Discurso: 12 de marzo de 2005

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.



<< Discursos del Presidente George W. Bush


Buenos Días. Durante las últimas semanas he viajado por todo la Nación y he hablado con decenas de miles de ustedes sobre mis planes para fortalecer el Seguro Social. Yo comparto una gran responsabilidad con sus representantes en el Congreso: debemos reparar el sistema permanentemente a fin de que esté allí para nuestros hijos y nuestros nietos.

He visitado 15 estados y recién estoy empezando. En cada visita, estoy asegurando a aquellos entre ustedes nacidos antes de 1950 que el Seguro Social permanecerá igual para ustedes: no habrá cambios. No importe lo que les digan los anuncios alarmantes o los políticos: ustedes recibirán sus cheques. Ustedes que son abuelos también comprenden que tenemos que tapar los agujeros en esta red de seguridad tan vital para las generaciones futuras. Aprecio la sabiduría de las personas mayores, y agradezco sus ideas sobre cómo reforzar el sistema.

Ustedes, los trabajadores más jóvenes, saben lo que está pasando con el Seguro Social. El actual sistema de "pagar a medida que se incurra el gasto" va camino a la bancarrota. Grandes cantidades de "baby boomers" como yo se estarán jubilando dentro de poco. Estamos viviendo más tiempo y los beneficios están aumentando. Al mismo tiempo, menos trabajadores estarán contribuyendo al sistema para sostener a un número mayor de retirados. Por lo tanto, el gobierno está haciendo promesas que no puede cumplir.

Aún así algunas personas atribuyen menor importancia al problema de lo que merece - y dicen que podemos arreglarlo después. El hecho es que tenemos un problema serio, y necesitamos arreglarlo ya. Si usted tiene entre 20 y 30 años de edad - o si tiene hijos o nietos de esa edad - la idea del colapso del Seguro Social no es poca cosa. Ni debería serlo para el Congreso.

En 1983 el Congreso aprobó lo que pensaron ser un "arreglo por 75 años" para salvar al Seguro Social de la bancarrota. La solución bipartita resultó ser temporal, ya que no se centró en las fallas fundamentales del sistema. Dos años después, el Seguro Social entraba nuevamente en desequilibrio. Ahora, algunos en Washington están hablando de otro "arreglo por 75 años" - lo que significa que estaremos de nuevo en el punto de partida de aquí a unos pocos años. No necesitamos una solución tipo curita para el Seguro Social. Queremos resolver este problema ya y para siempre.

Posponer una verdadera reforma hará que sea más difícil arreglar el sistema - y más caro. Como observó recientemente un líder demócrata, cada año que demoramos añadimos por lo menos 600 mil millones de dólares a los costos de salvar el sistema. Y los fideicomisarios del Seguro Social están de acuerdo. Posponer la reforma dejará a nuestros hijos con opciones drásticas y desagradables: enormes aumentos en los impuestos lo que eliminaría empleos, nuevos endeudamientos masivos, o recortes repentinos y dolorosos en los beneficios del Seguro Social o de otros programas. Nuestros hijos merecen mejor que esto - y nosotros podemos darles algo mejor.

He dicho al Congreso que toda y cualquier idea está sobre la mesa - menos la de aumentar las tasas de impuestos salariales. Algunas de las opciones disponibles incluyen relacionar los beneficios a los precios en lugar de a los salarios, cambiar las fórmulas para los beneficios, elevar la edad para la jubilación - ideas que los Demócratas y los Republicanos han discutido antes.

Cualesquiera que sean los cambios que hagamos, debemos ofrecer un sistema mejor y más fuerte para los trabajadores jóvenes. Y es por eso que he propuesto permitir a los estadounidenses más jóvenes colocar una parte de sus impuestos salariales en cuentas personales y voluntarias de jubilación. Ustedes tendrían la opción de fondos conservadores de bonos y acciones con la oportunidad de obtener una tasa de rendimiento más elevada de lo que es posible bajo el sistema actual. Si usted gana como promedio $35,000 en el transcurso de su carrera, podría acumular hasta cerca de $250,000 en su cuenta por encima de lo que reciba en sus cheques del Seguro Social. Esto representaría un verdadero ahorro que le pertenecería a usted - unos ahorros que podría dejarles a sus hijos.

El pueblo de Estados Unidos no nos eligió para que heredáramos problemas a las generaciones futuras, a los Presidentes futuros, y a los Congresos futuros. Yo trabajaré con ambos partidos para reparar el Seguro Social permanentemente. El Seguro Social ha estado allí para generaciones de estadounidenses - y juntos lo fortaleceremos para las generaciones venideras.

Gracias por escuchar.


Great Seal of the United States.png Este documento pertenece al Gobierno de los Estados Unidos de América y se encuentra en dominio público.