Página:Colón y la Historia póstuma.djvu/111

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
107
Y LA HISTORIA PÓSTUMA

rrió con sus pleitos, gastó en ellos su caudal y vida, y dejó heredero á D. Luis, que acabó con todo y con su línea.»124

 Los pleitos duraron cincuenta y seis años, desde 1508 á 1564, llenando resmas de papel con las probanzas de las partes interesadas, que para el Conde de Roselly son otros tantos capítulos de novela. Observando su método en aquellas cuestiones de evidencia, puede presumirse el partido que sacará de las argucias de abogados, criticadas por todos los cronistas españoles. Para él los alegatos son otras tantas pruebas de la tela de araña en que el viejo católico tenía envuelta la causa del desdichado D. Diego, y bastaría la memoria que dirigió al Rey, anotada marginalmente por el Fiscal, á la convicción de haber sido D. Fernando quien dictó cada objeción, discurriendo los subterfugios y las imposturas.

 A no haber dejado el ministerio público el terreno firme del derecho, limitándose á sostener que, siendo en Castilla antes las leyes que los Reyes, las capitulaciones de Colón, por ilegales, llevaban consigo en origen el vicio de nulidad, otra cosa fuera el litigio; quiso por exceso de celo tratar del descubri-