Cancionero, Tal vez avergonzado de que aún calle

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda


Tal vez avergonzado de que aún calle,
mi bien, por mí vuestra belleza en rima,
recorro el tiempo en que la vi en tal cima
que no será jamás que su par halle.

Mas carga no la juzgo de mi talle,
ni obra que pulir pueda mi lima;
con que el ingenio, que su fuerza estima,
se hiela sin que apenas rima entalle.

Los labios por cantar abrí mil veces
sin que pudiese voz salir del pecho
pues ¿qué voz ascender puede tan alto?

Mil veces comencé en mil versos preces;
mas pluma, ingenio y mano, en cuanto hecho,
vencidos fueron al primer asalto.