El caballo, el asno y la abeja

De Wikisource, la biblioteca libre.
Saltar a: navegación, buscar

Nuevas fábulas
El caballo, el asno y la abeja

de Felipe Jacinto Sala




-«Mi prosapia es ilustre cual ninguna»
-dijo el asno al corcel.-
Y aquél clamó, creyéndose humillado:
-«Y la mía también.»-
-«Mi abuelo en cien batallas contra el moro
»brilló con altivez;
»y al penetrar en la árabe Valencia
»el Cid cabalgó en él.»-
-«En los lomos del mío, Jesucristo
»entró en Jerusalén...»-
Al oírles la abeja que libaba
el néctar de un clavel:
-«Desdichados cuadrúpedos -les dijo-
»¿de qué os envanecéis?
»La nobleza heredada, por sí sola
»procura escasa prez;
»la propia es gloria: ¿veis? para alcanzarla
»fabrico yo la miel.»-