Cancionero, Dulces durezas, plácidos desvíos

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Fragmento CCCLI
Cancionero

de Francesco Petrarca


Dulces durezas, plácidos desvíos,
llenos de casto amor y de blandura;
desdenes que templaron la locura
de afanes que hoy entiendo ya baldíos;

gentil hablar, con que rehusó mis bríos
con suma honestidad y donosura;
flor de virtudes, fuente de hermosura,
que fuera de mí echó mis desvaríos;

mirar divino que me da contento;
hoy fiero en frenar alma así atrevida
a aquel que cambia con piedad de intento,

hoy presto a confortar mi frágil vida:
esta mudanza ha sido el fundamento
de la gloria que ayer tuve perdida.