Página:Colón y la Historia póstuma.djvu/215

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
211
Y LA HISTORIA PÓSTUMA

Jerez de la Frontera, que dijo la primera misa.216

Hay que repetir por final,217 que al censurar la tendencia que nos lleva por el camino de los clásicos griegos, á convertir á los héroes en semidioses; al reconocer que Colón, grande hombre, pero hombre al fin, estuvo sujeto á las flaquezas humanas, al dominio de las pasiones de que no han estado exentos los varones más claros, en nada se rebaja ni menoscaba la gloria, el prestigio y el concepto que á la historia merece.218

Sirvan estas breves observaciones de respuesta al libro del señor Conde de Roselly.