Discursos oficiales de Salvador Allende/1973/Palabras en entrevista concedida a Canal 7 TV

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda


​Palabras en entrevista concedida a Canal 7 TV​ de Salvador Allende Gossens
16 de febrero de 1973
Silhouette of Salvador Allende speeches 04.jpg


PALABRAS DEL PRESIDENTE DE LA REPUBLICA,
COMPAÑERO SALVADOR ALLENDE GOSSENS, EN
ENTREVISTA CONCEDIDA A CANAL 7 T.V.
Santiago, Febrero 16 de 1973.-

oficina de informaciones y radiodifusión
de la presidencia de la república

JOSE MIGUEL VARAS: Buenas noches, señoras y señores. Una vez más, ante las cámaras de Televisión Nacional, dispuesto a responder a nuestras preguntas, el Presidente de la República, Doctor Salvador Allende.

Buenas noches, compañero Presidente.

PRESIDENTE: Buenas noches, José Miguel Varas.

JOSE MIGUEL VARAS: En primer término, quisiera plantearle una pregunta que interesa mucho a todo el mundo, y que se refiere a una noticia del día: El Proyecto llamado Anticipo de Reajustes para los trabajadores. Me gustaría saber algo acerca del contenido real de este proyecto.

PRESIDENTE: En respuesta a la pregunta del compañero Varas, quiero señalar que el Gobierno, a diferencia de Gobiernos anteriores, siempre tuvo el propósito de compensar el alza del costo de la vida, no esperando el transcurso del año, sino haciéndolo periódicamente.

De esta manera, el impacto inflacionario del alza del costo de la vida, será compensado en forma más oportuna, remunerando de mejor manera el poder adquisitivo de los trabajadores.

Por eso es que presentamos un proyecto con este objeto. Habiendo sido rechazado, entramos a conversar con los compañeros de la Central Unica de Trabajadores, y convinimos en hacer este reajuste. De allí, que primero se denominara Bono Compensatorio, Anticipo de Reajuste, o Ley —como ahora se denomina— de Compensación.

Se ha querido —especulando políticamente— hacer creer que hay una diferencia fundamental entre la primera nominación y la segunda; que la política primera, planteada por el Ministro del Trabajo había sido derrotada.
Todo esto, en un campo subjetivo, sin base ninguna. El Gobierno, desde el primer momento ha consultado con los trabajadores, con la organización central, planteando que era indispensable el reajuste compensatorio, por el alza del costo de la vida en los últimos cuatro meses, como anticipo de la Ley definitiva de reajustes, que tendrá lugar en Octubre de este año. Lógicamente esto hace pensar, que en el mes de Junio tenemos que hacer seguramente, otra Ley con las mismas características.

De ahí entonces, que enviáramos al Congreso, hoy, el Proyecto de Ley. Este Proyecto de Ley, tiene como característica fundamental, el hecho de que se establece una compensación del 100% del alza del costo de la vida, hasta tres sueldos vitales. Y la cifra sobre los tres sueldos vitales, es rígida; de tal manera que la redistribución del ingreso se mantiene, ya que hasta los tres sueldos vitales se alcanza al 85% de los trabajadores del país.

De esta manera entonces, en forma muy clara, aquellos que tienen los ingresos más bajos y que son los que más sufren porque el Índice marca más el alza de los alimentos, van a tener una compensación que satisfaga totalmente el alza del costo de la vida; y los que ganan sobre los tres sueldos vitales, la cifra a que he hecho mención, que se le apareja igual.

Lo importante está, en que nosotros, en el Proyecto de Ley, creamos un fondo nacional de compensación. Dicho fondo nacional de compensación, se financia, esencialmente, con impuestos directos; es decir, que tendrán que ser afectados aquellos que disponen de mayores ingresos.
JOSE MIGUEL VARAS: Compañero Presidente, entonces, si mal no entiendo, esto significa que Ud. ha hecho un esfuerzo para evitar que el costo de los reajustes se traslade a los precios, que es lo que ha pasado en otras ocasiones, y que es lo que hace pensar a algunos trabajadores que casi no vale la pena tener reajustes, si después vienen nuevas alzas que se lo comen.

PRESIDENTE: Es decir, no es sólo evitar que se traslade a los precios, sino que salga la Ley financiada. Y eso es lo importante. Porque lamentablemente, el Congreso ha despachado leyes sin financiamiento, como es el caso del presupuesto, de las Leyes de Reajuste, que fueron financiadas en un promedio tan sólo de un 22%; de la Ley de Reconstrucción.

