Discurso: 28 de abril de 2007

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.



<< Discursos del Presidente George W. Bush


Buenos Días. Este fin de semana viajaré a Florida para hablar delante de la clase que se gradúa de la Universidad Miami Dade. Esta universidad sirve a una de las comunidades más vibrantes y diversas de nuestra Nación. En Miami viven personas cuyas familias han estado en nuestro país por generaciones - así como personas que acaban de llegar. Esta diversidad es una de las grandes fuerzas de esa ciudad - y es una de las grandes fuerzas de nuestro país.

Las oportunidades que Estados Unidos ofrece hacen de nuestra tierra un faro de esperanza para personas de todos los rincones del mundo. La capacidad de Estados Unidos de asimilar a nuevos inmigrantes nos pone aparte de las demás naciones. En este país, nuestros orígenes importan menos que nuestros sueños. Lo que nos hace estadounidenses es nuestra creencia compartida en la democracia y la libertad. Nuestra Nación ahora enfrenta un desafío crítico: el de construir un sistema de inmigración que mantenga en alto estos ideales - y que cumpla con las necesidades de Estados Unidos en el siglo 21.

En Washington, estamos en medio de una discusión importante sobre la inmigración. Nuestro actual sistema de inmigración necesita reforma. Necesitamos un sistema donde nuestras leyes sean respetadas. Necesitamos un sistema que satisfaga las necesidades legítimas de nuestra economía. Y necesitamos un sistema que trate a las personas con dignidad y ayude a los recién llegados a asimilarse en nuestra sociedad.

Debemos prestar atención a todos los elementos de este problema juntos - o ninguno será resuelto. Y debemos hacerlo de manera que se aprenda de los errores que hicieron que reformas anteriores fracasaran. Por lo tanto yo apoyo una reforma migratoria integral que nos permita proteger nuestras fronteras y hacer cumplir nuestras leyes, que nos mantenga competitivos en la economía global y que resuelva la situación de los que ya están aquí - sin amnistía y sin animosidad.

Yo sé que hay profundas convicciones en torno a la inmigración. Pero yo confío que podemos tener un debate serio, civil y definitivo. Mi administración está trabajando de cerca con miembros del Congreso de ambos lados del pasillo. Estamos tratando nuestras diferencias en buena fe - y estamos trabajando para crear un consenso. Y me agrada que algunos de los que tenían dudas el año pasado sobre una reforma integral ahora estén dispuestos a apoyarla. Hay un deseo de parte tanto de Republicanos como de Demócratas de que este problema se resuelva. Y trabajando juntos podemos aprobar una reforma migratoria integral este año.

Nuestra Nación merece un sistema de inmigración que proteja a nuestras fronteras - y que honre nuestra historia orgullosa como una Nación de inmigrantes. Trabajando juntos, haremos cumplir nuestras leyes y aseguraremos que Estados Unidos sea siempre una tierra de oportunidad y una gran esperanza en el horizonte.

Gracias por escuchar.


Great Seal of the United States.png Este documento pertenece al Gobierno de los Estados Unidos de América y se encuentra en dominio público.