Acta del Cabildo de Guayaquil (13 de Julio de 1634)

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

RECIBIMIENTO Y DESPACHO DE LORENZO DE BANCES LEÓN CON TÍTULO DE ESCRIBANO PÚBLICO, DE CABILDO, MINAS Y REGISTROS DE LA CIUDAD DE SANTIAGO DE GUAYAQUIL, DADO POR LA REAL AUDIENCIA Y SU MAJESTAD DON FELIPE CUARTO.

(Siendo) el Doctor Don Antonio de Morga, Presidente y los Señores Licenciado Don Alonso de Mesa y Ayala y Don Juan de Valdés y Llano, Oidores, en Quito en diez y seis de Junio de mil y seiscientos y treinta y cuatro años. (García de) Valencia (León). Cumpliendo con el dicho auto dio y pagó en mi Real Caja de la dicha Ciudad de Quito en poder de mis Oficiales Reales de ella lo tocante a los derechos de la Media Anata como consta de la certificación siguiente:

Certificación de Media Anata.- Yo, Fernando Laínez. Contador Juez Oficial de la Real Hacienda de Su Majestad en esta Ciudad de San Francisco del Quito y su provincia, doy fe que Lorenzo Bances de León, Escribano Publico y Cabildo, Minas y Registros de la Ciudad de Santiago de Guayaquil, pagó en esta Real Caja de Su Majestad el derecho de Media Anata del dicho oficio como consta de la partida del tenor siguiente:

