Libro de Buen Amor: 097B

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

De quáles armas se debe armar lado christiano para vençer el el mundo, e la carne II
Pág. 097B de 112
Libro de Buen Amor Arcipreste de Hita


Ligeramente podremos a la loxuria enfrenar,
con castidat et con conçiençia podernos emos escusar,
spíritu de fortaleza que nos quiera ayudar,
con estas brafoneras la podremos bien matar.

Quixotes et cañilleras de santo sacramento,
que Dios fiso en paraíso matrimonio et casamiento,
casar los pobres menguados, dar a beber al sediento,
ansí contra la luxuria avremos vençimiento.

Ira, que es enemiga e mata muchos ayna,
con don de entendimiento e con caridad dina,
entendiendo su grand dapno fasiendo blanda farina.
Con paçiençia bien podremos lidiar con tal capelona.

Con vertud de esperança et con mucha paçiençia,
visitando los dolientes e fasiendo penitençia,
aborresçer los denuestros, e amar buena avenençia,
con esto vençeremos ira, et avremos de Dios querençia.

Grand pecado es la gula, puede a muchos matar,
abstinençia et ayuno puédelo de nos quitar,
con spíritu de çiençia sabiendo mesura catar,
comer tanto, que podamos para pobres apartar.

Otrosí rogar a Dios con santo sacrifiçio,
que es de cuerpo de Dios sacramento e ofiçio,
con fe en su memoria lidiando por su serviçio,
con tal graçia podremos vençer gula, que es viçio.

La envidia mató muchos de los profetas;
contra esta enemiga, que nos fiere con saetas,
tomemos escudo fuerte pintado con tabletas,
spíritu de buen consejo encordado de estas letras.

Sacramento de unçión meternos, e soterremos,
aviendo por Dios compasión, con caridat non erremos,
non fasiendo mal, a los simples pobres non denostemos,
con estas armas de Dios a envidia desterraremos.

Armados estemos mucho contra açidia mala cosa,
ésta es de los siete pecados más sotil e engañosa.
Ésta cada día pare doquier qu'el diablo posa,
más fijos malos tiene que la alana rabiosa.

Contra ésta e sus fijos, que ansí nos devallen,
nos andemos romerías e las horas non se callen,
et pensemos pensamientos que de buenas obras salen,
ansí que con santas obras a Dios valdíos non fallen.

De todos buenos deseos e de todo bien obrar
fagamos asta de lança, e non queramos cansar,
con fierro de buenas obras los pecados amatar,
con estas armas lidiando podémoslos amansar.

Contra los tres prinçipales, que no se ayunten de consuno,
al mundo con caridad, a la carne con ayuno,
con coraçón al diablo, todos tres irán de yuso,
nin de padres, nin de fijos con esto non finca uno.

Todos los otros pecados mortales et veniales
d'éstos nasçen como ríos de las fuentes perenales,
estos dichos son comienço, e suma de todos males,
de padres, fijos, nietos, Dios nos guarde de sus males.

Denos Dios atal esfuerço, tal ayuda, et tal ardid,
que vençamos los pecados, e arranquemos la lid,
porque el día del juisio sea fecho a nos convid,
que nos diga Jesu Christo: «¡Benditos, a mí venid!»


ÍNDICE de la OBRA