Discurso: 27 de septiembre de 2003

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.



<Discursos del Presidente George W. Bush


Buenos días

A principios de semana, hablé ante las Naciones Unidas - la cual, como nuestro país, se ha convertido en un blanco del terrorismo. En el último mes, terroristas han llevado a cabo dos ataques con bombas contra la sede de la ONU en Bagdad, matando a ciudadanos iraquíes, oficiales de la ONU, y trabajadores en ayuda internacional. El martes expresé las condolencias de nuestro país por las pérdidas de la ONU, y la gratitud de nuestro país por los esfuerzos de alivio de la ONU en Irak. También expresé la determinación de Estados Unidos de luchar y ganar la guerra contra el terror - para la seguridad de nuestro pueblo, y por el beneficio de toda la humanidad.

El mundo es más seguro hoy porque en Afganistán nuestra amplia coalición destruyó los campos de entrenamiento de terroristas, y destituyó al brutal régimen que patrocinaba el terror. El mundo es más seguro hoy porque seguimos persiguiendo a al-Qaida y sus aliados terroristas, y hemos capturado o matado cerca de las dos terceras partes de los líderes conocidos de al-Qaida y sus facilitadores claves. El mundo es más seguro hoy porque en Irak nuestra coalición puso fin a un régimen que cultivaba lazos con el terror mientras construía armas de destrucción masiva. Y para la seguridad del pueblo de Irak y de todas las naciones libres, nuestras fuerzas actualmente están llevando a cabo una campaña sistemática para derrotar a los que aún son fieles al viejo régimen y a otros terroristas que se han unido a ellos.

En la lucha entre asesinos terroristas y naciones pacíficas, no hay terreno neutral. Todas las naciones deben unirse para enfrentar esta amenaza donde nazca - antes de que los terroristas puedan infligir aún más daño y sufrimiento. Y todas las naciones deben apoyar a los pueblos de Afganistán e Irak mientras construyen un futuro basado en la libertad y la democracia.

Nuestra coalición está ayudando al pueblo de Irak a construir una nación segura, llena de esperanza y auto-gobernante, la cual servirá como ejemplo de libertad para todo el Medio Oriente. Estamos reconstruyendo más de mil escuelas. abasteciendo y re-abriendo hospitales. rehabilitando plantas eléctricas, instalaciones de agua y saneamiento, puentes y aeropuertos. Estamos capacitando a la policía iraquí, a guardas fronterizos y a un nuevo ejercito, para que el pueblo iraquí pueda asumir plena responsabilidad por su propia seguridad. Irak ahora tiene su propio Consejo de Gobierno, ha nombrado a ministerios de gobierno interinos, y está moviéndose hacia elecciones. Los nuevos líderes de Irak están mostrando la apertura y la tolerancia que requiere la democracia - y también la valentía. Sin embargo, toda joven democracia necesita la ayuda de amigos. Estados Unidos está dando esa ayuda a Irak, y todas las naciones de buena voluntad deben poner de su parte también.

Nuestro objetivo es un Irak libre, donde el pueblo iraquí sea responsable por sus propios asuntos. Queremos que las instituciones gubernamentales de Irak sean fuertes, y que aguanten la prueba del tiempo. Por lo tanto ped a las Naciones Unidas que tome responsabilidades críticas en este esfuerzo.

Estados Unidos actualmente está elaborando con amigos y aliados una nueva resolución del Consejo de Seguridad, la cual ampliará el papel de las Naciones Unidas en Irak. Al igual que tras otros conflictos, las Naciones Unidas deberá ayudar a desarrollar una constitución, capacitando a funcionarios públicos y llevando a cabo elecciones libres y justas. Muchos miembros de la ONU - desde Filipinas a Polonia y ahora Alemania - han expresado su compromiso para ayudar a crear un Irak democrático y estable.

Los riesgos en Irak son elevados, para el Medio Oriente y más allá. Si la libertad y el progreso flaquean en el Medio Oriente, esa región seguirá exportando la violencia que cobra vidas en Estados Unidos y en todo el mundo. Si la democracia y la tolerancia y la paz avanzan en la región, servirá para socavar la amargura y el resentimiento que alimentan al terrorismo. Los terroristas comprenden esto - por eso han decidido luchar contra el orden y la libertad en Irak. Ellos deben ser, y serán, derrotados. Y confío que más naciones se unirán al lado del pueblo Iraquí, y los ayudarán a crear una nación libre y pacífica.

Gracias por escuchar.



Great Seal of the United States.png Este documento pertenece al Gobierno de los Estados Unidos de América y se encuentra en dominio público.