San Isidro labrador de Madrid: 106

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Acto Tercero
Pág. 106 de 108
San Isidro labrador de Madrid Acto III Lope de Vega


Envidia: ¿Para qué aguardamos siglos?

Huye, que si aquí tu loca
soberbia te tiene ciego,
por esta humildad dichosa
vendrá el siglo en que Filipe
reine, y por ventura, en Roma,
le veas canonizar.
 
 

Demonio: Bien dices, loco me torna

el ver que tantos milagros
haga un hombre que con toscas
abarcas pisa los cielos
para pisarme la boca.
 
 

Envidia: ¿Que un capote de dos faldas

ceñido con una soga
sea un alba más que el sol,
y ella una preciosa estola?
¿Que este caminase al cielo,
llevando en unas alforjas
tantas obras y virtudes?
 
 

Demonio: ¡Huye!

 
 

Envidia: Pensarlo me asombra.

 
 
(Vanse, y salen alabarderos y acompañamiento,
un MAYORDOMO, y la REINA detrás,
y el CURA DE SAN ANDRÉS.)

   

Reina: Yo vengo determinada.

 
 

Cura de San Andrés: Vuestra Majestad, señora,

mire bien.