Página:Antologia Poesia Femenina Argentina.djvu/261

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página no ha sido corregida


HAYDEE M. GHIO 263

CONFESION (Inédito)

Yo no sé mas que amarme en mi amor

y gustarme en el beso que doy;

al hendirme el requiebro de mi juventud, soy un oido que ansia se haga esa voz clamor.

No te engrie que enrieden mis manos tus cabellosz lo hacen para acentuar su blancura entre ellos

y si a tus ojos llego a rendir mi mirada,

es solo para verme en su luz espejada.

Si lloro, son ambiguos llantos de mocedad

los que inflaman al rojo vivo tu vanidad;

y si rio es tan solo por saber si mi risa

consigue reducir tu adustez a ceniza.

Soy solo una mentira repetida en los ojos,

en la boca, en mis sfibitos replieques y sonrojos. en mi espontaneidad y en mi palabra trunca. Tan hondo mi malicia se oculté a tu confianza. que mi misma pupila abarcarla no alcanza.

{Ni ante mis propios ojos me sinceraré nuncal

SORTILEGIO

Encontré tu recuerdo como un hombre acostado junto a mi cuerpo inquieto en la mullida cama. Tenia palidas luces tu perfil sombreado. Tu mirada era una fria e inmévil llama.

Fué como un hueco tibio mi pelo replegado

y el rapaz gesto antiquo se serené en tus manos; en él tu rostro hurafio se alisaba, confiado.

Por ellas la ternura nos bautizaba hermanos.