En diez y siete de Junio de este año entraron en la Real Caja a cargo del dicho Tesorero ciento y treinta y tres pesos de a ocho y tres reales que pagó Lorenzo Bances de León, Escribano Público y Cabildo, Minas y Registros de la Ciudad de Guayaquil, que los debía del derecho de Media Anata del dicho su oficio que le renuncio Fermín de Asiayn (de) cuyo (título) era (propietario), que se le avaluó por esta Real Audiencia en cuatro mil pesos de a ocho reales a que se acrecentó la tercia parte por los aprovechamientos y monto con el principal cinco mil y trescientos y treinta y tres pesos y tres reales en un año, a veinte mil el millar, doscientos y sesenta y seis pesos y cinco reales y medio de que tocan la mitad a la Media Anata, que son los de este cargo, y los hizo en una paga por excusar la fianza de la segunda paga (en) la del precio principal del dicho oficio ha de hacer en la Real Caja de la dicha Ciudad de Guayaquil como está mandado por esta Real Audiencia según consta de este testimonio del Secretario que era de la Audiencia, a que nos referimos (del susodicho en la persona de) Fernando Laínez. Don Pedro de Cepeda (hago/ que doy) este año a fojas 116 de que esta (refrendada y archivada) de ella di (la presente certificación a) (...) días del mes de (...) de mil y seiscientos y treinta y cuatro años (y) Don Fernando Laínez (mandó) dar de todo lo susodicho por los dichos mi Presidente y Oidores, acorda(n)do que debía mandar esta mi carta, Titulo y Provisión Real en la dicha razón y yo lo he tenido por bien: Por la cual acatando las partes, calidad y suficiencia de vos el dicho Lorenzo de Bances León y a que me habéis servido de presente con el tercio de cuatro mil pesos de a ocho reales en que se avaluó y declaro ser el verdadero valor del oficio de Escribano Público y Cabildo, Registros y Minas de la Ciudad de Santiago de Guayaquil, (habiendo) pagado en mi Real Caja de la dicha Ciudad a satisfacción de mis Oficiales Reales de ella y los Derechos del Arancel de la Media Anata, (lo dé) pagado en mi Real Caja de la Ciudad de Quito, conforme a la certificación de los Oficiales Reales de ella, es mi merced que ahora y de aquí adelante por todos los días de vuestra vida seáis mi Escribano Público y Cabildo, Minas y Registros de la dicha Ciudad de Santiago de Guayaquil, sus términos y jurisdicciones y como tal podáis usar y ejercer el dicho oficio en todos los casos y cosas a él anejos y concernientes, así civiles como en lo criminal según y de la manera que lo usan y han usado los demás Escribanos Públicos y de Cabildo, Minas y Registros de las otras Ciudades, Villas y Partidos (y lugares y sitios) de estos mis Reinos y Señoríos, y el dicho Fermín de Asiayn y los demás Escribanos que han usado los dichos oficios en la dicha Ciudad, vuestros (antecesores y propietarios permítanlo) y a mi Presidente y Oidores de mi Audiencia de Quito que presentándoos en ella con este Título y Provisión Real os examine para el uso (y oficio), y hallándoos hábil y eficiente (de que a su favor y beneficio ordénolo recibáis el) Titulo para el uso de (referido Escribano Público, de Cabildo, Minas y Registros mío con asiento en la dicha Ciudad de Santiago de Guayaquil y de los otras Ciudades, Villas y lugares de los Reinos y dominios de mis Indias Occidentales y Orientales, Tierra Firme, Islas del Mar Océano, Perú y Chile, etc. dado por esta, mi Real Provisión.). (Y) mando al Cabildo, Justicia, Regimiento de la Ciudad de Santiago de Guayaquil, previniendo deis las fianzas legas, llanas y abonadas a satisfacción de mis Oficiales Reales de ella para la paga del tercio, dentro del termino qua tenéis ofrecido por vuestra petición, que arriba se hace mención, y el consentimiento del dicho mi Fiscal, y recibido de vos el juramento y solemnidad que en tal caso se requiere y debéis hacer y sois obligado, y haciéndolo así, ellos, el que es o fuere mi Corregidor de la dicha Ciudad, Tenientes, Alcaldes Ordinarios y otros cualesquier mis Jueces y Justicias y todos los Caballeros, Escuderos, Oficiales y Hombres Buenos y otras cualesquier personas de la dicha Ciudad, sus términos y jurisdicción, de cualquiera calidad y condición que sean, os hayan y tengan por tal mi Escribano Publico y Cabildo, Minas y Registros de la dicha Ciudad y su Partido, y es recudan y hagan recudir con todos los derechos, salarios y aprovechamientos al dicho oficio debidos y pertenecientes, según y como lo uso y ejerció el dicho Fermín de Asiayn, vuestro antecesor, y os guarden y hagan guardar todas las honras, gracias, mercedes, franqueza y libertades, preeminencias, prerrogativas e inmunidades y todas las demás cosas y cada una de ellas, que por razón de los dichos oficios debéis haber y gozar, y os deben ser guardadas, todo bien y cumplidamente, sin que os falta(re) alguna y que en todo ni parte de ello no os pongan ni consientan poner embargo ni contradicción alguna, (que Nos por la presente a vos recibimos y habemos dado por recibido a los dichos oficios y al uso y ejercicio o) servicio de ellos y os doy poder y facultad para lo usar y ejercer, caso que por ellos o alguno de ellos no seáis recibido, habiendo dado las dichas fianzas en la dicha Ciudad de Guayaquil, a satisfacción de mis Oficiales Reales de ella, para pago del dicho oficio a los plazos contenidos en la dicha petición, y mando que todas las Ventas, Obligaciones, Testamentos, Poderes, Codicilos y otras cualesquiera escrituras que ante vos pasaren y se otorgaren en la dicha Ciudad, sus términos y jurisdicción, y en cualquiera parte donde fuere puesto lugar, día, mes y año y testigos (que) a ello fueren (y estuvieren) presentes y vuestro signo tal como este (Consta el signo dado al Escribano con las iniciales de su nombre o apellido en diseño caligráfico abreviado) de que mando (lo) uséis, valgan y hagan fe en juicio y fuera de él, como Escrituras Publicas otorgadas ante tal Escribano Publico y Cabildo, Minas y Registros de la dicha Ciudad de Guayaquil y sus términos y jurisdicción, pueden y deben valer; y por evitar los fraudes, costas y daños que los Contratos hechos con juramento y de las sumisiones (que) se suelen seguir, os mando no signéis contrato alguno que sea hecho con juramento por donde lego se someta a la jurisdicción eclesiástica, so pena de que si (lo) signareis desde adelante seáis privado de los dichos oficios y no los podáis usar más. Y la dicha merced os hago en tanto que dentro de cinco años cumplidos primeros siguientes, que corran y se cuenten desde el día de la data de esta mi Carta en adelante habéis de ser obligado a traer y traigáis Titulo y confirmación de Real Persona y Real Consejo de las Indias, con apercibimiento que pasado. El dicho termino y no trayendo la dicha confirmación se dará por vacos los dichos oficios y se dispondrá de ellos en la persona que mi voluntad fuere. Y así mismo, habéis de ser obligado a enviar vuestros poderes a los Procuradores y Agentes de Negocios en Mi Real Corte para que en vuestro nombre estén a derecho con el Fiscal de dicho mi Consejo, en razón del Pleito o Pleitos que se os ofreciesen sobre la dicha confirmación, con apercibimiento que no enviando los dichos poderes quedaran señalados, desde luego, los Estrados? Reales del dicho mi Consejo, donde en vuestra ausencia y rebeldía, habida por presencia, se harán y notificaran los Autos, Citaciones y otras diligencias que se hicieren a pedimento del dicho mi Fiscal en conformidad de una mi Real Cedula que trata sobre este caso y a lo pedido por el Fiscal de la dicha mi Audiencia en ejecución de ella. Dada en Quito a diez y nueve días del mes de Junio de mil seiscientos y treinta y cuatro años.

Doctor Antonio de Morga. Licenciado Don Alonso de Mesa y Ayala. Licenciado Don Juan de Valdés y Llano.

Yo, García de Valencia León. Escribano de Cámara, la hice escribir por un mandado, con acuerdo de su Presidente y Oidores.

Registrada, Don Pedro de Ortega.

Canciller Don Pedro de Ortega. García de Valencia León, Escribano de Cámara.


