Discurso: 6 de agosto de 2005

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Esta página forma parte de los Documentos históricos contenidos en Wikisource.



<< Discursos del Presidente George W. Bush


Buenos Días. Mientras familias en todo el país disfrutan del verano, los estadounidenses podemos sentirnos optimistas en cuanto a nuestro futuro económico.

En los últimos cuatro años, nuestra economía ha pasado por mucho. Enfrentamos una baja en la bolsa de valores. una recesión. escándalos corporativos. un ataque sobre nuestro territorio nacional. y las exigencias de una guerra continúa contra el terror. Para hacer crecer la economía y ayudar a las familias estadounidenses, actuamos para aprobar el alivio tributario más grande en una generación. Y hoy en día, gracias al alivio tributario y los esfuerzos de los trabajadores y empresarios estadounidenses, nuestra economía está fuerte y haciéndose cada vez más fuerte.

Esta última semana, supimos que Estados Unidos agregó más de 200,000 nuevos empleos en julio. Desde mayo de 2003 hemos añadido casi 4 millones de nuevos empleos. La tasa de desempleo ha bajado al 5.0 por ciento - por debajo del promedio para los años 1970, 1980 y 1990. Y más estadounidenses están trabajando hoy que jamás en la historia de nuestra nación.

Recientes informes económicos muestran que nuestra economía está creciendo a un ritmo mayor que la de cualquier otra nación industrializada principal. Los pequeños negocios están floreciendo. Los trabajadores están reteniendo más de lo que ganan - el ingreso real personal disponible ha aumentado en más del 12 por ciento desde fines del año 2000. La inflación está baja como lo están las tasas hipotecarias. Y en el último año, el número de dueños de casa alcanzó un nivel récord.

El alivio tributario estimuló la vitalidad y el crecimiento económico, y ha ayudado a aumentar los ingresos al Tesoro. Estos mayores ingresos junto con nuestra prudencia en los gastos llevaron a un buen progreso en la reducción del déficit federal. El mes pasado, supimos que el déficit ahora está proyectado ser 94 mil millones de dólares menos de lo previamente esperado. Yo fijé una meta de reducir el déficit en la mitad hasta el 2009, y estamos adelantados en el ritmo fijado para cumplir con esa meta.

A fin de seguir creando empleos y asegurar que nuestra prosperidad llegue a cada rincón de Estados Unidos, estamos abriendo mercados en el extranjero para nuestros bienes y servicios. Esta semana pasada tuve orgullo en firmar el Tratado de Libre Comercio con Centroamérica y República Dominicana. Este histórico acuerdo traerá igualdad de condiciones para los trabajadores y agricultores estadounidenses - y abrirá un mercado de 44 millones de consumidores a productos hechos en Estados Unidos.

Para mantener creciendo a nuestra economía, también necesitamos fuentes de energía económicas y confiables. La semana entrante en Nuevo México, sancionaré un proyecto de ley bipartito que fomenta la conservación.amplía la producción doméstica en formas sensibles al medio ambiente. diversifica nuestra oferta de energía. moderniza nuestra red de electricidad. y hace que Estados Unidos sea menos dependiente de fuentes extranjeras de energía. Y el próximo miércoles en Illinois, firmaré una ley de carreteras que mejorará la seguridad en nuestras carreteras, fortalecerá nuestra infraestructura de transporte, y creará buenos empleos.

Nuestra economía está fuerte, sin embargo no estaré satisfecho hasta que todo estadounidense que quiera trabajar pueda encontrar un empleo. De modo que el próximo martes, me reuniré con mi equipo económico en Tejas para discutir nuestra agenda para mantener a la economía moviendo hacia delante. Al mismo tiempo que el Congreso esté considerando proyectos presupuestarios este otoño, nosotros trabajaremos con la Cámara de Representantes y el Senado para asegurar que los dólares de los contribuyentes se gasten sabiamente, o no se gasten. Necesitamos hacer permanente el alivio tributario, terminar para siempre con el impuesto por defunción y hacer más simple, justo y pro-crecimiento a nuestro código tributario. Seguiremos trabajando en la reforma del Seguro Social. El Seguro Social está sólido para las personas mayores actuales, pero hay un agujero en la red de seguridad para nuestros trabajadores más jóvenes - de modo que trabajaré con el Congreso para fortalecer al Seguro Social para nuestros hijos y nietos. Seguiré insistiendo sobre la reforma legal a fin de proteger a pequeños empresarios, médicos y hospitales contra demandas judiciales frívolas. Y trabajaremos para hacer que el cuidado de la salud sea más económico y accesible para todos los estadounidenses.

La economía estadounidense es la envidia de todo el mundo - y así la mantendremos. Seguiremos dando rienda libre al espíritu empresarial de Estados Unidos, de modo que un mayor número de nuestros ciudadanos pueda realizar el Sueño Americano.

Gracias por escuchar.


Great Seal of the United States.png Este documento pertenece al Gobierno de los Estados Unidos de América y se encuentra en dominio público.