Nochebuena (Campoamor)

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Nochebuena
de Ramón de Campoamor


    Son hija y madre, y las dos
    con frío, con hambre y pena
    piden en la Nochebuena:
    "una limosna por Dios"

    ¡ Hoy los ángeles querrán,
    la madre a su hija decía,
    que comamos, hija mía
    por ser Nochebuena pan!

    Y al anuncio de tal fiesta,
    abre la madre el regazo
    y sobre él, a aquel pedazo
    de sus entrañas acuesta.

    Al pie de un farol sentada,
    pide por amor a Dios
    y pasa uno y pasan dos...
    más ninguno le da nada.

    La niña con triste acento:
    -Pero, ¿ y nuestro pan?, decía.
    -Ya llega!, le respondía
    la madre....y llegaba el viento.

    Mientras de placer gritando
    pasa ante ellas el gentío,
    la niña llora de frio...
    La madre pide llorando..
    Cuando otra pobre como ella
    una moneda le dió,
    recordando que perdió
    una niña como aquélla.

    “¡Ya nuestro pan ha llegado!”
    gritó la madre ecstasiada;
    más la niña quedó echada
    como un pájaro en su nido.

    Llama y llama ¡desvarío!,
    nada hay ya que la despierte,
    duerme, está helada, y la muerte
    ¡solo es un sueño con frío!

    La toca, al verla tan yerta,
    se alza, hacia la luz la trae,
    se espanta, vacila y cae
    a plomo la niña muerta.

    Del suelo y de angustia llena
    la madre a su hija levanta,
    y en tanto, un dichoso canta:
    “Esta noche es Nochebuena!”.