Página:Antologia Poesia Femenina Argentina.djvu/67

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página no ha sido corregida


AGUSTINA ANDRADE

Dos aves que a un tiempo cantan. dos arroyos que murmuran.

jeso son nuestras dos almas,

que eterna dicha se auguran!

LAGRIMA

De] Uruguay a la orilla en una noche de estio, una rosada azucena vi bordada de rocio.

Que ruborosa inclinaba su céliz hacia otra flor, para dejarle una gota de rocio temblador.

Ya la flor que habia quemado con su ardiente rayo el sol,

la hallé alegre y sonriente

el vespertino arrebo].

Asi en Ias almas que Iloran, tan tristqs como esa flor, suele descender un dia

una légrima de amor.

Y como despierta e1 ave cuando ruge el aquilén,

despierta el alma dormida temblando de inspiracién.