Declaración de Kofi Annan sobre la ruptura del proceso de paz en Colombia

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.



Declaración de Kofi Annan sobre la ruptura del proceso[editar]

SG/SM/8128

21 de febrero de 2002

SECRETARIO-GENERAL, EXPRESANDO LAMENTACION POR EL ROMPIMIENTO DE LOS DIALOGOS DE PAZ EN COLOMBIA,

DICE QUE SUS BUENOS OFICIOS QUEDAN A DISPOCISION DE LAS PARTES

El siguiente comunicado fue publicado hoy por la Vocería del Secreario-General Kofi Annan: El Secretario-General lamenta profundamente el rompimiento de los dialogos de paz entre el gobierno de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). El reconoce los esfuerzos extraordinarios que el presidente Andres Pastrana ha hecho en los ultimos cuatro años en busqueda de la paz. Habian logrado avances en los dialogos de paz en el ultimo mes. Pero los continuos ataques de las FARC y el secuestro de un avion civil ayer, durante el cual un miembro del congreso fue secuestrado, son una clara violacion al derecho internacional humanitario y han socabado los dialogos de paz. Las violaciones constantes de las FARC al derecho internacional humanitario y el secuestro de miles de colombianos y otros, incluyendo niños, son inaceptables. El Secreatario-General hace un llamado a las FARC para que liberen a los secuestrados, incluyendo al gobernador Alan Jara, quien fue tomado por hombres armados en un vehiculo de las Naciones Unidas. El Secretario-General hace un llamado urgente a todos los actores armados a respetar el derecho internacional humanitario y las vidas de los civiles, terminando todas las formas de violencia contra los colombianos. El urge que medidas especiales sean tomadas para proteger civiles en la antigua zona desmilitarizada que hoy esta siendo reocupada por los militares colombianos. La tolerancia y el crecimiento rapido de paramilitares son causa de gran preocupacion, y requiere que el gobierno tome medidas urgentes y efectivas para hacerse cargo del problema. El Secreatario-General reitera su conviccion de que el conflicto de 40 años de Colombia sea solo resuelto por una solucion negociada que tome en cuenta de raiz sus profundas causas sociales y politicas. Sus buenos oficios permanecen a disposición de las partes, si asi es requerido.