Declaraciones del Presidente sobre la ley de Estabilización Económica de Emergencia del 2008 (3 de octubre de 2008)

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.



<< Autor: George Walker Bush


Declaraciones del Presidente sobre la ley de Estabilización Económica de Emergencia del 2008[editar]

Rose Garden

2:03 P.M. EDT


EL PRESIDENTE: La Cámara de Representantes acaba de aprobar un proyecto de ley esencial para ayudar a que la economía de Estados Unidos supere la crisis financiera. El Senado aprobó la misma propuesta la noche del miércoles. Y cuando el Congreso me remita la ley final, la promulgaré.

Hubo momentos esta semana en los que algunos pensaron que el gobierno federal no estaría a la altura del desafío. Pero gracias al arduo trabajo de miembros de ambos partidos en ambas cámaras y al espíritu de cooperación entre el Capitolio y mi gobierno, finalizamos esta medida de forma oportuna. Estoy especialmente agradecido por las contribuciones de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, el líder de la minoría, John Boehner, el líder de la mayoría, Steny Hoyer, el encargado de la disciplina de la minoría Roy Blunt, el presidente Barney Frank, y el miembro de más alto rango, Spencer Bachus.

A raíz de esta legislación nos hemos unido, hemos actuado audazmente para ayudar a evitar que la crisis en Wall Street se convierta en una crisis en las comunidades de todo el país. Le hemos mostrado al mundo que Estados Unidos de Norteamérica estabilizará sus mercados financieros y mantendrá un papel de liderazgo en la economía mundial.

Un problema importante en nuestro sistema financiero es que los bancos han restringido el flujo de crédito a las empresas y los consumidores; muchos de los activos que tienen estos bancos se han devaluado. La legislación que el Congreso aprobó hoy le hace frente a este problema de forma directa, al proporcionarle al gobierno una variedad de nuevas herramientas, como permitirnos comprar algunos de los activos problemáticos y crear un nuevo programa de seguro gubernamental que garantice el valor de otros. El proyecto de ley también asegura que estos nuevos programas se implementarán de manera que se proteja a los contribuyentes. Evita que los malos ejecutivos reciban una fortuna derivada del dinero de los contribuyentes. Establece una junta de ambos partidos para supervisar la implementación del plan.

En conjunto, estos pasos representan medidas decisivas para aliviar las dificultades crediticias que amenazan a nuestra economía. Con el flujo continuo de crédito, más empresas podrán llenar sus anaqueles y pagar su planilla. Más familias podrán recibir préstamos para autos y casas y estudios universitarios. Más gobiernos estatales y locales podrán financiar servicios básicos.

El proyecto de ley incluye otras disposiciones para ayudar a los consumidores y empresas estadounidenses. Incluye incentivos tributarios para que las empresas inviertan y generen empleo. Aumenta temporalmente el seguro federal de depósitos en bancos y cooperativas de crédito de $100,000 a $250,000, una protección vital para los consumidores y las pequeñas empresas. Otorga a las familias una disminución sobre el Impuesto Alternativo Mínimo, que de otra manera aumentaría en un promedio de $2,200 los impuestos de 26 millones de contribuyentes.

Sé que algunos estadounidenses tienen inquietudes sobre esta legislación, especialmente con respecto a la función del gobierno y el precio del proyecto de ley. Como firme partidario de la libre empresa, considero que la intervención gubernamental sólo debe suceder cuando es necesaria. En esta situación, la necesidad es clara. Y a fin de cuentas, el costo... a fin de cuentas, el costo a los contribuyentes será mucho menor al desembolso inicial. Vean, el gobierno comprará activos problemáticos, y una vez que el mercado se recupere, es probable que muchos activos se valoricen. Y con el tiempo, los estadounidenses deben esperar que gran parte -si no todos- los impuestos que invirtamos se recuperen.

Los estadounidenses también deben anticipar que tomará un tiempo para que el pleno impacto de esta legislación se sienta en nuestra economía. El ejercicio responsable de las facultades otorgadas por este proyecto de ley requerirá de análisis y deliberación detenidos. Esto se hará de la forma más expeditiva posible, pero no se puede lograr de la noche a la mañana. Nos tomaremos el tiempo necesario para concebir un programa eficaz que logre sus objetivos... y no despilfarre el dinero de los contribuyentes.

Nuestra economía continúa enfrentando serios desafíos. Esta mañana nos enteramos de que Estados Unidos volvió a perder empleos en septiembre, una noticia decepcionante que enfatiza la urgencia de la medida que el Congreso aprobó hoy. Tomará más tiempo y esfuerzo decidido dejar atrás este periodo difícil. Pero con confianza y liderazgo y la cooperación de ambos partidos, superaremos los desafíos que se nos presenten, volveremos a llevar a nuestra nación hacia el crecimiento y tendremos generación de empleo y prosperidad económica por un largo plazo. Gracias.

END 2:08 P.M. EDT


Great Seal of the United States.png Este documento pertenece al Gobierno de los Estados Unidos de América y se encuentra en dominio público.