Titulo de Escribano Público, de Cabildo, Minas y Registros de la Ciudad de Santiago de Guayaquil, sus términos y jurisdicción en Lorenzo de Bances León, por renunciación que de ellos hizo Fermín de Asiayn

Obedecimiento por la Real Audiencia.- En la Ciudad de San Francisco de Quito del Quito en diez y nueve días del mes de Junio de mil y seiscientos y treinta y cuatro años, estando los Señores Presidente y Oidores de la Audiencia y. Chancillería Real de Su Majestad que en esta Ciudad reside, en la Sala del Real Acuerdo de Justicia, es a saber: el Doctor Antonio de Morga, Presidente, y los Licenciados Don Alonso de Mesa y Ayala, y Don Juan Valdés y Llano, Oidores; pareció Lorenzo de Bances León, contenido en el Titulo de esta otra parte y pidió que en su conformidad le mandaran a examinar para el uso y ejercicio del oficio de Escribano Publico y Cabildo, Minas y Registros de la Ciudad de Santiago de Guayaquil y sus términos y jurisdicción, como por el dicho titulo se ordena y manda, y visto por los dichos Señores le obedecieron con el acatamiento debido, y en su cumplimiento examinaron al dicho Lorenzo de Bances León y le hicieron algunas preguntas y repreguntas tocantes a Escrituras y otros autos anejos y concernientes a los dichos oficios, a todo lo cual satisfizo con demostración de su habilidad y suficiencia y hecho el dicho examen los dichos Señores le entregaron el dicho Titulo para el uso y ejercicio de los dichos oficios; y así lo proveyeron y mandaron y lo rubricaron.

Ante mí, García de Valencia León. Escribano de Cámara.

Recibimiento del Cabildo.- En la Ciudad de Santiago de Guayaquil en trece días del mes de Julio de mil y seiscientos y treinta y cuatro años, ante los Jueces Oficiales Reales de la dicha Ciudad, Tesorero Gabriel de Linares, Contador Sebastián Rodríguez de Bustamante pareció Lorenzo Bances de León con este Titulo y Provisión Real de Escribano Público y Cabildo, Minas y Registros de esta dicha Ciudad, despachada por los Señores Presidente y Oidores de la Real Audiencia del Quito, con la cual requirió para que en su cumplimiento le reciban las fianzas que se le mandan dar para usar los dichos oficios y habiendo visto la dicha Real Provisión los dichos Jueces Oficiales Reales dijeron que la obedecen como a carta de su Rey y Señor Natural, a quien Dios, Nuestro Señor, guarde y prospere con aumento de otros mayores Reinos y Señoríos, y en su cumplimiento dijeron que están prestos de recibir las fianzas que ofrece para el seguro del tercio que a Su Majestad pertenece, para que dada la dicha fianza pueda ser recibido al uso de los dichos Oficios de Escribano Público y Cabildo, Minas y Registros de esta dicha Ciudad, para que por el Cabildo de esta dicha Ciudad sea recibido; y así lo mandaron y firmaron. Gabriel de Linares. Sebastián Rodríguez Bustamante.

Ante mí, Fermín de Asiayn. Escribano de Cabildo.

Los jueces Oficiales Reales de la Real Hacienda de la Ciudad de Santiago de Guayaquil del Pirú, certificamos que Lorenzo de Bances León, en conformidad del auto de arriba, dio las fianzas que se le mandan por este Titulo y Provisión a nuestra satisfacción, de que pagará el tercio de los cuatro mil pesos en que se avaluaron los oficios de Escribano Público y Cabildo, Minas y Registros de la dicha Ciudad, para cuyo efecto se le dio el dicho titulo, e hizo la dicha fianza Pedro Ruiz de Eguino, y pasó ante Fermín de Asiayn, hoy dicho días, y para que de ello conste dimos la presente en trece días del mes de Julio de seiscientos y treinta y cuatro años.

Gabriel de Linares. Sebastián Rodríguez Bustamante. Presente fui a esta certificación y en fe lo signé.

En testimonio de Verdad. Fermín de Asiayn. Escribano Público y Cabildo.


En testimonio de verdad. Lorenzo de Bances León. Escribano de Cabildo.

Notas Explicativas[editar]

  • En la transcripción oficial de la obra constan vacíos que fueron completados con el formato similar a la manera titular que se empleaban los usos de la época. No se pudieron completar la numeración del Certificado de Media Anata a motivo de hacer referencia con la presición de números que desaparacieron en el soporte del original y que en caso para la transcripción no es ético ni permisible colocar datos exactos con números que puedan contradecir, alterar o perjudicar la numeración y archivo de otra documentación manuscrita al mismo tiempo; por tanto que no pueda coincidir alguna referencia sintáxica manteniendose el respeto hacia el tiempo y a la calamidad del estado original con el citado documento sin que pudiere convertirse en un dato errado, confuso o malinterpretado de algún juicio humano desconocedor de la temática.

Bibliografía[editar]

  • Freile Granizo, Juan. Actas del Cabildo Colonial de Guayaquil Tomo I: 1634 a 1639 De la Primera Época. Versión de Juan Freile Granizo, basada en la transcripción original de José Gabriel Pino Roca, revisada por Rafael Euclides Silva. Publicación del Archivo Histórico del Guayas bajo patrocinio de la Junta Cívica de Guayaquil (Santiago de Guayaquil, 31 de agosto de 1972). Página(s): 35 a 39.