dr. Camilo Marquisio y el Dr. Francisso Fernández.

  1. En el «Archivo General del Gobierno»—Tomo I de la «Correspondencia de la Legación de Francia é Inglaterra» se encuentra el contrato original celebrado en la corte de Paris el 23 de Noviembre de 1833, entre el Encargado de Negocios de Chile, ante las cortes de Europa, don José Miguel de la Barra López y don Lorenzo Sazie.

    Por decreto de 28 de Junio de 1834, se dice que habiéndose aprobado con fecha 24 del mismo mes y año el referido contrato se manda pagar al Dr. Sazie la suma de $ 500 anuales á contar desde el 14 de Mayo de 1834.—Firman el presidente Prieto y el ministro Tocornal.