Usted comprende, compañero Varas, que en estas condiciones, la actitud del Congreso implica una aseveración de la inflación, y representa y refleja, crear para el Ejecutivo la obligación de cumplir, para otorgarle a los trabajadores la compensación, sobre la base ¿de qué, si no hay un financiemiento real? De emitir billetes. En estas circunstancias, el Gobierno ha sido muy claro. No como se quiere hacer presentar, una maniobra y un juego, para promover sencillamente, un movimiento destinado a crear dificultades, o poco menos que a lanzar a las masas contra el Congreso —como dice un diario de esta tarde, me parece—. Pero sí a crear una conciencia nacional, de tal manera de que cada chileno sepa que el Gobierno enviará un proyecto financiado con impuestos directos, excepto uno de los artículos, en que hay un impuesto indirecto, en que no hay ni siquiera un 10% del financiamiento, que por lo demás se refiere a consumos que podemos llamar suntuarios.

Es decir, el Congreso asumirá la responsabilidad de dar un financiamiento efectivo y real. Y la proporción que otorgue el fondo será distribuida, de tal manera, que si acaso el Congreso no dá un financiamiento tal como nosotros lo planteamos, quiere decir que el reajuste no tendrá el alcance que nosotros le queremos dar. Por lo demás, por primera vez se establece una Comisión, presidida por el Contralor General de la República, integrada por el Tesorero General de la República, el Director General de Impuestos Internos y el Jefe de la Dirección General de Estadística, para que analicen y determinen cuál es la cuantía del Fondo Nacional de Compensación. De tal manera, que no haya ningún chileno que pueda dudar sobre la veracidad de los fondos que se emplean.
Y sobre base será el reajuste. Lo que es lamentable, es la campaña política que se ha desatado. Primero, para hacer creer que el Gobierno cambiaba de opinión, que el Gobierno había querido dar una compensación pequeña, miserable; que el Gobierno se había visto obligado a cambiar de criterio.

No hemos cambiado de criterio. La actitud del Ministro del Trabajo ha sido siempre la misma. Llevar bases de conversación a los trabajadores. Lo importante es destacar la conciencia de los trabajadores, que comprenden perfectamente bien, que ellos son los perjudicados. Sobre todo, saben ellos que los que tienen ingresos fijos, sueldos y salarios, son los que sufren el impacto del proceso inflacionista, y que por lo tanto, la única manera de paliar el proceso inflacionista —que a ellos más que a otros afecta— es que hay un Fondo Nacional de Compensación, con un financiamiento real, positivo.

Quiero además señalar —y que lo comprendan— que los trabajadores también se dan cuenta de que lamentablemente, el Congreso no le ha entregado al Gobierno una herramienta, la herramienta que necesitábamos, precisamente. para combatir el mercado negro y la especulación.

El Proyecto de Ley de Delito Económico, estaba destinado, entre otras cosas, a defender al consumidor del capital especulativo, de la gente que está utilizando sus recursos para obtener utilidades fabulosas sobre la base de crear un clima de psicosis, para que la gente compre más, y pague lo que se le pida, ante el temor, ante la expectativa de un alza permanente y sucesiva de los precios.

Por lo tanto, veo que esta iniciativa del Gobierno es una demostración de este criterio, destinado honestamente a defender el ingreso real de los trabajadores, ya que repito, al poner hasta los 3 sueldos vitales, sobre un alza del 100% del costo de la vida se alcanza al 85% de los trabajadores del sector público y del sector privado.
Quiero también señalar, que en nuestro proyecto expresamos que el alza debe ser similar, a la del sector público la del sector privado. Y por cierto, dejando al margen de esta compensación o anticipo de reajuste, a aquellos trabajadores, que por convenio tienen un reajuste automático.

Todavía más, en el proyecto se plantea un Bono Unico de Escolaridad, de 250 escudos por estudiante. Es otra forma entonces, de compensar el alza del costo de la vida.

JOSE MIGUEL VARAS: Yo quisiera solamente, hacerle una pregunta final, aunque yo sé que no depende esto del Ejecutivo. ¿En qué plazo cree usted que podrán los trabajadores recibir el reajuste?

PRESIDENTE: Bueno, tenemos información nosotros, de que la directiva de la Central Unica de Trabajadores, irá a conversar con los señores Presidentes de la Cámara y del Senado, para pedirles que el Proyecto enviado por el Ejecutivo —el Mensaje de Ejecutivo—sea despachado lo más rápidamente posible.

Nosotros lo incluimos en la convocatoria y le pedimos urgencia. Es atribución del Congreso darle simple urgencia, extrema urgencia o discusión inmediata. Eso dependerá de la voluntad de la mayoría del Congreso Nacional.

JOSE MIGUEL VARAS: Muchas gracias doctor.

PRESIDENTE: Gracias a usted, y creo que era conveniente esclarecer la iniciativa del Ejecutivo, sobre todo frente a la campaña insidiosa que ya se ha desatado, en contra de este Gobierno.