Manual de Biografía: Mariano José de Larra

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda



LARRA (D. MARIANO JOSÉ),

POETA, CRÍTICO.


Nació en Madrid á 24 de marzo de 1809, y fué llevado á Francia por su padre, médico del ejército de Bonaparte en 1814. Hasta tres años despues permaneció en un colegio de este país, donde olvidó por completo el idioma patrio, que hubo de aprender á su regreso en el Colegio de San Antonio Abad. Trasladado con su familia á Corella, tradujo allá del francés la Iliada de Homero y el Mentor de la Juventud. Instado á elegir una carrera se trasladó á la corte, donde en tres años estudió matemáticas, griego, inglés, italiano, marchando luego á Valladolid para matricularse en filosofía y seguir la carrera de leyes. Una desgracia desconocida le hizo abandonar esta ciudad y pasar á la de Valencia á continuar sus estudios. Pero tampoco permaneció largo tiempo en esta poblacion, regresando á Madrid, donde se estableció definitivamente por haberse casado.

Falto de medios de fortuna necesitó buscar recursos para vivir ofreciéndoselos la prensa á invitacion de su amigo D. Ventura de la Vega. Sus primeros ensayos el Duende satírico y la Oda á los terremotos de Murcia no figuran con justicia en la coleccion de sus escritos. No sucedió así con el Pobrecito Hablador, folleto satírico de escasa vida, pero que le permitió pasar de redactor á la Revista Española, que entonces publicaba con grande crédito D. José Maria Carnerero. En ella aparecieron sucesivamente la mayor parte de sus artículos, algunos de los cuales serán siempre leidos con interés, no obstante referirse á la política palpitante de la época.

Dedicado al teatro, aunque solo escribió un drama original Macias, tradujo gran número de producciones francesas que se representaron con un éxito notable. No mas mostrador; el Arte de conspirar, D. Juan de Austria ó la vocacion y el Desafío ó dos horas de favor. Llevaba compuestos dos actos de su drama titulado Quevedo cuando terminó su existencia. Tambien dió á luz una novela, el Doncel de D. Enrique el Doliente, de que se ha hecho, dirigiéndola su señor hijo, una lujosa edicion en estos tiempos.

Sus artículos de crítica literaria serán siempre leidos con gusto é interés, porque son dignos de atencion los juicios que consagra á las obras y autores que mas nombradía han adquirido en esta época. Todos sus escritos se han reunido en una coleccion de que se han hecho diferentes ediciones en Madrid, en Francia y en Ultramar.

Puso fin desgraciadamente á su existencia en 13 de febrero de 1837 con grande sentimiento de sus amigos y no menos pérdida para la literatura, de que estaba llamado á ser uno de los representantes. Su muerte ha dado origen á grandes invectivas, aunque por alguno á quien valió una reputacion de que carecia; pero sin que merezca justificarse, no creemos que ningun escritor, ni menos los mas intimos amigos, debieran haber dejado correr su pluma de la manera que no han tenido inconveniente en hacerlo, al tratar de una cosa que si no debian defender, hubieran hecho mejor en pasar en silencio.