Política de Dios, gobierno de Cristo: 215

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pág. 215 de 389
Política de Dios, gobierno de Cristo Francisco de Quevedo



Los reyes son vicarios de Dios en la tierra: con este nombre los llama Calímaco en el Himno a Jove, y Homero lo mismo. Luego si Cristo fue pastor, ellos que son sus vicarios deben ser pastores; y a su imitación, «buenos pastores». El mismo Homero, Odysea III, los llama Theotrephés, «instituidos por Dios», o (como Savorino lo declara) «discípulos de Dios»; porque en griego trophae es alimento del alma, como la leche de los niños, y la comida del cuerpo. Bien lo enseña Cristo, Rey de los reyes, que tiene a los reyes por discípulos; pues para enseñarlos a ser pastores, la primera lección de la paz y de las vigilias la dio a los pastores; y luego despachó una estrella por los reyes, para que le viniesen a adorar como a Dios y a oír como a maestro. Permitió que viniesen por camino que topasen con Herodes, rey lobo (Cristo le llamó raposa), rey que gobernaba no con los entendimientos de sus manos, sino con los de los pies de una ramera bailadora. Mas en viendo a Cristo aprendieron de él, como reyes discípulos de Dios, a volver por otro camino, a no entrar en el de Herodes. No conocerá el rey sus ovejas ni ellas le conocerán, si no las ven, si no le ven, si no las da sal, si no las apacienta, si no las encamina con sus manos. El pastor que ni ve, ni guía, ni toca a sus ovejas, sea pastor, sea rey pastor, de él se habla con el propio lenguaje que de los ídolos (Psalm., 134, vers. 16 y 17): «Boca tienen, y no hablarán; ojos tienen, y no verán; oídos tienen, y no oirán, porque no hay espíritu en su boca». Sígase, pues se sigue consecutivamente en el salmo, la maldición a los que hacen ídolos y a los que hacen estos ídolos, que siendo vivos, son más muertos: «Sean semejantes a ellos los que los hacen y todos los que confían en ellos»; pues no es menos infernal invención hacer ídolos los hombres, que hacer a los troncos y a las piedras ídolos.


Parte I

Capitulo-- I - II - III - IV - V - VI - VII - VIII - IX - X -- XI - XII - XIII - XIV - XV - XVI - XVII - XVIII - XIX - XX - XXI - XXII -- XXIII - XXIV

Parte II

Capitulo-- I - II - III- IV - V - VI- VII - VIII - IX- X - XI - XII - XIII - XIV - XV - XVI - XVII - XVIII - XIX - XX - XXI - XXII - XXIII 1 - XXIII 2