No me quejo yo del daño

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

No me quejo yo del daño
de Jorge de Montemayor

Nota: En esta transcripción se ha respetado la ortografía original.


 
No me quejo yo del daño
Que tu vista me causó;
Quéjome porque llegó
A mal tiempo el desengaño.

Jamas ví peor estado
Que es el no atrever ni osar;
Y entre el callar y el hablar
Verse un hombre sepultado;
Y asi no quejo del daño,
Por ser tú quien lo causó,
Sino por ver que llegó
A mal tiempo el desengaño.

Siempre me temo saber
Cualquier cosa encubierta,
Porque sé que la mas ciera
Mas mi contraria ha de ser:
Y en sabella no está el daño,
Pero séla á tiempos yo;
Que nunca jamas sirvió
De remedio el desengaño.