Acta del Cabildo de Santiago (15 de febrero de 1814)

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.


Sesión de 15 de febrero de 1814

Toma de razón del título de nobleza de Jerónimo Alfaro.- Renuncia del Regidor Antonio Montt.- Solicitud de los escribanos.- Cuentas del derecho de canchas.

En la Ciudad de Santiago de Chile, a 15 de febrero de 1814, hallándose los señores del Muy Ilustre Ayuntamiento en acuerdo ordinario de este día, y enterados del antecedente, se instruyeron de una representación de don Manuel Palacios, como apoderado de don Jerónimo Alfaro, vecino de Quillota, y de los autos que manifestaba sobre aprobación de la nobleza de este; pidiendo que en el Libro Becerro de este Ilustre Cuerpo se tomase razón de las providencias de 1º y 13 de diciembre del año anterior de 1813 que sobre este particular tenía dictadas el Tribunal de Justicia. Y los señores, con vista de ellas, decretaron lo siguiente: “Como se pide, copiándose en el libro que corresponde”.

A continuación se leyó una representación de don Antonio Montt, en que pedía se le admitiese la renuncia del nombramiento que el Ayuntamiento había hecho de Regidor en su persona, por hallarse imposibilitado de poder desempeñar este delicado empleo por las enfermedades continuas que padecía; y los señores, con consideración al justo motivo que representaba, proveyeron el siguiente decreto: “Admítesele la renuncia, según lo acordado, y dése cuenta al Superior Gobierno.

Sucesivamente, se leyó un escrito de los escribanos deudores de los arrendamientos de las piezas que ocupan, pidiendo la suspensión de la ejecución con que se hallan apercibidos, en vista de las excepciones que fundan en su pedimiento, de las que, instruido el Cuerpo, proveyó el decreto siguiente: “Traslado, sin perjuicio, al Procurador General”.

Y, últimamente, se vieron las cuentas presentadas por don Francisco Olivera, comisionado para la recaudación del derecho de canchas, a instruido de ellas el Ayuntamiento, proveyó: “Por presentadas las cuentas con los documentos que se acompañan, y pasen al Procurador General”. Con lo cual y no habiendo otra cosa que determinar y acordar, concluyeron el acuerdo, que firmaron los señores en el mismo día de la fecha. Francisco Borja Fontecilla.- El Conde de Quinta Alegre.- Joaquín López de Sotomayor.