Página:Compendio de Literatura Argentina.djvu/56

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
— 54 —

en que la voz fuerte que exhala el corazón del poeta, repercute en el ánimo del que le admira, despertando profundas emociones.

Mi corazón es fuerte,
Porque su fibra se templó en el mundo,
Bajo el tremendo golpe de la suerte,
Mi alma, recogida
En su dolor profundo.
Puede con el naufragio de mi vida.
¡Adiós! Solo y errante,
Cruzaré sobre el polvo de la tierra,
Con máscara de dicha en el semblante,
Y sofocando un corazón maldito
Que, como atroz delito,
El más sublime amor del alma encierra.


Es notable también por su lirismo La oración, con que Gutiérrez penetra en las regiones de lo sublime.

Oye la voz con que á los cielos llama
El universo que en la tarde gime,
Y alza al Creador sublime
La oración que en tu labio se derrama:
Siente la estrofa que la mar murmura,
Contempla el sol que su corona humilla,
¡Oh mortal criatura!
Y dobla sobre el polvo la rodilla.

Gutiérrez que es juzgado en la literatura argentina como el poeta de la naturaleza y del corazón, ensayó también el teatro, escribiendo con el argumento de su «Lázaro» un drama en dos actos, encontrado entre sus papeles muchos años después de su muerte, y estrenado recién el 12 de Octubre de 1903.

Él no agregará nada á la reputación literaria de su autor, porque su estructura dramática resulta anticuada y débil, aunque se advierte en sus escenas la influencia de las vibraciones poéticas del alma de Gutiérrez.

El drama «Lázaro», es un símbolo, en el que se refleja toda una época, aquella en que el gaucho independiente por su naturaleza y sus aspiraciones, protestaba con la altivez peculiar de su carácter contra la servidumbre que lo deprimía y de la cual se libraba huyendo á los montes y á los bosques.

Por eso la figura de «Lázaro» encama el sentimiento de la patria, y el pensamiento de la independencia en la lucha