Página:Recordacion Florida Tomo I.pdf/219

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Hubo un problema cuando se corregía esta página


14^ BDUOTBCA DB LOS AMBRtCAlOSTAS.

de esta ciudad, como parece en la carta que dejo trasun- tada en el capítulo V del libro III, y habiéndose en el con. greso, que se celebró en 27 de Mayo de 1 539, leído otra carta

del Adelantado, en que proponía (i), que un alcalde y los regidores fuesen á la provincia de Higueras^ con un poder del Cabildo, para presentar ante estos comisarios los des- pachos, y que juntos allí se procure, y señalen términos á las jurisdicciones entre la ciudad y la gobernación; en este punto, dando el Cabildo respuesta á esta carta, rehusó ha* cerlo, diciendo no ser de su obligación salir á este recibi- miento fuera de su jurisdicción; pero que, mandándolo Su Majestad era necesario, que el despacho se hiciera manifiesto para darle cumplimiento: pero sobreviniendo con gran ce- leridad el propio Adelantado, se introdujo en el congreso y junta capitular del día 16 de Setiembre de iSSg.

Hallábase en esta junta, como era de costumbre, el Licen- ciado Maldonado, juez que era déla residencia de D. Pedro, bien hallado con lo suave y dulce del gobierno, asistido de la cavilación de algunos, y de la no buena voluntad que Gonzalo de Ovalle mostraba al Adelantado; y pareciéndole no ser suficiente aquella cédula de merced, por no haberse visto su residencia, aunque en ella se expresaba la condición de haber capitulado el descubrir nuevas tierras, y la cláu • sula de la cédula de 9 de Agosto de i538 dice (2): «Primera- »mente; porque me habéis hecho relación, que desde la di- ncha provincia de Goathemala habéis de conquistar lo que ))así descubriéredes, é donde ha de acudir la gente que fuere ))é viniere al dicho descubrimiento. Por la presente vos pro- nmeto, que vos mandaré proveer é dar provisión de la »dicha gobernación de Goathemala, para que seáis nuestro ^Gobernador de ella por término de siete años,y más, cuanto nnuestra voluntad fuere; no paresciendo en la residencia »que agora vos toma, por mi mandado, el Licenciado Mal- ))donado, nuestro oidor de la nuestra Audiencia é Chancille-


(i) Libro II de Cabildo, folio i6g vuelto. (2) Libro II de Cabildo, folio 175.